www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4378997
Para todos los públicos Torres en la cocina - Canelones de la abuela. Estrella de hojaldre - ver ahora
Transcripción completa

(Sintonía)

(Aplausos)

Felices fiestas, bienvenidos a "Torres en la cocina",

programazo tenemos hoy de Navidad, ha venido India,

gracias por venir, es un placer, es un honor.

Un placer el mío. Lo estás petando,

sabemos que lo estás petando por ahí.

Ahí vamos, la verdad que muy contenta con la gira,

con el disco y con todo.

Bueno, yo he escuchado el último y se me pone la piel de gallina,

es buenísimo y hoy compartiremos cocina y música,

música de la buena.

Vamos a hacer unos canelones recordáis que hicimos ya

unos canelones de nuestra abuela Catalina que eran

los que nos hacía nuestra abuela,

pero hoy los vamos a hacer un poquito tuneados

para que podáis disfrutar más de las Navidades.

¿Qué recuerdos tienes de la Navidad?

Fíjate que el nombre de Catalina

que también se llamaba mi abuela así.

Toma ya. No me digas.

Esa receta la haré mía también y me acordaré de mi abuela.

Perfecto, empezamos haciendo los canelones,

te doy zanahorias, las pelas, ahora te doy un pelador.

Dime qué tengo que ir haciendo. Vale.

Yo te doy esto y ahora te doy un pelador

que, por cierto, ¿cómo se te da la cocina?

Hombre, mira, yo qué te voy a decir, muy mal no.

No, yo tengo entendido que mal no se te da.

Lo que pasa es que no le dedico mucho tiempo

porque paso poquito en casa, la verdad.

Bueno, estás siempre por ahí de bolo.

Ahora vienes de... Vengo de Argentina y de Méjico.

Imagínate.

Me ha gustado mucho y tengo muchas ganas de volver

y seguir abriendo mercado y camino por allí.

Es muy bonito llevarse la música de uno a otros países.

Y tanto que sí. Muy bonito.

Unes culturas, países... Y viajar y aprovechar

que en tu profesión y en la nuestra también

hemos podido viajar mucho gracias al trabajo

y eso es fantástico.

Vamos a empezar, te voy a explicar

para que lo hagas luego en casa, India, vamos a coger,

tengo un pollo de corral que es un buen pollo,

tenemos el lomo de cerdo,

tenemos papada, tenemos un poquito de foie gras

que le pondremos también, cebolla y zanahoria

que Javier va a ir picando también con India.

Y luego, vamos a ir dorando primero las carnes,

ya veréis, recetón, este lo hacía nuestra abuela,

fíjate que nos hemos traído de casa

la picadora de carne con la cual hacía los canelones

nuestra abuela y hemos dicho:

"Los vamos a hacer como tiene que ser."

Estamos días de fiesta, días navideños,

pues vamos a meterle caña.

Es un plato magistral que, realmente, te transporta

y que es buenísimo, es muy agradecido

porque tiene mucho toque, tiene truco, evidentemente,

y además qué lujo hoy cocinar con India

que luego nos cantarás algo, ¿no?

Hombre, sí, en la cocina yo canto además.

¿Sí? Sí, sí.

Conocemos a un buen paisano tuyo con el que compartimos

algunas veladas increíbles. Únicas.

Sí, que es Vicente Amigo, Vicente, colega.

Fuerte abrazo. Un abrazo.

Vicente, qué máquina, un genio.

Vicente... una a dos, India y Vicente

tenéis que hacer algo junto seguro.

Desde aquí la invitación, eh, paisano.

¿Lo corto así? Exactamente.

Bueno, lo que hacemos es primero cortar así.

Ah, vale. ¿Sabes qué pasa?

Que así lo que tiene es que se aguanta

y tienes menos riesgo de cortarte.

Vale. Primero, qué tenemos que hacer

para hacer esta... relleno, este superrelleno.

Nosotros hacemos, si te das cuenta,

nunca ponemos la carne picada, ponemos la carne en trozos,

a tacos, porque así nos conserva todo el jugo, todo el agua,

o sea, todo el sabor dentro de la carne.

Lo que vamos a hacer es dorar bien la carne,

cocinarla y después picarla.

Y te queda mucho más jugosa, no tiene nada que ver.

Yo porque tengo poquito tiempo, pero cuando me pongo,

me gusta esmerarme, eh.

Yo te he visto un salmorejo por las redes.

Buah. Que está muy bien decorado,

o sea, apunta maneras. ¿Lo has visto, no?

Lo he visto, sí. Y yo he visto algo de un roscón.

Es que... Un roscón de reyes.

Eso es que le gusta comérselo. Mira, me encantaría

alguna vez hacerlo, la familia de mi chico

son pasteleros, tienen un obrador

y lo hacían increíble, pero a mí me gustaría,

por qué no, aprender a hacerlo.

Igual que aprendí a hacer salmorejo o aliñar

y coger las aceitunas como hace mi abuela en mi casa,

el roscón de reyes me encantaría hacerlo.

Te daremos una receta. Te daremos, no, entra en la web,

entrad en la web y tenéis una receta

del roscón que ya lo hicimos una vez.

Quédate con un plato, qué plato te quedas,

qué ingrediente o plato te gusta más, India.

El plato... ¿en mi casa? Es una pregunta genérica

y difícil porque si me lo preguntas,

no sabría responder porque me gusta todo.

A ver... A lo mejor hay algo que...

El que más es el salmorejo y el gazpacho igual.

En mi casa no puede faltar ninguno de los dos.

Es sano, fresco. Pero después, por ejemplo,

me quedo con un plato que hace mi madre

que son unas albóndigas en caldo buenísimas.

¿Como en sopa? Como en sopa,

así como un poquito amarillito.

Sí. Es como si fuera un cocido,

cordobés, en este caso,

con el caldo blanquito, pero lleva las albóndigas dentro

y la carne, las patatas, zanahorias, algunas verduras más

y, bueno, me vuelve loca.

Qué buena es esa cocina. Pongo las verduras,

hemos marcado las carnes, ya lo veis, las sellamos.

Fuego fuerte, bien sellada, bien marcada, un poco de romero

y tomillo le pondremos también, Javier.

Romero y tomillo, romillo.

Y ahora rehogamos bien la cebolla, la zanahoria y seguimos,

ya veréis que es muy fácil de hacer.

Si no tenéis una picadora como esta

también lo que se puede utilizar, pues es el vaso del robot

que siempre utilizamos, también se podría utilizar.

¿De quién has aprendido a cocinar más de tu madre?

Más de mi madre. De tu madre.

Sí, alguna receta que otra le he pedido también a mis abuelas

de vez en cuando, pero tiro mucho de mi madre.

De las cosas que se han comido en casa, además hay muy variado,

o sea, son muy de ensaladas, de los picadillos,

el gazpacho, por ejemplo. Los guisos.

Los guisos, importantísimo. ¿Te gusta el jamón?

Me encanta el jamón, claro.

Se va rehogando la cebolla aquí con la zanahoria

y las hierbas, cántanos algo.

Venga, va. Que estamos en Navidad.

Venga, va. Pues un villancico.

Venga, va. ¿Qué hacemos, palmas, nos movemos?

Este es más tranquilito, mira, dice.

(CANTA) Los caminos se hicieron

con agua,

viento y frío.

Caminaba un anciano

muy triste afligido a la gloria.

A su bendita 'mare' Victoria.

Gloria al recién 'nacío'.

Gloria.

Joder, Dios mío. Bravo.

(Aplausos)

Dios mío, qué arte, Dios mío.

Hay que ir practicando. Qué envidia, Dios mío.

Qué emoción, Dios mío.

Qué voz. Qué bonito y además,

llevo tiempo sin cantar con la familia porque estoy

todo el año cantando y, a veces, me quiero desconectar

un poco, pero este año cantaré villancicos.

Claro que sí, creo que hay dos cosas...

Nosotros cantamos, pero de otra manera.

Pero con la botella de anís y rin, rin, bueno,

gritamos más que cantamos.

Podéis ensayar con la pandereta.

Bueno, Sergio, deja de hablar y cocina.

Venga, vamos a poner ahora, veis, ya tengo aquí

la cebolla, la zanahoria pochada, vamos a poner las carnes.

Ahora sí ponemos las carnes.

Ahí lo tenemos.

Y ahora vamos a cocinar esto con el caldo,

voy a poner caldo de ave o el que quiera dice:

"Oye, caldo de ave ponemos nosotros".

O agua, pero caldo de ave es más potente y más sabroso.

Y son días que hay que poner.

¿Cómo se ha hecho la carne?

La carne la hemos dorado, la hemos quitado,

hemos cocinado la cebolla y la zanahoria

y después hemos vuelto a poner la carne,

la marcamos porque da más sabor.

Y ahora se termina de hacer. Ahora, cocinar bien.

Ahora cocinar, lo tapamos, lo cocinamos y a la vuelta

ya le pondremos, ya veréis, tengo el pan el leche,

bueno, en crema de leche lo he puesto

para que sea todavía más cremoso y lo que sí le vamos a poner

ahora es el foie gras para que vaya soltando toda la...

Que eso le dará mucho sabor. Un trozo de foie gras

que le ponía nuestra abuela también, pues se lo ponemos aquí.

Y el secreto en este plato es la pasta

que no es pasta y que después veremos.

Han pasado 90 minutos

ya tenemos el guiso a punto.

Y, bueno...

(CANTA) 90 minutos no puede durar el amor.

Pídeme más.

Adelante. ¿Pruebo?

Qué bonito, qué bonito.

Tiene que durar mucho más. Guau.

Está bueno, eh. Buenísimo.

Y de momento todavía le falta.

Me recuerda al caldo ese de las albóndigas.

Ah, mira, ¿ves? Lleva hueso.

Lleva chicha y lo único que lleva es el hueso del pollo

porque como le da tanto sabor.

Claro, eso es lo que recuerda. Vas a picar la carne.

Oye, nos dijeron que ganaste un concurso de televisión

muy pequeña, que eras... Jovencita, con 12 años, ¿no?

Estuve en "Veo, veo", lo presentaba Teresa Rabal.

Ostras, "Veo, veo" Sí, sí.

En el año 98.

¿Cómo se llamaba la presentadora? Teresa Rabal.

Teresa Rabal, sí, señor.

Me acuerdo del programa. Era encantadora

con los niños, conmigo en concreto, me dio mucha confianza

porque le cantaba en los cásting, se emocionaba.

Y yo decía, "¿cómo puede ser?" Que yo cantando puedo transmitir

tanto y alguien llore de emoción. Lo haces.

Eso era lo que más me gustaba de eso y lo tenía claro desde niña.

Ahora te va a tocar aquí... Darle a la manivela.

Yo te voy poniendo. Si luego... aquí hay caldo,

si luego hace falta más le pondremos más, iremos midiendo.

Le vas dando. Esto no lo he hecho nunca.

Esto es... vamos... A ver...

La matanza se hace ahí... Sale, pero...

Además, no falla. Iré apretando. Ahí está.

Pero esto no falla. No, ¿no?

Como se hacía antes, ¿no? Como toda la vida.

Cocina de recuerdo, total. Y, sobre todo, por ahí por el sur,

para hacer los embutidos, los chorizos...

Me trae unos recuerdos. Las morcillas y eso.

Bueno, tienes brazo. Qué bien huele.

Estás en forma.

Echamos salsa y ya está. Sí, ponemos que tenemos más ahí.

Perfecto. Aquí tenemos esta carne.

Le vamos a poner... Aromatizar, aromatizar.

Fíjate qué tenemos. La primera. Anda...

Bueno, las primeras no, ahora están bien.

Esta es para...

La vamos a utilizar durante todas las Navidades.

Hemos comprado una trufa, que bueno, tampoco ha costado cara

y le vamos a sacar mucho partido, porque vais a ver

cuántas recetas vamos a hacer solo con esa.

Y la piel la vamos a picar para poner dentro.

Parte de la piel, no toda, un poquito, con un poco está.

Y la parte de dentro la guardamos para otras elaboraciones.

Yo voy a poner un toque de coñac, armañac o brandy, lo que queráis,

pero ahora en crudo. Un poquito, ¿eh?

Ya está, un poco solo. La trufa es opcional.

Pero que se puede comprar una y le podemos sacar mucho partido.

Y, luego, que ya lo hemos enseñado en el programa,

si la guardas junto con arroz o con huevos absorbe todo el aroma

y luego puedes hacer un risotto de trufa

o los huevos impregnados con la trufa.

Vale, lo voy a meter en la nevera y vamos...

Vamos con la salsa. Vamos con la bechamel.

Vamos a hacer una bechamel rica en jamón.

Y dices: "oh". Vale, pues es muy fácil porque ponemos leche

a calentar.

Crema de leche. Sabéis que lo hacemos

para que quede más cremosa la bechamel.

Le ponemos un toque de crema. Con la crema, ¿no?

Y ponemos... Un hueso de jamón.

¿Uno o dos? Uno, que este tiene chicha.

O dos, los que quieras.

¿Te puedes creer que nunca he hecho una bechamel?

¿Nunca? Hoy vas a hacer la primera. Nunca.

¿Yo, en serio? Para la bechamel:

Mantequilla, que la vas a poner aquí dentro.

Dale las cantidades de... La echamos ¿ya?

Sí, sí. Con algo...

Toma.

No estoy acostumbrada a cocinar y tendré malos hábitos.

Nada, tú tranquila, si, al final, la cocina...

No sé utilizar los utensilios.

Libre, como harías en tu casa. Vale.

Y no hay que tener... Sí, aquí no hay...

En cuanto se derrita un poco pones la harina.

Que es mantequilla y harina. Nosotros, siempre ponemos,

siempre un poco más de mantequilla que de harina en la proporción.

Si por un litro son 80 de harina... Creo que está bien.

Cien de mantequilla. Ve removiendo.

Hay que ir moviendo para cocinar la harina,

porque si no, luego sabe a cruda. Sabría a cruda.

Hay que cocinarla un poco, sin que coja color, pero un poco.

Ahí está, perfecto. ¿Bien?

Sí, fantástico.

Ahora vamos a poner esa infusión aquí dentro.

La vamos a colar.

Estaría bien un poco más de tiempo, pero bueno...

Coged el concepto, coged la idea.

Que ya huele, ya huele... Mira. Huele a... que huele a jamón.

Verdad. Si lo dejas más tiempo, mejor.

La infusión sería más potente. Vale.

Dame el bol. Uno aquí...

Con una varilla lo vas batiendo bien para que no se pegue

y para quitar los grumos.

India, ¿por qué te llaman India? ¿Por qué te llamas India?

Me lo puso mi primer mánager a los 17 años cuando firmé

mi primer contrato discográfico. Ah, ¿sí?

Mi nombre, hasta entonces, era La niña del puerto

de Roquetas de Mar y decía que era, quizá, demasiado flamenco,

ya no de esta época. Pero me lo puso la gente,

porque yo iba por el puerto de Roquetas cantando con mi perro,

mi pastor alemán, y la misma gente me llamaban La niña,

"esa niña que canta en el puerto".

Y, al final, mi nombre es Jennifer Jéssica,

muy poco flamenco. La verdad. Parece americano.

Llegó una época que en los carteles ponía

Jennifer Jéssica Martínez Fernández La niña del puerto,

todo el cartel para mí.

Entonces me dijo "tú necesitas un nombre que te haga justicia,

que te identifiques con él. Más corto.

Oye, qué bueno, qué buena textura va cogiendo esto.

Sí, ahora espesa y le vamos a poner nuez moscada,

que tengo aquí. Y desde entonces me llamo India.

Y me encanta. Es bonito, acertado.

Nuez moscada, que es este tipo de nuez que le da un aroma fantástico.

Esto le va muy bien a la bechamel.

Y si la rallas en el momento tiene más...

Sabor, imagino. Hay que probar de sal.

Guau. Tiene unos toques...

Sal, pimienta. Le falta sal.

Hay que ir con cuidado por el jamón,

el jamón es salado y antes hay que probar.

Después, como siempre, ponéis la sal.

Bueno, la bechamel ya la tenemos.

Ya la tienes. Ya está. ¿Ya está así?

Ya las hecho tú. Qué bien.

Vamos ahora con los canelones.

Vamos con los canelones, vamos a hacer unos canelones...

Enriquecidos.

Es el toque Torres. Toque Torres.

¿Qué tenemos como pasta? El jamón.

Exactamente, Sergio, pero dale un poco de emoción.

(GRITANDO) El jamón... el jamón.

O sea, va a ser el...

Vamos a darle aquí un toque que ahora veréis.

En vez de usar pasta normal, normalmente, se usa pasta,

pues hacemos con la loncha de jamón, en este caso.

¿Qué os parecen con jamón?

Queda buenísimo. Con la pasta de jamón.

Novedoso. Diferente, ¿no?

Hombre, mejor, queda espectacular. Fijaos lo que vamos a hacer,

hemos cogido un jamón, cada uno el que quiera,

hemos cogido un serrano.

Hemos decidido, hemos dicho "vamos a coger uno..."

Bueno, pues... Que nos dé para envolver

y que, también, nos aporte sabor.

¿Dónde está la carne? Vale, ponemos dos. En la nevera.

Vamos allá. Esto será la pasta del canelón.

Podemos hacer así si lo queremos largo o así si lo queremos ancho.

Yo, en mi casa, por ejemplo, hay veces, bueno...

Del buen jamón no se le debe quitar la grasa.

Del buen jamón no. Porque es buena. Es buena,

pero cuando comemos mucho... ¿Sabes?

O muy seguido, nosotros, en casa, le quitamos la parte más grasa.

Eso sí. Lo vas a enrollar, mira, te explico un poco.

Si es un jamón de bellota, pues... Sería delito.

Claro. Y hacemos así.

Y ya va... Entonces, enrollas.

Traca. Y tenemos un canelón...

Con pasta de jamón.

O sea, es el lujo, del lujo, de lo más.

Bueno, como estamos de fiesta... Nunca lo había visto así.

Ahora la bechamel, vamos a poner una base

en esta bandeja tan bonita que tenemos.

Para poner después el canelón.

Y ahora ya vamos poniendo...

Por cierto, nos ha salido... Hay masa.

Fijaos la diferencia de este. Espérate, calla, calla.

Que me lo vas a romper.

Fijaos la diferencia de este a este.

Porque lo habéis rellenado más y me lo habéis estropeado.

Mirad... Bueno, tiene su estilo personal...

Claro, claro. Pero no hay color, no hay color.

Ahora verás este, no sabía cuánto lo habíais rellenado.

Ya ves cómo es, India, todo el día igual.

Vamos a poner la otra parte de la bechamel.

Estos son un espectáculo de canelones.

Alguna persona pensará "ostras, puede quedar fuerte..."

No, no, no, queda sabor, puro sabor, potencia... Buenísimo.

Vale, dale a India para que vaya haciendo el queso,

para que ralle. A ver con qué rallamos.

