Enlaces accesibilidad

Supercopa 2011 | Real Madrid - FC Barcelona

Un gran Benzema refuerza su titularidad en la Supercopa

Por
 Benzema celebra el primer gol del Real Madrid en la Supercopa.
Benzema celebra el primer gol del Real Madrid en la Supercopa. EFE

Karim Benzema demostró en el partido de ida de la Supercopa , ante FC Barcelona, que se está ganando a pulso la titularidad, tras una pretemporada espectacular en la que ha dejado ver que puede ser un jugador imprescindible en el equipo de Mourinho.

No ha conseguido marcarle al equipo azulgrana desde que viste la camiseta blanca, sin embargo propició el primer gol del  Real Madrid, con un pase preciso a Özil.

El francés pasó inadvertido en el maratón de clásicos de la pasada campaña, en el que solo fue titular en el partido de Liga y jugó 57 minutos. Pero este primer gran choque de la temporada 2011/2012 fue distinto, Benzema llegó en plena forma y fue muy importante en la disputa por el primer título de la temporada. 

El internacional galo sabe que goza de la confianza de Mourinho y no quiere fallarle, es consciente de que debe seguir trabajando para asegurarse un hueco en el equipo de José Mourinho, en el que también quiere estar Gonzalo Higuaín.

Un nuevo Benzema

Durante su primera campaña en el Real Madrid, José Mourinho se reunió en varias ocasiones con Karim Benzema en su despacho. En Valdebebas el técnico insistió en que el delantero debía aplicarse más durante los entrenamientos y los partidos.

En este último Madrid- Barça se observó la metamorfosis, era su primera oportunidad para cambiar su rumbo y no la desperdició el francés.

Karim empezó con un desmarque de habilidad entre los centrales de Guardiola que hizo lucir sus reflejos a Víctor Valdés.

Luego sirvió el primer gol con una carrera por la banda en la que burló a Abidal y dio una asistencia entre las piernas de Mascherano para el tanto de Özil.

Suplió la falta de balones de sus compañeros y recuperó muchos de ellos. En el área no descansó y jugó con un ritmo intenso, creó huecos entre la defensa azulgrana y logró rematar a puerta seis veces y dar un pase de gol.

Sus carencias en el remate de cabeza, algo de lentitud en los momentos clave y un gran Víctor Valdés le dejaron sin meter el balón en la red.

Parece ser que no solo el equipo le necesita ahora, el público lo premió con una ovación cuando fue sustituido en el minuto 80 por Higuaín.

Es el nuevo Benzema que apareció en el clásico y que espera poder demostrar su juego en la vuelta de la Supercopa.

Deportes

anterior siguiente