Enlaces accesibilidad

Las intensas lluvias dejan 13 muertos y más de 24.000 damnificados en Honduras

  • Hay además cinco desaparecidos y más de 200.000 personas afectadas
  • En Tegucigalpa han fallecido siete personas al derrubarse muros sobre sus casas
  • Honduras recuerda estos días los diez años del huracán Mitch

Por
Las lluvias dejan 13 muertos en Honduras
Las lluvias siguen provocando víctimas en Honduras cuando se van a cumplir diez años del huracán Mitch que dejó miles de muertos en Centroamérica. Ya son 13 los muertos por las intensas precipitaciones de los últimos días. Hay, además, cinco desaparecidos y 24.000 damnificados, así como numerosos daños materiales.

El jefe de Operaciones de la Comisión Permanente de Contingencias (COPECO), Randolfo Fúnez, ha explicado a Efe que un hombre que ha muerto en Tegucigalpa y otro en el interior del país se han sumado en las últimas horas a las 11 víctimas mortales registradas hasta ahora.

El total de afectados por el temporal "ya está tocando los 200.000", de los que "24.600 son damnificados".

El presidente hondureño, Manuel Zelaya, ha declarado el estado de emergencia el lunes ante la gravedad del desastre.

Autoridades de la COPECO y de otras instituciones estatales se reunieron el mismo lunes, tras la declaración de emergencia, con representantes de las Naciones Unidas para comenzar a analizar las necesidades de ayuda que tiene Honduras, ha explicado Fúnez.

De los fallecidos, siete eran de Tegucigalpa, tres de ellos niños, y murieron por el derrumbamiento de muros y rocas sobre precarias viviendas en zonas marginales, y los otros seis en varias zonas del país, ahogados en los ríos.

Las lluvias han provocado inundaciones, deslizamientos de tierra, cortes de carreteras, daños en puentes, cultivos y viviendas en más de 312 comunidades de medio centenar de municipios, según las autoridades.

Crecidas de ríos

La situación más crítica se vive en el norteño Valle de Sula por las inundaciones causadas por la crecida del río Ulúa, el más caudaloso del país, a las que podría sumarse el desbordamiento del río Chamelecón, ha explicado Fúnez. El lunes el nivel de este río llegó a subir cerca de ocho metros.

Las dos ciudades más importantes del país, Tegucigalpa y San Pedro Sula han llegado a estar incomunicadas varias horas por daños en las carreteras.

Sin embargo, en todo el territorio hondureño también se han sufrido graves daños. Dos aldeas, cuyas 70 familias fueron evacuadas a tiempo, desaparecieron anegadas por la laguna formada por un dique natural en un río donde cayó un alud desde una montaña, cerca de Corquín, departamento occidental de Copán, según la prensa local.

El temporal comenzó la semana pasada con una depresión tropical que después se disolvió en territorio hondureño, pero cuyos remanentes se estacionaron sobre éste y otros países centroamericanos, según han explicado a Efe fuentes del Servicio Meteorológico Nacional.

Las lluvias tienden a disminuir y posiblemente este miércoles el clima se normalice, según las fuentes meteorológicas.

Noticias

anterior siguiente