www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5046218
Para todos los públicos Para todos La 2 - 09/03/19 - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

¿Qué tal?, ¿cómo ha empezado este sábado?

Después de una intensa semana nos disponemos a repasar

la actualidad social.

Enseguida hablaremos del viaje de las mujeres,

no nos referimos al día de ayer, 8 de marzo,

sino el proceso de aprendizaje que muchas han realizado

en todo el mundo hasta llegar a sabías y abuelas.

Después, daremos un repaso a la pirámide de población.

Y lo que dicen las estadísticas

sobre el aumento de la esperanza de vida y los retos que plantea.

La innovación social con huertos urbanos

y la reflexión acerca de la buena dependencia de Patricia Ramírez,

completan nuestra oferta.

Como les decíamos, hoy es el día después del 8 de marzo.

Está claro que cada vez son más las mujeres que se cuestionan

y reflexión en torno a qué es ser mujer.

Tener conciencia de género.

La escritora Elena García Quevedo,

ha buscado respuestas viajando y conversando con mujeres mayores,

de diferentes civilizaciones.

En Egipto, Turquía, Colombia, la India o Nepal,

le han contado su forma de transferir el conocimiento

y la sabiduría, de las llamadas sociedades matrilineales.

Miguel Castro Uceda, ha estado con ella.

Entonces, este es tu refugio, ¿no?

-Sí, esto es una Asociación de Mujeres.

Que como hacían, y han hecho, las mujeres siempre

y se han transmitido los saberes, se reúnen.

Es un lugar para reunirse, hacer actividades,

para cuidarse,

para sentirse bien entre mujeres.

Y para mí, tiene la esencia de lo que es mi libro.

Que es poner en valor lo que somos, hemos sido

y podemos ser.

Todas las mujeres.

-En el libro hablas del secreto de las mujeres. ¿Cuál es el secreto?

-Es, sobre todo, la renovación constante.

El secreto de las mujeres es sobre todo el amor.

El secreto de las mujeres es tener la capacidad de transformar

todas las realidades.

-Has entrevistado a diferentes mujeres, has hablado con ellas,

Has estado en lugares en donde había una civilización como la Nubia,

directamente,

donde era una civilización matrilineal.

-El otro lado del patriarcado.

En estas sociedades donde sí existió el equilibrio entre hombres

y mujeres, por ejemplo, la primera de ellas,

Çatalhöyük, no hubo guerra durante más de 1000 años.

Yo llegué hasta allí,

y llegué después de un tiempo de guerra literalmente.

De haber estado...

En distintos lugares de guerra, rota por dentro,

Y allí me di cuenta que había otras posibilidades,

otros paradigmas posibles.

Entonces, empecé a buscar en el mundo en el que estamos,

esos paradigmas.

Algunas abuelas sabías hablan del despertar femenino

como el viaje de la cabeza al corazón.

En este momento.

Lo femenino reconociéndolo desde ahí.

Como arquetipo del corazón.

Este viaje, es un viaje en el que la niña se está haciendo,

muchas veces en la adolescencia, en oposición a la madre,

a lo arquetípico femenino.

Dirigiéndose al mundo profesional también,

dejando de lado la conexión con el corazón.

Y todo ese viaje es un volver, chocar con los valores masculinos,

chocar con los valores del patriarcado,

para volver a recuperar los valores internos.

Y llegar al corazón.

Es muy interesante cómo arquetípicamente,

los mitos femeninos que,

en el patriarcado no se dan,

o se han dado de otra forma,

no se han enseñado los cuentos femeninos ancestrales

que vienen desde Sumeria, por ejemplo.

No se les enseña a las niñas.

Pero estos cuentos hablan del ir al corazón

y de esos mismos símbolos

que se enseñan a las niñas.

Que es la luna,

para que las niñas, al crecer, siempre sepan que la luna,

como nosotras somos cambio.

Vamos a estar cambiando nuestras emociones.

Y que eso, no solo está bien,

sino que debemos y deben permitírselo.

Cambiar,

estar sola o estar acompañada cuando el cuerpo te lo pide.

Clave.

La nutrición.

Les enseñan,

aprende qué es lo que te nutre y huye de lo que te desnutre.

Aprende qué te hace estar fuerte, en la comida,

les enseñan la comida que les viene bien en cada momento de su vida.

Pero también les enseñan a que hay gente que, quizá,

no les venga bien.

Que hay trabajos que, quizá, les vengan bien. O no.

A examinarse dentro de ellas.

-¿Cómo se llega a esa parte final de: "Yo me amo"?

-Es básico, es la transformación,

con todo lo que soy, con todo mi dolor,

con todo lo que he pasado,

Porque todas y todos, a lo largo de la vida, nos rompemos.

Esa es una norma de la vida, es inevitable.

Con todo esto me amo y me rescato.

Los mitos y las abuelas hablan de esto.

Los mitos como Isis,

que está presente en el libro,

como Deméter, que está presente en el libro,

como Innana, que es el primer mito joya sumerio, que tenemos.

Hablan del proceso de ruptura, de cómo nos rompemos y cómo,

cuando atraviesas, sabiendo que esa transformación está en ti,

que eres una crisálida y que mañana será otro día,

y que me nutro y me permito enfadarme

o me permito no ser durante un tiempo,

me permito dormir como la tierra,

que tejo mi futuro en el tiempo en el que no estoy.

Me amo en mi debilidad.

Desde ahí, con tiempo, como la tierra, como el invierno,

como la luna...

renazco.

Y eso es clave.

¿Por qué después de ese morir el renacimiento es sabiduría?

Esa es la clave que enseñan las abuelas.

Seguimos con más temas para todos.

En un siglo, la pirámide poblacional en España,

ha dado un vuelco.

La esperanza de vida,

ha pasado de los 34 años en el año 1900

a los 82 años de ahora.

Antes, la mortalidad infantil era brutal, ahora,

las mujeres tienen menos hijos que antes.

El envejecimiento, como decimos,

de la población es una realidad en España.

Una realidad, que nuestro invitado, Julio Pérez Díaz,

demógrafo del Centro Superior de Investigaciones Científicas,

el CSIC, considera muy positiva.

¿Qué tal?, Julio, bienvenido al programa.

Encantado de estar aquí.

¿Positiva?

El envejecimiento de la población es positivo

porque significa que nos hemos cuidado,

que las condiciones de vida han mejorado, eso es obvio, ¿no?

Para mí es el mayor signo de progreso que podríamos encontrar.

Además es muy reciente.

Se puede narrar en primera persona.

Podemos hablar con gente mayor que nos hablará de cómo era la vida,

y era como había sido durante miles de años.

Fue siempre así.

La mortalidad infantil estaba en torno al 200, 250 por mil.

A los 15 años, llegaba viva la mitad de las personas que nacían.

Y esto, lo encontramos, no yendo muy atrás,

el gran cambio ha sido a finales del XIX,

empieza en algunos países,

en España muy tarde durante el siglo XX.

Y en gran parte del mundo

ha empezado en la segunda mitad del siglo XX.

No es un cambio en España,

es un cambio en la dinámica poblacional de toda la humanidad.

No solo hablaremos de si van rápido o muy lento

estos cambios.

Pero de hecho, volviendo a la edad actual,

si se llega ahora a la edad de jubilación

con muchos años de vida por delante, por ejemplo,

¿podríamos decir que los 74 de ahora

serían como los 65 de antes?

En efecto.

También desde el punto de vista de la salud.

Hay una notable diferencia entre los que ahora llegan a los 65

y en qué condiciones económicas, sociales, educativas,

y también de salud,

con respecto a la vejez de hace algunas décadas.

Se comparan muchos las mucho las edades.

Como ahora que también se dice que los 40 son los nuevos 20.

O los 50 son los nuevos 30.

Eso, las estadísticas lo corroboran.

Claro.

Pero claro, también hay muchos desafíos.

Una cosa es la percepción de que uno siente bien,

pero, por ejemplo, usted, o tú, si te puedo tutear.

Por supuesto.

Eres de la generación del "Baby boom",

y tendrías la jubilación a la vuelta de la esquina.

¿Cómo se plantea eso?

¿Se plantea uno el hecho de que, quizá,

está en la última generación

que va a poder disfrutar del llamado Estado de bienestar?

Hay quien quiere convencernos de esto.

Hay mucho alarmismo en torno al cambio demográfico.

Lo que ocurre es que no se puede contar

simplemente cuántas personas...

Por ejemplo, ¿cuántos más?

Es un tema de alarma constante, nacen menos hoy en día, sí,

pero en términos de reproducción demográfica,

como viven muchos más años,

son mucho más productivos, en tener población.

Si tenemos muchos hijos que viven cinco años nada más,

tenemos poca población y además, no nos reproducimos.

El...

El tema de las pensiones, pasa algo parecido.

Aunque las generaciones que ahora se jubilan o se jubilarán,

en los próximos años van a ser muy voluminosas,

la cuestión no está solo en la relación numérica.

Hay que ver si hemos avanzado en la productividad del trabajo

de manera que las generaciones que estén cotizando

mientras nosotros somos pensionistas,

están produciendo una masa de cotizaciones muy superior.

Y esto, generalmente, no se menciona.

Aparte de la cuestión política,

de cómo va a ser en el futuro

el tratamiento fiscal de los productos del trabajo,

de las inversiones.

Este es un asunto que va a afectar también a las pensiones.

Parece que no,

que todo sea una cuestión de números en población.

Hablando de datos, ¿no?

Cuántos niños han nacido,

según datos del Instituto Nacional de Estadística, del año 2017,

nacieron 393.181 bebés.

Es una buena cifra, es una mala cifra, como decíamos,

no es necesario, entre comillas,

que nazcan más bebés para asegurarnos la pensión

en un futuro?

Depende... Primero, cómo consigamos que sobrevivan.

Con la mortalidad infantil que teníamos hace un siglo,

sería un desastre.

Pero si estos niños van a vivir más que los niños anteriores,

y eso además,

una de sus vertientes, de las consecuencias que tiene,

es que van a ser mejor formados, educados...

Incluso en la estatura de los niños vamos a ver progreso.

Si los abuelos actuales

respecto a la gente de 15 años tienen 10 cm de estatura menos...

Depende de cómo les formemos,

de los rentables que sean,

en términos productivos en su vida laboral,

no es tan dramático el hecho de si son pocos o muchos.

En demografía,

la reproducción no es una cuestión de tener hijos nada más.

Es una cuestión de tener vida futura

y eso se consigue cuidando mejor a la gente.

Hay más variables.

A la hora de interpretar los números

de hacer números también.

Pero, lo que sí se corrobora o se puede demostrar con cifras,

Julio, es que el crecimiento de la población

y el crecimiento económico,

van en paralelo.

No necesariamente.

De hecho,

algo de lo que empezaremos a oír hablar ya,

en demografía o en Naciones Unidas

cuando se hacen provisiones de población,

se habla hace mucho tiempo.

El crecimiento de la población mundial se ha acabado.

En los próximos años, las próximas décadas, probablemente,

dejará de aumentar la población del mundo.

Ya lo ha hecho la población de Europa por ejemplo.

Aquella idea que tenemos de los años 70,

el boom, la exclusión, todo esto se ha acabado.

¿Eso quiere decir que no va a haber

crecimiento económico?

En absoluto.

El crecimiento económico está muy acelerado,

a medida que el crecimiento demográfico se ralentiza.

España ha dejado de crecer.

De hecho, Europa,

hace mucho tiempo que dejó de crecer.

Si no fuese porque los países más avanzados,

en este cambio demográfico, reciben inmigración de forma lógica,

porque se vive mejor y se cuida mejor a las personas,

España ha empezado a tener un saldo positivo en inmigración

muy recientemente, a finales de los años 90.

Pero muy rápidamente en las cifras de inmigración,

del saldo migratorio, son realmente espectaculares.

Así que,

no necesariamente van unidos

el crecimiento constante de la población,

en algún momento debíamos dejar de crecer, además.

Hace, bueno, unos años,

se empezaban a dar unos fenómenos que, después,

se van un poco confirmando.

Si sirve la misma regla de tres,

las personas que se van a jubilar dentro de unos 20, 25 años,

¿qué panorama se van a encontrar?

¿Quién le va a pagar las pensiones?

En esto hay que aclarar algunas cosas.

Las pensiones son de distintos tipos.

No podemos hacer un único saco.

Hay pensiones que son asistenciales, de orfandad o viudedad.

Pero hay pensiones que son contributivas.

Las pensiones contributivas son un salario diferido.

Alguno está cotizando para tener derecho a una pensión después.

Pero bien, como quien en cada momento paga las pensiones,

son los que cotizan en ese momento,

insisto, la clave estará en que produzcan mucho más

de lo que hemos producido nosotros cuando éramos trabajadores

y nos hemos jubilado.

Eso es lo que viene ocurriendo desde hace más de 200 años.

Que la siguiente generación produce más...

Solo en España, con el trasvase de empleo rural

y agrario de los años 60,

que ocupaba casi un tercio de la población,

al sector industrial,

con el por fin despliegue de la industria

en las grandes ciudades de España, solo con esto, aumentó muchísimo

la posibilidad de pagar pensiones.

Y era el mismo número de trabajadores.

Solo que pasaban de ser jornaleros

a estar trabajando en una fábrica.

Parece que la gente está volviendo el campo,

hablamos de los neorrurales.

De hecho aquí, en "Para todos la 2",

hemos hablado de ese fenómeno.

¿Qué otros fenómenos nos quedan por ver?

¿Qué otros indicios se ve en la demografía?

Están pasando muchas cosas en demografía.

La actualidad del tema del despoblamiento rural

es muy significativa.

Porque probablemente va a haber

incluso, un proceso renovado de extinción, pero física.

Las personas mayores que se quedan en las zonas rurales,

no van a vivir eternamente,

y eso abre nichos y posibilidades

de que sean jóvenes urbanos los que vayan a las ciudades.

Todo esto está por ver. Pero luego hay...

cambios en la supervivencia, muy espectaculares.

Desde los años 80 vemos cómo la esperanza de vida sigue creciendo

y ahora ya no es porque no mueren los niños,

ahora es porque está mejorando la supervivencia de la gente mayor

y su estado de salud.

En esto hay incertidumbres muy grandes.

Por poner un ejemplo de cosas que cambian nuestros prejuicios.

La vejez era una cosa femenina hasta hace cuatro días.

Eran mujeres viudas, porque viven más y se casaban más jóvenes,

pero el progresivo aumento de la esperanza de vida,

también de los hombres, hace que en España,

el modo de hogar en el que vive la gente mayor,

haya pasado a ser mayoritariamente en pareja.

Antes eran mujeres solas.

Pues esto es un cambio que condiciona

cómo cuidamos de la gente con dependencia...

Es decir, tiene consecuencias evidentes.

La de demógrafo, debe ser una...

Una, podríamos decir, un oficio,

una dedicación apasionante.

Hacen falta más demógrafos, ¿quizá?

No existen en España,

no hay una Universidad que tenga una titulación

de Grado en Demografía.

Al final, somos estadísticos, sociólogos,

o gente que ha estudiado demografía fuera de nuestro país.

Aquí tenemos un agujero, una carencia muy notable.

Pero es un trabajo evidentemente, para mí muy interesante.

Porque está en el núcleo

de todas las transformaciones sociales que estamos viendo.

Y sobre todo,

cuando tratas del envejecimiento de la población

y las características generacionales de los mayores,

es que ves cómo los propios mayores

cambian nuestra sociedad de un modo muy radical.

Hay un movimiento asociativo,

una actividad de gente que ahora no está jubilada

y puede hacer de todo tipo de cosas.

Dentro de sus familias y a nivel asociativo,

de gran interés sociológico.

Estará en valor, a buen seguro.

Julio Pérez Díaz,

muchísimas gracias por estar hoy en "Para todos".

Un placer.

Seguimos, hay que innovar,

tenemos que prepararnos para el futuro.

Nuestros contamos con Antonella Broglia,

para que nos muestre qué se está haciendo

al respecto en muchos lugares del mundo.

(Música)

Hoy en nuestra sección de Emprendedores Sociales

vamos a ver un ejemplo claro de cómo, un pequeño gesto,

puede tener grandes y buenos resultados.

Nos quieres poner el ejemplo

de lo que se conoce como acupuntura urbana.

-Sí, el valor de algo que incide en un pequeño punto,

pero luego empieza a tener una serie de consecuencias en cadena.

El ejemplo nace en Todmorden,

una pequeña ciudad en el área de Mánchester.

Muy afectada por la crisis económica.

Un grupo de activistas dirigidos por Pamela Warhurst,

Decide hacer una prueba.

Y es plantar una huerta de fruta y verdura, comible,

en un espacio minúsculo

que era una toilette de perros.

De perros, ¿vale?

Empieza a crecer ahí.

-Un pipicán. -Un pipicán.

Y empiezan ahí a crecer hierbas comibles, comestibles,

frutas y verduras.

La gente pasa y claro, todos comemos.

Por tanto, tú dices: "¿Le apetece, señora, una manzana?".

Se acerca la señora y dice:

"¿Quiere señora llevarse a casa una alcachofa?".

Y con ese pequeño gesto empezaron a hacer conversaciones en el pueblo

sobre cómo nos alimentamos.

Por qué la fruta es esa,

no necesariamente la que compras en el supermercado,

la bandeja de plástico, con una etiqueta puesta encima.

Y dos,

¿qué hacemos para revitalizar el negocio local

y tener una economía viable a partir de ese pequeño gesto?

Primero, el pipicán, y luego van a un cementerio.

Porque como ella dice,

Pam, una mujer extraordinaria,

el terreno ahí es buenísimo.

Luego, van a un centro médico que se acaba de inaugurar

y alrededor solo tienen espinas.

Y dice: "Oye, por favor,

¿nos dais aquella pequeña zona de 20 cm?

Que nosotros vamos a plantar cosas".

Y poco a poco,

la ciudad empieza a tener un paisaje comible.

Y la gente dice: "¿Qué pasa aquí?".

-Rincones con huertos.

-Exacto.

Pero mínimos, triangulitos.

¿Qué pasa aquí?

De ahí, empiezan las consecuencias.

Primero, la conciencia,

de que la fruta es esa y no necesariamente

la del supermercado.

Y luego llama a una serie de artistas y les dice:

"Oye, querido artista local, ¿nos haces un cartel?

Para que la gente sepa que, cuando pase por aquí,

puede comerse esto y esto es fruta,

no solo la del supermercado".

Los artistas se meten.

Luego vienen turistas.

Van turistas a ver estos pequeños espacios con los autobuses.

Entonces, estos hacen el camino verde,

les llevan a ver las huertas, y luego,

les llevan a comer a los negocios locales

y a comprar el queso local, la cerveza local, la fruta local.

Y luego, van a una escuela.

Una escuela secundaria del pueblo.

Crean un centro, dentro de la escuela,

de agricultura hidropónica,

y crean una miniempresa donde los niños

aprenden a hacer esto.

Crece ahí fruta y verdura y la venden.

Luego siguen estas consecuencias de la acupuntura.

Centro enseñanza de cómo se hacen huertos.

Cogen un espacio con una cosa horrible, dicen ellos: "Un asco",

lo convierten en una escuela para aprender a hacer huertos.

Y luego, los académicos dicen: "¿Sabéis dar cursos?".

Y ellos dicen: "Hombre no, no sabemos.

¿Por qué no nos dais a hacer cursos comerciales?

Y así creáis un negocio ahí".

Y luego, convencen a la gente a dar negocio,

dar dinero a los negocios locales.

El supermercado está, no pasa nada,

pero sería mejor ir a comprar fruta y verdura

y que cerveza y carne, en el proveedor local.

Y luego, convencen aquellos que tienen gallinas,

que vendan en su jardín las gallinas que les sobran.

Empiezan a vender gallinas, hacen un sello,

Incredible Edible, que esta gente se llama así,

para vender los huevos de esas gallinas.

Obviamente esto incrementa el negocio.

Y se empiezan a criar más gallinas todavía.

Y luego se venden más gallinas.

En las tiendas.

Y de las gallinas, a los quesos, de los quesos a las ovejas,

de las ovejas a los cerdos.

Y así poco a poco.

-Es como una cadena infinita, digamos.

-El pueblo cambia.

Esto funciona tan bien...

Y ella no hizo ningún informe ni pidió permiso a nadie.

Lo explicó a una amiga en su cocina,

la iniciativa le pareció estupenda.

Se fue al Ayuntamiento, hicieron una reunión de 60 personas.

Y decidieron ponerlo en marcha.

Lo han ido expandiendo por toda Inglaterra

y ahora tienen 100 ciudades.

No solo en Inglaterra, sino en Montreal,

en el norte de América,

en Japón...

-Pequeñas ciudades o pueblos, digamos.

-Sí, el caso de Nueva Zelanda, que es fantástico, Christchurch,

donde sabes que hubo un terrible terremoto

y para ir reconstruyendo la ciudad,

van a hacer huertas y comen alcachofas.

Esta señora, era un animalista, siempre fue un activista.

Empezó con la protección de los animales,

trabajó con esta gente que lo fundó PETS Act.

Una de las organizaciones más importantes.

Y, con la cumbre de Río,

se da cuenta que lo de la protección de los animales es solo un anillo

de una serie de complejidades de los tiempos

que vivimos, del sistema capitalista malo,

donde todo está unido, la pobreza, la agricultura, los animales,

la alimentación.

Empieza a darse cuenta

que el medioambiente es un tema mucho más complejo.

La reina Isabel le ha dado un premio por su trabajo en el medioambiente.

Ella dice: "No, no, soluciones desde arriba hacia abajo,

no funcionan".

Tienen que ser soluciones pequeñas que pasan por el pueblo.

Es increíble el efecto acupuntural

de una huerta de 2 metros con una alcachofa.

-Es lo que decíamos, de un pequeño gesto a un gran resultado final.

-Absolutamente. Y sin pedir permiso.

Ella dice que informes no.

Pedir permiso no.

Análisis de cuentas de resultados, no.

Todo dentro de la realidad.

Ella es fantástica, habla con una energía brutal,

porque claro, no tiene tiempo de explicar.

Lo explica pero luego está haciendo otra huerta

y no sabía nada de huertos.

Dice: "¿Sabía yo cómo hacer un huerto? No".

"No tenía ni idea. Pero lo hice".

-Pues perfecto, gracias Antonella por esta iniciativa.

-A vosotros.

Encontrar el punto justo en nuestras relaciones personales.

Eso es lo que nos sugiere con sus notas

nuestra preciada psicóloga Patricia Ramírez.

Hoy nos habla de lo que ella entiende como buena dependencia,

atentos.

(Música)

Somos seres sociales,

por eso estamos hoy aquí en el siglo XXI, vivos.

Las personas necesitamos depender las unas de las otras.

Crear vínculos emocionales.

Tener un compromiso.

Gracias a esa dependencia, hemos conseguido sobrevivir.

La sana dependencia nos ayuda a ser generosos, compasivos,

educados, cautos, precavidos.

A querer pertenecer a la tribu, querer superarnos,

a dar amor y recibir amor de la gente.

De hecho, uno de los peores sentimientos

que una persona puede tener es el de la soledad.

Cuando desterraban a nuestros antepasados, los mandaban a morir.

Existe una dependencia negativa

que es aquella que tenemos de las personas tóxicas.

Y que, sin saber por qué, pensamos que no podemos vivir sin ellas.

Pero si nos erigimos

como el: "Yo lo puedo hacer todo solo".

Al final, terminaremos siendo egoístas,

egocéntricos y nos perderemos el amor tan bonito

que nos damos las personas.

Hoy vamos a ver siete puntos que explican

esta necesidad de dependencia social.

Uno,

las neuronas espejo nos ayudan a ser compasivos con el dolor ajeno.

Las neuronas espejo nos permiten empatizar con nuestro interlocutor.

Nos ayudan a entender los sentimientos,

y hoy en día sabemos que, cuando el interlocutor sufre,

tú sufres casi igual que él.

¿Por qué nuestro cerebro iba a elaborar

un sistema en el que nos llevara a sufrir

como sufre la persona con la que estás?

Simplemente, para poder prestar ayuda.

Dos,

la empatía nos permite disfrutar con más intensidad

cuando disfrutamos con los demás.

Es cierto que tenemos que aprender a realizar actividades solo,

ir al cine, a comer, visitar un museo.

Escribir, leer, ver la tele.

Pero también sabemos que,

cuando realizamos esas actividades en compañía, las disfrutamos más.

También se debe a las neuronas espejo,

que empatizan con la alegría y el disfrute de la otra persona.

Tres,

no confundamos pedir ayuda con convertirte en un débil

ni en una persona dependiente.

Sin pedir ayuda, las personas no podríamos saber sobrevivir.

Necesitamos la ayuda de los demás.

Cuatro,

disfrutamos gustando.

Nos gusta pertenecer a la tribu, colaborar con los demás,

superarnos, saber que caemos bien.

De alguna manera,

nos ayuda a mejorar puntos débiles que tenemos,

con tal de sentir que pertenecemos

a ese grupo con el que nos identificamos.

Cinco, los vínculos y el amor estimulan la oxitocina.

Esta hormona es la hormona del amor

y nos ayuda a sentirnos bien cuando estamos con otras personas.

Seis, la necesidad de pertenencia también nos lleva a superarnos.

¿Por qué?

Porque necesitamos tener un estatus dentro del grupo

y para eso necesitamos superarnos,

no en el sentido ambicioso y negativo, en el positivo.

Y por último, siete,

necesitamos a los demás para sobrevivir

en esta sociedad tan especializada.

¿Cómo podríamos solventar

un montón de problemas que somos incapaces porque desconocemos?

Necesitamos a los otros.

Y aquí os dejo el resumen para entender la buena dependencia.

Muchísimas gracias Patricia.

A esta hora empieza la despedida "Para todos".

Esperamos que hayan disfrutado de este rato de actualidad social.

No busques más, estamos aquí,

en la 2, hasta el próximo programa.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Para todos La 2 - 09/03/19

Para todos La 2 - 09/03/19

09 mar 2019

.Igualdad de género. Reportaje con Elena García Quevedo, que acaba de publicar El Viaje de las Mujeres. Ha buscado respuestas viajando y conversando con mujeres mayores de diferentes civilizaciones. En Egipto, Turquía, Colombia, la India o Nepal le han contado su forma de transferir el conocimiento y la sabiduría de las llamadas "sociedades matrilineales".

.Demografía. Entrevista con Julio Pérez, demógrafo del Centro Superior de Investigaciones Científicas, CSIC, para hablar del envejecimiento de la población en España. En un siglo, la pirámide de población en España ha dado un vuelco. La esperanza de vida ha pasado de los 34 años en el año 1900, a los 82 años de ahora.
El envejecimiento de la población ¿implica que las condiciones de vida mejoran generación tras generación?


.Emprendedores sociales. Antonella Broglia nos presenta la iniciativa de Pamela Warhurst de crear huertos urbanos en pequeños espacios públicos abandonados.

.Psicología. Patricia Ramírez ofrece algunas pautas para convivir con la dependencia social positiva y necesaria. La buena dependencia.

ver más sobre "Para todos La 2 - 09/03/19" ver menos sobre "Para todos La 2 - 09/03/19"
Programas completos (1241)
Clips

Los últimos 7.928 programas de Para todos La 2

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios