www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.10.1/js
3751738
Para todos los públicos Torres en la cocina - Un menú equilibrado - ver ahora
Transcripción completa

Hoy nos vamos a cuidar, Javi, que hemos hecho

unos días de excesos. Muy buenas a todos.

Bienvenidos a todos a "Torres en la cocina".

Hoy, verdurita. Vamos a por ella.

(Sintonía)

Bueno, como veníamos diciendo vamos a hacer una receta

de verduras sorprendente porque es muy fácil de hacer

pero tiene su qué. En algunos sitios se llama

panaché, en otro menestra... nosotros vamos a hacer

unas verduras a nuestro aire.

A lo Torres. Exactamente.

¿Qué vamos a hacer? Pues primero, fijaos:

vamos a utilizar una patata o la fécula de la patata

como espesante natural.

Más natural no puede ser. Vamos a ponerle

a esta verdura setas, le pondremos lo que haya

de temporada... Nos ha llegado un boletus

que es duro, que es terso, que es...

Vamos, fijaos, es que bota.

Parece una pelota. Eso es cuando está fuerte,

cuando está ese aroma a tierra tan especial.

Tenemos también aquí

otro tipo de setas. Tenemos zanahoria, brócoli,

coliflor, espárrago, calabacín...

Depende de lo que tenga el mercado

y de lo que le gusta a cada uno.

Eso es importante también. Yo voy a ir preparando

las verduras, ¿no? Bueno, espera un momento

porque esto es muy rápido y es importante que se vea.

Que la gente lo vea bien.

Yo hago la patata... Muchas veces os decimos

que hay que cocerla con la piel. Ahora no.

Para nada. ¿Por qué? Porque lo que nos interesa es

que nos suelte el almidón la patata.

Entonces la corto muy pequeña para no perder tiempo

que luego se cocinará mucho más rápido.

Exactamente. Por tema de tiempo. Más rápido.

Y luego es una receta de aprovechamiento total.

Y ahora veréis por qué.

Primero, para que sigamos los pasos, pongo esta patata

aquí en una olla pequeña.

Y luego lo que tengo aquí, que os lo vamos a mostrar

a medida que lo vayamos haciendo, es el caldo

de los restos de la verdura que vamos a ir haciendo

porque siempre se tienen que tornear un poco,

que dar forma... Bueno, cada verdura,

los troncos de la verdura... todo eso está aquí.

Entonces, todo esto es lo que vamos a utilizar

para cocer esta patata.

Vamos a poner bastante. Y esto nos va a espesar,

nos va a dar un caldo de verdura

de momento muy sano, muy natural

este caldo de verduras, esta nage de verduras que llamamos nosotros.

Y vamos a cocinarla, le voy a poner un poco de sal.

Y lo tapo... y que cocina. Caldo de verduras

que hemos reaprovechado de la verdura con patata

cortada muy fina. Vamos bien, ¿no?

¿Bien? Vamos a ir cortando

lo que son todas las verduras y yo creo que alguien

nos puede ayudar. Ahí tenemos a Abel.

Bienvenido. Muy buenas.

¿Se te da bien la cocina? Bueno...

¿Sí? Más o menos.

Ven. O sea, que no cocinas mucho, ¿no?

No cocino nada. Se nota, ¿no? ¿Nada?

Bien, oye. Pues nada, te vamos a hacer un curso...

¿Y quién te cocina? Mi madre. Más buena ella...

Ah... Vale, vale, vale. Qué bien, ¿no?

De maravilla. Me hace unas comidas más buenas...

Yo no. Y mira que me dice: "Cocina, que luego

te tienes que independizar". Y yo no hago nada.

Algún día te va a tocar, eh. Sí, sí.

Usaré "tuppers" de mi madre. ¿Verdura comes? ¿Te gusta?

Sí, me encanta. La verdura, sí. Venga, bien. Vale.

Bueno, vas a ayudarnos a cortar un superalimento. Mira.

Vale. Es el brócoli. ¿Te gusta?

Me encanta. Yo me lo como al vapor.

Muy bien. De una manera muy sana.

