www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4954370
No recomendado para menores de 12 años Versión española - Premios Goya (coloquio) - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

No tenéis que vivir con miedo,

ese es el consejo que da Antonio, ese humilde,

más conocido como el quinto Beatle,

a sus jóvenes compañeros de viaje.

En su mochila también se llevan

la música de Lennon, un legado que en aquella época fue

tan importante.

Emocionados con esta preciosa historia,

volvemos de nuevo a nuestro plató y saludamos a la pareja

que será la encargada de presentar La Gala de los Goya,

la gran fiesta del cine español que tendrá lugar el próximo sábado.

Silvia Abril. Fíjate, yo si por algo,

buenas noches, no fuera o no fuese bien,

me voy con mi coche y arraso, me meto en la academia y arraso

con todas las películas, como hace Javier Cámara

en esa huerta, me encanta esa escena,

de: ¡Aaaahhhh!

Andreu Buenafuente, buenas noches. Buenas noches, eso no va a pasar.

No, eso no va a pasar, eso no va a pasar,

porque lo hacéis fenomenal, porque no hay otra manera,

o sea, si sois lo máximo. Que no, que hay que vivir sin miedo.

¿Qué os ha parecido la película? esa belleza que acabáis de ver.

A mí me encanta porque, además, me toca muchas cosas

personales, por ejemplo, Lennon es mi ídolo,

el único ídolo que me queda.

No en vano, lo hemos colado también en toda la promoción

de Goyas, la escena, el momento del encierro en la cama,

con Yoko, bueno, Lennon es lo más.

y que ha estado presente, es el espíritu de Lennon.

Cámara, bueno yo todo el día estaría viendo cosas de Javier Cámara,

o sea, me da una paz, una alegría,

ver trabajar a ese hombre acojonante.

David Trueba, que es lo más,

todo el mundo está enamorado de David Trueba, hombre incluidos.

Yo también. Tú también, no sé que le veis.

No sé que le veis.

Y luego es Almería que se retrata, yo la conocí, yo la viví,

porque yo soy de origen andaluz, mi familia, y yo cada verano

seguramente la peli es en verano también,

iba a Andalucía, entonces reconozco

esos niños que salen por ahí,

-Ese niño: "Te lavo el coche", "¿Me das una peseta?

"Dame una peseta y te lavo el coche".

No sé que año es exactamente el del rodaje,

pero yo estaba en Almería, hasta el 75 iba cada año.

Entonces, ese paisaje, esa luz,

ese chiringuito de Fontseré que te quedarías a vivir ahí,

Qué maravilla el catalán, ¿no? Te quedarías a vivir ahí.

Natalia Molina, por "Vivir es fácil con los ojos cerrados".

Javier Cámara, por "Vivir es fácil con los ojos cerrados".

-Lo feliz que fue cuando recibió de las nominaciones que obtuvo,

seis Premios Goya, una comedia, ¿no?

una comedia que también tiene mucho de nostalgia, ¿no?

y es una "road movie", pero que es una comedia,

que te ríes mucho con la película, hay momentos muy delirantes,

y muy brillantes y me encanta el personaje de Javier,

insisto, más allá de él como intérprete,

el personaje, esa cosa naif,

el profesor de escuela, que yo no sabía que estaba basado

en hechos reales la película. No solo existe, sino toda

la promoción de la película la hicieron con él y es real todo.

Él fue a aquel rodaje, estuvo con John Lennon,

Es una maravilla porque a mí, si hay algo que me mueve en la vida

son los sueños.

Y ese sueño del personaje de Javier, de Antonio,

es que me pone la piel de gallina, pensar hasta donde,

hasta donde puedes llegar por un sueño, ¿no?

Y luego la finura de David trabajando la comedia,

habláis de comedia, pero en fin, la comedia,

aquí estaríamos dos horas hablando de eso, pero cada autor

tiene una comedia, existe un género, pero cada uno

lo hace de una manera y fíjate como David,

David hace la comedia que todos los cómicos queremos hacer

y no sabemos hacer, eso nos pasa,

nos proponen cosas subidas de tono,

venga comerciales potentes y él maneja el equilibrio,

la moderación, la carga emocional,

llámale comedia o llámale la vida misma.

Sí, es un humor muy tierno el de David,

porque él, en definitiva, es un hombre muy tierno.

Despierta mucha ternura.

Y los personajes también, ¿no?

Bueno, una cosa que tiene la película,

que es que de alguna forma nos recuerda

el miedo, aquel miedo que imperaba

en nuestro país hace 50 años,

y que ha vuelto en dosis pequeñas en temas

muy cotidianos que son grandes problemas.

¿Cuál sería vuestro antídoto ante ese fantasma que es el miedo?

Es difícil porque...

no quisiera yo, al menos por mi parte, parecer aquí de estos gurús

de autoayuda, de cree en ti, lucha y ya verás,

desactivarás el miedo. El miedo es una putada,

y los que lo generan unos irresponsables,

porque meten un virus en la sociedad,

que no nos merecemos, ya es muy difícil vivir

y es fácil con los ojos cerrados, pero difícil con los ojos abiertos.

Entonces chica, no sé, yo tengo la suerte de trabajar en la comedia,

que quieras que no, tienes un ratito

que es lo más parecido a la felicidad, ¿no?

Ese rato mío de programa, de manejar la actualidad, de reírme,

pero mucha gente no tiene es oportunidad,

y está en su trabajo, ve las noticias,

el chorreo, el apocalíptico del mundo actual.

Por tanto, es imperdonable meter miedo a la sociedad.

Yo desde aquí, perdona que sea muy duro con esto,

pero me parece lo peor. Una vez me dijo Maruja Torres,

otra genia, ¿te acuerdas? lo tenemos en casa puesto,

-Sí, en la cocina de casa. -Que hice un cartelito que es:

"El único miedo que debes tener es el de no vivir tu propia vida".

Y me gustó. -Es un lema que tenemos

En mi programa sale mucho este tema, el miedo, lo retrógrado,

Sí, sí sale, sí.

Estoy harto ya de eso, por favor.

A mí me pasa una cosa que es que soy una incosciente,

una gamberra inconsciente,

entonces, es muy difícil que me entre el bicho del miedo,

por eso, porque me da igual todo,

porque cuando me subo a un escenario

es muy difícil controlarme,

entonces, ese punto de inconsciencia,

me hace superar, vencer cualquier tipo de miedo

que pueda aparecer, ¿sabes?

No soy consciente de que eso me afecte.

Pero perdona Silvia que hable de ti, porque te conozco un poco.

-¿Qué dices?

Esta mujer lo que le pasa es que tiene una luz

continua, que no solo en el escenario, es más,

yo diría que en el escenario hace su trabajo muy bien,

pero es en la vida real donde no tiene miedo de nada.

Es que todo lo convierte en alegría, en luz,

es verdad, y eso es una habilidad

que tiene poca gente, ¿eh? Muy poca gente.

Ya se acuesta riendo, cuando se acuesta, ríe.

Yo nunca lo he visto en la vida.

Es que es una maravilla.

Es verdad.

Fíjate, que una de las pocas veces que alguien me ha hecho daño

con un comentario, y ahora te contaré también

algo que le intento inyectar a Joana, a nuestra hija,

fue una vez que un estúpido me soltó:

"Pero, ¿tú eres tan imbécil que solo sabes reírte?

Y eso me dolió... -Es un infeliz.

Eso es envidia cochina de la del cole, vamos.

Fíjate que pensé, pero cómo me puede haber dolido esto, ¿no?

algo tan banal.

Es que no es banal, porque es tu forma de ir por la vida.

Y de afrontar la vida, y una cosa que le inculco muchísimo a Joana

es a no tener sentido del ridículo,

porque yo creo que si alguien

no tiene sentido del ridículo, nunca le van a poder hacer daño,

porque para empezar ya se burla de sí misma.

Ella siempre me dice: "Mamá, porque te ríes siempre que me caigo"

El otro día me lo decía: "¿Y si me he hecho daño?

Y yo pensé: "Ostras, pues igual tiene un poco de razón".

Pero es que yo creo que es la mejor manera de enfrentarse

a la vida, ¿no? -Tú eres así, eres muy luminosa.

Decían de Jack Lemmon, decía Billy Wilder:

"Todo el mundo quiere a Jack Lemmon".

Parece una tontería, pero define a una persona, ¿no?

Y yo creo que a Silvia le pasa algo así.

Los equipos donde trabaja,

tienes un motor continuo, eres así.

En mi programa me dicen: "¿Cuándo viene Silvia Abril?",

y digo: "El que viene soy yo, que soy el director".

O me decían el otro día: "El jueves viene Silvia, ¿no?"

Eso es muy importante,

porque sois fábricas de luz,

y a lo mejor, desactivadoras de miedos,

el miedo se desactiva afrontando las cosas con naturalidad

y un poquito poniendo de tu parte, eso sí,

para decir: "Tío, no es tan grave".

Y este Javier Cámara de la peli está todo el rato desactivando, ¿no?

Todo el rato.

Le dan dos ostias en la esta

y él viene y dice...

-Bueno, hay que vivir sin miedo.

No se puede vivir con miedo, ¿eh?

En este país hay mucha gente que vive con miedo,

pero vosotros sois jóvenes y tenéis que cambiar esto.

Bueno, vamos a centrarnos en algo que ocurre el sábado que viene,

que estáis besando ahí a la espalda para que no hablemos,

y bueno, pues vosotros os encargáis de esa 33 edición,

que va a ser en Sevilla.

Y os vamos a preguntar algunas cositas que los espectadores

seguro que quieren saber sobre lo que ocurre detrás.

Por ejemplo, ¿cuánto tiempo lleva la preparación

de una Gala de los Goya? ¿Cuántas reuniones, ensayos?

¿Qué equipo hay detrás?

Esas cosas, contadnos por favor hasta donde podáis, Silvia, Andreu.

Este año, creo que hemos batido el récord de preparación

porque me parece recordar que nos la encargaron

o cerramos el acuerdo, once meses o diez antes.

Yo me acuerdo que Mariano, que es un buenazo decía:

"Y entonces, cómo va a ir la cosa".

Yo le decía: "Mariano, queda un año".

Y decía: "Ya, ya, pero para pillarle la onda".

Yo igual, yo que soy como de preparármelo todo muy bien,

e iba diciendo: "¿Y el guion?" En agosto: "¿El guion para cuándo?"

Y me decía Andreu: "Es que queda mucho,

no sabemos ni las pelis nominadas,

calma, calma". Y yo: "Es que quiero que salga bien,

Es que quiero estudiar".

Eso es también lo que le comentábamos antes,

hay ganas, por tanto, te vas metiendo en el ambiente,

y te haces a la idea.

Sí, pero nosotros tuvimos una reunión

con guionistas, hay un equipo de guionistas en El Terrat,

con un director,

con el que nos hemos empezado a reunir

desde el momento en que supimos que íbamos a presentar La Gala

los dos y empezamos a sugerir

cosas que nos gustaría que pasaran.

Luego, hay muchos descartes,

luego hay mucho descarte por presupuesto,

porque también tú disparas,

y dices: "Me encantaría que hubiera un momento".

Y luego te dices: "Un momento, igual no llegamos por presupuesto",

que también es una realidad.

-Ahora que tocas este tema, muy rápidamente quiero decir

que es que esta Gala, por si alguien tiene una sospecha

de: "Estos tíos se van a forrar con esto".

No sé si existe la sospecha, pero es curioso porque

nosotros vamos a invertir casi todo el presupuesto

por no decir todo, en que salga bien.

No es una cosa en la línea que os decía de hacerlo porque quieres,

esto no es un trabajo.

No es "voy a sacar un rendimiento",

no es un bolo, no es un evento. -Que nos sale a devolver.

Que os sale a devolver.

A mí me dijeron el otro día: "Estamos empezando a pagar nosotros"

Y yo dije: "Ahora es cuando me gusta",

porque yo soy un lince para los negocios.

Entonces estaba planteándome, incluso decirlo en La Gala, decir:

"Chicos, quiero que esto vaya bien, porque yo soy socio de esto".

Socio capitalista.

Socio capitalista, efectivamente.

No, la Academia tiene un tope y es así

entonces tú cuando manejas contenidos, dices:

"Esto es muy caro, vamos a ponerlo",

es muy caro, pero todo a favor de obra, no sé como decirte,

No, me llevo un dinerito como un trabajo que hago,

y luego La Gala que quede bien. No, lo metemos todo.

Hombre, si hay que meter de nuestro bolsillo hay que hablarlo.

Bueno, un poquito vamos a poner, ¿eh?

Pues por ser socios capitalistas inversores,

"que esto lo he pagado yo", lo decís bien claro.

Pero que no es broma.

Encima en Sevilla, que es mucho más caro.

El hecho de que este año se traslade a Sevilla,

que por primera vez se hace en un teatro, que estamos encantados

porque es como nuestra casa, ¿no?

están todas la posibilidades teatrales y escénicas

que te da un teatro, entradas, salidas, apariciones.

Música en directo, que siempre dispara los costes.

Y saltan alarmas, ¿de verdad, música en directo?

el otro día me decían. -Yo, yo te dije.

Perdona, fui yo la que dije: "Andreu, encarece muchísimo,

¿hace falta que...?"

Es que yo soy un enfermo de la música en directo,

creo que es parte del espectáculo, eso va a disparar partidas,

pues que las dispare. -Claro.

Hay algo ahí, un poquito de rock and roll en esto,

tienes que salir y entender,

vivir que vas con todo, yo me giraré, veré a mis compañeros

músicos, que son unos crack. Si no están ya no me mola tanto,

es una tontería,

pero quizá va la temperatura de la implicación en esto, ¿no?

Sí, que tendremos muchos miembros de la familia en La Gala,

que también nos van a ayudar a sentirnos seguros, como en casa,

¿De qué familia?

Cómicos. Vale.

Por ir poniendo, intentar poner caras, a ver si les sacamos algo.

No, no es que queramos hacernos los misteriosos,

tú lo sabes perfectamente, hay un factor

sorpresa que juega muy a favor.

Claro. Hay realmente cosas

que ojalá salgan que pueden ser de esas potentes

que se van a recordar mucho tiempo.

Y es bonito, como en el teatro, no te lo cuento.

El spoiler aquí está justificado también.

Pero nos preguntabas cuántas reuniones supone.

Pues hemos intentado hacer una reunión al mes.

para refrescar, para novedades, para algo que nos apeteciera meter.

-A nosotros, y más de una cosa.

Bueno, la Academia me imagino que más de una.

No, la Academia constantemente, digo vosotros como Terrat,

y como vosotros.

Los guionistas han ido trabajando.

-Yo recuerdo una, que fue una cena en casa.

Sí, porque hay muchas que las trasladamos a casa, por comodidad.

Ella venía de un rodaje y yo de mi programa, eran las 12 de la noche,

llevábamos tres horas y pico hablando, todo el guion patas arriba

y yo ya dije: "Chicos, yo no puedo aportar nada más".

También hay que conocer tus limitaciones.

Y también es verdad que en los meses previos,

una cosa que hablaba con Silvia, yo me emocioné cuando se confirmó

porque me hago mayor y me empiezo a emocionar, hay cositas.

Y dije: "Joder Silvia, que bonito es esto".

-Porque vivimos la reacción de la gente cuando se comunicó

oficialmente que los presentadores éramos tú y yo, y la reacción

fue tan bonita. -Parece que nos han dado un Goya.

O sea, debe ser el Goya virtual,

porque todo el mundo: "Muy bien, qué contentos",

y es el momento en que, un poco interactúas con la calle,

con la gente, y te das cuenta del cariño,

y nosotros, creo que hablo por los dos,

vivimos del cariño de la gente, yo, es mi patrimonio,

o sea, no me quedará nada, alguna amistad con algún compañero

de trabajo, y es verdad, es verdad,

y la gente, yo cada vez valoro más, no sé vosotros,

y entonces, notaba un calorcete, de: "Qué guay, que estáis vosotros".

"Felicidades", y digo, bueno hay que hacerla, ¿sabes?

-Espérate, que igual esto es una marrón.

Felicítame cuando pase.

-No, pero ese clima se nota,

porque cuando no está también sabes que no está,

y yo estoy notando cómo nos quiere la gente que nos quiere, claro,

no todo el mundo, pero nos llega y es otro impulso.

Y vosotros que estáis siempre expuestos

en un escenario organizando, quiero decir, desde los programas

a eventos, desde la productora, lo que sea,

¿qué tiene esto que no tiene lo demás? quiero decir,

¿qué diferencias, qué retos, qué condicionantes?

¿qué tiene esta Gala de los Goya que se celebra el sábado?

que no tiene lo demás a lo que soléis enfrentaros.

Bueno, tiene esta excepcionalidad,

es difícil de definir, pero se ha convertido en el evento televisivo

quizá más potente, después del fin del año y algunas...,

yo que sé, una Gala de OT. -Es una fiesta,

es un programa que mucha gente está esperando,

que mucha gente se junta, es un poco como Eurovisión

para los eurovisivos, pues para los cinéfilos,

la gente se junta en su casa para ver la Gala de los Goya.

Yo tengo muchos amigos que sé que de toda la vida se han juntado

para ver los Goya, o sea, que es una Gala muy esperada,

es una fiesta muy especial,

y este año que en el cine español han ido las cosas tan y tan bien,

pues hay muchas ganas de ver esa fiesta.

-Ese evento congrega, en un momento en que la tele y el consumo

de contenidos de televisión, cada vez está más dispersado,

de pago, de series, Netflix, todo,

de repente eso, vuelve a juntar a la gente.

-Frente al televisor. -Lo presencial, que hoy dan los Goya

y eso es como de antigua televisión, yo ya lo viví, como espectador

cuando era muy jovencito y cada vez se va perdiendo un poco eso,

porque hoy en día, este programa te lo puedes descargar,

pero los Goya... Esa cosa del directo,

esa cosa del directo lo tiene también, ¿no?

y de estar viviéndolo a la vez que el espectador es emocionante.

-Sí, sí. -Muy emocionante.

Obviamente tú lo vives en tu programa cada noche,

Sí, pero no con esa intensidad.

-Y luego, hay una cosa que a mí me impone respeto,

que es lo único que me impone respeto,

que es un gremio al que respeto muchísimo y es la fiesta del cine,

y hay muchas ganas de que todos se sientan orgullosos de que estemos

tú y yo allí presentándola, tienes ganas de que salga bien

precisamente por eso,

porque es un gremio al que pertenecemos, de alguna manera,

porque los dos hemos hecho cine. -Tú más, ¿eh?

Yo soy primo hermano vuestro.

Bueno no, últimamente estáis ahí los dos,

y además con novedades, muy presentes los dos, obviamente,

Pero fíjate, yo tengo 47 años

y he protagonizado mi primera película,

con 47 años, que es un momento en el que...

-Pues te van a dar el de actriz revelación.

Te lo pueden dar, efectivamente.

O que ponga: con la presentación de la niña Silvia Abril,

¿eso no se ponía antes en el cine?

Ambos habéis participado en películas que son presente

del cine español.

Hablo de coproductor y actor, Andreu,

en "Tiempo después", la última película de José Luís Cuerda,

Que aprovecho para decir que me extraña bastante

que no esté nominada a los Goya. A mí también.

A mí me gustaría que me lo contaran, pero no lo digo con acritud, ¿eh?

-También puedes decirlo con acritud. -No, no porque no la tengo.

A mí también, pero la Academia realmente y tú lo sabes,

la Academia es mucha gente, entonces, parece que la Academia

es algo que vota a la vez,

claro, y la Academia son muchos académicos que votan en su casa

y de repente, no se sabe muy bien porque.

Se estrenó muy a final de año. -Sí, pero sorprende.

Sorprende que no haya recibido ninguna nominación.

Esa peli tiene pinta de quedarse como un clásico en unos años.

Bueno, pues Andreu está ahí como actor y como coproductor.

Y Silvia, "Bajo el mismo techo", esa comedia disparatada

que es una especie de "La Guerra de los Rose",

que nos habla de donde podemos llegar con un ex,

que no se pueden ni imaginar cuanto ridículo se puede hacer,

que te partes de la risa, que estás estupenda.

Y que estreno la noche antes de los Goya,

-Anda que tú también. -Atiborramiento de Silvia Abril.

El viernes por la noche a ver la película.

¿Qué quiere contar el ella? Cuenta algo de ella, Silvia,

que pueda incentivar al espectador a ir a verla.

Yo creo que es un trabajo por parte de Jordi y mío

que está mal decirlo, pero está muy bien,

yo me encuentro muy bien trabajando con él,

hemos hecho de hermanos en la ficción,

ahora hacemos de marido y mujer, yo me lo pasé en grande,

y puede ser una muy buena comedia.

Se nota, se percibe que todavía queda algo entre ustedes,

Casi se puede oler.

Y veo muchas caras nerviosas, yo también, ¿eh?

porque todo el mundo me ha dicho: "¿Estás nervioso?"

y no lo estaba hasta que me he puesto nervioso.

Un llamamiento a que se relajen, no lo vamos a conseguir,

porque, a veces, me acuerdo cuando yo las hice

que una de las cosas que noté es la electricidad, la tensión

de la platea y me acuerdo

que solo se rió con el primer chiste, Antonio Resines,

que Antonio Resines, como ya sabéis es de otro planeta.

y entonces: "Jajajajaja" y yo le dije: "Gracias, Antonio".

Hay una situación que nosotros desconocemos

que es los nervios que debe vivir parte de la platea

que es toda la parte de nominados y nominadas.

-Pero eso debería haber un coaching, algo,

que desactivara eso.

Hay un momento en el que "los nominados son",

y dicen tu nombre y congelan tu cara,

y estás con esa sonrisa, no dicen tu nombre,

dicen el de la de al lado,

y tú sigues aplaudiendo como si no te importara nada,

y lo que quieres ahora mismo es desplomarte.

Este es uno de los grandes momentos de la vida.

Pero, tú dices ese momento, pero todo eso está sostenido,

mientras no llega tu nominación.

-Pero, por eso digo que esa tensión que se palpa

también es debida a que ellos están en una situación

de excitación, cague, ilusión.

-No es el mejor público. -No.

Lo he dicho con cariño, porque están ahí como : "Que pase lo mío".

-Que llegue lo mío rápido.

Por eso te decía que uno de los logros sería conseguir,

no sé como, de salir y decir: "Chicos, chicas, no pasa nada,

vamos a reírnos, si no te lo dan, no sé".

¿Sabes? ir creando un clima, yo como espectador, incluso.

-Está en nuestras manos.

Bueno, ¿va a estar la niña de Shrek, por ejemplo?

A mí me encantaría porque ese look

puede petarlo mucho en La Gala.

Si Julia Roberts lo petó con un pantalón.

-Exacto, trabajas el mismo formato,

Julia Roberts y la niña de Shrek...

La gente las confunde.

Yo las asocio inmediatamente.

Lo que te debería preocupar es que tú no estés por partida doble.

Ya, bueno, no sé. Que si hay que estar, se está.

Si hay que ir, se va.

Yo ya te digo que yo voy a ir.

Tú verás lo que haces con tu pelucón rubio, guapa.

Lo que es yo, el mío lo llevo.

Yo me llevo una carpetita por si las moscas

y la peluca rubia en la maleta.

Toda la noche observándome para ver lo que añade.

"No me toques" he visto que no lo dices.

¡No me toques!

Eso sí que lo podemos avanzar,

que no es una Gala que intente hacer una radiografía

de la vida política del país,

ni está la política, ni el país.

-De cómo está el cine. -Eso, hay que hablar de cine.

-De cómo está el cine, de lo bien que está el cine.

-El cine está en la vida española, pero la política no debe

mandarlo todo en una noche de Premios, o casi nada.

Y eso sale de manera natural, lo digo porque, a veces, es como

oye, a meter caña, siempre hay el típico seguidor:

"Vais a meter caña, ¿no?"

Perdona, es la fiesta del cine español.

A ver, ¿estará Berto?

No sabemos tampoco, amamos a Berto profundamente,

Ya, ya lo sé. Esto me recuerda a gente que por la calle me dice,

cuando me ven a mí, ¿dónde está Berto?

Pero, por la calle, digo: "Hombre, tenemos vidas separadas".

Lo que pasa es que a mí me haría ilusión,

puede que estuviera también, sí.

-A ver si le viene bien.

-Todos los artistas os drogáis. -Muchísimo, todo el rato.

-¿Estás bien?

No he estado mejor en mi puta vida.

Bueno, uno de los ingredientes que sabemos de La Gala, eso sí,

que es esa pieza firmada por Bayona en homenaje a Chicho,

a Chicho Ibáñez Serrador,

que es el maestro de tantos grandes cineastas,

como el propio Bayona, Álex de la Iglesia, Amenábar,

Paco Plaza, Mateo Gil,

en cine, pero él ha hecho más televisión que nadie,

todo lo ha hecho en televisión.

¿Qué es para vosotros, Chicho?

Imagínate, Chicho, yo me acuerdo cuando vino al programa,

me emocioné mucho, que vino Bayona, que vino por sorpresa Bayona

y Bayona se echó a llorar porque no sabía Bayona

estar con esa leyenda ahí,

ha sido un avanzado a su tiempo,

esa televisión que hacía, era como americana, ¿no?

Tú las revisas ahora y piensas: "Madre mía, pero si es que

podría estar perfectamente en una plataforma de pago, ¿no?

Bueno, uno de los genios, muy generoso y un tipo maravilloso.

Y así, por último, un matiz, una opinión de cómo veis

este año esa cosecha de cine español.

Pues yo creo que es uno de los años más prolíferos,

han arrasado muchísimas películas,

la gente parece que vuelve a ir al cine,

porque yo, algo que quiero recalcar e insistir

es en la importancia de asistir a las salas.

Yo, por ejemplo, no puedo ver pelis en casa, veo muy pocas

en casa, me gusta asistir a la sala.

y ver las películas en la dimensión

o en la dimensión para las que han estado pensadas.

Que te inunda la emoción del cine, de la película, de la historia,

a mí me encanta ir al cine, reírme, llorar.

Creo que ha sido un año en el que se ha vuelto a las salas.

Yo creo que los distribuidores se tendrían que poner las pilas,

hablar del precio de las entradas,

mejorar eso para que a la gente no le cueste tanto ir al cine.

Y estoy muy feliz por el cine,

porque ha sido realmente..., "Campeones",

ha habido grandes películas,

"El Reino", "Todos lo saben", "Entre dos aguas"

-Bueno, que el cine español está, como todo el cine,

buscándose a sí mismo,

creo que, cada vez más, queda claro, yo como consumidor lo digo,

que es un complemento perfecto a la cartelera,

a mí hay mucho cine de este "mainstream", que viene de EE.UU.,

así entre nosotros, que no me interesa mucho,

yo estoy ya de superhéroes, no sé cómo lo lleváis vosotros,

yo no puedo más.

¡La Gala de los Óscar!

¿Qué pasa? ¿os quedasteis sin superhéroes?

Entonces, claro, en fin, tiene que existir,

tiene su mercado, pero cada vez que una española

aporta autoría,

sensibilidad y dices qué bien que pase eso, ¿no?

y hay que empujar, hay que empujar todo el rato.

Bueno, pues yo creo que estamos también en un momentazo,

y que el cine español no es un género, es un montón de cabezas

distintas que piensan y que transmiten

su sabiduría y su conocimiento de forma diferente,

y tenemos grandes talentos a nivel del mejor en el mundo.

Así que chicos, millones de gracias,

millones de gracias de corazón por haber estado aquí esta noche

en la que estamos tan cerquita de esa Gala de los Goya,

de la que vamos a disfrutar un montón de vosotros y con vosotros.

Nos vemos en Sevilla, en esa maravillosa ciudad,

y que os va a salir muy bien,

va a ser genial teneros ahí.

Gracias Silvia.

Gracias Andreu, ha sido un placer. -Gracias a ti, nos vemos pronto.

Pues, suerte también a todos los nominados,

ha sido un gran año, muchos títulos importantes,

variedad de géneros y de temas.

Buena salud para nuestro cine, en definitiva.

Os deseamos una muy feliz y divertida Gala de los Goya,

y nos vemos el día después, el domingo por la noche aquí

para seguir compartiendo el mejor cine español reciente.

Un beso muy fuerte. Chao.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Premios Goya (coloquio)

Versión española - Premios Goya (coloquio)

28 ene 2019

Versión Española adelanta la gala de los premios Goya con una conversación, en el plató del programa, entre Cayetana Guillén Cuervo y la pareja conductora de la próxima gala, Andreu Buenafuente y Silvia Abril. ¿Cómo llevan los preparativos? ¿Qué tipo de humor emplearán? ¿Por qué aceptan un reto así? ¿Qué peculiaridades tiene una gala como ésta? Cayetana Guillén Cuervo tirará de la lengua, sobre estas y otras muchas cuestiones.

ver más sobre "Versión española - Premios Goya (coloquio)" ver menos sobre "Versión española - Premios Goya (coloquio)"
Programas completos (76)
Clips

Los últimos 879 programas de Versión española

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios