Enlaces accesibilidad

"Un gran seísmo sería una oportunidad para reactivar la economía", dice un gobernador nipón

  • El político matiza su idea referida a la excesiva concentración de actividades en Tokio
  • Ligó "destrucción masiva" y "oportunidad". Debí usar otra palabra", se lamenta ahora
  • La capital japonesa sufrió en 1923 un gran terremoto con más de 140.000 muertos

Por
Una mujer en la ciudad de Kobe en ruinas por el terremoto de 1995. REUTERS REUTERS/Kimimasa Mayama
Un gobernador japonés ha causado un escándalo tras decir que un terremoto devastador en Tokio puede servir para reactivar la economía del país.

Toshizo Ido, gobernador de Hyogo --donde 6.400 personas murieron por un terremoto de magnitud 7,3 en 1995-- declaró antes sus colegas que "si hubiera un gran terremoto y Tokio sufriera grandes daños, sería una oportunidad". "Y podríamos aprovecharlo", añadió.

El político estaba haciendo referencia a un informe según el cual otro terremoto como el de 1995, pero en la bahía de Tokio, causaría probablemente 11.000 muertos y dejaría a siete millones de personas sin hogar. La catástrofe tiene hasta un coste estimado: 1 billón de dólares (800.000 millones de euros).

Ido quería argumentar que la economía nacional tiene un riesgo, la excesiva concentración de la actividad en el área de la capital (12 millones de habitantes), pero que se puede trabajar para cambiarlo.

"Debí haber usado una palabra distinta", ha dicho después a la prensa, tras levantar gran revuelo. Un portavoz del gobierno lamentó las declaraciones de su representante local.

El archipiélago de Japón está situado en una zona de gran actividad sísmica (20% de todos los seísmos de magnitud igual o mayor a 6). En 1923, un terremoto de 7,9 enTokio mató a más de 140.000 personas.

Noticias

anterior siguiente