Enlaces accesibilidad

El Tupolev TU-154, un modelo antiguo y con fallos

  • Este modelo, de fabricación rusa, empezó a producirse en los años 60
  • La mayoría de los accidentes se han producido por fallos mecánicos
  • Destacan sus altos costes de mantenimiento y la dificultad para conseguir repuestos
  • Se han registrado más de una veintena de siniestros con aviones Tupolev desde 1990

Por
Tupolev TU-154M de Caspian Airlines
Un Tupolev TU-154M de la compañía Caspian Airlines se ha estrellado en Irán con 168 personas a bordo
El avión estrellado en Irán, el Tupolev TU-154M, es la versión más moderna de un modelo que ha sido el causante de más de medio centenar de accidentes desde que empezó a sobrevolar el cielo en 1968.

La mayoría de ellos ha tenido lugar por problemas mecánicos, malas condiciones de los aeródromos, errores de pilotaje o fallos del control aéreo, causa de uno de los accidentes más graves de este modelo, ocurrido en 2002.

El elevado número de accidentes de los aviones Tupolev viene dado por su antiguedad, ya que se trata de aeronaves que fueron creadas a finales de los años 60 en la extinta Unión Soviética.

De hecho, la compañía abandonó la producción comercial de este modelo en 2006 -aunque se siguen fabricando uno o dos al año encargados por el Ministerio de Defensa ruso-, mientras que la última venta comercial del Tupolev se produjo en los años 90.

Un modelo caro de mantener

Otro de sus puntos débiles son sus altos costes de mantenimiento, razón que puede explicar el fracaso de su venta fuera de los países soviéticos. En la actualidad cuenta con otro problema añadido: la dificultad para conseguir repuestos.

En la década de los 60 Tupolev también destacó por la producción de otro modelo, el TU-144, con el que Rusia intentó demostrar el poder de la tecnología soviética. Pero la primera prueba de vuelo acabó en tragedia, ya que el avión estalló en el aire con 12 pasajeros a bordo.

Los aviones Tupolev han causado 24 accidentes aéreos desde 1990. Siete de ellos han registrado más de un centenar de víctimas mortales.

En uno de los más graves, ocurrido en 2002, se estrelló un avión de Iran Air con 105 ocupantes, entre los que se encontraban cuatro españoles. No hubo ningún superviviente.

Entre 2001 y 2002 tuvieron lugar otros tres accidentes con el Tupolev TU-154 como protagonista, siniestros en los que perdieron la vida 145, 78 y 71 personas.

Noticias

anterior siguiente