Enlaces accesibilidad

Copa del Rey | Numancia-Real Madrid

El Real Madrid en Soria: una historia más allá del frío

  • Los madridistas visitan por quinta vez Los Pajaritos, la cuarta en un mes de enero
  • Se prevé un lleno en un estadio poco concurrido el resto del año
  • Zidane vuelve a un campo en el que en 2005 sufrió para manterner el equilibrio

|

Por
Zidane lucha por el balón con Miguel Pérez (d), en Los Pajaritos, en 2005. EFE EFE

La visita del Real Madrid a Los Pajaritos volverá a poner este jueves los focos del mundo del fútbol en Soria con la disputa del partido de ida de los octavos de final de la Copa. Será la quinta vez que los blancos jueguen en el campo del Numancia (que milita en la Segunda División), y la cuarta que lo hagan en el mes de enero.

Una casualidad que casi irremediablemente va aparejada al frío, en una ciudad de clima continental situada a más de 1.000 metros sobre el nivel del mar.

Seguramente, el actual entrenador de los madridistas, Zinedine Zidane, se acordará del ambiente gélido que en el que compareció el 31 de enero de 2005 en el estadio rojillo. No fue óbice para que se llevaran el triunfo por 1-2 en la 21ª jornada de aquella Liga de Primera División.

Con todo, el entonces jugador no tuvo una gran actuación (perdió nueve balones) y, como Raúl y Figo, fue cambiado en la segunda parte. Según la crónica del diario Marca, el centrocampista francés “tuvo dificultades para mantenerse en pie”, mientras que Iker Casillas dijo después que el partido “se tenía que haber suspendido” porque el césped estaba helado en algunas zonas.

Para el portero no era su primera experiencia en ese escenario y circunstancias similares. La primera vez que la expedición merengue viajó a Soria, el 23 de enero del 2000, fue el más destacado de su equipo en el empate a cero con el que se saldó un partido en el que la estrella blanca, Raúl, ni siquiera disparó a puerta.

 Pperarios retiran la nieve acumulada en Los Pajaritos la víspera de la visita del Real Madrid en 2005

Pperarios retiran la nieve acumulada en Los Pajaritos la víspera de la visita del Real Madrid en 2005/EFE

El entonces presidente del club de Concha Espina, Lorenzo Sanz, dijo que no se tenía que haber jugado en ese terreno y el defensa Roberto Carlos también se quejó a la finalización del partido, a cuatro grados bajo cero. Una temperatura que contrastaba mucho con los aproximadamente 40 grados a los que el Real Madrid había disputado unos días antes el Mundialito de ese año en Brasil.

En cambio, las otras dos veces que los blancos han estado en la localidad castellana no ha sido para tanto. Y en la que menos preocupó el frío fue en la que peor les fue: el 4 de noviembre del 2000, los de Del Bosque cayeron por 3-1, una sorpresa que protagonizó el delantero rumano Rossu con su triplete ante el campeón de Europa. Ha sido la única victoria soriana en los ocho enfrentamientos de los dos equipos, incluidos los del Bernabéu.

El último precedente de un Numancia-Real Madrid es el del 31 de enero de 2009, cuando los visitantes se llevaron el triunfo por 0-2. Nadie se quejó entonces del frío. Tampoco lo podrán hacer este jueves, 4 de enero de 2018, ya que la previsión meteorológica es de unos nueve grados para la hora del partido.

Frente a la relativa incertidumbre del tiempo, hay una certeza cada vez que se anuncia la llegada del conjunto capitalino a Soria: el lleno en Los Pajaritos (con unos 9.000 asientos). La semana pasada hubo largas colas para que los socios pudieran comprar entradas, y dos días antes del partido sólo quedaban 250 localidades disponibles.

Un hecho que choca con la entrada que registra el estadio el resto de la temporada, en la que a pesar de los buenos resultados (está en puestos de promoción de ascenso), apenas ha superado los 3.000 espectadores en dos ocasiones, según informa el Heraldo-Diario de Soria.

Unas gradas en las que desde hace casi dos años ya no hace tanto frío en invierno gracias a las estufas cuya instalación, por cierto, “copió” del Real Madrid, según recordó hace unos días el propio consejero delegado del CD Numancia, Víctor Martín.

Las 'ventajas' de ir en tren

Los estadios del Numancia y el Real Madrid comparten una característica: están muy cerca de las estaciones de tren de Soria y de Chamartín, respectivamente. Una línea férrea las une: de hecho, desde hace años, es el único servicio que da servicio a la ciudad castellana (dos veces al día).

Sin embargo, a pesar de esa teórica buena comunicación, el trayecto, aunque más ecológico, es más caro que en autobús y más lento, y no solo por las paradas. Y es que, aunque Renfe prevé que dure tres horas, los retrasos están a la orden del día: sólo en nueve meses del año pasado, se registraron 78 incidencias de este tipo.

Las obras para mejorar la vía se demoran desde hace años, al igual que las de otras infraestructuras comprometidas por las diferentes administraciones en la provincia, la más despoblada de España (menos de 90.000 personas).

Para llamar la atención sobre estos problemas, la plataforma ¡Soria Ya! ha enviado una invitación al presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, para que el equipo acuda en tren al partido del jueves.

En una misiva repleta de ironía [ver abajo], le informan de los beneficios de ese medio de transporte, como que los jugadores podrán irse "atemperando al frío clima soriano", ya que a los vagones “muchas veces les falla la calefacción en invierno".

¡Soria Ya! es un movimiento ciudadano nacido en 2001, que se ha relanzado últimamente y que está preparando más acciones contra el “olvido institucional” aprovechando la repercusión de la visita del Real Madrid a Soria, como una “linternada” de protesta en el minuto 8 de partido.

La carta en la que se dirigían al presidente blanco no ha tenido respuesta. Quizá Florentino Pérez se hubiera interesado más si se la hubiera remitido en su condición de máximo accionista de la constructora ACS y de su filial para el sector ferroviario Continental Rail...

Deportes

anterior siguiente