Y lo que vamos a hacer es lo que nosotros decimos

que son arbolitos. Con un cuchillo vas haciendo

lo que son... vamos a darle personalidad a cada verdura.

¿Tiene esta forma el brócoli? Pues así lo cortamos.

Y no cuesta nada porque luego, con el tallo,

con lo que nos sobra hacemos el caldo de verdura

y lo vamos a cocinar poquito para que conserven

todas las vitaminas. Vale. Me voy a lavar las manos.

Vale, sí señor. Muy bien, muy bien.

Dale este cuchillo que corta menos.

Ay, este está más domado ya...

Vale. Y luego tenemos lo que decíamos:

el espárrago, el boletus, aquí tenemos zanahoria...

Aquí tenemos un artilugio que hemos encontrado,

que nos ha hecho mucha gracia y hemos dicho:

"Vamos a enseñarlo".

Es un sacapuntas y nada...

¿Con este cuchillo? Exactamente.

Fijaos, es la primera vez que lo utilizo

y va muy bien. Es para darle otra forma.

Exacto. Que veas que te queda... ese es el tema.

Y bueno, que nos ha hecho gracia

y por eso lo hemos traído. Fijaos qué divertido.

Es diferente.

Bueno.

Vamos a cortar las verduras. Yo voy a ir haciendo...

Cuchara "parisién", ya la conocéis.

Voy a ir haciendo el calabacín. Vale.

Unas bolas de calabacín. Explica: amarillo y verde.

Calabacín amarillo y verde. ¿Está bien?

Muy bien.

Aquí, ya decimos, cada verdura

cortarla de una manera.

Y todos los restos, que son con los que Sergio

ha mojado la patata, lo guardamos.

Bien. ¿Cómo vamos, Abel? No sé si la estoy liando.

No, vas bien. ¿Voy bien?

Pero ahora, mira, ya está. Ahora un poco de coliflor.

Vale. Espera que acabo esta. Vale.

Coliflor. ¿Qué me cuentas de ella?

Que también me las como al vapor.

Muy bien. Y que están muy buenas.

Ya está. Es poco calórica y contiene

mucha vitamina C, o sea, es una de las verduras

también buenas de comer.

O sea que va genial para la dieta.

Sí. De maravilla.

¿Y deporte haces o no? Mucho. Cada día deporte.

Eso está bien. Es sanísimo.

Vale. La cebolla tierna. Todo el verde que sobra

también, aprovechar.

Todo lo que nos vaya sobrando, todas esas puntas,

son los que después utilizamos para hacer el caldo.

El caldo de verduras. Vale, ya está. Suficiente.

¿Suficiente? Sí. Y nada...

No te voy a hacer trabajar más porque luego me dirán

que explotamos a los amigos. Yo cocino si queréis, eh.

Tranquilo, ya está bien. De verdad. Gracias, eh.

A vosotros. Muchas gracias.

Gracias. A vosotros. Vale.

Ya tenemos las verduras.

Aquí hay un poco de judía verde también que vamos a ponerle.

Bueno, nosotros vamos a quedarnos aquí preparando...

Terminando de preparar las verduras

mientras se cocina el caldo de verduras con la patata.

Y todavía falta, eh, falta el toque final.

Bueno, aquí ya tenemos las verduras cortadas.

Mirad qué color, qué bonito.

Verduras de temporada. ¿Cómo está la patata?

Vamos a ver. Ahora mismo te digo.

Mira, tenemos el caldo de verdura, la patata...

¡Qué bien huele ya, eh!

Hum... Ya está. ¿Lo oléis?

Bueno, no llega hasta ahí. ¿Lo oléis?

Y es el caldo de verduras y la patata nada más.

Exactamente. Vale.

Sergio, vamos a triturar.

Aquí mismo. Voy a buscar un plato.

Y luego ya vais a ver cómo...

Esto es además un plato muy bonito.

No sería una crema, sería una sopa.

Hacemos una sopa ligera porque aún tiene

que reducir, cocer un poco la verdura, va a coger

más espesor. O sea, ya veis.

Hacemos un caldo de verdura con la patata triturada.

Con la patata... ahí está.

Vale.

¿Tenemos algún vegetariano? Sí, yo.

¿Tú? Bueno, pues a partir de aquí podríamos hacer

dos cosas: o poner aceite de oliva, las verduras

y el caldo... o simplemente las verduras, el caldo

y cocina con un poco de sal y tapadas con pimienta.

O lo que voy a hacer ahora,

que estamos sanos pero...

Algo de chicha le vamos a poner; para vosotros también.

Vamos ahí. Eso es toque Torres.

Yo voy a picar ajo. Y yo voy a picar...

tengo aquí un poquito de grasa de jamón, que siempre la guardamos.

Ya sabéis que nos gusta.

Y si no tenemos, le pedimos a la persona

de los embutidos que nos lo vaya guardando.

Y de verdad, luego, para cocinar le da un toque...

Ese rancio bueno, esa grasa de jamón

si es bueno, es maravillosa. Y nos va a servir de grasa.

Hombre, le da un plus, un toque a las verduras.

Que ya decimos que podría ser completamente natural.

¿Que las queremos naturales? No ponemos grasa.

Exactamente. Pero el ajo también...

Recuerda un poco al refrito de ajo

de la verdura como cuando se hace la menestra de verduras,

se le pone al final un refrito un refrito de ajos. Nosotros vamos

a hacerlo ahora. Le vamos a dar con la grasa de jamón y el ajo

que le va a dar un toque de refrito,

de sofrito más bien.

Pues nos va de lujo. En blanco casi, eh.

O sea, muy poco rehogado para que conserve

la textura y el sabor.

Ya que tenemos este jamón, le vamos a poner

unos daditos al final encima.

Nada, un poquito,

que le va a dar un toque también muy bueno.

Perfecto.

Rehogar. Vamos a poner un poquito más de aceite.

El aceite luego nos va a ayudar a ligar también.

La grasa de jamón también.

Todo esto nos va a ayudar a ligar.

Tienes la verdura ahí, ¿no? Sí.

Bueno, verdura es...

Luego también la que tengáis de temporada.

No hace falta tanta verdura.

Si tenéis menos, también pues menos.

Vale, pues vamos a poner la verdura.

Las setas.

Ya sabéis que a nosotros

nos gusta la verdura bastante al dente.

Nosotros llamamos el dente vegetal.

Primero, porque guarda toda la textura de verdura,

guarda el sabor y mantiene las propiedades, las vitaminas,

que normalmente se eliminan con la ebullición.

Aquí las vamos a conservar más.

Vale, movemos bien para mezclar.

Y fijaros lo que hacemos. No ponemos demasiado caldo.

Hombre, tiene que llevar caldo.

Ahora vamos a tapar. Y yo lo voy a cocer...

Yo más de 4 minutos no le doy.

¿Vamos bien? Bien.

¿Os gusta la verdura más o menos cocida?

Al dente, al dente. Al dente, ¿no?

Muy bien. Sois de los nuestros.

Pues ya lo tenemos, Javier. Pura vida.

Ya está, 4 minutos, no lo hemos puesto más.

El que quiera más espeso el caldo un poco más de patata.

Para nosotros ya está bien.

Perfecto. Está al dente la verdura.

Javier, ven a probarla tú también.

A ver qué te parece. ¿Te gusta la verdura a ti?

Aquí tienes cuchara. Muchísimo.

¿Cuál cojo? ¿La que quiera? La que te guste más.

Venga, por aquí. Un poquito de caldo, eso sí.

Cuidado que quema, eh.

¡Hum, está buenísimo! Al dente.

Increíble, al dente. Venga, fantástico.

Durita. Increíble. Muy bueno.

Pues vamos a emplatar, ¿no? Me voy ya.

Sí, sí. Gracias. Gracias.

Vale, pues bueno... sí, voy a coger un cucharón.

Y fijaos qué rápido, qué fácil,

qué aprovechamiento,

porque hemos aprovechado toda la verdura:

una para hacer el caldo, otra para hacer...

Para hacer el plato en sí.

El ajo también, el sofrito, se nota.

El ajo rehogado le va muy bien con la grasa del jamón.

Y el caldo, eh. Hombre, Javier, por favor.

Espérate, que voy a poner todo el caldo.

Muy bien. No perdemos nada aquí.

Todo. Ahí está.

Terminamos con unos dados de jamón.

Opcional, como decimos siempre. Eso sí.

Y un poquito de aceite de oliva.

Lo tengo aquí. Ah, lo tienes. Venga, ya está. Perfecto.

Vamos a curarnos. Ahí va.

Vamos con este segundo plato. Este es un plato...

Bueno, ya hemos comido verdura de primera.

Pues vamos a hacer un lomo de cerdo de segundo.

Un poco de carne. Y lo vamos a hacer con dos técnicas.

Vamos a hacerlo primero confitado

y después en escabeche.

Además, que nos sale supereconómico.

Porque de aquí podemos hacer muchas otras recetas.

Primero vamos a hacer la base, lo que es el confitado.

Sal-pimienta.

Y ahora lo vamos a dorar.

Vale.

Y hay que decir que este decís:

"Hombre, es que es muy graso el cerdo.

Y puede llegar a ser...".

Esto tiene tanta grasa como un muslo de pollo.

Está demostrado además.

Tiene muy poca. Tiene muy poca grasa el lomo.

Vale, aquí tenemos la grasa de cerdo.

Grasa de cerdo ibérica.

Ah, es ibérica. Es ibérica.

Sabéis que tiene similares propiedades como si fuera

el aceite de oliva la grasa de...

Sí, señor. Sí, pero eso no lo sabías.

Sí que lo sabía.

¿Vosotros lo sabíais o no? No.

¿No? Vale.

Cubrimos con la grasa.

Aquí no hay que tener miedo.

Es confitar. O sea, que hay que poner.

Sí, es una grasa ibérica buena.

Luego la vamos a reutilizar esa grasa, eh. Ya veréis.

Bueno, siempre tapado ahí. Es importante que lo tapemos.

Y ahora lo vamos a poner, una vez esté caliente la grasa,

lo vamos a poner al horno a 160” 40 o 45 minutos.

Bueno, aquí lo tenemos.

Ya han pasado 45 minutos.

Muy bien. Y a ver cómo lo tenemos.

No, confitadísimo. Seguro.

Eso está ya de lujo.

Bueno, estupendo.

Perfecto, eh. Súper.

Ya huele por aquí, ¿no? ¿Os llega o no?

Vale.

Una parte... como no vamos a hacerlo todo,

vamos a conservar una parte de este lomo

para la ocasión que queramos.

Vamos a hacer un método de conservación muy antiguo.

Es verdad. Antiguamente era en las vasijas

de barro donde se conservaba...

Bueno, se hacían las conservas, se cocían las carnes,

se cocinaban las carnes y se conservaban así.

Bueno, todavía se sigue haciendo, eh.

Y, Fran, me has comentado que tú sí lo has visto, ¿no?

Lo has visto hacer.

-Sí, sí, mi abuela preparaba eso en Lima.

La comida siempre te lleva a los recuerdos familiares.

Claro. Y les metía cebolla

y ají amarillo. Huy, qué bueno.

Que es como un pimiento picante, y quedaba muy rico.

De hecho no lo compartía mucho.

Qué bueno, qué bueno. Se lo quedaba para ella.

Lo entiendo. Nosotros aquí muchas veces...

Bueno, tenemos un cuñado que es de Cuenca,

que él nos trae los chorizos

y diferentes embutidos en grasa.

Pero bueno, excepcionales, eh. ¡Buenísimos!

Bueno, tú te acuerdas que nuestra abuela

también lo hacía. También.

Lo ponía en vasijas, la carne confitada,

que eran chorizos, morcillas...

Bueno, método de conservación. Carnes, costilla.

Bueno, ponemos aquí en el recipiente que tengamos.

Por eso, cocina de aprovechamiento.

Y ahora la grasa.

Exactamente. Espera, que tengo un cucharón.

Ahí voy.

Cubrimos bien de grasa y lo tenemos en la nevera

para cuando lo queramos consumir.

Puede aguantar bastante tiempo.

O ya decimos, una vasija bonita de barro.

El recipiente que ya nosotros queramos.

Bueno, esto luego se mantenía antiguamente

en un lugar seco y fresco.

Y ya está, ya tenías aquí la conserva.

Este lomo es grande, eh. Cubrirlo no lo vamos a cubrir.

No. Pero bueno, ya está bien. Suficiente.

Venga, perfecto.

Vale, a la nevera con él, Sergio.

Y ahora con este lomo...

vamos a hacer el siguiente paso.

Vamos a hacer un escabeche. Fijaos el corte...

Que está jugoso, está meloso. ¿Por qué?

Porque la grasa hidrata.

Es una carne que sabéis que tiene muy poca grasa.

Pues la grasa le hidrata, lo deja muy meloso,

la cocción lenta, que hemos hecho en horno a 160”.

Le da una jugosidad, una melosidad tremenda.

La grasa ibérica, Javi. Y grasa ibérica encima.

Me parece importante, que no es una grasa normal.

Es una grasa que los cerdos ha consumido bellota,

han estado criados en montanera durante un tiempo.

Pues es una grasa buena.

Vale, tú vas a ir con las verduras, Sergio.

Vale, yo voy a cortar las verduras en bastones, en cuadrados...

¿Cómo las corto?

Bueno, te lo dejo a tu opción.

A ver, aquí, vosotros. Bastones.

Bastones, venga. Pues bastones.

Yo voy a cortar el lomo. El lomo puede ser

o bien en rodajas o bien en tacos.

Si lo quisiéramos más un escabeche para aperitivos,

en bastones...

Pues lo voy a cortar en dados, fijaos.

Me vienen dados ahora, pues dados.

Es supermeloso, superbuena esta carne.

Y encima lo que decíamos antes, que está muy bien de precio.

Y que es poco grasa también; porque seguimos en la línea.

Hemos hecho unas verduras de primero...

Que, claro, les hemos puesto un poquito de grasa de jamón,

que a nosotros nos gusta.

Y ahora...

son recetas fáciles y sanas,

para animarse ahí a cocinar a tope.

Bueno, con esto ya tenemos.

Y luego ahora lo que le ponemos de verdura es hinojo,

puerro, zanahoria, cebolla y ajo.

Hinojo le va superbién,

el bulbo de hinojo.

Esto fantástico para darle un toque de frescor.

Ya veréis que así, sólo así ya es bueno.

Le ha tocado a la fila de delante.

Pero luego lo probaréis todos, eh.

No, luego tenemos para todos. Pero ya así es buena.

Es una carne que queda muy melosa.

Queda muy...

muy bien.

¿Qué os parece? Buenísima.

¿Sí? Está muy buena, sí.

Es melosa, no es para nada astillosa,

que el lomo, cuando se cocina suele quedar...

Más durito. Sí.

Este es melosito, me gusta. Bueno.

Vale, aquí cortamos un poco

el lomo en los dados que hemos dicho,

que es otra manera también, diferente.

Pero que nos va a quedar muy bien.

Fijaos, además, qué chulos, qué bien queda.

Y esto, bueno, para un bocata,

para un montón de cosas se puede utilizar.

Muy bien, eh, para terminarle ahí un arroz, para una pasta...

Perfecto, ya lo tenemos.

Vale, ahora vamos a ir con el escabeche.

Voy a ponerlo aquí, así ya lo tenemos todo bien ordenado.

Y ya tiene una pinta esto tremendo.

Una limpieza.

Vale, perfecto, pues vamos. Para el escabeche...

Yo ya lo tengo, espera, que tengo el ajo

y te lo voy a dar cortado por la mitad

o quieres dientes de ajo, chafado, machacado.

Yo, cortado en láminas casi.

¿Para un escabeche, sí? Sí.

¿Sí? Sí, porque lo aprovecho.

Ponemos aceite de oliva.

A nosotros nos gusta poner unos granos de pimienta

que le da ese toque alegre,

del mismo molino, sacamos ahí unos granos.

Ahí está.

Cinco, siendo generosos.

Y, ahora... Bueno, las verduras

que vamos a recordar, zanahoria, puerro,

ajo y luego, le hemos puesto, también, el bulbo de hinojo,

que esto, también, es fascinante y es muy bueno para cocinar.

Y si no, tendríamos que... ahora es temporada,

que si vais por ahí por el campo, lo veréis,

esto que es la semilla del hinojo que, también, es muy bueno.

Muy aromático, le da un toque anisado muy bueno.

Bien, rehogamos el ajo, un poquito junto con la pimienta.

A mí me gusta rehogar un poco la pimienta negra

porque saca más su sabor.

¿Lo sabías tú o no?

¿Qué le digo? No lo sabía, no lo sabía,

siempre aprenderás algo con tu hermano.

Bien.

Rehogamos.

Es... ya veréis que es superrápido de hacer.

Veis que he sido un poco generoso con el aceite,

ahora, ponemos las verduras

y vamos a poner... El aceite... lo vas a hacer

con aceite y no con grasa de ibérico.

No, con aceite.

Vale. ¿Qué te parece?

Bueno, que podía ser con la grasa, también, eh.

Sí, pero, ahora, más ligero.

Bueno...

Entonces, unas vueltas,

Sergio, unas hierbas aromáticas vas a poner aquí.

Venga, pues le vamos a poner

un poco de romero y un poco de tomillo.

Y, ahora, le vamos a dar un toque, ¿lleva el escabeche?,

pues, no, pero, como también, le damos el toque Torres,

pues, le vamos a poner un poco de cerveza,

de verdad, que refresca muchísimo y le va muy bien.

Entonces, ponemos...

Y un poquito de laurel. Un poco de cerveza.

Dejamos cocinar, nada, tres, cuatro minutos.

Vale, lo dejamos así cocinar cuatro minutos.

Espérate, Javi, que le damos un toque.

Ah, toque.

Piel de naranja.

Bueno, ¿qué vamos a hacer? Vamos a acompañar

este superlomo de cerdo, que tiene una pinta tremenda,

para desengrasarlo un poco, también, nosotros somos

muy de verde, muy de lechuga, pues lo vamos a acompañar,

tenemos un poco de escarola rizada

que nos encanta la escarola,

nos encanta toda la lechuga, somos muy de verde.

Siempre acompañamos las carnes con, pues, bueno,

con un poco de ensalada, de lechuga, que, la verdad,

es que fascina, le vamos a poner...

Luego, también, le he puesto unos brotes que tenía aquí,

son unos brotes del huerto que son de lo que me han dado,

de amaranto, de mostaza...

¿Alcaparras? Exactamente, le vamos a poner

un poquito de, mira, hojas de...

La alcaparra se lo voy a poner yo al escabeche.

Pues, me parece muy bien o de hojas espinacas,

de rúcula, de lo que encontremos; yo, ahora, lo que tenía, de verdad.

Pero esto nos ayuda muy bien a desengrasar...

Bueno, la ensalada es muy sana y hay que comer.

Yo tengo unos pepinillos aquí; encurtido le va muy bien

porque le da acidez, le vamos a poner un poco

y luego ya... aceite de oliva, sal, pimienta y un toque de vinagre.

¿Qué, Javier? Vale, yo ya lo tengo.

Bueno, te falta acabar el escabeche, ¿no?

Vale, ponemos ahora, el lomo, ya veis que está...

La cerveza ha evaporado.

Ponemos el lomo.

Damos dos vueltas.

Dejamos que el lomo se caliente y que coja ese sabor.

Bueno, y el vinagre, ¿cuándo? Nada, unos minutos.

Cuándo le pones el vinagre.

Ahí, Requena me trae el vinagre ahora.

Yo tengo aquí, eh. ¿Sí?

Sí, bueno tengo de este vinagre. Buenas.

¿Qué tal, Reque, cómo estás? Aquí traigo el vinagre.

Vale. Vinagre de sidra de manzana.

Toma ya, ¿toque Requena es esto? Sí, es una maravilla esto.

Qué bueno. Quema grasas,

es un buen quemagrasas para los que hacen dieta

y, aparte, yo he escuchado, hay un mito por ahí,

que cura el hipo. ¿Ah, sí?

¿El vinagre? El vinagre de manzana cura el hipo.

¿Ah, sí? Así que...

Qué bueno es, pues, muchas gracias. Venga, que salga bien la receta.

Vale. Hasta luego.

Vale, aquí tenemos, ahora ya está caliente

y lo que hacemos es que siempre, es un toque nuestro,

que vale mucho la pena

y más cuando es un buen vinagre, como dice Juan,

ponemos un chorrito fuera del fuego ya.

¿Por qué? Porque da aroma, si cocinamos el vinagre...

Tapamos, punto.

Pierde las propiedades organolépticas que tiene,

con el calor y, si lo ponemos, aromatiza y conserva todo el aroma;

o sea, todos los aromas del vinagre

los conservamos aquí. Es bueno... está bien.

No necesita mucha cocción porque sabemos

que ya estaba confitado, que ya estaba bien sabroso.

Y ya está, ya lo tenemos... podemos emplatar.

A la ensalada ya le he puesto, pues eso: sal, pimienta,

aceite de oliva, vinagre... bueno, lo normal, eh.

Una ensalada... mirad qué frescura...

Ya la ensalada, pues, te da muy buena...

Aquí, por un lado esto.

Y tú dirás, Javier. Vale, y yo voy a emplatar aquí.

Lo cogeré con una cuchara. Este escabeche queda muy bien,

es un escabeche que se puede hacer al minuto, como habéis visto.

Y se lo enseñé a Javi,

¿cuándo te lo enseñé, cuánto tiempo hace?

Sí, sí, sí.

¿Veis? La alcaparra también le da muy buen...

Y la naranja le da un aroma increíble;

la verdad es que huele muy bien.

Le da muy buen toque la naranja. ¿Quieres una cuchara más grande?

Los alcaparrones... La tengo, espera.

Vamos a dejar la naranja también. No, ya está bien, Sergio.

Así, es poner así un poquito,

los dados de carne que están superjugosos.

La verdad, es que tiene muy buena pinta, eh.

Sí, y es fácil, muy fácil

Y sano, también. Y económico.

Y también, mira, la lechuga combina muy bien

con el toque de escabeche. Ponemos tres verduras encima.

Ahí está. Sí, y ya está.

Ya lo tienes.

Y un poquito, eso sí, de jugo.

El jugo es la esencia

que nos sueltan las verduras.

Perfecto. Venga, ya está, perfecto.

Lo que sobre: en un tupper también,

en un recipiente y a la nevera.

A disfrutar.

Os hemos dicho que os íbamos a hacer un menú equilibrado

y aquí lo tenéis. Superequilibrado.

Está el lomo, las verduras, la ensalada.

Bueno, hoy sí que teníamos un motivo para cocinar,

para vosotros, para vosotros, hasta el próximo programa.

Adiós. A comer.

Vamos, aquí tenéis... El buen momento.

Exactamente. Adelante.

Un poquito de verdura,

la ensalada... y bueno, el cerdo, también.

En la segunda receta, el escabeche, lo que más

me ha gustado es el toque de naranja porque parece poco

pero se nota un montón cuando lo pruebas.

Las verduras, no veo que os lancéis ahí mucho.

Ahí, que las verduras son buenas, hay que comer verdura.

Lo que más me ha gustado de las verduras

ha sido el punto al dente que, pese a estar cocidas,

la textura era crujiente,

se notaba el punto de la verdura, muy interesante.

Siempre tira más la carne.

Bueno, porque es un plato que he hecho yo, claro.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Un menú equilibrado

Torres en la cocina - Un menú equilibrado

10 oct 2016

Hoy Javier y Sergio preparan un panaché (o menestra) de verduras con mucho sabor y un lomo de cerdo que van a confitar y después acompañar de un escabeche.

ver más sobre "Torres en la cocina - Un menú equilibrado" ver menos sobre "Torres en la cocina - Un menú equilibrado"

Los últimos 1.458 programas de Torres en la cocina

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos