Anterior España debuta con un solvente triunfo ante Portugal Siguiente Prisión sin fianza para Villar y su hijo por lucrarse con la federación Arriba Ir arriba
Álex Rins durante el pasado GP de Australia.
Álex Rins durante el pasado GP de Australia. AFP SK
MotoGP | GP de Malasia

Álex Rins se la juega en Sepang sin margen de error

  • El piloto del equipo Kalex todavía tiene opciones de ganar el Mundial de Moto2

  • Solo le vale finalizar por delante del francés Zarco y del suizo Thomas Luthi

  • En MotoGP y en Moto3 ya hay campeones y solo se decidirán los podios

|

El piloto español Álex Rins (Kalex) se jugará este fin de semana sus opciones de poder pelear por el título de la categoría de Moto2 para lo que le sólo le vale finalizar por delante de sus dos principales rivales, el francés Johann Zarco (Kalex) y el suizo Thomas Luthi (Kalex), en el exigente Gran Premio de Malasia.

Tan sólo quedan dos citas para que concluya el Campeonato del Mundo y la última corona que queda en juego parece casi tener dueño en la figura del actual campeón, que goza de una ventaja cómoda, pero que tampoco le permite relajarse.

Zarco llega al caluroso y húmedo circuito de Sepang con 22 puntos de ventaja sobre el renacido Luthi, con el que nadie contaba hace unas semanas, y dos más sobre un Rins que está arrastrando dos malas carreras de este siempre vital triplete transoceánico.

El objetivo del español es llegar al menos con todas las opciones intactas al trazado valenciano de Cheste, escenario del final del campeonato, y para ello deberá dar el máximo este fin de semana y no dejarse superar ni por el de Cannes ni por el helvético.

Rins no ha conseguido sumar ningún punto ni en Japón ni en Australia y ahora no puede permitirse más fallos en Malasia, un circuito donde el año pasado no sumó, pero donde firmó una buena calificación, clave de nuevo para meter presión.

Zarco lo tiene más o menos encarrilado, pese a que tampoco ha estado fino ni en Phillip Island donde perdió una buena opción de sentenciar. La calculadora para el francés es sencilla y si gana será el primero en reeditar título en Moto2, mientras que el podio también le puede valer siempre que no esté por delante ninguno de sus rivales.

Ahora mismo, la mayor amenaza para el actual campeón es el veterano Luthi, que está en buena forma tras ganar en Japón y en Australia. El suizo lleva ya este año cuatro victorias en la categoría, tres desde el parón, y una más le serviría para poner emoción para Valencia y para igualar a Zarco en triunfos de la temporada.

Los tres necesitarán aliados y uno de ellos puede ser el italiano Franco Morbidelli (Estrella Galicia 0,0 Marc VDS) que lleva tres podios consecutivos, los dos últimos por detrás de Luthi. Junto a él, Álex Márquez acude deseoso de olvidar la caída en Phillip Island que le privó de correr el domingo.

Márquez y Rossi afrontan Sepang sin cuentas pendientes

El piloto español Marc Márquez (Repsol Honda) intentará olvidar este fin de semana en el Gran Premio de Malasia su error en Australia del pasado domingo para mantener su dominio en la categoría de MotoGP en un escenario donde en 2015 vivió su momento más complicado y tenso de su carrera deportiva.

Hace un año, el Mundial de la categoría 'reina' llegó a un punto de tensión extrema. Mientras Dani Pedrosa (Repsol Honda) se marchaba hacia la victoria y Jorge Lorenzo (Yamaha) afianzaba sus opciones para poder ser campeón del mundo en Valencia, 'Il Dottore' y el catalán se enfrascaban en un continuo mano a mano, que terminó por desquiciar al primero y con el segundo por los suelos, con la posible patada del de Urbino para desestabilizar a su rival.

El nueve veces campeón del mundo fue sancionado con el último puesto en la parrilla de Cheste y ahí se le terminaron las opciones de sumar su décima corona mundial, que terminó del lado de su compañero de equipo.

Ahora, Sepang y su exigencia a nivel físico esperan una carrera más amable. Con el título ya decidido a favor de Márquez desde Japón, el cierre del triplete transoceánico sólo tiene como emoción mayor la pelea por el subcampeonato. De hecho, el tema de 2015 se ha casi obviado, sobre todo por un Rossi que se limita a decir que sigue pensando lo mismo que hace un año, pero que por fin pudo felicitar personalmente al español.

Navarro aspira al subcampeonato de Moto3

Por su parte, en Moto3, el español Jorge Navarro (Estrella Galicia 0,0) intentará aprovechar la ausencia del italiano Enea Bastianini (Honda), lesionado en Phillip Island, para llegar a casa en disposición de pelear por el subcampeonato.

El piloto valenciano, tercero en Sepang el año pasado, sólo ha podido sumar 31 puntos desde el parón, con cinco Grandes Premios marchándose de vacío, y debe enjugar 21 puntos con su rival. Motivado llegará su compañero de equipo, Arón Canet, tras lograr su primer podio mundialista al finalizar tercero en el Gran Premio de Australia.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente