www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
3625154
Seguridad Vital - 05/06/16 - ver ahora
Transcripción completa

¿Sabían que el 90% de las vías españolas

son carreteras convencionales?

¿Y que la DGT ha identificado en ellas

más de 1300 tramos peligroso?

Esto es "Seguridad vital".

Hoy desde Benidorm. Comenzamos.

En el Radar revisamos

los tramos peligrosos de las carreteras secundarias,

donde se producen uno de cada tres accidentes mortales.

Llevar un autobús urbano requiere habilidad y prudencia.

Damos una clase práctica

para conocer las peculiaridades de este transporte público.

Acuérdate que estos vehículos requieren mucho uso de los espejos,

mucha anticipación y la velocidad tiene que ser

acorde a las circunstancias.

Aunque no son de carne y hueso,

nos revelan los daños que sufrimos las personas en un accidente.

Aprendemos todo sobre los dummies

y su contribución a la seguridad vial.

Nos subimos al flamante coche del cantante Huecco,

que nos habla de la importancia de los cursos de conducción.

¿Has hecho algún curso de conducción?

Pues sí, y sí que ayudan. Y más de una vez,

me ha hecho aquaplaning el coche... Contravolante, ¿no?

Sí que he tenido que usarlo y dices: "Eh, mira".

Hola, muy buenas. Las carreteras secundarias

son las vías más peligrosas y en ellas se producen

ocho de cada diez muertes en accidente.

Esta es una realidad que preocupa y mucho a la DGT,

que ha detectado los tramos con mayor siniestralidad

y ha intensificado los controles en ellos.

El objetivo es que los conductores conozcan los puntos negros

y extremen las precauciones y, sobre todo, muy importante,

que respeten los límites de velocidad.

Estamos en la M-203, entre los municipios madrileños

de Arganda del Rey y Mejorada del Campo.

¿Qué tiene de especial esta carretera?

Que los ocho primeros kilómetros de ella están englobados

dentro de los 25 000 km catalogados por la DGT

como tramos peligrosos.

-En el año 2015 la Dirección General de Tráfico contabilizó

más de 1300 tramos peligrosos; un 30% más que el año anterior.

Hay que tener en cuenta

que uno de cada tres fallecidos en accidente de tráfico

ocurre en estos tramos peligrosos.

Son tramos donde,

comparándolos con otros tramos de similares características,

hay una incidencia de accidentes superior a la media.

Estos tramos están localizados en todas las comunidades autónomas,

pero Castilla y León, Andalucía y Castilla-La Mancha

son las que tienen un mayor número de kilómetros contabilizados

en esta lista elaborada por la DGT.

En el lado opuesto están La Rioja, Madrid y Baleares,

como las comunidades como menos kilómetros de tramos peligrosos.

En el nuevo listado de la DGT, el número de tramos ha aumentado

un 13,47% respecto a 2015;

lo que supone 150 tramos nuevos perfectamente localizados.

La mayoría de estos tramos están perfectamente identificados

en las carreteras convencionales.

La DGT ya está llevando a cabo un plan especial de vigilancia

en estos tramos, utilizando radares móviles

y con constantes controles realizados a los conductores.

Los expertos dan una serie de consejos para circular

cuando vayamos por estos tramos peligrosos.

Seremos muy respetuoso con los límites de velocidad,

realizaremos las maniobras que sean absolutamente imprescindibles

y tendremos especialmente cuidado si existen

circunstancias meteorológicas especialmente desfavorables.

Buscamos su colaboración.

Si quieren denunciar algún punto negro en la circulación,

señales que no se respetan

o cualquier problema que afecte a la seguridad vial,

pueden hacer como muchos de nuestros espectadores

y enviarnos un vídeo para mostrarlo en el programa

a nuestro correo: participacion@seguridadvital.es.

Además también pueden contactar con nosotros

a través de nuestras cuentas de Twitter, Facebook e Instagram.

Soy Sergio, tengo 32 años

y tuve un accidente de moto hace siete años,

en el cual me fracturé dos costillas, la clavícula,

me partí el cuello y me quedé en estado de coma,

y tuve secuelas graves.

Yo salía al trabajo, fue in itinere, fue en el pueblo;

en una vía de doble sentido,

colisioné con un coche que giró bruscamente cuando yo pasaba.

Yo di frontalmente contra el vehículo a unos 50 km/h.

El recuerdo que yo tengo de cuando salí del coma

es un mes después de salir del coma.

Desperté como un día normal y corriente

y vi que estaba en un hospital.

Recuerdo que estaba mi madre

sentada en un sofá a los pies de la cama.

Yo me despierto y digo:

"¿Dónde estamos?".

Mi madre: "Ay, Sergio, no digas tonterías".

Yo: "No, mamá, que dónde estamos". "Estamos en el hospital".

"¿Pero qué ha pasado?".

Dice: "Sergio, el accidente". "¿Un accidente?".

"¿Y dónde estamos?". "En Barcelona".

Digo: "¿En Barcelona? Vámonos", y me dice mi madre:

"¿Pero cómo te vas a ir?".

"Pues aunque sea andando, pero yo me quiero ir".

Y me dice: "Si tú no puedes andar".

Y bajé de la cama y al bajar de la cama,

me caí al suelo.

Y estando en el suelo, mi madre me dijo:

"Esa es tu silla de ruedas".

Ahí es cuando cogí conocimiento realmente de lo que había pasado.

Y a mí me dijeron que no iba a poder andar

y yo no aceptaba eso.

"Quiero que me traigan unas muletas", decía.

Y fue eso, el hecho de ponerme de pie

haciendo mucha fuerza con las manos,

y cuando ya hice así, digo: "Ostras".

Tiré las muletas y me puse a andar.

Los médicos pensaban que yo no iba a poder andar,

pero fue simplemente que mi memoria había olvidado cómo andar.

Cuando al final anduve,

me dijeron que no iba a poder conducir.

El coche que decidí comprarme fue automático.

Y bueno, a día de hoy, como soy profesor de autoescuela

y tengo mi propia autoescuela,

tengo el coche adaptado para ayudar a aquellas personas

a las que realmente le hace falta.

Para mí es un privilegio el poder ayudar a esa gente.

Cuando vayas circulando,

siempre, antes de hacer alguna maniobra,

fíjate mil veces que no viene nadie

porque tu imprudencia le puede costar la vida a otra persona

y tú lo puedes evitar.

La ciudad de Benidorm es conocida por sus grandes playas,

sus opciones de ocio y por su urbanismo vertical.

La afluencia de turistas, sobre todo británicos,

hace que se estén adoptando medidas innovadoras y muy curiosas

en seguridad vial, como estos letreros.

Benidorm quintuplica su población en los meses de verano

y para aligerar el paso el Ayuntamiento ha construido

hasta 50 km de carril bici como este.

Como pueden comprobar, en algunas zonas

el carril discurre por el centro de la calzada

para mejorar la convivencia

entre ciclistas, peatones y conductores.

Benidorm es una ciudad turística. Estamos hablando de que podemos

tener una población rondando las 70 000 personas,

pero en época de verano andamos igual por encima de los 400 000.

Nos hemos enfocado en trabajar no solo para el vecino,

sino trabajar también para el que nos visita.

Por ejemplo, los ingleses, como conducen a la inversa,

están acostumbrados en los pasos de cebra

a mirar hacia el lado contrario de donde vienen los coches.

En un año estaríamos hablando de unos 40-50 accidentes.

Entonces hemos puesto en todos los pasos de cebra

la inscripción "look left".

Desde que se ha hecho esta campaña,

en la zona inglesa no ha habido ningún accidente en paso de cebra.

Luego tenemos otra medida

que ha modificado una ordenanza municipal de movilidad,

en la cual teníamos también muchos atropellos

de los carros que usa la gente que puede andar por Benidorm

o las "segways", los cogían

y andaban en todas direcciones y por zonas peatonales.

Lo que hemos hecho con esa ordenanza es regularlo,

no permitir el uso a personas con síntomas de alcoholemia,

por donde está yendo el peatón a 50 o 60 km/h.

Ahora lo que hemos regulado

es los motores que deben llevar esos carros y esas "segways"

para que no cojan velocidades

porque están en coexistencia total con el peatón.

-Las escúteres de movilidad solo deben ser usadas

por personas con discapacidad,

pero mucha gente, no solo ingleses, sino también españoles,

las utilizan porque es más barato que un taxi.

Esto está creando grandes problemas y los que pagan esta acción

son los peatones y la gente con discapacidad.

Tenemos un gran problema ahí, que la ciudad

y los consejeros de Benidorm están intentando reducir.

-Otra de las cuestiones también fundamentales

es la utilización de la bicicleta.

Vienen muchísimos turistas con bicicletas a nuestra ciudad.

Benidorm tenía alrededor de unos 35 o 40 km de carril bici.

En menos de un año hemos subido alrededor de unos 50 km,

no solo urbanos, sino también rurales.

-Antes las bicis tenían que ir por el carril de circulación;

gracias a esto hay una delimitación entre el vehículo y la bicicleta.

En el que estamos ahora mismo

había dos carriles de circulación en ambos sentidos.

Han retirado uno de ellos en cada uno de los sentidos

y se han puesto el carril bici.

Al haber solo un carril de circulación,

la velocidad de los vehículos es mucho menor

y esto evita los accidentes.

En caso de encontrarnos con un semáforo que no funciona,

la DGT marca una serie de pautas a seguir

para garantizar nuestra seguridad.

Primero debemos extremar la precaución

y también tener en cuenta que si nos aproximamos a un cruce

son los peatones los que tienen preferencia.

Además, habrá que seguir la norma que obliga a ceder el paso

a los vehículos que vengan por nuestra derecha.

La he visto, sí.

(TITUBEA)

-No era consciente.

(TITUBEA)

-Peligro a... No lo sé muy bien, la verdad.

-No sé qué significa.

-Las flechas de colores indicaban la preferencia.

-Algunas veces una es roja y otra negra,

pero en este caso son las dos negras...

-Tiene preferencia, ¿quién? Ah.

-Depende; si yo llevo más recorrido...

-El que sea más amable; en este país es lo que hay.

-Me dejaría él a mí, ¿no?

-Pueden pasar los dos.

-Iconográficamente...

-El triángulo es aviso importante, digamos.

-Esto es como peligro.

-El triángulo interior es que lleva vértice.

-Vale, me había imaginado un círculo.

-Y el exterior va redondeado el vértice.

-A lo mejor no vienen para abajo, solo es para arriba y no...

-Ah, podría ser...

-Se ve que la trigonometría y la geometría no es lo mío.

(TITUBEA)

-Peligro a los dos sentidos, que se pueden...

-Un doble sentido.

-Es que no lo sé bien.

-Ah, ahora he caído. Peligro, doble dirección.

-Doble dirección, pero... "danger".

-De frente, muy pegado, que no caben los dos.

-Advertencia, ¿no? "Danger".

-Doble sentido; advertencia, doble sentido.

-Cuidadito.

-Yo soy italiana, y conducimos muy mal.

-¿Es eso? ¿Sí?

Hemos quedado para hacer una entrevista al cantante Huecco

y le hemos pedido que venga con un coche de estrella del rock.

Es lo que pega, a ver si viene. Vamos a ver.

Es él, ¿no? Sí.

Parece el coche de Elvis. (RÍE)

Sí que es un coche de estrella del rock.

¿Qué tal? Fantástico.

Hola. Pasad, pasad.

¿Cómo va la cosa? Muy bien. ¡Pedazo de coche!

¿Cómo va eso? Muy bien.

Ahí están los cinturones. Nos ponemos los cinturones...

¿Tú hace cuánto te sacaste el carné?

Pues no sé la fecha, pero yo llevo 22 años con carné.

¿Y has notado mucha diferencia?

Porque desde luego en los últimos 10-15 años,

ha habido una reducción de accidentes.

¿A qué crees tú que se puede atribuir esa reducción tan bestial?

Pues te voy a dar una clave que nadie se ha parado a pensar.

Que hay muchas más mujeres conduciendo que hace 20 años

y la verdad es que son mucho más prudentes que nosotros.

¡Muy bien! Es verdad.

Atención, eso te acaba de hacer superamigo de Marta.

Es un dato incuestionable.

Está bien que lo reconozcas. Son más prudentes.

Nosotros somos más nerviosos, más machitos, más impacientes...

¿Has tenido alguna vez algún susto, algún accidente al volante?

No, las dos veces, pero me han dado a mí.

La culpa del otro. Bueno, en este caso claramente.

Yo iba por la M-30, me acuerdo a un programa de TV,

y nos dieron por detrás, vamos. Un camión, joder.

Nos quedamos... ¿Te hiciste algo, un esguince...?

Un... Calla, que fui a la tele después de eso

con la furgoneta reventada,

me fue al programa y canté en directo.

Ya a los días, cuando bajó la tensión,

me dolía toda la espalda y el cuello y todo.

Oye, ¿has hecho alguna vez algún curso de conducción?

Pues sí, de seguridad vial hice uno una vez.

Y sí que ayudan, eh, porque primero es divertido

y de verdad que se te queda aquí en la cabeza,

sobre todo el hecho de mantener la calma

y saber cómo te va a reaccionar el coche.

Y más de una vez, me ha hecho aquaplaning el coche...

Contravolante, ¿no? Lo he usado, y dices: "Eh, mira".

Te entra esa cosa aquí

de "uh, se me ha ido el coche un poco",

pero rápido lo controlas.

Así que aconsejo esos cursos a todo el mundo.

Tú has viajado por muchos países; ¿somos muy diferentes

en la conducción y en la seguridad vial,

los españoles a los americanos, por ejemplo?

Sí, muchísimo.

Somos muy impacientes, como muy latinos.

En EE. UU. no te pitan.

Bueno, para que te piten

es que has tenido que liar una de verdad muy seria.

Y la parte positiva,

¿en qué crees que somos mejores, en qué hemos mejorado?

Sí que noto responsabilidad en jóvenes,

de pillar taxis para llegar a casa,

de muchas organizaciones de fiestas que ponen hasta sus buses

porque directamente no quieren arriesgarse a que los jóvenes

si han bebido alcohol cojan el coche...

O sea, ahí sí que hemos avanzado; antes eso estaba peor.

Aunque no nos relajemos, queda trabajo por hacer.

Ya si nos dejas por aquí, perfecto; pero antes de bajarnos,

¿cuándo tienes el próximo concierto?

El 14 de junio; en junio hay un montón.

¿Te comprometes a dar un mensaje de seguridad vial,

"poneos el cinturón", "no conduzcáis si bebéis",

a los que vayan a tu concierto? Comprometido.

Genial.

Mil gracias, ha sido muy agradable el paseo

y el coche, inmejorable.

Menudo carro que tienes. Muchas gracias a vosotros.

Hasta luego. Venga.

Hasta luego. ¡Chao!

¿Cuánto falta, papá? -¿Mamá, cuánto falta?

(NIÑOS) Papá, ¿cuánto falta?

-Guantera.

-Guantera.

-Lo que tienen los coches arriba.

-¿En las motos?

-Cuando vas... mover la palanca,

que apoyas el vaso.

-Puedes meter cosas.

-Ah, en el maletero.

-No.

-Cuando vamos de viaje, hay algo que se abre

y se ponen los vasos y la comida.

-Ah, sí, que meten los CD para escuchar la música.

-Es como algo que tiene aquí pegado en la silla

y puedes abrirlo y guardas papeles.

-Y la comida por si te entra hambre.

-Pues se abre así... y luego para allá.

Luego para... atrás.

Aquí hay un... huequecillo aquí y lo metes ahí.

-Es para meter, por ejemplo,

si escuchas música en el coche, pues metes los CD,

y también cuando compras el coche te dan un libro de instrucciones.

No tienen huesos ni músculos ni terminaciones nerviosas,

pero dentro de un vehículo son lo más parecido que hay

a un ser humano.

Hablamos de los dummies; unos muñecos que existen

para que sepamos cómo nos afectan los accidentes de tráfico.

Estos maniquíes han sido y son determinantes para el desarrollo

de los elementos de seguridad de los vehículos.

Sus múltiples sensores ofrecen

una información que resulta determinante para los científicos

para que en caso de accidente suframos el menor daño posible.

Desde que aparecieron en los años 50,

su ingrato trabajo ha salvado infinidad de vidas humanas.

Son los dummies; los ocupantes de los vehículos

sometidos a los accidentes más severos.

Un dummy es un maniquí

que se utiliza en los ensayos de impacto

para evaluar o para determinar el daño que sufriría una persona,

y de esa forma ves lo seguro que es el vehículo.

Réplicas exactas del cuerpo humano;

la estructura del maniquí está fabricada en acero

y recubierta con una gruesa piel de vinilo.

En su interior se han sustituido los órganos vitales

por sensores que proporcionan información.

El dummy va repleto de sensores desde la cabeza a los pies;

esos sensores van conectados a un equipo de adquisición,

que a su vez va conectado a un ordenador.

-Este dummy tiene tres tipos de sensores.

Tiene acelerómetros,

célula de carga y sensores de desplazamiento.

Los acelerómetros miden las aceleraciones y deceleraciones,

la célula de carga mide la fuerza, la presión que se ejerce,

en este caso sobre el cuello,

y el sensor de desplazamiento mide en qué posición está cada costilla.

-Luego hay unas fórmulas

que lo traducen en criterios biomecánicos,

Los criterios biomecánicos lo que hacen es

determinar si ha sufrido un daño severo, leve...

Para poder reconstruir lo más fielmente posible

las consecuencias que para el ser humano tiene un accidente,

se fabrican muñecos de diferentes tipos según su talla y peso.

Hay dos grandes clasificaciones de dummies: adultos y niños.

Los niños van en función de la edad;

los hay de tres, seis y diez años,

y los adultos van en función del tipo de ensayo;

hay dummies frontales, laterales y traseros.

Por peso, los dummies de impacto frontal pueden ser

de 70 kg, 75 y más de 100;

mientras que los dummies laterales carecen de brazos.

Los antebrazos lo único que harían en el ensayo sería

distorsionarte las medidas según dónde caiga el antebrazo;

más abajo, más arriba...

Para que un ensayo sea válido,

el dummy debe cumplir normas muy estrictas.

Tras cada impacto, hay que revisarlo

y sustituir las partes que se hayan dañado.

Cada tres ensayos lo recertificamos;

lo que hacemos es comprobar que los parámetros de biofidelidad

siguen siendo los mismos que cuando se desarrolló;

los que marca la norma.

El desarrollo de un dummy es muy costoso y largo;

puede durar entre 15 y 20 años y requiere la participación

de un equipo multidisciplinar formado por ingenieros,

fabricantes de vehículos o incluso médicos.

De su trabajo, en definitiva,

depende que salvemos nuestra vida en caso de accidente.

El cinturón de seguridad se hace ahora obligatorio

en los países europeos de intensa circulación vial,

entre ellos, España,

por considerarlo como una de las medidas más eficaces

para reducir los efectos mortales de los accidentes.

La sujeción de los viajeros al asiento

reduce la importancia de los golpes,

que pueden ser mortales a la velocidad de 50 km/h.

Sin embargo, con el cinturón protector,

es posible salir ileso yendo a 100.

Las pruebas realizadas públicamente por profesionales del riesgo

confirman la eficacia del cinturón de seguridad,

aun en accidentes tan espectaculares como estos,

que, aunque preparados, son siempre aleccionadores.

Las motos eléctricas son una solución real

que permiten tener independencia y seguridad en la movilidad

para las personas con discapacidad física.

No son sillas de ruedas eléctricas, sino escúteres diseñadas

para que puedan incorporarse sillas de ruedas

y se manejan como una moto normal de este tipo.

Pueden alcanzar velocidades de hasta 30 km/h

y tienen una autonomía que puede variar entre los 50 y los 120 km.

La silla se acopla a una plataforma con unos enganches

que permiten asegurarla perfectamente a la moto.

Además, cuenta con cinturón de seguridad

y, cuando la moto se para, se activa automáticamente el freno

para que quede totalmente parada.

También cuenta con marcha atrás,

para realizar estas maniobras de forma adecuada y segura.

El copiloto invisible es un concepto

con el que algunas marcas tratan de evolucionar

la futura conducción autónoma.

Creemos que el conductor siempre debe tener

el último control del vehículo,

pero hay aspectos que escapan a nuestro control.

Aunque podamos desarrollar un vehículo de conducción autónoma

que en un tramo de carretera

pueda ser capaz de realizar todas las funciones,

es decir, incorporarse a la autopista,

controlar la velocidad del tráfico precedente y trasero;

hay momentos en que el conductor podrá no ver algo

y el coche sí podrá verlo.

En ese caso, el coche tiene la capacidad de frenar,

acelerar, desviar la dirección, girar,

evitar un obstáculo; y este es el concepto

de conducción autónoma que nosotros entendemos

que hoy por hoy se puede desarrollar

y se puede poner en el mercado a partir del año 2020.

El sistema I-SEE consiste en buscar una mayor eficiencia

y seguridad en las rutas que realizan los transportistas.

Cuando un camión recorre una ruta,

esta queda almacenada en una memoria interna;

cada curva, cada pendiente queda registrada

a través del sensor de inclinación de la caja de cambios

y obtiene de forma digital información sobre la topografía

sin depender de los mapas.

Así, cuando se vuelve a conducir por el mismo trayecto,

el camión puede utilizar esos datos

para usar correctamente todos los sistemas,

ya que el programador de velocidad

se hace cargo del cambio de marchas,

del acelerador y del frenado en las pendientes

para garantizar que todo funciona de la forma más segura y correcta.

La Unión Española de Entidades Aseguradoras

ha elaborado un estudio para verificar

qué conductores tienen más problemas a la hora de aparcar.

Según el informe, los jóvenes de 18 años

son los que suelen sufrir más incidentes mientras estacionan

debido a su inexperiencia.

En el lado contrario están los varones de entre 40 y 60 años,

los cuales gracias a los años acumulados con el permiso

no suelen tener problemas a la hora de aparcar.

Caballerías. -Coches de caballos.

-Carros. -Los tranvías.

-El tren y el tranvía.

-O bicicletas también.

-El metro, la célebre línea 2.

-Yo qué sé, poco más.

-Cuando íbamos a la montaña, merendolas y estas cosas,

los burros antiguamente tenían como unas alforjas,

se utilizaban para todo.

-Íbamos dos personas.

El de atrás se agarraba al de delante, que era más experto.

-En el carro, mi tío y mi primo solían ir delante

y nosotras detrás.

-Y si íbamos más de dos, la de atrás a lo mejor se caía.

-Cuando más nos reíamos era

cuando hacía las necesidades en medio de la calle.

Y ahí nos mondábamos de la risa.

-Lo pasábamos bomba, era una fiesta.

-Y cuando se paraba a hacer su caquita,

pues eran kilos de caquita.

-Se escurría, se escurría, hasta que caía abajo.

-Aquello era... Nosotras nos reíamos mucho

y eso, nos lo pasábamos muy bien.

Hace unos días veíamos cómo debemos comportarnos

dentro de un autobús cuando vamos como pasajeros;

hoy nos toca ver cuáles son las cosas más importantes

que debe cumplir un conductor.

Y estamos con Fernando Lara, de Autoescuela Lara.

¿A quién le va a tocar esa difícil misión?

A Carlos. Me parece muy bien.

Así que al volante. Luego te invito al café.

Pues venga, vamos a verlo.

Qué responsabilidad.

Confiamos en ti. Bueno...

Yo no lo tengo tan claro.

Cerramos la puerta. Cerramos la puerta.

Ponemos la directa; estos coches son automáticos.

Quita el freno de estacionamiento. Ahí va.

Vale. Y empezamos a observar.

Acuérdate que estos vehículos requieren mucho uso de los espejos,

mucha anticipación

y la velocidad tiene que ser acorde a las circunstancias.

Vale, y ahora viene un momento crítico

porque es un giro. Ahí está, es una glorieta;

vamos a hacer un cambio de sentido.

Acuérdate de que en las glorietas tenemos que ceder el paso;

ahí está la señal.

Primero tenemos un badén. Ahí está, muy bien.

Y observando.

Y acuérdate, que las ruedas van por detrás tuya;

no empieces a girar... Ahí. Me he comido un poco el bordillo.

Ábrete bien. Vale.

Ahí está, mirando los espejos.

Mirando... Muy bien.

Aceleramos un poquito más y vamos girando.

Mirando por fuera y circulamos siempre por vuestra derecha.

Muy importante que el resto de conductores tomen nota

de lo que estamos haciendo ahora.

Claro, si algún vehículo se les cruza,

en caso de frenazo, los pasajeros se nos van a echar encima.

Hay que anticiparse mucho.

Mira, este... ¡Hala!

¡Mira, mira!

Nosotros seguimos mirando... El problema es ese,

que uno no es consciente de las dificultades

de maniobrar con un vehículo como este

hasta que no lo conduce. Ahí está.

Y entonces uno se hace solidario. Vamos a girar en la tercera.

Y luego las distancias, ¿no? Porque a mí me da la sensación

de que el carril es muy pequeño y vas a golpearte con otro.

El autobús mide lo máximo, que son 2,50 m de ancho.

Por eso son importantes los giros y demás.

Si hubiera peatones,

recuerda que hay que detenernos para que pasen.

Por eso la anticipación. Vamos a imaginarnos que ahí

hay un peatón y debemos detener totalmente el autobús.

Desacelera... Hay que desacelerar bastante antes

y empezar a frenar con mucha suavidad

para que los que van en el autobús no se agarren como monos, ¿no?

Ahí esta.

La conducción tiene que ser pausada, nada de correr, e ir bien.

Vale, en caso de una emergencia

y que haya que hacer un frenazo en seco,

¿el autobús responde bien? Claro,

el vehículo cumple la normativa y frena y se detiene,

pero el pasajero que está de pie y despistado

va a salir disparado.

Fernando, ojalá condujeras tú, pero como lo hace Carlos,

yo me voy a bajar en la próxima parada.

Bueno, lo que es la suavidad y tal,

creo que he cogido el concepto. Sí.

Ahora ya la precisión en la cercanía, no sé yo...

Y ahora cuando estés parado, abres la puerta.

Bueno, hasta luego.

¡Adiós! Hasta luego.

Pues esta ha sido la clase. Yo creo que bastante bien.

Muchas gracias. De nada. Hasta otro día.

Ah, poco, no tardé mucho. La verdad es que hace muchos años

y no me acuerdo, pero no fui especialmente torpona.

Pero han sido multas de estacionamiento

de las zonas verdes y eso; pero multas de lo demás no.

No. No, y espero no tener que cambiarla nunca, la verdad.

Tengo tres en mi casa. No, no... Bueno, en el maletero, ¿no?

En el maletero está, ¿no?

Lo que no sé es dónde tengo las llaves del coche,

y esto es verdad. Tengo que hacer copias.

No, yo soy muy pacífica; sí, soy pacífica, no tengo...

No, además me pone histérica la gente que va...

No, yo voy cantando, voy relajadita, feliz; feliz.

Un ocho.

Y aparcando un diez.

Aparcando un diez.

En un viaje largo... Hombre, nos hemos hecho

unos cuantos en la gira, o sea, que a cualquiera de ellos

me lo llevo y son buenos compañeros de viaje.

Esto ha sido "Seguridad vital", gracias por vernos.

La próxima semana, más. Oye, estando en Benidorm,

o tú o yo invitamos a paella. Vale.

¡Vamos! Venga.

Comenzamos.

¡Grabando! Voy, un segundo.

Me voy hacia atrás, ¿vale? Vale.

"Benidorr"...

(RÍE) Joder, buen comienzo.

Benidorm quintuplica su población...

Bueno, ya digo dos palabras.

Y extremen las precauciones, sobre todo...

Vamos a repetirla.

De carril... Va, vamos arriba.

Muy importante que respeten...

(BALBUCEA) ¿Sabían que el 90% de las carre...?

Qué difícil es andar y subir escaleras hablando.

¡Venga! (RÍE)

Hablamos de los dummies. Para que nosotros sepamos...

¡Que nosotros sepamos!

Cuyo fin... Me cago en la leche.

A un ser humano. Ser humano.

Los tramos con mayor siniestralidad y han intensificado...

(BALBUCEA) Jo, estaba bien.

Respeten los límites de velocidad. ¡Hombre, Carlos!

Hala, adiós. Adiós.

  • Seguridad Vital - 05/06/16

Seguridad Vital - 05/06/16

05 jun 2016

Hoy: las carreteras secundarias, los radares ,la conducción de los autobuses urbanos, los dummis, casi humanos. Invitados: el cantante Huecco y su Cadillac.

ver más sobre "Seguridad Vital - 05/06/16" ver menos sobre "Seguridad Vital - 05/06/16"
Programas completos (132)
Clips

Los últimos 1.352 programas de Seguridad vital

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios