www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5063198
No recomendado para menores de 7 años Servir y proteger - Capítulo 469 - ver ahora
Transcripción completa

Emilio, ¿por qué estás aquí? ¿De visita?

¡No vendrá a incorporarse ya!

No, oficialmente mañana.

¿Mañana? Es demasiado pronto.

¿No deberías reposar un poco más?

¿Para estar sin hacer nada con lo que me necesitáis?

No creo que esté tan bien como aparenta.

¿Cómo va a estar bien?

Acaba de morir su esposa.

Voy a salir de todo esto.

Parece que soy el único en el mundo

que confía en conseguirlo.

¡Vaya! ¿No te queda tortilla ni nada?

Pues...

Es que son las 0:00, cerré hace una hora.

-¡Comisario!

¿Se encuentra bien?

Dejadme en paz.

¿Le has dicho lo del diagnóstico de Leo?

No, no le he comentado nada todavía y no lo haré de momento.

¿Eso por qué?

Solo son unas pequeñas rojeces en la piel.

En principio el médico no le ha dado importancia.

Desaparecerá enseguida.

Como te vuelva a ver no me acercaré a hablar.

Y de los Soler el malo soy yo.,

(Disparo)

-¿Por casualidad no has visto a un tipo

de unos 40-40 y pico años, pelo rizado, bigote...?

Marcos Carvajal. -Por aquí pasa mucha gente.

El Servicio de Control de Juegos de Azar

avisa de un repunte de partidas ilegales de póquer

en el barrio, investigadlo.

Ha llegado a mis oídos

que el agente Ríos es un experto jugador de póquer.

Espero que sus habilidades sean útiles

en este caso en algún momento.

Marcos Carvajal, separado y sin hijos.

Un familiar denunció su desaparición

porque no asistió al bautizo de su ahijado.

Jugador empedernido de póquer.

Juraría que me crucé con él en La Parra.

-Hablaba con otro cliente. -¿Con quién? ¿Sabes?

-El chaval del Moon Light.

-Ricky Soler. -¡Ricky!

-Ayer uno preguntó por él. -¿Quién preguntó por Carvajal?

-Ni idea, no me dijo su nombre.

-¿Ricky está en el local?

-Me ha mandado un mensaje, está en el taller de Álvaro.

-Carvajal solía ir por el pub y nos pidió pasta.

-¿Se la prestasteis?

-No, no somos un banco.

-No pregunto por Carvajal, sino por el preguntó por él.

¿Es este hombre?

Hay un pavo montando timbas ilegales de póquer.

Se llama Isaías Montero.

He ido al Moon Light, pregunté a Sara y me ha confirmado

que el preguntó por Carvajal fue Montero.

-¿Te han preguntado algo más? -Silvia ha preguntado por Ricky.

-Necesitamos unir todas las piezas del puzle

sin dejar sospechas sobre nosotros.

-No será fácil, Silvia es lista.

-Conozco a la persona adecuada que nos puede ayudar en esto.

Averigua todo lo que puedas sobre el dueño de este teléfono.

Sin dejar rastro, claro. -Podré hacerlo.

Pero lo tendrás que pagar.

Llevaré un arma oculta, podré despistarlo.

(Disparos)

Necesitamos una ambulancia, hay un civil herido.

Está en coma, sus posibilidades de recuperación son nulas.

Tengo que llamar a Julio. Debe enterarse por mí.

Estás rayada porque ha vuelto Julio.

-Un poco sí.

-¿Por qué te agobias?

-Queríamos estar juntos, pero no podía ser.

-Hace dos semanas me dieron el alta.

Estaba pensando en venir a Madrid.

-¿En serio? -Sí.

Me hacía ilusión que tú, Alicia, mi padre...

vierais que controlo mejor mi enfermedad.

Aunque esté inmóvil y conectado a un respirador

está peleando duro, como siempre.

-Entre sus papeles personales he descubierto una carta

que es como unas últimas voluntades

y dice que, llegado el caso,

no quiere que se lo mantenga vivo de manera artificial.

-No sé tú, pero yo me niego.

No voy a pedir que lo desconecten de la máquina.

No nos podemos rendir, se tiene que despertar.

(Música emocionante)

A ver, Toni, explícame cómo tu amigo Miki

llegó hasta Montero.

Le fue bastante fácil.

Este mundillo es muy pequeño, se conocen todos.

Aunque Miki ya no juega, tiene sus contactos.

Al tema: ha conseguido que nos veamos las caras Montero y yo.

Eh, no vayas tan rápido.

Ha conseguido quedar con él en La Parra.

¿Cómo quedar? Si le parece bien, inspectora.

Me parece bien que lo localizaras, y te lo dije ayer.

(Música tensa)

Ahora, quedar con Montero cara a cara

es harina de otro costal.

¿Pero por qué no?

Nos puede abrir las puertas de las timbas.

Dicen que pilota que flipas.

Sí, y tenemos que investigarlo

y vigilarlo porque necesitamos información

del entramado y saber dónde son las timbas.

Lo podemos hacer por Montero.

Ya. O podemos ponerlo sobre aviso y cargarnos la investigación.

Así que de verlo nada.

Espera.

La idea es que Toni se haga pasar por un jugador más

y Montero lo invite a jugar partidas.

Ah, qué bien.

Eso me parece muy peligroso.

Es arriesgado, pero...

Pero Ríos está todavía en prácticas.

Yo lo supervisaría.

-Con permiso, conozco bastante bien el mundillo.

Se lo dije: fui jugador.

Mira, no te vengas arriba.

Esto bordea peligrosamente la incitación al delito.

No exactamente. Las partidas existían.

La idea es que Montero sea quien lo invite a jugar.

No había terminado, Orestes.

Perdón.

Además, según tengo entendido,

estás acostumbrado a jugar con tus amigos.

Montero organiza partidas de alto nivel.

¿Crees que puedes entrar ahí así como así?

Claro que sí, soy de Carabanchel.

¡Bueno! ¡Es verdad!

Me siento perfectamente capacitado.

¿No te preocupa ni un poco que descubra que eres policía?

A lo mejor lo sabe ya.

¿Y si tiene ojos en el barrio?

¿Quién te dice que no te han mordido ya?

Es una posibilidad, pero...

Una posibilidad que tengo la obligación de impedir.

Que os quede clara una cosa:

me encantan los agentes con iniciativa,

pero os habéis pasado de frenada, ¿vale?

Estas cosas no se hacen sin consultar.

Por eso estamos aquí, para pedir autorización.

No te hagas la tonta.

Ayer hablamos de esto y no me dijiste nada.

No se puede organizar sin consultar.

¿Cómo le has permitido llegar a esto?

Con permiso, la inspectora no lo sabía.

Ha sido mi iniciativa, se enteró hace nada.

Pero me lo pones.

¿Eso es verdad? ¿No sabías nada?

Reconozco mi error.

Tendría que haberlo sabido con antelación.

Pero debemos valorar la oportunidad que se nos presenta ahora.

Montero puede llevarnos hasta Carvajal.

Por el camino... ¡Ya!

Por el camino podemos desmontar todo el tinglado

de timbas ilegales de póquer. ¿Es eso?

No estoy segura de que se pueda hacer así.

Me pidió que investigara y lo hice.

Lo tenías que reportar a tu superior.

Ahora ya da igual.

Ya se ha metido la pata, ya está hecho.

Ya no nos podemos echar atrás

¿Entonces?

Si ahora desapareces como por arte de magia

entonces sí se puede oler la tostada Montero.

Claro, eso pienso yo.

Pero lo que usted diga.

Para eso es la jefa.

Vamos a hacer una cosa.

Vas a ir a esa cita.

No te rías, ¿eh?

Me vas a informar previamente de todo, ¡previamente!

Sí, inspectora.

Puedes irte.

Gracias, inspectora,

Hasta luego.

Tú no, Silvia. Quédate, por favor.

(Música triste)

¿Qué tal?

Sigue igual.

Hay que tomar una decisión.

Ya has escuchado a los médicos.

Las lesiones en el cerebro son muy graves.

Es prácticamente imposible que se recupere.

Su corazón sigue latiendo.

Está vivo.

Su corazón sigue latiendo, ¿pero qué pasa con su cerebro?

No tiene sentido alargarlo, es imposible que se recupere.

Prácticamente imposible.

Por favor, seamos razonables. Lo siento, pero no.

No conoces a los médicos como yo.

Hablan con una seguridad tremenda,

pero no saben nada a ciencia cierta. ¡Nada!

Estaba prácticamente irrecuperable, mírame ahora.

Es distinto, esto no es psiquiatría.

Sus lesiones son evidentes.

Hay una posibilidad de recuperación.

¡La hay!

De acuerdo, pongamos que la hay.

¿Una entre cuántas? ¡No lo sé!

No sé entre cuántas, solo que su corazón late.

Papá está vivo y me pides que lo mate.

No.

Te pido que respetemos y voluntad, él no quería estar así.

Para ti sería muy fácil, ¿no?

Tirar del cable y adiós.

Por supuesto que no.

Sería complicado, pero es lo correcto.

Claro.

¿Qué vas a decir tú,

que has pasado los últimos años intentando meterlo en la cárcel?

¿Cómo puedes decir eso?

¿No es verdad?

Nunca te has portado con él como una hija.

Hasta el final solo te importaba que pagase por sus delitos.

¿Y tú, Julio?

¿Cómo te has portado tú con él?

Podrías haberlo sacado del negocio de la droga porque te habría oído,

pero te uniste a sus chanchullos. Me necesitaba a su lado.

Necesita que lo sacasen del pozo donde estaba.

¡No tienes ni idea!

¡Ni idea, Alicia!

Cuando vine me quedé con él a pesar de lo que descubrí,

¿sabes por qué?

Porque es lo que hace un buen hijo, estar con su padre.

Así se demuestra el cariño,

quedándote con quien te necesita.

Eso voy a hacer, quedarme a su lado.

No sea que vengas a mis espaldas...

¿Cómo puedes decir eso?

Siempre has querido acabar con él. Eso es injusto.

Lo he protegido aun cuando era un sospechoso.

Había cambiado, nos llevábamos bien.

Yo no quiero verlo morir.

¿Entonces qué me dices?

Digo que es él quien quiere morir

y no podemos condenarlo a vivir enganchado a una máquina.

Entonces desconéctalo, Alicia.

Vamos, hazlo.

Quítale el respirador.

Mata a tu propio padre.

-Siento mucho lo que ha pasado con Ríos.

¡Tendría que haber estado más encima!

Es que tiene madera de buen policía, caramba.

Lo hará bien, pero tienes que atarlo corto

porque tiene demasiada iniciativa.

Es demasiado impulsivo.

Entendido.

¿Qué sabemos de Carvajal?

Nada.

No ha conectado el teléfono. No ha usado las tarjetas.

Me extraña mucho.

Sigue pensando que si alguien tiene información

esos son los Soler.

Sí, sí.

Yo también lo creo.

Estoy pensando tener unas palabras con Elvira.

¿Vas a pedir una orden de detención para ella?

No, no tengo base para eso ni de lejos.

Pensaba en otra cosa.

Estaba pensando en...

una conversación informal,

una charla amistosa.

Un cortado por aquí. -Muchas gracias.

¿Ese periódico es de aquí?

-Sí. -¿Me lo acercas?

-Claro.

-Muy amable.

(Móvil)

(SUSPIRA)

-¿Sí?

-Paty, no digas mi nombre en alto.

"Soy Toni".

-Ya sé quién eres, puedo leer la pantalla.

¿Qué quieres? -"Hoy no soy policía, ¿vale?".

-¿Qué dices?

-Voy a entrar en el bar en 10 segundos.

Hay un hombre esperándome que no puede saber que soy poli.

-¿Quién es? Lo entiendo, ¿pero quién es?

"¿Tengo que decir algo, hacer algo?".

-Hola, ¿me pones un descafeinado con leche de soja, por favor?

-Sí, claro. -Gracias.

(Música de misterio)

Perdón, ¿eres Isaías Montero?

-¿Eres Toni? -Sí.

-¿Qué tal? Siéntate.

-Gracias por venir, lo primero.

-Dáselas a Miki.

Habla muy bien de ti.

Dice que eres serio, que te gusta jugar,

y que no vas de marrullero.

Gente así hoy en día escasea.

-Te voy a decir por qué.

Es culpa del póquer online.

Cualquier niñato piensa que por ganar

1.000 o 2.000 euros en Internet

ya pueden ir al casino a hacer el ridículo.

-Tienes razón, hay mucho niñato.

-Por aquí el descafeinado con leche de soja.

-Muchas gracias.

-¿Qué?

¿No me lo vas a pedir?

Te mueres por entrar en una de mis timbas, ¿no?

-Lo que pasa es que el casino me parece una mierda.

Para ir dos meses o tres.

Esperé dos horas para entrar a una partida.

Y las apuestas son de risa.

A veces pienso: "Me dejo la pasta en la ruleta

y me voy a casa".

-Eso es, te entiendo.

Eso no es jugar al póquer ni es nada.

(SUSURRA) Si quieres jugar dinero, pero de verdad,

mis timbas.

-Eso dice Miki, sí.

-Tendrás dinero, entiendo.

-Hombre, no sé. Define "dinero".

-1.000.

-¡Caramba!

-Si quieres un "buy in" puedes ir a Torrelodones

a jugar en plan turbo. -No, no. No.

El dinero lo tengo.

Es mucho, pero lo tengo.

Miki dice que las partidas son buenas...

-Las mejores.

¿Qué noche te va bien jugar?

-¿Qué noche me va bien jugar?

Eh...

No sé, ¿qué días jugáis?

-No los quieras saber todo, nos acabamos de conocer.

Pero mira, si tantas ganas tienes

esta noche se ha quedado un asiento libre.

Si te da tiempo a conseguir el dinero.

-Ir al cajero y ya está.

-Me gusta la gente decidida.

-Hombre, no estamos para perder el tiempo.

-Pues listo.

Nos vemos en...

¿tres horas, por ejemplo?

Me das los 1.000 euros y te digo dónde es.

-Pero es en Madrid, entiendo.

-Sí, hombre, sí. ¿Dónde va a ser?

Está relativamente cerca de aquí. -¿Está cerca?

¿Es un polígono de la zona?

-Tráeme los 1.000 euros y te pasaré la localización.

No hagas tantas preguntas.

-Vale, vale.

-Ese es mi número.

Cuando tengas el dinero quedamos.

-Muy bien.

-¡Bueno!

A esto me invitas, ¿no?

-Sí, claro.

Perdona lo de antes. Espero no haberte asustado.

-Un poquillo. ¿Qué pasa? ¿Era peligroso?

-No. Estoy investigando una movida y prefería que no lo supiera.

-¿No te estarás metiendo en movidas raras?

-Soy madero.

Me pagan "pa" eso.

Hasta luego.

-Qué flojo está esto a primera hora.

-Sí, tarda un poco en animarse.

(Música moderna)

-¿Como tú?

¿Cuándo vas a animarte tú?

Se te ve de un mustio...

-Se me nota, ¿no?

-¿Qué pasa?

(SARA SUSPIRA)

-Nada, lo de siempre.

Álvaro.

La otra noche fuimos a bailar y estaba de un raro...

Acabamos discutiendo por una tontería.

-Eso son cosas normales en las parejas.

No es nada grave.

-Ya, pero creo que ahora me está evitando.

-Mira, es mi hijo y lo quiero mucho, pero no olvidemos que es un hombre.

Y los hombres no saben lo que quieren.

-A lo mejor no quiere estar conmigo.

-¡No pienses eso! ¡Tú vales mucho!

Álvaro tarde o temprano se dará cuenta.

Es una cuestión de...

de paciencia.

Buenas tardes.

-Buenas tardes. -¡Buenas tardes! ¿Qué le pongo?

¿Podemos hablar?

(VACILA) Sí, claro.

Por supuesto.

Una tónica, por favor.

Vamos al reservado.

Por favor, por aquí.

¿Han encontrado ya a ese Carvajal? No.

Aún lo estamos buscando. ¡Ah!

Pues...

igual debería buscar en otro sitio.

No paran de preguntar por aquí.

Si hay muerto, a preguntarnos a nosotros.

Ni que fuéramos los Soprano.

También me gustaba esa serie.

No he dicho que me gustara.

Tampoco yo que Carvajal esté muerto.

Entienda que me moleste la inquina policial sobre nosotros.

Cuando descubrieron a la estrangulada

detuvieron a mi hijo Luis.

Después le tocó el turno a Ricky.

Ahora vuelven a aparecer, ¿a quién le toca el turno?

¿A Álvaro?

No he venido a detener a nadie.

Solo a hablar.

Ah.

Igual en lugar de habar debería

intentar encontrar a esos delincuentes.

Así ganaríamos todos, ¿no cree?

Señora Soler, yo no le digo cómo tiene que llevar sus negocios.

Por favor, no me diga cómo tengo que hacer mi trabajo.

Gracias. De nada.

-¿Qué quiere?

Quiero decirle que la admiro.

¿A mí?

¿Por qué?

Criar a tres chicos sola ya es un mérito.

Pero haber sobrevivido a un personaje como Gabriel Campos

sí que es un proeza.

¿No se cansa de husmear en las vidas ajenas?

No son tan ajenas.

Cualquier cosa que suceda en Distrito Sur me afecta.

Máxime cuando se trata de un delito.

Así que voy a pagar porque mi exmarido

fue un delincuente.

Algunos de sus delitos fueron a su nombre.

No soy una santa ni pretendo serlo.

Cierto que hice cosas mal, pero pagué por ello.

No venga ahora a pedirme cuentas por mi pasado.

Verá, cuando se fue Gabriel Campos la dejó a usted sin nada.

Bueno, no, la dejó con tres hijos que mantener.

Y con unos cuantos contactos.

(Música de intriga)

Yo creo que usted es una superviviente nata.

Mire, en eso sí le voy a dar la razón.

Y también creo que cuando su exmarido la abandonó

usted ocupó su lugar.

Había que poner un planto en la mesa

y si para eso había que delinquir se delinquía.

Él se ocupó de enseñarla a hacerlo.

Ya está bien, inspectora.

¿Quiere acusarme de algo?

No.

Pero algún día le pondré las esposas.

No le quepa duda.

Y ese día lo voy a sentir.

Le aseguro que lo voy a sentir.

¿Sabe una cosa, inspectora?

(SUSURRA) Yo también la admiro.

Pero tengo que decirle que no tiene nada en mi contra.

Por el momento.

(Dinero)

Por el momento.

Buenas tardes.

Buenas tardes.

Coco, ¿has encontrado algo ya?

Bueno, es que me corre una cierta prisa, sí.

Podemos quedar luego en mi casa.

Bien, gracias.

Si Miralles ha dicho que le consultes a ella, hazlo.

¿Qué quieres que te diga?

Pero no está en su despacho la inspectora.

La esperas. ¿Tanta prisa hay?

Sí. En una hora he quedado. Si no voy, no juego la partida.

¿Las has llamado? No me contesta.

Es usted quien tiene que dar la autorización, por los fondos.

¿Qué fondos?

Para entrar a la partida hay que pagar 1.000 euros.

Ah, 1.000 euros. ¿Nada más? A ver...

Lo siento, chaval, me pillas sin suelto.

¿Sabes lo que me pides?

Para eso hay que tener un control.

No es coger el teléfono y ya tienes 1.000 euros.

2.000 euros.

Me acabas de decir que eran 1.000.

Son 1.000 euros para entrar, pero necesito 1.000 para apostar.

Ahora mismo es imposible.

Me ha costado mucho conseguir este contacto.

Podemos estar ante un caso muy gordo.

Si perdemos este contacto nos quedamos sin caso.

Pues le das largas.

Le dices que no has conseguido el dinero.

Que te inviten a la siguiente. ¿Qué quieres que diga?

Si quieres voy tramitando,

a ver si para la próxima semana lo tenemos.

¿Y si pasan de mí?

Confía porque le han dicho que soy de fiar.

A lo mejor luego ya no.

Dígale a la gente de Interior que, de verdad,

sé jugar al póquer, no perderé la pasta.

Igual no me he expresado con claridad.

Voy a ver si consigo hacerme entender.

¡No!

Lo siento, no puedo aceptar un no por respuesta

porque es importante.

¿Se puede saber con quién coño crees que estás hablando?

¡Perdón, perdón! ¿Crees que voy a consentir

que un agente en prácticas me venga a decir cómo llevar un caso?

Fuera antes de que me cabree más.

Comisario... ¡Fuera, fuera!

(Música dramática)

Julio...

Qué alegría ver, joder.

-¡Criatura! -Hola, ¿qué tal?

-Qué alegría verte.

¿Cómo estás? ¿Cómo está tu padre?

-Sigue igual.

-¿Qué queréis tomar?

-Yo una tila, por favor.

-Yo un té con limón.

-No te lo tengo que decir,

sabes que lo que te haga falta, aquí estamos.

Mucho ánimo, cariño.

-Gracias, María.

Qué majas son.

Mira que me imaginaba veces volver al barrio, aquí,

saludar a todo el mundo...

(Música triste)

Nunca lo imaginé en estas circunstancias.

-¿En qué piensas?

-Yo no puedo tomar esa decisión, Olga.

Es demasiada responsabilidad...

Yo no puedo firmar para que lo desconecten.

Alicia dice que sí. Tuvimos una bronca...

-¿Ella quiere que lo desconecten?

-Le he dicho de todo.

No sé por qué, me ha salido de dentro.

Joder, es tan injusto. ¿Por qué le pasa esto

ahora que hacía las cosas bien?

-Chicos, perdón.

-Gracias, Paty. -Gracias.

-Su corazón sigue latiendo.

Es lo único que sé.

Los médicos dicen que hoy esperanza, pero oigo su corazón.

Además, esos médicos dicen

que las enfermedades cerebrales son un misterio.

-¿Alicia qué dice?

-Que mi padre no querría vivir así.

Él, además, lo dejó por escrito.

-¿Qué dejó por escrito?

-No quería mantenerse vivo artificialmente.

-Si la situación fuese al revés,

yo sé que te gustaría que tu familia respetara tus deseos.

-Ya, pero para que lo desconecten tenemos que firmar.

¿Cómo se firma algo así?

¿Cómo se firma para que maten a tu padre?

Las estadísticas de Interior.

Eh... Claro, sí, las tengo aquí delante.

Por supuesto.

El problema es que no sé si me dará tiempo a estudiármelas

en una hora y media.

¿Cómo que media hora?

¿Pero qué hora es?

No sé ni dónde tengo la cabeza.

No, sí. Llegarme me da tiempo a llegar.

Nada, me las miraré por el camino, ¿de acuerdo?

Gracias, adiós.

¿Se puede?

Sí.

¿Qué estás buscando?

Las estadísticas de Interior. No sé dónde están.

¿Al final las imprimiste?

¿No le dijiste a Merche que las mandara a la "tablet"?

¡Es verdad! Con razón nos las encontraba.

¡Aquí están! Menos mal.

Gracias, Claudia.

¿Querías algo?

Sí. Me acabo de cruzar con Toni y me ha contado

los de los 2.000 euros. Dice que habló contigo.

No sabes la bronca que le tuve que echar.

También me lo contó. No sé si era necesaria.

¿Sabes lo chulo que se ha puesto el niñato?

No sé si es un niñato,

pero se está empleando a fondo en este caso.

Si ha insistido es porque va a dejarse la piel.

Tiene que aprender a tratar a los mandos.

Estoy completamente de acuerdo.

De eso se trata el periodo de prácticas.

¿Lo vas a defender?

Emilio, siempre dices que no hay nada mejor

que un agente con iniciativa.

Sí, la verdad. Bueno.

Pues si cuando un agente en prácticas mete la pata

le echas la bronca,

¿qué pasará cuando tenga una iniciativa?

Se va a quedar en un rincón

para que su comisario no se la dé.

Mira, Claudia, de verdad, en media hora

tengo una reunión en Jefatura.

Ni siquiera me ha dado tiempo a mirar el tema.

Así que, por favor, no me leas la cartilla.

Emilio...

Hemos estado en esa situación y metido la pata.

Pero hemos tenido suerte

porque los mandos eran comprensivos.

¡Pero ni que le hubiera abierto un expediente!

¿Te ha ido a llorar al hombro? No, no me ha venido a llorar.

Ni él ni es el resto de compañeros

a los que has tratado mal estos días.

Estás muy alterado. Tienes que controlarte.

¿Quién más se ha quejado?

Esa no es la cuestión.

Tienes mucha tensión acumulada y lo pagas con quien no debes.

¿Otra vez me vas a salir con lo de la baja?

Sabes que tengo razón.

Y tú sabes que hay muchos comisarios

que son más duros que yo

a los que nadie les pide que se cojan la baja.

A lo mejor ese es el problema. No soy lo suficientemente duro

y la gente se ha acostumbrado mal.

¡Emilio!

Mira, Claudia, hay una cadena de mandos.

Nadie se la tiene que saltar, ¿eh?

¿Le ha quedado claro a todo el mundo?

Pues eso.

Me voy a la reunión de Jefatura.

Te quedas al mando.

(Música dramática)

(RESOPLA)

Llegas puntual.

-Yo siempre.

-Eso me gusta.

¿Has traído el dinero? -Sí.

-¿Esto qué es?

-Está aquí, en un sobre.

Para no levantar sospechas.

-Muchas películas has visto tú.

¿No había billetes más pequeños?

-No sé, me los ha dado así el cajero.

Si quieres, voy a cambiar.

-No, hombre. Está bien así.

Te veré esta noche a las 23:00.

-¿Pero dónde?

-A las 22:00 te llegará un mensaje con la localización.

No te preocupes, te da tiempo de sobra.

-¿No me la puedes decir?

-No. Es por seguridad.

-Te acabo de dar un sobre de 1.000 pavos,

creo que seguridad tenemos.

-¿No te gusta mi sistema?

Coge el dinero y nos olvidamos.

-No, no es eso. No entiendo por qué no lo dices.

-Por seguridad. ¿Qué más hay que entender?

Es una partida ilegal.

-Vale, vale.

-Hasta el último momento nadie sabe dónde es.

-Lo decía porque fui a un timba el otro día de 3.000 euros

y el tipo no tenía el dinero encima,

dejó debiendo 1.800, el cabrón no aparece

y llevo una semana esperando. Esto pasa.

-Ya, ya. Pero eso esta noche no te va a pasar.

En mis timbas solo se cambian fichas por efectivo.

Tanto tienes, tanto puedes apostar.

Pero vamos, alucino que alguien deje fichas sin cobrarlas.

¿Qué partida era esa?

-Como dijo un sabio:

no preguntes tanto, nos acabamos de conocer.

-Te veo esta noche. -Carvajal.

Se llama el que me dejó a deber.

Lo digo por si hay alguien que se llame así.

-¿Carvajal has dicho?

No me jodas.

-¿Por qué?

-También me debe pasta a mí.

¿No sabrás dónde para?

-Qué va, ojalá.

Ya me gustaría verle la cara a ese tío.

-Buf, yo ni te cuento.

-Si me entero de algo, te lo digo.

Y viceversa, espero.

-Claro, cuenta con ello.

Ahora me largo.

Chao.

-Muchas gracias, nos vemos la semana que viene.

-Todas las veces que quieras. Hasta entonces.

-Hasta luego.

-¿Quiénes eran?

-Trabajan en el 016.

-Admiro mucho a las de Atención a la Violencia de Género.

-Sí, son de admirar.

Nos reunimos periódicamente para compartir experiencias

y coordinarnos en lo que podamos.

-Tiene que ser duro

estar todo el día escuchando casos de malos tratos.

-Dímelo a mí.

-Al menos de vez en cuando le pones las esposas a alguno, ¿pero ellas?

-Ellas también hacen mucho.

La mitad de las denuncias que llegan o más

vienen del 016.

-¿Tantas? -Sí, claro.

Como es anónimo y el número no deja huella en la factura telefónica

se sienten más seguras así.

-Tiene que ser difícil para una víctima venir a comisaría.

Pero un número que no deja rastro...

-Exacto. Y que nos lleguen tantas denuncias por ese medio

significa que el primer filtro funciona,

que las víctimas al llamar se encuentran

con una telefonista empática que las escucha,

las atiende, las asesora bien...

¡Espe!

¿Qué tal ese catarro?

Mucho mejor, la verdad.

Me he atiborrado a jengibre con miel, infusiones

y he tomado antigripales milagrosos que me recetó Antonio.

(Teléfono)

-Ese soy yo.

Comisaría de Distrito Sur, dígame.

-¿Cómo está Antonio? Hace mucho que no pregunto.

Mira, fuera de peligro.

Los indicadores no paran de mejorar y cada día tiene más energía.

El tratamiento funciona muy bien.

No sabes cómo me alegro, de verdad.

Dale un abrazo de mi parte.

Claro, de tu parte se lo daré. ¿Pero cuándo?

¿Ahora?

¿Los niños están bien?

No se preocupe, yo lo resuelvo.

Ahora mismo mando a alguien.

(Música dramática)

¿Qué ha ocurrido?

El comisario ha olvidado recoger a los niños del colegio

y están esperando en el patio.

Lo llaman sin parar, pero no lo coge.

Está en Jefatura, habrá desconectado el móvil.

¿Qué hago? ¿Mando una patrulla?

Para eso no. No quiero que los niños se asusten.

¿Quieres que vaya yo si alguien me sustituye?

¿No te importaría?

No, si te parece bien...

Sí, pero dos cosas importantes.

No te preocupes, no alarmaré a los niños.

No, eso también.

Llama a Bremón durante todo el camino.

Te tiene que autorizar para recogerlos.

De acuerdo, lo haré.

Si no consigo hablar con él me quedaré el tiempo que haga falta.

¿La otra cosa?

Esto también te afecta a ti.

Tenemos que ser muy discretas. No se lo contéis a nadie.

A todos los efectos es un asunto familiar.

Entendido. -De acuerdo.

Y, jefa, ¿no lo puede convencer para que coja la baja?

No puede seguir así.

Se va a meter en un problema.

Partido a partido, Merche.

Vamos a ocuparnos de los niños. Después del padre.

De acuerdo.

Te voy informando. Gracias.

(Música tranquila)

¿Se ha dormido ya?

Parece que sí.

Ha sido ponerle la crema y dejar de llorar al momento.

Menos mal.

De todos modos, creo que deberíamos decirle a Alicia

lo de las rojeces.

A ver, Marcelino, si con ponerle un poco de crema

le deja de picar tampoco será tan grave.

Vamos a esperar, como dijo el médico.

También está la respiración.

Eso son mocos, hombre.

¡Ya qué que son mocos, Iker!

He criado a una hija.

Algún polen que habrá respirado,

igual se ha metido algo en la boca y le ha hecho reacción.

Sea lo que sea, me sabe mal no contárselo a Alicia.

Es por no agobiarla más.

Eso se le pasa en un par de días y ella tiene bastante con Quintero.

Pero tú descuida, ¿vale?

Si empeora se lo digo inmediatamente.

(Puerta)

Hola. ¡Mi amor!

Hola, hija. Hola, papá.

¿Vienes del hospital?

Sí.

He estado bastante rato, pero ahora se queda Julio.

¿Alguna novedad?

Pues no.

Ni hay indicios de que vaya a salir del coma.

¿Y tú cómo estás?

¿Sabéis ya lo que vais a hacer?

Es complicado.

¿Quieres que prepare café, té? No, gracias.

¿Quieres algo, papá?

No, yo tengo que volver al despacho.

¿Tienes mucho trabajo?

Mucho no tendrá cuando ha estado un par de horas jugando con Leo.

Entonces normal que tengas que volver.

Cariño, a mi edad hay que tener muy claras las prioridades.

Adiós.

¿Leo está dormido?

(ASIENTE)

¿Te quieres acostar un rato?

Lo haría si supiera que voy a dormir.

Sé que si me hecho no dejaré de darle vueltas a la cabeza.

Está siendo duro, ¿verdad?

Sí.

Y Julio y yo hemos tenido una discusión gigante.

¿Por qué?

¿Por lo del testamento vital?

Sigue empeñado en que...

mientras hay vida hay esperanza.

¿Qué le voy a decir yo, Iker?

Yo tampoco quiero desconectarlo

y quiero pensar que puede salir de esta,

pero los médicos... No os dan ninguna esperanza, ¿no?

(Música triste)

Prácticamente ninguna.

No sé qué vamos a hacer.

Confiar.

Lo importante es que los hermanos estéis juntos.

Encontraréis una solución.

Y, mientras tanto, apoyaros.

Y si uno de los dos se viene abajo el otro que tire del carro.

Mira, estabas aquí.

Hola, comisario.

Entré para dejarle a mano los asuntos pendientes.

Me ha dado permiso Miralles.

Bien. Te estaba buscando para darte las gracias por lo de antes.

De nada, no se preocupe.

No sé cómo se me ha podido pasar la hora.

Pensaba que la reunión era más tarde

y dije a mis suegros que iba por los niños,

ellos llevan varios días seguidos yendo.

Al final era antes, no he avisado a nadie, un lío.

No se preocupe, un descuido lo tiene cualquiera.

Ya, pero esto no es un descuido.

Es un vergüenza.

No tiene perdón.

A lo mejor intenta hacer demasiadas cosas

en vez de centrarse en lo importante.

Tienes razón, seguro que se me pasaron más cosas.

Por favor, te pido que si ves que meto la pata me lo digas.

Bien, pues...

Ayer organizó como siete y ocho reuniones a la vez.

No se celebraron ni la mitad.

Es cierto.

Y mire su mesa.

Los Post-its.

Parece que quiera resolverlo todo a la vez.

Tengo muchos asuntos que resolver.

Pero si no se marcan prioridades es imposible avanzar.

Ayer le traje el asunto de los patinetes.

Me dijo que tomaría medidas con urgencia.

Se me ha pasado por completo, perdona.

Tienes todo el derecho a echarme la bronca.

¡Comisario!

Yo no quiero echarle la bronca.

Tendrías toda la razón de echármela.

¿Qué tal? ¿Cómo se han portado los niños?

¿Sus hijos? Son un encanto los dos.

Muy tranquilos y muy simpáticos.

Será contigo, a mí me tienen martirizado.

Ni me han dirigido la palabra cuando he vuelto a casa.

No me extraña.

Tienes razón.

Por eso he vuelto. Estar en casa y no me hablen...

(Música emotiva)

¿No hubiera sido mejor quedarse,

disculparse e intentar hacer las paces?

Están mis suegros y los niños prefieren estar con los abuelos.

¿Se lo ha preguntado a ellos?

No hace falta, se nota.

No lo ha hablado con ellos.

¿Adónde quieres ir a parar?

A lo mejor ese es el problema, comisario.

Que no habla con los niños.

No pregunta cómo se sienten, qué prefieren.

Si cada vez que hay un problema se va con la excusa del trabajo...

Los niños han perdido a su madre.

No los deje también sin su padre.

La comisaría seguirá funcionando, Miralles lo puede sustituir.

Pero en casa no deje sustitutos.

Mercedes, es que no...

no quiero que me vean así.

Lo de Natalia ha sido terrible.

Va a ser difícil y le va a llevar tiempo.

Pero los niños lo necesitan.

Tiene que estar con ellos.

Llorar con ellos, si hay que llorar.

Pasar eso juntos, como una familia.

(SOLLOZA)

Disculpa.

¿Me ayudas a recoger? Sí.

(Música de intriga)

-Para usted whisky con agua, como siempre.

Un refresco por aquí.

Coñac.

Y whisky con hielo para mí.

Señores, es un placer verlos por aquí de nuevo.

-¿Cuándo empezamos?

-A las 23:00 en punto.

Faltan...

dos minutos exactamente.

(Alarma)

Parece que ha llegado el jugador que faltaba.

Es nuevo, pero viene bien recomendado.

-Buenas noches, caballeros.

¡Pero bueno!

-Es por seguridad, son las normas.

-¿A ustedes los han toqueteado o soy solo yo?

¿Ya?

Bueno, si es por seguridad... Hola, ¿qué tal?

"Encantao". Hola, ¿qué hay? Un placer.

¿Qué tal? Buenas.

Hola, ¿qué tal?

Pues suerte.

-¿Quieres tomar algo?

-No, de momento no.

Cuando se ponga la cosa calentita pido algo.

Gracias.

-¿Cambio? -Sí.

Vamos a ver, ¿qué jugamos?

-Texas Holdem, mesa corta. No hay límite.

Sin recompras.

Ciega pequeña de 10 euros, grande de 20.

-Si no hay recompra, todo: 1.000 pavos, 1.000 euros.

-Muy bien, señores.

Pues...

vamos a comenzar.

La carta más alta será "dealer".

Cuando quieran.

-Está bien este sitio, ¿no?

Está bien. Está apartado y tal.

Y aparcamiento, que siempre suma.

Sí, señor.

Buena idea jugar en un polígono.

Sí, sí.

¿La nave está en alquiler? -Se viene a jugar.

No a dar palique.

-Perdón, ¿eh?

Era para romper un poco el hielo.

-Bueno, aquí te dejo esto, ¿eh?

-Has encontrado algo, espero.

-Sí.

Lo más curioso de todo

es que viajaba todo el tiempo a Costa Rica.

Tiene dos cuentas de banco ahí. Probablemente para blanquear dinero.

-Hombre,

para pagar el colegio de sus hijos te digo que no era.

-Tenía varios negocios allí, no sé cómo ni con quién.

-Pero pasaba temporadas en Costa Rica.

-Sí, iba varias veces al año.

Se quedaba dos, tres semanas.

-Eso está muy bien, podría funcionar.

-¿Funcionar para qué?

-¿Podrías hacer que pareciera que está allí?

-Sí, podría. -Bueno.

Yo te pagaría muy bien.

Eso sí, el montaje tiene que funcionar a la perfección.

-Podría generar emails falsos, alguna que otra reserva...

-¿Alguna transferencia bancaria?

-Es más difícil, pero podría intentarlo.

-¿Y el móvil?

-¿Qué pasa con el móvil?

-¿Podría parecer que está allí?

-¿Que está físicamente allí? ¿En Costa Rica?

No, imposible.

Tendrías que ir a Costa Rica y usarlo desde allí.

El móvil y la tarjeta SIM.

-Claro, si hiciéramos eso

parecería real que está allí.

-Carvajal está muerto, ¿verdad?

-No quieras saberlo todo.

-Hombre, la poli lo está buscando,

tú tienes su móvil y quieres que desaparezca.

Blanco y en botella.

-Pongamos que, efectivamente, la poli lo está buscando.

¿Si encendemos el móvil en Costa Rica

podremos despistarlos?

-Para la policía lo más fácil para localizar a alguien

es rastrear el móvil.

Ni se te ocurra encender esto en Madrid.

-¡Por supuesto!

-Y si lo enciendes en Costa Rica

y hay una orden de la Interpol

van a tardar en mirar, pero cuando miren

va a ser lo primero que busquen.

-¿Tienes bikini?

-¿En serio me quieres mandar a Costa Rica?

-Vacaciones pagadas a cambio de llevar un móvil y tarjetas.

-No quiero unas vacaciones, quiero un trabajo.

-Te ofrezco las dos cosas.

-¿Este Carvajal quién era?

-Un mal bicho.

Te puedes pegar la vida padre a su costa, se lo merece.

-Esto te va a costar un dinero.

No tengo intención de probar las cárceles allí.

-¿Qué te parece tener a tu disposición

las cuentas del señor Carvajal?

-Hombre, unas vacaciones pagadas en Costa Rica...

podría vivir con ello.

-Me harías un gran favor.

-Para mí eres como una hermana.

-Eso sí, Coco, por favor, ve con cuidado.

-¡Anda ya!

Bueno, me voy a comprar un bikini. Venga.

A ver. Me llevo esto.

-Subo 100.

-Veo esos 100.

(Música emocionante)

-"All in".

350.

-¡Sí, señor! ¡Con dos cojones!

¿Elevamos o no?

¡Venga!

¿Las vemos?

Dobles parejas.

"Full".

Lo siento mucho, amigo.

Vaya "bad beat" que te acabo de meter.

No es tu noche de suerte, no pasa nada.

-No tan rápido. -¿Qué pasa?

-Me mosquea la facilidad con la que ganas.

-Bueno, vamos a ver.

Primero, no tengo muchas más fichas que tú.

La partida la has organizado tú y la baraja la has escogido.

Menos insinuaciones, por favor.

-Vacíate los bolsillos.

Quítate la chaqueta, quiero verte las mangas.

-¿Me estás llamando tramposo?

-Si no tienes nada que ocultar, hazlo.

-¿Sabes lo que pasa?

Que no me sale de los cojones.

¡No me toques, me cago en mi vida!

-Déjate cachear y no hagas el tonto si no quieres salir en ambulancia.

-Esto es increíble.

No me habían tratado así en mi vida en una partida.

¿Dices que organizas timbas serias?

¡Eres un sinvergüenza!

¿Qué? ¿Contento ya?

-Ahora sí.

Lo siento, eres nuevo. Tenía que asegurarme.

Podemos continuar.

-¿Volver a jugar con lo que acabo de pasar?

Estás flipando.

Cámbiame las fichas, no me vuelves a ver.

¡Venga! -Como quieras.

(Música emotiva)

-¿Recuerdas la noche en que intenté hacer

mi primera tortilla y casi quemo la cocina?

Se prendió el aceite

y no encontraba la tapa de la sartén.

Joder, qué desastre.

Ahora me salen bastante buenas.

Seguro que para un purista como tú soy demasiado atrevido.

Se me acaban los temas de conversación.

Como no te despiertes pronto tendré que leerte el periódico.

Hola.

Hola.

¿Llevas mucho tiempo ahí?

Acabo de entrar. Si quieres, me voy.

No.

Los médicos dicen que es bueno que le hablemos, nunca se sabe.

Pero ya no sé qué más decir.

Me siento ridículo hablando solo.

Te entiendo.

Siento mucho lo que te dije antes.

No pasa nada.

Está siendo muy complicado y para ti más.

Pero he sido muy injusto contigo.

De verdad, no pasa nada.

Sé que lo quieres de verdad y no quieres hacerle daño.

¿Me perdonas?

Claro que sí.

¿Y tú a mí?

¿Yo a ti por qué?

Por no ser más sensible.

Alicia, eres la mejor hermana que puedo tener.

Supongo que tenemos que hacer eso, ¿no?

Es la voluntad de papá.

Pero no hay que hacerlo inmediatamente.

Lo importante es que decidamos lo que decidamos estamos juntos.

¿Tú qué dices?

¿Quieres que te dejemos descansar?

Yo solo quiero que no sufras.

Alicia y yo queremos lo mejor para ti.

¿A que sí? Claro que sí.

No nos vamos a ir a ninguna parte.

Vamos a estar contigo en todo momento.

Vamos a hacerlo, hermana.

Es la hora de despedirse de él.

Pero no hace falta... Es lo que quería.

Tú tenías razón.

No tiene sentido seguir alargando esto.

Esto no es vida.

Tenemos que dejarlo en paz.

¿Estás seguro?

Estoy seguro de que es lo que quería.

Lo dejó por escrito y lo vamos a respetar.

Te vamos a dejar descansar, te lo has ganado.

Quiero que sepas

que he aprendido mucho de ti, papá.

Mucho.

Te quiero.

-¿Qué haces con el ordenador de Espe?

-Pues buscando una información.

Es que quería invitarla...

Bueno, es una sorpresa.

-Macho, debes ser el único tío

en la tierra sin Internet en el móvil.

-Ya, Fede.

Pero no sé a qué tanta pregunta.

-Tanta pregunta no, me ha parecido extraño.

Con las persianas bajadas, a estas horas

y otra vez con el ordenador de Espe.

Y no es la primera vez.

Has actuado por tu cuenta,

te has saltado la cadena de mando,

has desobedecido órdenes expresas,

has ocultado información

y encima has participado en actividades ilícitas.

¿Sigo? Sí, que lo he entendido.

Pero si me expedienta en prácticas me arruina el futuro.

Te lo has arruinado tú solito.

(Móvil)

Montero. ¿Qué hago?

-¿No quieren saber dónde está Carvajal?

Pues les daremos la localización de ese malnacido.

Ha huido por sus deudas

al lugar donde iba un par de veces al año.

-Espero que funcione.

Es posible que esté recién llegado a Costa Rica.

No, me consta que lleva allí unos cuantos días.

He hecho un estudio de sus cuentas bancarias

y ha sacado dinero en cajeros,

ha pagado en un restaurante, en comercios...

¿Has verificado las Aduanas?

Lo he verificado, pero no consta nada.

Para mí que entró con pasaporte falso.

Tiene sentido.

Ha borrado las huellas de su salida para despistar a quienes lo siguen.

Entre otros, la mafia del juego.

Fede, contacta con la policía de Costa Rica

para que lo localicen.

¿Es de Jefatura?

No, peor.

Jaime, mi hijo.

Que cuándo voy a casa para ayudarle con los deberes.

Natalia los hacía con él.

¿Ves cómo sí te hablan?

Voy a tener que llamarlo. ¡Espera, espera!

Cuando llames le dices que vas enseguida a casa.

¿Qué dices? No. Tenemos un operativo en marcha.

Yo me ocupo y te prometo que te tendré informado.

Lo prioritario es recuperar la relación con tus hijos.

No he dormido, Julio tampoco.

¿Has hablado con él?

Sí, a primera hora.

Ha querido pasar la noche con Quintero.

¿Cuándo tenéis pensado hacerlo?

Hay que esperar que se firmen y aprueben los protocolos.

Seguramente sea esta noche.

Eso ha dicho el doctor Fernández, es quien se encarga.

Se me parte el corazón de verlo así.

Ha perdido la esperanza de salvar a su padre.

De hecho, lo van a desconectar.

-¿En serio?

Qué fuerte, tío.

Pero menos mal que te tiene a ti.

-Sí, he pedido unas horas para estar con él.

-¿Sí? ¿Qué mejor que su ex para consolarlo?

-¿A qué viene ese tonito?

Me quedaré lo que haga falta.

-No, Olga, tranquila.

Tú debes hacer tu vida.

-Ahora lo más importante es estar contigo en este momento.

-Contigo me siento menos vacío.

¿Te has despedido de él?

Sí. ¿Tú no?

No sé cómo hacerlo.

Julio, tienes que intentarlo.

Si no, te arrepentirás.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Capítulo 469

Servir y proteger - Capítulo 469

14 mar 2019

La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que gira la vida personal y profesional de sus compañeros y los casos policiales que afectan al barrio.

ver más sobre "Servir y proteger - Capítulo 469" ver menos sobre "Servir y proteger - Capítulo 469"
Programas completos (473)
Clips

Los últimos 1.603 programas de Servir y proteger

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • Nuevo Capítulo 470 Completo 58:10 98% pasado viernes
    Capítulo 470 pasado viernes La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Nuevo Capítulo 469 Completo 58:07 98% pasado jueves
    Capítulo 469 pasado jueves La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Nuevo Capítulo 468 Completo 54:39 98% pasado miércoles
    Capítulo 468 pasado miércoles La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Nuevo Capítulo 467 Completo 58:10 99% pasado martes
    Capítulo 467 pasado martes La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 466 Completo 58:10 100% pasado lunes
    Capítulo 466 pasado lunes La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 465 Completo 56:11 92% 08 mar 2019
    Capítulo 465 08 mar 2019 Konchalovsky retiene a Quintero e Iker y está decidido a matarlos. Mientras, en comisaría, intentan localizar al mafioso. Sara y Álvaro preparan su primera cita como pareja.
  • Capítulo 464 Completo 55:30 95% 07 mar 2019
    Capítulo 464 07 mar 2019 El CNI se dispone a detener a Konchalovsky. Tras el caso de los cangrejos chinos, la policía descubre una trama de tráfico de personas. Espe empieza a pensar que ha llegado la hora de cortar con Pab...
  • Capítulo 463 Completo 57:49 96% 06 mar 2019
    Capítulo 463 06 mar 2019 Mientras continúa la búsqueda del armamento químico, Konchalovsky cita a Quintero para la mañana siguiente. Elvira convence a Álvaro de que no acuda a la policía. Harta d...
  • Capítulo 462 Completo 57:18 98% 05 mar 2019
    Capítulo 462 05 mar 2019 Quintero consigue colocar un localizador en la chaqueta de Konchalovsky. Silvia y Fede encuentran a Kim, pero el caso se complica. Elvira y Ricky deciden dar un escarmiento a Manzanedo. Bremón decide coger...
  • Capítulo 461 Completo 57:32 99% 04 mar 2019
    Capítulo 461 04 mar 2019 Iker pide a Quintero que coloque un localizador a Konchalovsky. Silvia y Fede descubren el enlace de la mafia que controla el tráfico ilegal de cangrejos. Elvira presta dinero a un ludópata. Pablo a...
  • Capítulo 460 Completo 58:26 92% 01 mar 2019
    Capítulo 460 01 mar 2019 Para indignación de Silvia, Miralles la aparta del caso del estrangulador y le asigna a uno de tráfico ilegal de cangrejos chinos. Konchalovsky contacta con Quintero y accede a venderle armas con un...
  • Capítulo 459 Completo 56:56 94% 28 feb 2019
    Capítulo 459 28 feb 2019 La policía sigue el rastro de Pedro Aparicio, que se ha dado a la fuga. Toni se recupera del navajazo. Olga pide a Paty que le acompañe al hospital. Elvira intenta que Álvaro vuelva a casa.
  • Capítulo 458 Completo 56:19 100% 27 feb 2019
    Capítulo 458 27 feb 2019 La investigación de Alicia y Silvia comienza a dar sus frutos. Sabiendo que le pisan los talones, Pablo decide pasar a la acción. Pedro recibe una llamada en la que acusan a Luis Soler de ser el est...
  • Capítulo 457 Completo 55:20 100% 26 feb 2019
    Capítulo 457 26 feb 2019 La policía averigua quien está detrás de las patrullas ciudadanas. Mientras, Pedro molesta a Sara y Luís interviene. Miralles pide a Alicia y Silvia que averigüen que tienen en co...
  • Capítulo 456 Completo 55:25 100% 25 feb 2019
    Capítulo 456 25 feb 2019 Miralles y Silvia investigan el ataque del estrangulador a Ibarra. Mientras se organizan patrullas vecinales para intentar buscar al estrangulador, Nacha y Toni intentan detener la llamada "Noche de Caza&quo...
  • Capítulo 455 Completo 57:40 99% 22 feb 2019
    Capítulo 455 22 feb 2019 La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 454 Completo 57:58 99% 21 feb 2019
    Capítulo 454 21 feb 2019 La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 453 Completo 55:28 100% 20 feb 2019
    Capítulo 453 20 feb 2019 La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 452 Completo 56:56 100% 19 feb 2019
    Capítulo 452 19 feb 2019 La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...
  • Capítulo 451 Completo 58:16 100% 18 feb 2019
    Capítulo 451 18 feb 2019 La inspectora jefe Miralles es la policía más veterana de la comisaría del Distrito Sur. La inspectora Alicia Ocaña se incorpora a la comisaría. Ambas son el eje en torno al que...