Anterior El Athletic remonta e impone su ley en Atenas Siguiente Los gladiadores de la bicicleta toman Nimes con la Vuelta Arriba Ir arriba
Real Madrid 90 - Valencia Basket 71
Baloncesto | Liga Endesa

El Madrid arrolla al Valencia, la 'Penya' asalta el Palau y Unicaja es líder

  • El Real Madrid gana al Valencia 90-71 y se mantiene invicto

  • El FIATC Joventut inflige la primera derrota del Barça (82-83)

  • Unicaja derrota al Gipuzkoa Basket y se aúpa al liderato (74-59)

|

El Real Madrid ha derrotado este domingo al Valencia Basket (90-71), en un encuentro en el que desde el principio los jugadores de Pablo Laso impusieron su juego y su calidad individual, destacando tres nombres propios, aunque el rendimiento general fue muy bueno, en el recital ofensivo de los blancos: Sergio Rodríguez, Sergio Llull y Bourousis.

Los madridistas, que se han quedado a solo una canasta del liderato -que ahora ostenta Unicaja-, comenzaron dominando en un primer cuarto (25-12) en el que destacó la imprecisión de los valencianos, sobre todo en los primeros compases, lo que facilitó que los madridistas impusieran su juego, dirigido principalmente por un Sergio Llull muy participativo en las acciones de ataque de los suyos, destacando también Rudy Fernández y Bourusis en el capítulo anotador.

Si Buycks recortaba algo de distancia para los valencianistas, en seguida se dejó ver la aportación de Mejri, muy fuerte bajo el aro con sus casi 2,20 de estatura, anotando también para los suyos y difícil de superar en defensa para los jugadores taronjas.

El más destacado en este segundo cuarto fue Sergio Rodríguez, que cuajó un gran partido en el capítulo de asistencias (cinco en este periodo), aunque también se permitió el lujo de anotar de triple. Bourusis, con 11 puntos al descanso, pudo aprovecharse de su compañero para anotar en varias ocasiones, y Nocioni y Carroll -con dos triples- también harían lo propio con ocho y seis puntos, respectivamente, antes del receso (51-28 arriba para los blancos).

En el tercer cuarto el Madrid, con Llull llevando la batuta, se dedicó a contemporizar y a tratar de mantener la ventaja, de nuevo con un Bourousis muy acertado, sin obviar a Rudy y a Nocioni a la hora de anotar. Sin embargo, el Valencia recortó algo de distancia (71-55) en un arreón, con Guillem Vives a la cabeza, que no fue más que un espejismo cara al último periodo del envite.

Si bien es cierto que los madrileños bajaron una marcha, la superioridad de los locales se mantuvo de ahí hasta el final, con un Valencia que en el último cuarto se vio sin Sato, eliminado a los tres minutos. El marcador definitivo sería 90-71, que refleja el poderío anotador de los madridistas.

El FIATC Joventut asalta el Palau

Una canasta del ala-pívot serbio Goran Suton a falta de dos segundos para el final del partido ha dado el triunfo al FIATC Joventut en el Palau y ha puesto fin a la imbatibilidad del FC Barcelona (82-83).

Los verdinegros, que llegaban a Barcelona tras dos derrotas consecutivas, contaron con la excelsa actuación del pívot senegalés Sitapha Savané, máximo anotador de los suyos con 20 puntos, y del base estadounidense Clevin Hannah, con 19 tantos.

Los de Xavi Pascual lograban distanciarse al final del primer cuarto con un parcial de 6-0 que sin embargo no inquietó a la 'Penya', que mostró en el Palau su mejor cara de la temporada. De hecho, antes del descanso, los de Salva Maldonado conseguían dar la vuelta al luminoso -amparados en un parcial de 0-9- y se iban a vestuarios con una ventaja de cuatro puntos (43-47).

La distancia se mantuvo en el tercer cuarto (60-64), pero la aparición de Tomic y Doellman dio esperanzas a un Barça que se encontró metido de lleno en el encuentro después de cuatro ataques consecutivos errados de los visitantes. Huertas lo aprovechó para poner por delante a los blaugrana (80-77) a falta de un minuto.

Sin embargo, dos tiros libres y una canasta volvían a dar ventaja a los de Maldonado, y Doellman parecía que devolvía el triunfo al Barça a solo unos segundos para el final. Fue entonces cuando emergió la figura de Suton, que a falta de dos segundos, anotó la canasta que ponía fin a la imbatibilidad de los de Pascual y servía para lograr una victoria en el Palau nueve años después.

Unicaja, líder

El tropiezo azulgrana no lo desaprovechó el Unicaja, nuevo líder de la ACB y uno de los dos únicos equipos -junto al Real Madrid- invictos en la competición. Los de Joan Plaza solventaron su duelo en el Martín Carpena ante un Gipuzkoa Basket que se desinfló en el
último cuarto (74-59).

Sin embargo, el conjunto vasco, que sigue sin saber lo que es ganar esta temporada -igual que el Baloncesto Sevilla- plantó cara durante casi todo el choque, liderado por el pívot David Doblas. De hecho, logró ponerse por delante en el segundo cuarto (18-26), una ventaja que fue neutralizada por un parcial de 10-0 encabezado por el pívot Fran Vázquez para que los malagueños dominasen al descanso (30-28).

Un gran tercer cuarto de los donostiarras mantuvo la tensión hasta el parcial final, cuando el ala-pívot estadounidense Caleb Green se encargó de evitar sorpresas con cuatro triples consecutivos que hicieron imposible la reacción de los visitantes.

Una victoria por Abós

Por su parte, el CAI Zaragoza se impuso con rotundidad al UCAM Murcia (82-63), equipo revelación esta temporada en la ACB, en un encuentro emotivo en tanto a que en los instantes previos al choque se homenajeó la figura de José Luis Abós al entregar a su familia la Insignia de Oro de la ACB.

Victoria importantísima para los de Joaquín Ruiz, que por primera vez en la temporada ganan ante su público. Con un primer cuarto impecable (100% de acierto en tiros de dos puntos), los locales llegaron a disponer de una ventaja máxima de 19 puntos (34-15) poco después del inicio del segundo parcial. Pese a que los murcianos se metieron en el encuentro antes del descanso (39-35), finalmente los zaragozanos no dejaron escapar un triunfo muy trabajado.

El Iberostar gana en Santiago

El último partido matinal lo protagonizaron el Rio Natura Monbus Obradoiro y el Iberostar Tenerife, que se saldó con la victoria de los visitantes (63-82). Los insulares obtuvieron una importante victoria a domicilio tras la derrota de la pasada jornada ante el Real Madrid ante un rival que venía de una racha muy positiva y que se estaba perfilando como la revelación de la temporada.

Si bien el resultado es contundente y, de hecho, los tinerfeños llegaron a estar 23 puntos por encima de los locales, lo cierto es que el Obradoiro llegó a estar a solo siete puntos en el último cuarto. Sin embargo, pese a los continuos intentos por recortar distancias, en el tramo final los santiagueses se vinieron abajo ante el acierto de los jugadores del Iberostar Tenerife, los errores se sucedieron y, finalmente, sucumbieron por 19 puntos de diferencia.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente