Anterior Rubio destaca en el triunfo de los Jazz; Marc Gasol sufre cuarta derrota seguida Siguiente El Valencia castiga la mala puntería del Espanyol Arriba Ir arriba
Budapest 2017. Natación sincronizada. España, quinta en la final de dúo técnico
Mundial de Natación 2017

Ona Carbonell y Paula Ramírez, quintas en dúo técnico

  • La pareja española se queda fuera del podio, pero con buenas sensaciones

  • Rusia, sin sorpresas, China y Ucrania completan el podio

  • En equipos, España empieza un nuevo ciclo desde la sexta posición en el técnico

  • Mundial de Natación de Budapest, en directo del 14 al 30 de julio en Teledeporte y RTVE.es

|

España finaliza quinta en dúo técnico de sincronizada en el Mundial de Natación de BudapestOna Carbonell no pudo repetir medalla como en el solo técnico, mientras que la rusa Svetlana Kolesnichenko cosechó su segundo oro

El dúo español formado por Ona Carbonell y Paula Ramírez logró una puntuación de 90,7507 y se colocó provisionalmente en segunda posición tras la pareja rusa, principal favorita y que había saltado a la piscina justo antes.

Las españolas, que ofrecen un ejercicio mucho más competitivo en el libre que en el técnico, han vuelto a nadar "Las formas del agua", una composición de Toni Mir que es una nueva versión de la presentada en los Juegos Olímpicos de Río, aunque ahora la principal diferencia es el estreno de Paula Ramírez como pareja de Ona Carbonell.

Pero poco después llegó el turno de las japonesas Yukiko Inui y Mai Nakamura, cuya ejecución valió una puntuación de más de 92,0572 para los jueces, relegando a España al bronce de forma momentánea.

Ambas parejas se verían superadas momentos después por las chinas Tingtin Jiang y Wenwen Jiang, que elevaron el listón a 94,0775 aún por debajo de los 95,0515 de las rusas Kolesnichenko -oro en solo técnico- y Patskevich.

Aún quedaba la pelea por el bronce, y faltaba Ucrania, con Anna Voloshyna y Yelyzaveta Yakhno, para aguar la fiesta a Japón con un 92,6482 que les arrebataba el bronce a las niponas.

Nueva era

También este domingo ha empezado la competición por equipos. El renovado equipo español (88,8044 puntos) ha conseguido la sexta posición en el preliminar de la rutina técnica, dominado incontestablemente por Rusia (95,0121), seguida de China (93,0711) y de Japón (91,7484).

Mundial de Budapest | La renovadísima España, sexta en las preliminares del ejercicio técnico por equipos

Desde el salto con pirueta inicial, las rusas marcaron la diferencia. La velocidad en la ejecución de las coreografías solo es comparable a la que ofrecen las chinas, aunque la técnica es más depurada a tenor de las puntuaciones.

Las chinas no presentaron a su equipo nacional, sino a un combinado de nadadoras de las provincias de Jiangsu y Pekín, ya que debido a la disputa de los Juegos Regionales chinos no pudieron armar una selección de las mejores nadadoras. Pese a ello, firmaron una magnífica actuación y se fueron hasta los 93,0711 puntos.

Y en el tercer escalón del podio se encuentra Japón, que volvió a la elite hace dos años para quedarse. Con un estilo diferente, las niponas luchan por el bronce con las ucranianas y tras el preliminar tienen una ventaja de 2,5 décimas (91,7484 por 91,4917).

Ahora España está en un escalón inferior, en lucha por la quinta plaza con Italia (89,5587) y Canadá (86,4407) y justo está en el punto intermedio entre ambas.

Ese es el punto de partida de un nuevo ciclo, con nadadoras nuevas y un largo camino por delante para más allá de los Juegos de Tokio 2020.

El nuevo equipo español se estrenó en una gran competición con una versión de California Dreaming de los Beach Boys, arreglada por Toni Mir.

Un ejercicio muy dinámico, con el que el equipo español ha dado un paso al frente. Las españolas, capitaneadas por Meritxell Mas, una nadadora de 23 años, tienen otra nadadora de 21 años (Paula Ramírez), tres de 20, dos nacidas en 1999 y cuatro del año 2000, una buena base con la que hay que trabajar en los próximos años.

Prácticamente el trabajo ha partido de cero y han tenido que acostumbrarse a coreografiar. Según las entrenadoras, el trabajo ha dado sus frutos con un ejercicio con mucho ritmo y muy visual.

Los bañadores, luminosos y muy coloristas, son diseño de Marife Górriz y la técnica Anna Vives es la que ha llevado el peso del equipo desde el pasado marzo hasta hoy. Con el espectacular salto de Leyre Abadía nada más saltar al agua ha empezado el camino. A ver hasta donde es capaz de llegar el equipo en el futuro.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente