Pueblo de Dios La 2

Pueblo de Dios

Domingo a las 11.30 horas

Pueblo de Dios
Domingo a las 11.30 horas  
www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4265965
Para todos los públicos Pueblo de Dios - Mayores de pueblos pequeños - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

(Música suave)

Guadalajara es una de las provincias más afectadas

por la despoblación del mundo rural.

De los 288 pueblos de la provincia,

173 tienen menos de un centenar de habitantes.

Y en 6 de cada 10 sigue disminuyendo la población.

Hay muchos pueblos prácticamente deshabitados

y las pocas personas que quedan son mayores.

(Continúa música)

(Música)

La Alcarria, tierra de la lavanda

y de la miel con denominación de origen,

ha visto cómo muchos de sus pueblos se han quedado sin gente,

sobre todo en invierno.

Aunque las infraestructuras del medio rural han mejorado

y las casas son más confortables, la población sigue bajando.

Y no tiene visos de que la tendencia vaya a cambiar.

Nuestros pueblos se están despoblando por falta de apoyo

de las distintas administraciones y también yo creo que por la idea

que tiene la gente de que en las ciudades se vive mejor

o hay muchos más servicios.

Yo creo que para que se puedan garantizar los servicios

en el medio rural, la gente tiene que permanecer

y apostar por el medio rural.

De hecho, el medio rural creo que es un espacio,

es una oportunidad para poder desarrollar cualquier actividad

y, de hecho, merece esa oportunidad el medio rural.

(Música)

Brihuega, capital de la Alcarria Alta,

tiene 2000 habitantes y mucha historia a sus espaldas.

Por aquí pasaron árabes, judíos y cristianos,

y todos dejaron su impronta.

El pueblo ha sido declarado conjunto histórico-artístico.

(Continúa música)

En los últimos años Brihuega y su comarca están de moda

por sus campos de lavanda que en primavera son espectaculares.

(Continúa música)

Esta escultura recuerda a Andrés Corral,

emprendedor alcarreño, que convirtió la lavanda

en atracción turística a escala nacional e internacional.

Realmente este cultivo precisa y necesita bastante más mano de obra

que el cultivo de cereal.

Entonces, el tejido rural,

llevamos varios años que está desapareciendo,

la gente se va a Guadalajara o a Madrid

porque realmente estamos cerca.

Estamos intentando, intentando no, me atrevo a decir

que estamos logrando que las nuevas generaciones

se queden a vivir en el mundo rural, en los pueblecitos,

porque poco a poco se van a quedar despoblados y vacíos

y estamos consiguiendo, gracias al cultivo de la lavanda,

que la gente joven se involucre y se quede a vivir en los pueblos.

(Música)

La comarca de Brihuega, además de arte y naturaleza,

cuenta desde hace tres años con un novedoso programa

de atención a personas mayores del medio rural,

centralizado en Yela.

Su objetivo es la mejora de la calidad de vida

de los mayores de 60 años para que sigan viviendo

en sus pueblos.

El programa, en el que participa más de un centenar de personas,

está financiado por la Junta de comunidades

de Castilla-La Mancha, ayuntamiento de Brihuega

y las empresas Enagás y La Caixa.

La gestión y la realización corren a cargo de ACCEM,

ONG de inspiración cristiana.

Pensando en cómo impulsar todo este envejecimiento activo,

pensando en cómo retrasar la dependencia,

pues fuimos trabajando la gente y fue en principio un programa

que a las administraciones les pareció muy bien,

a las entidades del entorno les pareció muy bien,

al ayuntamiento de Brihuega le pareció muy bien,

y entonces por ahí empezamos, como algo novedoso,

innovador, fundamentalmente.

-Hay muchos pueblos donde a lo mejor viven cinco, seis,

a veces más, 10, 15, 20 habitantes.

En invierno estos pueblos tienen muy pocos recursos,

entonces, nosotros lo que perseguimos es que las personas mayores

sigan viviendo en su pueblo, que vivan bien,

que trabajen su salud física, su salud mental,

que trabajen sus relaciones entre ellos

y con vecinos de otros pueblos,

y para ello les recogemos en un servicio de transporte,

les acercamos hasta el centro de Yela y aquí desarrollan actividades,

pues cognitivas, para la mente, para el cuerpo,

para encontrarse bien.

El programa abarca nueve pueblos.

Los mayores deben ser atendidos como merecen

y ese es el propósito del programa

que ha sido muy bien acogido por todos

porque por fin alguien se ha acordado de los mayores.

Estos pueblos, como Yela, Hontanares, Villaviciosa,

son las tres parroquias, los tres pueblos,

que atiendo fines de semana y en momentos puntuales entre semana

desde Guadalajara, pues son típicos,

son un ejemplo de lo que nos ocurre

en esta provincia en la mayoría de los pueblos.

En invierno está cargado de soledad,

el verano es un aluvión de gente,

se juntan las fiestas patronales, es cuando tienen vida los pueblos,

y esa es la tónica, y en razón de esa tónica

de estas características,

tenemos que hacer también la pastoral pues los cuidados naturales.

En Archilla apenas quedan seis vecinos,

en invierno solo vive una mujer, la alcaldesa.

Hoy son dos mujeres las que van a Yela.

El autobús pasó antes por Balconete y Tomellosa.

Rosana, auxiliar de apoyo del programa,

acompaña a las mayores en la ruta.

Voy a Yela los martes.

Me gusta mucho porque tienes contacto con la gente,

con las de los otros pueblos, vamos juntas en el autobús

y me gusta mucho hacer la gimnasia y todo lo que hacemos allí.

El autobús hace dos rutas en días alternos,

una por el valle de Tajuña y otra por el Llano.

La ruta del martes comienza en Balconete y pasa por Tomellosa,

Archilla, Romancos y Brihuega, para acabar en Yela.

En Romancos montan 10 personas,

es el pueblo con más habitantes de la comarca después de Brihuega.

El 40% de las personas que acuden al centro de mayores

son de Brihuega, distribuidas en dos grupos,

uno el martes y otro el miércoles.

El viaje es como excursión de medio día por la Alcarria

porque los mayores volverán a comer a sus casas.

Van encantados.

No les importa el desplazamiento porque les sirve

para salir de la rutina diaria.

En el centro aprenden, comparten y lo pasan bien.

Lo que les damos es cariño,

es que al final recibimos cariño y damos cariño.

Cuando tú haces algo que la gente espera,

que quiere trabajar, que quiere mejorar,

que les tratas como personas adultas, que son personas adultas

que quieren seguir trabajando porque su vida sea mejor,

pero lo tratas a un adulto con cariño,

pues la gente, claro, se desvive, y es verdad que es muy agradecido.

-Te dan mucho, más de lo que tú a veces les das,

aprendes muchos de ellos y es gente muy acogedora

y estoy muy a gusto trabajando con personas mayores

porque te dan mucho cariño y te sientes muy querida.

(Música)

A las 10:00 de la mañana el autocar llega a Yela.

El pueblo dispone de un edificio perfectamente acondicionado

para llevar a cabo las actividades del programa.

El centro de mayores ha dado vida a Yela,

sobre todo en invierno,

cuando la población está bajo mínimos.

El centro de mayores para Yela significa mucho,

primero porque pudimos recuperar el antiguo edificio

del ayuntamiento y la escuela, que estaba en ruinas,

y segundo, porque la actividad del centro da vida

a nuestro pueblo durante varios días a la semana.

Recibimos mayores de todos los pueblos de la comarca,

hacemos actividades, salimos al frontón,

y hay un intercambio que le viene muy bien a la gente mayor

de los pueblos, sobre todo en invierno,

que la gente está muy aislada

y le hace falta contacto social y tal.

El perfil de los usuarios del programa es mujer

entre 70 y 80 años que vive con su pareja o sola.

Participan muchas más mujeres que hombres.

A estas alturas de la vida son frecuentes

las enfermedades cardiovasculares, musculares, sensoriales

y neurovegetativas que afectan principalmente a los hombres.

Tengo a mi marido enfermo.

Está de los bronquios, está con oxígeno,

tiene que llevar mochila para la calle.

Ahora en las fiestas no ha estado porque no ha podido salir

porque ha hecho mucho frío y...

Bueno, ahí estamos.

-Para mí ir al centro de Yela significa muchísimo

porque tienes mucha relación con la gente, por ejemplo,

con la gente de Archilla, con la de Balconete,

con los de Tomellosa, que esa gente la conozco muchísimo

y, bueno, me llevo muy bien con todos

y la verdad es que estoy deseando

que lleguen los martes para subir a Yela.

Las actividades y talleres están dirigidos a potenciar

la autonomía de los mayores,

empezando por la dimensión funcional y cognitiva

y siguiendo por la física y social.

El equipo de profesionales está formado por una psicóloga,

una terapeuta ocupacional, una fisioterapeuta,

una auxiliar de geriatría y una persona de mantenimiento.

Nosotros intentamos estar pendiente, llamar,

preguntar si alguien no ha venido si va todo bien,

y coordinándonos con los recursos que hay en las cabeceras, ¿no?

Los trabajadores sociales que también van a los pequeños pueblos

a demanda, pues también nos coordinamos con ellos.

Intentar que todos los pocos recursos que pueden estar al alcance

estemos coordinados y que esas personas

sigan teniendo una vida plena, a pesar del envejecimiento

y a pesar de estar en pequeños pueblos.

-Hay muchas actividades, hacemos gimnasia,

yoga, por ejemplo, hacemos memoria,

hacemos con la tablet, también hacemos manualidades.

O sea, que estamos muy contentos con subir aquí, a Yela.

Con las actividades los mayores rejuvenecen

el cuerpo y el espíritu.

Y el encuentro con personas de pueblos vecinos

les abren nuevos horizontes.

Este es el taller de recuperación de la memoria,

que con los años se va perdiendo.

Hay hechos en la vida que no importa olvidar,

pero hay otros que nunca se deberían olvidar,

es lo que se trabaja en este taller.

El centro ha revolucionado a los mayores.

Personas que apenas pisaron la escuela están aprendiendo

a manejar la tablet,

lo que demuestra que nunca es tarde para aprender cosas nuevas.

La verdad que al principio les costaba un poquillo,

pero ahora la verdad que lo han cogido muy bien

y les gusta.

Muchos, de hecho, después de empezar el taller con tablet,

se la han comprado.

Han pedido la tablet para Reyes y se han comprado tablets en su casa

Les hemos instalado aplicaciones y trabajan en casa con ellas también.

(Música)

Los espacios lúdicos crean ambiente de buena vecindad y hermandad

entre los pueblos de la comarca.

José Antonio cumple 80 años y hay que celebrarlo.

(CANTAN) "Cumpleaños feliz, cumpleaños feliz,

te deseamos todos cumpleaños feliz".

-Es un espacio de relación,

hay muchas personas que llevaban años sin celebrar su cumpleaños.

Aquí tienen un lugar en el que volver a encontrarse

con unas personas a las que convidar en su santo,

con las que compartir ese momento importante de cumplir un año más

y que te canten un "Cumpleaños feliz",

cuando a lo mejor hace 10 años que no te lo cantaba nadie,

pues es muy bonito.

-Este trabajo me aporta,

como personas mayores ellos y yo como persona joven,

pues me aporta sabiduría y experiencias de la vida,

y aparte es un trato muy cercano y muy humilde el que tenemos

y, pues nada, es como una relación de nieta-abuelos.

(Música)

Los pueblos ofrecen muchas posibilidades para ocupar el tiempo.

Jacinto y Presentación viven en Malacuera.

Como otra mucha gente de la Alcarria,

emigraron a la ciudad en busca de un futuro mejor

y cuando se jubilaron volvieron al pueblo.

Cultivan hortalizas para consumo doméstico

y están orgullosos de sus tomates y sandías.

Nos faltan horas del día para las cosas que tengo que hacer.

Cuando no es el huerto, es el campo,

en fin, siempre tengo cosas que hacer.

Y si no me voy al monte, me paso por ahí las mañanas enteras.

-Que me gusta el campo,

hemos estado mucho tiempo viviendo en Madrid

y Madrid..., eso es un matapersonas.

Lo que ocurre es que aquí cuando yo tenía la edad

de empezar a trabajar, porque estudiar,

terminaba el colegio a los 14 años y aquí no podías ir más al colegio.

Pues me marché a Madrid y he estado más de 40.

(Música)

Yela está entre Villaviciosa y Hontanares,

de ahí el dicho: "Entre Villaviciosa y Hontanares siempre Yela".

Las mayores del pueblo ocupan las tardes jugando a la petanca,

la honrilla de ganar anima la competición.

En verano el grupo de jugadores es grande,

en otoño mengua mucho y en invierno desaparece.

Bueno, pues un jubilado, por ejemplo en mi caso,

yo llevo aquí desde junio,

tengo huerta y es mi distracción.

Luego, por ejemplo, los ratos libres por la tarde

echamos una partidita a la petanca, algún tute

y, bueno, pues así pasamos los meses.

(Música)

El paseo por la tarde es otra de las ocupaciones de los mayores.

Lo recomiendan los médicos para activar las piernas

y bajar la tensión arterial.

El paseo en grupo tiene el valor añadido

de la convivencia vecinal,

que es una de las señas de identidad del medio rural.

Los pueblos mueren en invierno, reviven en primavera

y se desbordan en verano cuando la gente vuelve

para reencontrarse con sus raíces.

Un día normal me cojo, me levanto, desayuno

y luego ya me voy a andar,

porque me han dicho los médicos que tengo que andar.

Entonces, ando lo que puedo, porque las piernas se me cansan

y cuando ando un poquito me siento.

Entonces, ¿qué tengo que hacer?

Irme por el sitio que haya asientos, ando un poco, me asiento

y así estoy hasta las 12:30 o la 1:00, que voy a comer.

Y luego ya por la tarde pues estoy en mi casa,

o bien leo una cosa, o veo la televisión,

alguna película que otra, y esa es mi vida.

Los miércoles el autocar hace la ruta de Malacuera,

Brihuega, Villaviciosa, Hontanares y Yela.

En Malacuera montan dos personas,

en Brihuega 15,

en Villaviciosa una y en Hontanares dos.

Los mayores de Yela se incorporan a este grupo.

La media diaria de asistentes al centro

está en torno a las 35 personas.

Los profesionales prefieren grupos reducidos

para que la atención sea más personalizada.

En el centro se hacen muchas actividades,

unas conocidas, como la gimnasia de mantenimiento y las manualidades,

y otras desconocidas en el medio rural, como el yoga.

El programa de mayores pretende que la brecha cultural y de recursos

que existe entre el mundo rural y el urbano sea menos profunda

y no haya ciudadanos de primera y de tercera.

Las personas acogidas a la Ley de Dependencia

requieren una atención más especial.

Los martes y miércoles tienen rehabilitación

en el centro de Yela y el lunes hacen actividades en Brihuega.

El servicio lo financia la Junta de comunidades

de Castilla-La Mancha.

Las personas con movilidad reducida utilizan el elevador

para subir a la sala de rehabilitación,

es como un paseo espacial, pero sin salir de casa.

La fisio y la terapeuta no hacen milagros,

pero lo parece, porque las personas vuelven a sus casas como nuevas.

Me va fenomenal

porque hablo, me escuchan...

Entonces, todo eso, hablas con la gente del grupo de los martes,

con todos un poco, y entonces pues bien.

Llevo 21 años así más o menos, primero con artrosis,

luego me operaron de una rodilla, ahora tengo esclerosis múltiple

y, bueno, lo voy llevando como puedo.

-Yo me enteré, no sé si en el pueblo, que lo comentaron

que habían abierto esto y empezamos un día solo los martes

y ahora venimos, a Brihuega vamos los lunes

y los martes venimos aquí por la mañana

y los miércoles por la tarde,

los que tenemos la Ley de la Dependencia aprobada.

A mí me gusta porque me relaja y me gusta relacionarme con la gente.

(Música)

El programa de mayores es itinerante

y realiza actividades puntuales en los pueblos de la comarca.

Hoy le ha tocado a Romancos, donde los profesionales de ACCEM

han organizado un taller de ganchillo.

Se trata de implicar a la gente

para que saque del baúl de los recuerdos

sus saberes tradicionales.

Las mujeres comprueban que sus manos no son tan ágiles

como cuando eran jóvenes.

Les preocupa que los trabajos

que antes se hacían en los pueblos se pierdan

porque los jóvenes están a otras cosas.

Mi tiempo lo empleo en ir a Yela los martes,

pasamos allí la mañana haciendo un poco de gimnasia,

manualidades, en fin, lo que se viene haciendo por allí,

y el resto del tiempo pues paseando por aquí,

un poquillo de huerto, en fin...

Cuatro gallinitas que tengo y esa es la vida ahora por aquí.

Porque no hay otra cosa.

-En los pueblos no hay vida,

no tenemos las comunicaciones, la telefonía está muy mal,

las comunicaciones están fatal, funcionan fatal,

entonces, no nos ayudan, nos tienen que ayudar

porque el mismo internet no funciona bien,

los móviles tampoco, no tenemos cobertura,

entonces, eso es lo que no atrae a la gente.

(Música)

Torija es uno de los pocos pueblos de la Alcarria

que ha incrementado su población.

Aquí comienza la tercera ruta, cuyo destino es Atanzón,

donde hay un centro de mayores similar al de Yela.

La financiación del transporte corre a cargo

de los ayuntamientos de Torija, Caspueñas y Atanzón.

En Torija toman el autobús tres mujeres y dos hombres,

pero normalmente son algunos más los que van al centro.

En Atanzón conocemos a mucha gente,

porque viven allí muchos, como los de Caspueñas,

pero no tenías esa cosa que, ahora ya como estás conviviendo,

pues te ves en cualquier lado y: "Oye, hola". Es otra cosa ya.

(Música)

La siguiente parada es en Caspueñas, en el valle del río Hungría,

que también participa en el programa.

Hoy son dos matrimonios los que se han animado

a ir al centro.

Es una mañana que la pasamos distraída,

hablamos con los compañeros, ya por lo menos salimos de una rutina

de un pueblo que no tiene tres habitantes,

ese es nuestro problema,

que los pueblos se han quedado... completamente vacíos.

En el verano pues sí, hay bastante gente,

pero ahora ya, de ahora en adelante ya no hay nada.

Y por lo menos es un día que ya salimos de lo normal

y estamos muy contentos.

(Música)

El centro de Atanzón lleva un año funcionando.

La financiación del programa corre a cargo

de la Junta de comunidades de Castilla-La Mancha

y la gestión de la ONG ACCEM.

Atanzón tiene 50 habitantes en invierno

y 800 habitantes en verano.

El centro estimula la actividad física de los mayores,

cuida su salud mental y potencia las relaciones intergrupales.

Bueno, vamos a empezar con una actividad

que vamos a decir cada uno nuestro nombre,

acompañado de unas palmadas, ¿vale?

Hago dos palmas aquí y una aquí, ¿vale?

Y digo: "De-lia".

-Cán-di-do.

-So-le-dad.

-Ju-lio.

-Ju-a-na.

-Ma-no-lo. -Olé.

-Mari Car-men. -Án-gel.

-Juan José.

-Tanto la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha como ACCEM,

una ONG que se preocupó y se preocupa mucho

por nuestros mayores, llegamos a un acuerdo

y abrimos el centro como un centro de asistencia

a los mayores, incluso a cualquier persona

que viva en este pueblo,

y se le da un servicio que creo que lo que estamos haciendo

es consolidar que la gente no vaya a coger esos servicios,

a utilizar esos servicios fuera de nuestro municipio.

El taller de música alegra la vida a los mayores,

ahuyenta sus soledades y pone ritmo a sus cuerpos ralentizados

por la artrosis y el peso de los años.

Todavía no han formado una orquesta, pero con el tiempo todo se andará.

El centro es una cosa muy buena para la gente mayor

porque vienen aquí, luego tienen unas monitoras

que se portan muy bien con nosotros que les enseñan a hacer gimnasia

los jueves, preparación física mentalmente,

les hacen también hacer juegos manuales.

Para nosotros es una cosa muy buena.

-Contenta, contenta.

Contenta y que siga la cosa de que esto siga abierto

para poder disfrutar de ellas y aprender mucho de ellas.

-Vienen supercontentos.

Todos deseando que llegue el día,

ya están el día de antes preparándose,

que son los martes, pues ya el lunes ya están todo el día

a ver qué me pongo, que no me pongo, voy a ir a la peluquería,

o sea, están supercontentos y motivados.

Regresamos a Yela,

donde el centro ha programado una visita al pueblo.

Con esta actividad se pretende que los mayores conozcan la historia

y los monumentos de los pueblos de la Alcarria

y se sientan afectivamente más cercanos.

Esto que estamos haciendo hoy también forma parte

del programa de mayores, conocer los pueblos donde estamos.

Estamos en la fuente principal de nuestro pueblo de Yela.

En todos los pueblos hay una fuente, aquí veníamos a coger el agua

con los botijos, porque entonces bebíamos el agua en botijo.

Julián del Olmo, hijo de Yela, y director de "Pueblo de Dios",

es el guía del grupo.

Llegaba al campo fresca.

Esta fuente era la fuente de vida, y nunca mejor dicho, del pueblo.

Yela resurgió de las cenizas de la Guerra Civil

y hoy es un pueblo totalmente nuevo.

Estamos ante la joya de la corona del pueblo.

Esta iglesia tiene más de 700 años.

O sea, que fijaros si hay historia detrás de esta iglesia

porque los pueblos no han nacido hoy

ni han nacido con la última casa que hemos arreglado,

tienen mucha historia.

Esta iglesia en la guerra quedó arruinada casi todo.

Yo recuerdo de pequeño jugar aquí entre las piedras...

De hecho, yo tuve que ser bautizado en una palangana

porque la iglesia estaba hundida.

Las iglesias tienen arte y parte en la vida

y en la historia de los pueblos.

Los patrones del pueblo son estos dos,

San Gervasio y San Protasio,

que aquí en el pueblo, como somos muy familiares,

les llamamos los Gervasios, punto.

Los pequeños pueblos que antaño fueron grandes

se resisten a morir porque la vida nunca muere

y los mayores la guardan como oro en paño

entre los pliegues de sus almas añosas.

Los pequeños pueblos, que antaño fueron grandes,

se resisten a morir porque la historia nunca muere.

La historia de los pueblos está escrita en las piedras

de sus templos y monumentos

y en el tronco de sus árboles centenarios.

Los pequeños pueblos, que antaño fueron grandes,

se resisten a morir, como sus fuentes de agua viva

en tiempos de sequía, como la fuente de San Roque

que emana desde siempre agua bendita.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Mayores de pueblos pequeños

Pueblo de Dios - Mayores de pueblos pequeños

22 oct 2017

La comarca de Brihuega cuenta con un programa de Atención a Personas Mayores del Medio Rural, centralizado en Yela y Atanzón. Su objetivo es la mejora de la calidad de vida de los mayores de 60 años para que puedan seguir viviendo en sus pueblos

ver más sobre "Pueblo de Dios - Mayores de pueblos pequeños" ver menos sobre "Pueblo de Dios - Mayores de pueblos pequeños"
Programas completos (481)
Clips

Los últimos 498 programas de Pueblo de Dios

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios