Anterior El Valencia Basket cierra un año de ensueño al ganar su primera Supercopa Siguiente El Barça también golea en Montilivi Arriba Ir arriba
FC Barcelona 76 - Valencia Basket 57
Liga Endesa | Jornada 7

Lampe capitanea el triunfo del Barça ante el Valencia Basket

  • El FC Barcelona vence por un claro 76-57 al Valencia Basket en el Palau

  • Lampe fue el 'MVP' del choque con 20 puntos, 11 rebotes y 31 de valoración

  • Unicaja caja vuelve a la senda de la victoria ante el Tenerife (84-68)

  • El Sevilla toma aire y complica a un Estudiantes muy desacertado (65-82)

  • Siga toda la actualidad de la Liga Endesa en RTVE.es

|

- Ficha técnica:

76. FC Barcelona (19+22+13+22): Satoransky (8), Navarro (3), Hezonja (2), Doellman (7), Tomic (1) -inicial-, Huertas (2), Nachbar (9), Abrines (6), Oleson (10), Lampe (20), Pleiss (3) y Thomas (5).

57. Valencia Basket (17+8+15+17): Van Rossom (10), Rafa Martínez (2), Sato (3), Aguilar (-), Lishchuk (12) -cinco titular-, Ribas (14), Harangody (-), Vives (4), Dubljevic (2) y Loncar (10).

Árbitros: Hierrezuelo, Castillo y Sánchez M. Sin eliminados.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la séptima jornada de la ACB, disputado en el Palau Blaugrana de Barcelona ante 4.467 espectadores.

El FC Barcelona venció por un claro 76-57 al Valencia Basket tras dominar desde el segundo cuarto en un partido en el que se vio al mejor Lampe de la temporada, con 20 puntos, 11 rebotes y 31 de valoración.

Quizá los hombres de Velimir Perasovic notaron el 'efecto Euroliga' y la derrota en la pista del Neptunas Klaipleda lituano (94-87) pesó en exceso en alguno de sus hombres que hoy no han estado a la altura

Después de un primer cuarto equilibrado (19-17), en que Xavi Pascual colocó de titular al joven Mario Hezonja en la marca de Romain Sato, aunque poco pudo hacer con tres faltas en los primeros cinco minutos, y Perasovic a Pablo Aguilar sobre el exvalencianista Justin Doellman, en su primer encuentro como azulgrana frente a su exequipo, lo que vendría en los segundos diez minutos fue inexplicable.

El propio Lampe daría la máxima ventaja hasta entonces para el Barcelona (39-23, min.27) y se llegaba al descanso con 41-25 tras un parcial de 22-8; los ocho puntos visitantes los logró Pau Ribas (2 triples y dos puntos de tiro libre).

En el tercer cuarto, Van Rossom lideró una pequeña reacción visitante (44-32, min.25), pero se lesionó mediado el cuarto, y Oleson junto a Lampe abrían de nuevo la brecha (51-35, min.27) y Perasovic pedía tiempo logrando cortar la sangría al final del periodo (54-40).

Los visitantes salieron con zona en el último cuarto y la primera canasta de Navarro, un triple, devolvía la máxima ventaja azulgrana (59-42, min.33) y el Valencia, liderado por un gran Pau Ribas y con Kresimir Loncar despertando (10 puntos en este cuarto), reducía diferencias (62-52, min.36), pero el omnipresente Lampe (20 puntos) y un triple de Thomas dejaban las cosas en su lugar (71-55, min.39), remachando Oleson, con un triple, la máxima ventaja local al final del choque (76-57).

Unicaja caja vuelve a la senda de la victoria (84-68)

Unicaja 84 - Iberostar Tenerife 68

Mientras, el Unicaja rompió una racha negativa de tres derrotas consecutivas entre la Euroliga y la Liga Endesa al ganar al Iberostar Tenerife (84-68), blando, de una forma plácida, sin sufrir y con jugadores que mostraron su potencial como Mindaugas Kuzminskas, Caleb Green o Ryan Toolson.

El conjunto malagueño inició el partido de una manera intensa, olvidando los traspiés de los últimos partidos y los quebraderos de cabeza de los comienzos en otros enfrentamientos, que le dieron muchísima inseguridad.

El escolta estadounidense Ryan Toolson, puso la calidad con 10 puntos, junto con el pívot montenegrino Vladimir Golubovic, amo en ambas zonas. El Iberostar Tenerife sufrió en el juego interior y tampoco estuvo muy acertado en el lanzamiento exterior, que le condenaron al 24-16, minuto 10.

El encuentro no tenía mucha historia. El Unicaja mantenía su diferencia por inercia y el Iberostar Tenerife no reaccionaba y se veía impotente para sembrar el pánico en el Carpena 49-28, minuto 22.

El único jugador que lo intentaba era el escolta Javier Beirán, 14 puntos, y algunos instantes del escolta italiano Nicolás Richotti y del pívot estadounidense Luke Sikma, con 9 y 11 puntos, respectivamente.

El Unicaja guardó fuerzas en algunos momentos del último periodo, aunque sirvió para que jugadores como Kuzminskas o Green, se destaparan en lo ofensivo, en un partido sin estridencias, tranquilo, ante un Iberostar Tenerife, que intentó subsanar una diferencia clara.

El Sevilla toma aire y complica al 'Estu' (65-82)

Estudiantes 65 - Baloncesto Sevilla 82

Por su parte, el Baloncesto Sevilla encadenó su segunda victoria consecutiva y tomó aire a costa de un Estudiantes (65-82) que se derrumbó en la segunda parte del partido y ve cómo se complica su situación en la tabla tras su quinta derrota en las siete primeras jornadas de la Liga Endesa.

Los sevillanos, muy grises en el primer cuarto y que se fueron al descanso perdiendo por diez puntos, reaccionaron en los dos últimos periodos gracias al trabajo de sus hombres altos y su acierto exterior, mientras que los estudiantiles se vinieron abajo y volvieron a acusar su falta de centímetros en la zona.

El primer cuarto no tuvo mucha historia. Tras el 4-4 inicial, el Estudiantes fue ampliando paulatinamente su marcador con un juego más fluido ante un rival impreciso e irregular al que se le notaba falto de confianza. Un parcial de 11-3 dio la primera ventaja clara a los locales (15-7).

Los sevillanos estuvieron muy desacertados en porcentaje de tiro en esos primeros diez minutos y los nueve jugadores que saltaron a la pista solo sumaron cuatro puntos de valoración en ese periodo, frente a los 34 de un rival en el que destacó Nacho Martín, con nueve puntos.

El tercer periodo fue otra historia muy diferente. Los estudiantiles, que tenían controlado el partido hasta ese momento, empezaron a dudar y a acumular fallos ante un equipo que fue recortando diferencias sin grandes esfuerzos gracias a la aportación de sus hombres altos.

Con el 65-82 final, el Estudiantes -al que le espera un calendario muy complicado en las próximas semanas- fue despedido con pitos por su afición, consciente de que si no cambian las cosas pronto, este año volverán a sufrir.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente