Anterior Ferrer se corona en Bastad y vuelve a ganar un título 636 días después Siguiente El Tour de Landa salva el papel del ciclismo español Arriba Ir arriba
Lewis Hamilton celebra la victoria en el podio de Abu Dabi
Lewis Hamilton celebra la victoria en el podio de Abu Dabi EFE EFE
Fórmula 1 | GP de Abu Dabi

Lewis Hamilton, bicampeón del mundo de F1

  • El británico se impone en la carrera de Yas Marina y certifica su dominio

  • Rosberg cae hasta la 14ª plaza en una carrera de infortunios

  • Alonso se despide discretamente de Ferrari con un noveno puesto

  • Así hemos contado el GP de Abu Dabi de Fórmula 1 en vivo

|

Gran Premio de Abu Dabi (55 vueltas = 305,355 kms.):
.1. Lewis Hamilton (GBR/Mercedes) 1h.39:02.619
.2. Felipe Massa (BRA/Williams-Mercedes) a 2.576
.3. Valtteri Bottas (FIN/Williams-Mercedes) a 28.880
.4. Daniel Ricciardo (AUS/Red Bull-Renault) a 37.237
.5. Jenson Button (GBR/McLaren-Mercedes) a 1:00.334
.6. Nico Hulkenberg (ALE/Force India-Mercedes) a 1:02.148
.7. Sergio Pérez (MEX/Force India-Mercedes) a 1:11.060
.8. Sebastian Vettel (ALE/Red Bull-Renault) a 1:12.045
.9. Fernando Alonso (ESP/Ferrari) a 1:25.813
10. Kimi Räikkönen (FIN/Ferrari) a 1:27.820

General final del Mundial de pilotos:
.1. LEWIS HAMILTON (GBR/Mercedes) 384 puntos
.2. Nico Rosberg (ALE/Mercedes) 317
.3. Daniel Ricciardo (AUS/Red Bull-Renault) 238
.4. Valtteri Bottas (FIN/Williams-Mercedes) 186
.5. Sebastian Vettel (ALE/Red Bull-Renault) 167
.6. Fernando Alonso (ESP/Ferrari) 161
.7. Felipe Massa (FRA/Williams-Mercedes) 134
.8. Jenson Button (GBR/McLaren-Mercedes) 126
.9. Nico Hulkenberg (ALE/Force India-Mercedes) 96
10. Sergio Pérez (MEX/Force India-Mercedes) 59

El británico Lewis Hamilton es el nuevo campeón del mundo de Fórmula 1 después de vencer en el GP de Abu Dabi, última carrera de la temporada y ver cómo su compañero Nico Rosberg se hundía después de una serie de fallos, propios y ajenos. Felipe Massa y Daniel Ricciardo completaron el podio.

Se lo jugaban mano a mano los dos pilotos de Mercedes, escudería que consigue su primer doblete -Mundial de marcas y pilotos- de forma independiente. Un duelo fratricida entre dos pilotos que han visto minada su relación personal; así es la F1.

El nuevo campeón sucede a Sebastian Vettel en lo que supone un fin de ciclo, puesto que el germano -8º en carrera- se despide del equipo Red Bull que le ayudó a conquistar los cuatro últimos mundiales de forma consecutiva.

Vettel se marcha a Ferrari, precisamente ocupando el hueco que deja el que ha sido su máximo rival en casi un lustro, el español Fernando Alonso, que ha terminado 9º en la carrera.

Alonso, después de ver frustrado su sueño de ganar un campeonato del mundo con la 'Scuderia' de sus amores, se marcha con destino casi confirmado -de forma oficiosa por el rey Juan Carlos- a McLaren. Su gran rival hereda su volante y el asturiano se marcha al equipo de máxima rivalidad histórica de Ferrari; pero así es también la F1.

Mala salida de Rosberg

La misma salida condicionó la carrera. A Rosberg, poseedor de la 'pole', le jugó una mala pasada la tensión y cedió el primer puesto a Hamilton. Por detrás, Raikkonen y Alonso ganaban dos posiciones para disputar la cuarta plaza a Jenson Button (McLaren), quien a su vez acechaba a Massa.

El español tardó poco en adelantar a su compañero, ayudado por un bajón del finlandés que se vio también superado por su compatriota Kvyat. Aprovechó Alonso para ser el primero en mover ficha con la parada en 'boxes', tratando de ganar a sus rivales en estrategia. Pero no valió con Button, que reaccionó con rapidez, y además el asturiano se vio entorpecido por Will Stevens (Caterham). Primer intento fallido.

Por delante, los dos grandes rivales y compañeros de equipo tardaron algo más en parar, primero Hamilton y luego Rosberg, demostrando lo férreo de su marcaje mutuo, con Massa (Williams) como testigo. El británico abría brecha y obligaba al alemán a inventar algo distinto, por eso apretó el ritmo para marcar vueltas rápidas.

Mediada la carrera, Alonso se colocaba al rebufo de Button, pero veía recortada su ventaja sobre Raikkonen. Eso lo provocaba el tapón de Vettel, que aguantaba la primera parada.

Rosberg, forzaba pero no se acercaba a Hamilton, por lo que la tensión le hacía cometer algunos errores. El británico sonreía mirando el horizonte por el retrovisor y el alemán sufría viendo por el suyo a Massa.

Massa incendia el Mundial

Para colmo, el hijo de 'Keke' Rosberg se quejaba por radio de algunos problemas mecánicos y se veía superado por Massa en la vuelta 27. El brasileño hacía arder la lucha por el Mundial justo cuando se incendiaba el motor de Pastor Maldonado (Lotus).

En cuanto a Alonso, la segunda parada trajo el segundo ataque a Button y este fructificó en la vuelta 30, no sin una dura lucha del que previsiblemente será su compañero de equipo. Un espejismo disipado un par de vueltas después por un bajón de ritmo, aparentemente por algún tipo de fallo mecánico.

Algo parecido le pasó a Rosberg en su segunda parada, en la vuelta 35. Recordando lo que le pasó a Alonso en 2010, el alemán salió en puestos muy retrasados y cayó hasta la octava posición con unos tiempos muy alejados de los de su compañero. Incluso se vio superado por Button y acechado por Alonso tras una segunda salida de pista por un error de pilotaje.

El liderato de la carrera fue temporalmente para Massa hasta que realizó también su segunda parada y tomó el testigo Hamilton, volando hacia su segundo Mundial. Daniel Ricciardo (Red Bull), que venía marcando vueltas rápidas, se sumaba a la lucha por el podio en pugna con Valteri Bottas (Williams).

Rosberg arrojaba la toalla y caída hasta el puesto 14, mientras Alonso se veía perjudicado y se tenía que conformar con la novena plaza. Pero pero era para el candidato al título, que incluso veía acercarse a Hamilton... para doblarle, pero le perdonó la vida.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente