Enlaces accesibilidad

Cavendish embiste a Haussler y provoca un accidente espectacular

Por
Cavendish provoca una montonera

Clasificación de la etapa:
.1. Alessandro Petacchi (ITA) Lampre 4h.57.35
.2. Matti Breschel (DIN) Saxo Bank m.t
.3. Marco Marcato (ITA) Vacansoleil m.t
.4. Jose Jaquín Rojas (ESP) Caisse d'Epargne m.t
.5. Robbie McEwen (AUS) Katusha m.t
.6. Juan Antonio Flecha (ESP) Sky m.t
.7. Daniele Pietropolli (ITA) Lampre m.t
.8. Bauke Mollema (HOL) Rabobank m.t
.9. Andreas Kloden (ALE) RadioShack m.t
10. Dries Devenyns (BEL) Quick Step m.t
31. Andy Schleck (LUX) Saxo Bank m.t
32. Oscar Freire (ESP) Rabobank m.t
34. Lance Armstrong (USA) Radioshack m.t
- Clasificación general:
.1 Tony Martin (ALE) Columbia 14h 35:37.
.2 Fabian Cancellara (SUI) Saxo Bank a 01.
.3 Thomas Lofkvist (SUE) Sky a 09.
.4 Rigoberto Urán (COL) Caisse D'Epargne a 10.
.5 Dries Devenyns (BEL) Quick Step a 11.
.6 Frank Schleck (LUX) Saxo Bank a 13.
.7 Jacob Fuglsang (SUE) Saxo Bank a 14.
.8 Steve Morabito (SUI) BMC m.t
.9 Nicolas J.Castroviejo (ESP) Euskaltel a 15.
10. Bauke Mollema (HOL) Rabobank a 17.
14. Joaquín Rodríguez (ESP) Katusha m.t
22. Lance Armstrong (USA) Radioshack a 30

El susto fue tremendo. Un choque de trenes, casi literalmente. Un accidente espectacular, que afortunadamente fue menos grave de lo que parecía. Bien podría haber sido un encierro de San Fermín pero era una etapa de la Vuelta a Suiza.

Eran los últimos metros y todos los velocistas del pelotón acelerando para luchar para la etapa. En ese momento, Mark Cavendish y Heinrich Haussler se ponen en cabeza. Dos toros bravos a todo gas y en ese momento se desencadenan a toda velocidad los acontecimientos.

Cavendish, que parecía tener todas las de ganar,  cambia la dirección de la trazada, se lanza hacía la su lado izquierdo y embiste al alemán. Los dos caen al suelo y tras ellos, una decena de ciclistas lanzados que no pueden esquivarlos. Bicis volando, heridas y ciclistas embestidos por sus propios compañeros. Un amasijo de deportistas y bicis a pocos metros de la línea de meta. Algunos ciclistas como Gerald Ciolek y Tom Boonen, entre otros, resultaron magullados, pero en principio, no parecía nada muy grave.

Por delante Alesandro Petacchi se llevaba la etapa, aunque todas las miradas, incluida la suya, estaban en lo que había ocurrido a su espalda. El italiano fue el más rápido con un tiempo de 4h.57.35.

Petacchi, de 36 años, tuvo la suerte de evitar una aparatosa caída a 50 metros de la meta. La fortuna se alió con 'Míster esprint', que entró en meta por delante del danés Matti Breschel (Saxo Bank) y el italiano Marco Marcato (Vacansoleil). El español José Joaquín Rojas (Caisse D'Epargne) fue cuarto, por delante del australiano Robbie McEwen (Katusha).

El alemán Tony Martin, compañero en el Columbia de Cavendish pudo evitar el accidenté y mantuvo el maillot de líder, a un solo segundo por delante del suizo Fabian Cancellara (Saxo Bank) y 9 respecto al tercer clasificado, el sueco Thomas Lovkvist (Sky)

Este miercoles se disputará la quinta etapa, entre Wettingen y Frutigen, de 172,5 kilómetros

Etapa tranquila, final de infarto

En líneas generales, la etapa entre Schwarzenburg y Wettingen, de 192,2 kilómetros, con dos puertos de tercera categoría fue muy tranquila.
La clave del recorrido parecía que sería una rampa de 200 metros a poco menos de dos kilómetros de meta. Una cuesta hacia arriba justo antes de la llegada al sprint.

El pelotón llegaba nervioso a este último tramo. Todos intentando colocarse. Mucho movimiento y miradas vigilantes. Todos los velocistas como se suele decir, con el cuchillo entre los dientes, pendientes de que estallaran los ataques.


El pelotón entró como una locomotora a esta zona, esa cuesta hacia arriba que era el territorio perfecto para que los ciclistas más potentes y explosivos consiguieran despegarse para colocarse en el mejor lugar para el último acelerón.

Este proceso de selección le cerró la puerta a alguno de los favoritos como el belga Tom Bonnen o el español Óscar Freire, pero pese a todo, el pelotón llegaba agrupado a los últimos metros.


Unos metros en los que la final no hubo duelo de velocistas porque el accidente lo eclipsó todo, aunque afortunadamente, las heridas que se pudieron ver en la línea de meta no fueron tan graves como se podía esperar tras ver la caída en directo.

Una segunda lectura

Este accidente tiene mucho de mala suerte, pero también puede tener una segunda lectura en este caso sobre el estado del que hasta ahora parecía el hombre más rápido. Tras asombrar al mundo del ciclismo el año pasado con 6 victorias de etapa en el Tour de Francia, Cavendish se convirtió en una estrella.

Era el rey casi indiscutible de los acelerones. El más rápido del pelotón y la estrella que el público británico estaba esperando para volver a engancharse al ciclismo.

Parecía imparable y más al estar rodeado por un potente equipo que trabajaba a destajo para él como el Columbia, pero en esta temporada, lejos de repetir, los resultados no le están acompañando. Al principio la culpa fue de una intervención quirúrgica en la boca, pero pronto empezaron las críticas, a las que él respondió con este corte de manga. Ahora, esta 'embestida' puede entenderse como un intento desesperado de recuperar su trono antes de que llegue este Tour de Francia.

Deportes

anterior siguiente