Enlaces accesibilidad

La Liga | Granada 2-0 Barcelona

El Granada acentúa los problemas de un Barça irreconocible

  • El club nazarí, con goles de Azeez y Vadillo, es líder provisional y los culés firman el peor inicio de Liga en este siglo
  • Así queda la clasificación de la Liga

Por

Los jugadores del Granada celebran el segundo gol
Los jugadores del Granada celebran el segundo gol AFP

El Granada se ha reafirmado sacando los colores a un Barcelona (2-0) que parece no haber comenzado la Liga todavía. En el primer minuto, Azeez adelantó a los suyos en una jugada algo afortunada tras dos fallos de Junior y un penalti de Vidal por mano lo convirtió Vadillo en el segundo tanto.

El recién ascendido se coloca líder provisional a la espera de la jornada dominical, con tres victorias, un empate y un solo partido perdido. Los culés, por su parte, en los peores guarismos en un inicio de Liga desde la temporada 94-95.

[Narración y estadísticas del Granada 2-0 Barcelona]

Inmejorable inicio de partido para los nazarís. Dos errores seguidos de Junior, el fichaje para suplir a Jordi Alba, propiciaron que Soldado prolongara para la carrera de Antonio Puertas que centró, con la fortuna que el rebote en Piqué dejó el balón franco para que Azeez pusiera la cabeza sobre la línea de gol para adelantar al Granada en el primer minuto.

Azeez marca el primer gol para el Granada

Azeez marca el primer gol para el Granada REUTERS

El hombre que ha marcado en cinco categorías diferentes con el cuadro rojiblanco (Primera andaluza, Tercera, Segunda B, Segunda y Primera), Antonio Puertas volvió a poner a prueba a Ter Stegen de tiro raso pegado al palo, reaccionó el alemán para desviar a córner. El Barça dominaba pero sin demasiada profundidad. 

De Jong coge el timón

Ante el atasco del Barça se echó el equipo a la espalda Frenkie de Jong, en su posición ideal por la ausencia de Sergio Busquets. El holandés recordó a Xavi con una vuelta sobre sí mismo que no vio venir Soldado y después provocó una falta en la frontal en una cabalgada con carácter, Luis Suárez buscó el tiro por debajo de la barrera que no funcionó.

El Granada seguía a lo suyo, una contra acabó en las botas de Darwin Machís que pareció tener ojos en la nuca para ver la incorporación del debutante Neva y su centro lo tuvo que sacar Piqué a córner. Tres ocasiones llevaban los locales por ningún tiro a puerta del campeón de Liga.

Ni siquiera era capaz de aprovechar regalos de la defensa granadina el Barça, Yangel Herrera le entregó el balón a Luis Suárez pero el uruguayo estuvo muy lento. Primera concesión de un concentrado equipo local. Valverde movió sus piezas colocando en la izquierda, más escorado, a Rakitic para que Griezmann compartiera el centro con Suárez, no está cómodo el francés en la banda.

Sensiblemente superior en los primeros cuarenta y cinco minutos el Granada. El recién ascendido compensó con una intensidad y presión incansables la diferencia de calidad con los culés. A balón parado estuvo cerca el empate al borde del pitido del árbitro, pero ni Piqué en primera instancia, ni Suárez en segunda, pudieron poner a prueba a Rui Silva.

Entran Messi y Ansu Fati

Ernesto Valverde señaló a Junior por su error y también dejó fuera a Carles Pérez en el descanso, al verde Messi y Ansu Fati. Un 4-2-3-1 con el astro argentino detrás de Suárez y el chico de 16 años en la izquierda cambiando a la diestra a Griezmann. 

El diez le dio otro aire al Barça en el control de balón y la electricidad de Fati le daba más profundidad. Aún así el Granada volvió a estar más cerca del gol en una acción que salvó Ter Stegen sobre la línea y Soldado se jugó la segunda amarilla buscando el balón cuando ya lo tenía el arquero culé. Diego Martínez percibió el peligro y lo sustituyó en la siguiente jugada. 

El trabajo en equipo del Granada ha sido espectacular, atentos a las segundas jugadas, con una presión hombre a hombre en el centro del campo asfixiante. En una de esas jugadas, Carlos Fernández intuyó el despeje de Semedo y le ganó la acción al portugués que tuvo que hacer falta. En el lanzamiento, el recién entrado Vidal tocó con la mano y el VAR avisó al colegiado del penalti.  Vadillo lo transformó en el 2-0.

Vadillo anota el segundo de penalti

Vadillo anota el segundo de penalti REUTERS

Rui Silva seguía dando seguridad a su equipo cuando Ansu Fati cruzó un balón tocadito con la izquierda y no concedió rechace cuando el resto de atacantes del Barça ansiaban la segunda jugada. Neva, formidable en su debut; Montoro, Yangel y Azeez en la presión; primero Soldado y Machís y luego sus sustitutos Vadillo y Carlos, todos estaban a un altísimo nivel. Los defensores casi fueron los menos destacados porque no era capaz de llegar el equipo catalán.

De ahí al final los culés lo intentaron, al menos, pero no encontraban el camino encomendados a un Messi que aún no parece al 100%. Si el primer tiro a puerta lo hizo Fati en el minuto 75, el segundo fue un disparo del argentino en el 83, muy pobre bagaje para un gran equipo. 

Jugadores del Barça lamentan la derrota

Jugadores del Barça lamentan la derrota REUTERS

El Barça sigue sin ganar fuera de casa, apenas generó peligro a un recién ascendido que le superó sobre todo en la tan manida intensidad. Pero también en juego y ocasiones, solo dos tiros a puerta y otra derrota. Dos victorias y un empate en cinco jornadas para el peor inicio de campeonato desde que las victorias valen tres puntos, solo suma siete y es séptimo a la espera de lo que pase este domingo.

Deportes

anterior siguiente