Que no tengo aquí... ¡Aquí! Ponemos la bechamel.

Toma, te doy el queso y tú... Cuidado con esto que...

Vale. Que no te pilles el dedo.

Rállalo aquí si quieres. Sí.

Lo rallas aquí, ahí te lo dejo.

Vamos a gratinar. ¿Aquí?

Exacto. Un canelón tiene que estar gratinado.

A nosotros nos gusta con mucho queso y bien gratinado.

Con esta masa de canelón tenéis, vamos...

La fiesta asegurada, os lo digo yo.

Con garantía Torres.

Creo que ya está. Sí.

Súper. Ya tengo el gratinador puesto.

Ya decimos, bien de queso, un buen parmesano

o un manchego, podría ser.

Me lo llevo al horno o llévalo. A gratinar.

A gratinar. No, no, qué bien. Además, cantas superbién.

Yo te digo que... Utilizaba la música como...

Como una manera de comunicarme.

¿Sabes? Claro.

Era muy tímida y no hablaba así mucho, pero cantaba.

Cantar no me daba vergüenza. Fíjate.

En cualquier lado, en cualquier sito me ponía a cantar.

En el supermercado, con mi madre comprando,

de repente, me despistaba y estaba yo cantándole

a las cajeras allí. #Soy minero.#

#Y temple mi corazón con pico y barrena.#

Por ejemplo, cantaba las cositas de Antonio Molina, de Valderrama.

Es verdad. Esa era de Antonio Molina.

¿Tienes una canción preferida? ¿O es muy difícil?

Es complicado. Sí. Quizás, mira, hay una canción

que me ha marcado mucho en mi carrera,

que es "Vencer al amor", que fue la canción

que me hizo llegar a mucho más público.

¿Y qué canción es? ¡Dios mío!

¿Qué canción es? "Vencer al amor", era...

#Y volar y acariciar el cielo con mis manos.#

#Y olvidar mi dolor.#

#Inventar horizontes nuevos.#

#Y cantar

#hasta romper mi voz gritando.#

#Y vencer al amor.#

#Y vencer al amor.#

Esa. Se nos van a quemar los canelones.

(Aplausos) Mira, India.

Esto... Mira qué espectáculo.

¡Hala! ¡Qué pinta! ¡Oh, oh!

Y vamos a poner un poquito... un poquito de trufa.

Un poquito de alegría. Que ya decimos.

Lo pongo con este. Poquito, que te tiene que durar

toda la Navidad. No sé cómo va a ir el tema.

Vale. Ahí, un poquito, que aromatiza. No hay que abusar.

Para, para, que no nos llega. Vale.

Venga, fantástico. Vaya canelones.

Ahora vamos a por el árbol de Navidad.

Exactamente. Bueno, supercanelones.

Vamos con el postre, Javier, India.

Vamos a hacer un árbol de Navidad brutal.

¿Qué tal se te dan los postres? Fatal.

¿Sí? Te voy a enseñar uno

muy fácil y sorprendente. Venga.

Vamos a hacer un árbol de Navidad. ¿Aquí qué tenemos?

Es una crema de avellana. Un praliné de avellana.

Esto se hace con avellanas muy trituradas

hasta conseguir esta pasta.

Luego, hay la de toda la vida, que está muy buena.

Avellanas tostadas. Y después tenemos una...

Una crema de cacao de toda la vida. Crema de chocolate.

Entonces, vamos a juntarlas. Exactamente.

Tan fácil como eso.

Y ahora, estiramos una placa de hojaldre,

que lo hemos comprado, que, hoy en día, se encuentra

hojaldre muy bueno.

Hacemos lo que nosotros decimos, un praliné.

Un praliné de avellana, que es cacao,

la crema de cacao con la pasta de avellana tostada.

Cogemos la masa.

Y ponemos en una placa de horno.

Ahí está. Soy más de salado,

pero cuando veo un buen postre con el chocolate

y hojaldre, vamos, me vuelvo loca.

Yo creo que aquí no nos podemos resistir nadie.

¿Ya empezamos? Es que esto es inevitable.

Yo es que hacía mucho tiempo que no lo probaba

y lo he probado y digo: ¡Madre mía, qué recuerdos!

Esto, para hacer con niños, es muy divertido.

Y lo que hacemos ahora, Sergio... Vas a hacer una capa.

Venga. Vamos a hacerlo. No te pases, pero pon.

Qué bueno. Sí, sí, sí, sí.

Échale ahí bastante.

No. Yo le pongo aquí. Yo siempre me paso con esto.

Y ahora lo estiramos bien.

Toma. Tú también. Estirando ahí.

Hombre, no...

Pon, pero no te pases.

Oye, y lo que más me sorprende, es que has grabado canciones

en un montón de idiomas, ¿no? Sí. Me gustan mucho los idiomas.

En Almería, cuando era chiquitita, en el colegio, el instituto,

tú sabes que en Almería hay mucha cultura.

Sí. De muchos sitios:

de Rumanía, Nigeria, Marruecos.

Entonces, a mí me llamaba mucho la atención eso de los idiomas

y, a través de mis amigos, me aprendía canciones en árabe.

¡Jolín! En hindú, rumano... De todo.

Incluso, ahora me he atrevido a cantar en catalán.

También, eh. ¡Toma ya!

Ahora tenemos la otra placa de hojaldre.

Y ahora nos explicarás bien la gira que tienes

por aquí por España, porque tiene una supergira.

Y yo no me lo pierdo. Yo también. Yo quiero ir.

Llevamos casi un año haciendo conciertos.

Estamos ya cerca de los 60 conciertos.

¡Jolín! Pero antes de acabar la gira,

nos quedan algunas ciudades, como en Oviedo.

Oviedo. Qué bonito Oviedo.

Bueno, tapo, eh. Esto no tiene secreto.

La capa. Ponemos la otra capa encima.

Y apretamos bien. Y ahora, vamos a hacer el árbol.

El árbol es tan fácil como cortar aquí una punta.

Bueno, es aprovechar ya el...

Exacto. Es muy fácil, eh.

Esto lo vamos a aprovechar y me vas a hacer, Sergio,

o me vais a hacer una estrella.

Una estrella, que tenía por aquí... Esta.

Después, cortamos la otra punta.

Me encantan los dibujitos.

¿Se queda ya así? Sí. Ahora ya lo sacamos.

Ahora, cortamos aquí.

Es muy divertido de hacer. Uno aquí arriba,

en el árbol de Navidad. Ponlo tú misma ahí.

Y ahora hacemos aquí el tronco.

Sí. Aunque tape un poco más. Ah, vale.

Espérate, que yo... Aquí. Que no se salga.

Veis que no vamos a tardar nada en hacerlo,

porque es superfácil.

Y ahora lo que hacemos... Que tú lo vas a enrollar.

Ahora lo que hacemos, es cortar como si fueran las ramas.

Sergio, y tú batirás el huevo.

Eso del dibujo ha sido otros de los secretos

de este año también del disco.

He compartido con la gente que me gusta mucho dibujar.

¿Sí? Qué bien. A mí me encanta también.

Javier también dibuja. Sí. Me gusta.

Yo no tengo ese don. Se libera, ¿verdad?

Sí, sí. A mí me gusta mucho.

Me gusta hacer retratos realistas.

He dibujado a mi perro, por ejemplo.

Cosas simbólicas que para mí significan algo.

Eso es arte. A través del dibujo,

pues uno se expresa. Se expresa también.

Espera. Ahora está el toque, que eso lo vas a hacer tú.

Coges y lo que vas a hacer, es girar.

¡Ay, qué bonito! Y poner así.

Tú vas girando por ahí y yo por aquí.

Y danos las fechas de tu gira, porque yo no me lo pierdo ni loco.

En diciembre tenemos algunos de 22, 23.

El 26 y 27, por ejemplo. Estoy toda la Navidad cantando.

Pero las fechas ya definitivas,

las últimas de la gira, son el 10 de febrero

en el Palacio de Deportes de Madrid.

En Madrid, ya ves. Y el 17 en el Palau San Jordi.

Qué bien. Y estoy muy contenta

porque son recintos que ya acabamos a lo grande,

soltando ahí toda la tralla ya.

Imagínate. Y muy feliz.

Bueno, pena porque acaba la gira,

pero feliz porque acabamos a lo grande.

Casi todas las entradas vendidas.

En los recintos grandes todavía nos queda.

Pero es verdad que estamos agotando casi todos los recintos.

"Sold out". Muy contenta. Muy agradecida a la gente,

que gaste su dinero, que utilice su tiempo

para venir a mis conciertos y lo comparta conmigo.

Cómo no, con esa voz y ese sentimiento.

Es lo menos que podemos hacer. Bueno, vaya árbol, eh.

Está chulísimo y es muy fácil de hacer.

Les va a encantar a mis sobrinos.

Para hacer con niños, en familia, postre superrápido.

Compráis el hojaldre, tenéis la crema,

que se puede comprar. Tú ahora,

¿te atreves a hacerlo sola, si tienes que hacerlo

para tus sobrinos? Sí. Se me ha quedado. Es fácil.

Es muy fácil. Ahora hay que poner el horno

bastante fuerte. Lo vamos a poner a 200 grados.

Ya está puesto, Javier. Ya lo he puesto yo.

200 grados, pues 15-20 minutos. Tiene que estar bastante fuerte.

Y ahí ya veréis el resultado.

Vamos allá. Venga, ahí está.

Perfecto. Qué bonito. Ha quedado bien.

Sí. Qué chulo. Árbol de Navidad. Guapísimo, eh.

Ahí va. Ahora volvemos.

Ya lo tenemos. Fijaos qué resultado y qué rápido.

Queda precioso, doradito, crujiente. Es una bomba.

Nos decía India que lo hará para los sobrinos porque

le ha parecido superfácil. Les va a encantar.

Y ahora vamos a poner la nieve. La nieve navideña.

Azúcar glass, un poquito.

Y es como si... Ahí está. Perfecto.

Tampoco te pases, Sergio. En las ramas. Solo en las ramas.

Y qué fácil de hacer. Superfácil.

Bueno, nos vamos a arrancar ahí a cantar un villancico.

Dale una pandereta. Yo tengo otra cosa preparada aquí.

Hay que estar preparado ya. Vamos allá.

Tú marcas. Primero, que empiece ella

y luego nos arrancamos nosotros. Vale.

Tú nos das el paso para no estropearlo.

Creo que este os lo sabéis.

#La Virgen se está peinando

#entre cortina y cortina.#

#Los cabellos son de oro

#y el peine de plata fina.#

#Pero mira cómo beben los peces en el río.#

#Pero mira cómo beben por ver a Dios nacido.#

#Beben y beben y vuelven a beber,

#los peces en el río por ver a Dios nacer.#

Siempre hay un buen motivo para cocinar. Feliz Navidad.

Os queremos. Chao. Gracias a todos. ¡Adiós!

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Canelones de la abuela. Estrella de hojaldre

Torres en la cocina - Canelones de la abuela. Estrella de hojaldre

18 dic 2017

Hoy India Martínez y Los Torres harán unos canelones rellenos de pollo, pero sin pasta y un árbol de hojaldre relleno de chocolate fácil y delicioso.

ver más sobre "Torres en la cocina - Canelones de la abuela. Estrella de hojaldre" ver menos sobre "Torres en la cocina - Canelones de la abuela. Estrella de hojaldre"
Programas completos (706)

Los últimos 2.307 programas de Torres en la cocina

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios