Anterior Pedro abandona la gira asiática del Chelsea tras pasar la noche en el hospital Siguiente París vive otro nuevo episodio de la era Chris Froome Arriba Ir arriba
Rafinha celebra su gol para el Barcelona
Rafinha celebra su gol para el Barcelona EFE
FC Barcelona 1-0 Granada | Jornada 10

Rafinha rescata al 'tridente' del Barça

  • El canterano anota el gol de la victoria culé aprovechando un rechace

  • Luis Suárez dedicó su Bota de Oro al Camp Nou, que protestó contra Tebas

  • Datos y estadísticas del Barcelona 1-0 Granada, jornada 10 de Liga

|

Ficha técnica:

1 - Barcelona: Ter Stegen; Sergi Roberto, Mascherano, Umtiti, Digne; Rakitic, Denis Suárez (André Gomes, min.71), Rafinha; Messi, Luis Suárez (Alcácer, min.83) y Neymar.

0 - Granada: Ochoa; Cuenca, Saunier, Vezo, Lombán; Gabriel Silva; Carcela, Toral (Samper, min.76), Uche, Andreas Pereira (Boga, min.60); y Kravets (David Barral, min.72).

Goles: 1-0: m.48: Rafinha.

Árbitro: Martínez Munuera (Comité valenciano). Mostró tarjeta amarilla a Gabriel Silva (min.11), Toral (min.73), Lombán (min.80), Vezo (min.87) y Neymar (min.87).

Incidencias: Partido de la décima jornada de la Liga Santander, disputado en el Camp Nou ante 82.914 espectadores. Antes del encuentro, el delantero del Barcelona Luis Suárez ha ofrecido a la afición la Bota de Oro, que le acredita como el máximo goleador de las Ligas europeas de la pasada temporada.

El Barcelona vence por la mínima al Granada (1-0) y prosigue su lucha por la Liga en persecución del Madrid, tras un partido con más apuros de los previstos en la previa. [Datos del Barcelona 1-0 Granada]

A pesar de las ausencias en defensa y en la media, la amenaza del 'tridente' azulgrana al colista, el negativo historial del conjunto nazarí en sus visitas al Camp Nou y la sed de sangre de la afición culé tras una semana convulsa hacían presagiar una goleada.

Antes del inicio, Luis Suárez recibía de sus hijos la Bota de Oro 2016 para dedicársela al Camp Nou; todo un aviso. Sin embargo, enfrente estaba un Granada ordenado en defensa, que aguantó una y otra vez casi todas las embestidas del Barça. Casi todas.

Tuvo que ser Rafinha el que introdujera el balón en la red visitante en la segunda parte, en una jugada en la que Messi se limitó a iniciar, Suárez pateó al aire y Neymar vio cómo su disparo rebotaba en palos y defensas hasta que el balón lo remató el canterano de chilena (minuto 48).

Un gol de bella factura que dio la victoria al equipo que hizo más méritos para ganar el partido, a pesar de la falta de acierto en ataque.

El gran mérito del Granada fue aguantar 48 minutos sin encajar un gol ante la posiblemente mejor delantera del mundo. Un partido para enmarcar de los defensas Saunier, Vezo y Lombán, así como del meta mexicano Ochoa.

En ataque, poco o nada. Los de Alcaraz mostraron pronto sus cartas y trataban de aprovechar contragolpes en las pocas pérdidas de balón que ofrecía el Barça en medio campo. Se notó la baja de Busquets.

El Camp Nou, contra Tebas

Los de Luis Enrique parecían más tranquilos, confiados en que el gol llegaría de una forma o de otra, como así sucedió. En cambio, el público se fue al descanso con un sabor de boca extraño por el 0-0.

Como dato, los gritos de "Tebas, vete ya" con que reivindicaron el papel del club en la polémica posterior a Mestalla: arreciaron en los primeros minutos, se apagaron al no ver goles de su equipo y arreciaron de nuevo tras el 1-0.

Al menos Bartomeu, en el palco, sí veía el partido tranquilo después del respaldo de los socios en la asamblea ordinaria.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente