www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4502066
Para todos los públicos Para todos La 2 - 03/03/18 - ver ahora
Transcripción completa

¿Qué tal? ¿Cómo están?

Llegamos con muchísimas ganas de contarles

un montón de temas interesantes, útiles, de actualidad.

Queremos acompañarles a hacer más ameno

este primer sábado de marzo contándoles, por ejemplo,

que hay solución a la contaminación del planeta.

Se pueden regenerar y reverdecer los suelos.

Nos lo va a descubrir una mujer extraordinaria,

un activista que, con un discurso humilde

y a la vez poderoso y revelador, no deja indiferente.

¿Su nombre? Pati Corzo.

Y su lugar en el mundo, allí donde ha encontrado

cómo volver a hacer productiva la tierra, se llama Querétaro,

en Sierra Gorda, México.

Enseguida la vemos y escuchamos, no se la pierdan.

Y yo que ustedes tomaría papel y lápiz

porque, antes de terminar,

nuestra psicóloga de cabecera, Patricia Ramírez,

también nos recordará qué podemos hacer

para entrenar el cerebro,

para no olvidar cosas importantes, los recuerdos,

y podamos regenerar los circuitos cerebrales.

También tendremos a Antonella Broglia,

innovando, como siempre,

y a Jorge de los Santos que hoy hablará de la soledad.

Mucho que contar, así que atentos que empezamos para todos.

Pati Corzo, activista, ecologista,

lleva más de treinta años trabajando en Sierra Gorda,

reserva de la biosfera ubicada en el estado de Querétaro, México.

Allí creó el grupo ecológico Sierra Gorda,

un equipo de personas que ha logrado reverdecer el suelo,

liberando con ello presión a la Madre Tierra.

Así, Madre Tierra,

es como le gusta a Pati nombrar a esa naturaleza

con la que se siente en estrecha comunión.

Por eso, para entrevistarla,

elegimos un lugar mágico en Madrid, el Real Jardín Botánico,

el mismo día que recibía

el segundo premio de Turismo Sostenible

de la Organización Mundial de Turismo.

¿Se parece a la Sierra Gorda,

este lugar en el que has vivido durante treinta y cinco años

y sigues allí viviendo?

-Sí, encuentro muchos conocidos aquí.

-Sí, ¿no? Hay muchas plantas que conoces.

-Las bromelias, la cola de caballo,

los helechos...

Esos son tropicales, como yo.

-Son parientes, ¿no?

-Sí, yo también soy una fruta tropical.

(Música lenta)

Comenzamos hace treinta años,

mi esposo, mis hijos y miembros locales,

una organización que ha trabajado 4x4,

a doble tracción, desde entonces,

organizando a las comunidades locales,

generando nuevas habilidades productivas,

nuevos valores para los servicios de los bosques.

Somos muy innovadores.

Los suelos los reverdecemos.

Sí, reintroducimos microorganismos,

sales minerales, biofertilizantes,

más el pastoreo rotativo de las vaquitas ecológicas.

Se consigue un milagro.

Vuelve a reverdecer suelo desertificado.

-Esta labor, ¿de qué manera influye

en frenar el cambio climático?

-Bueno, mira, desde nuestra pequeñez, Miguel,

en Sierra Gorda, estamos preservando

un pedacito sagrado de México.

Somos la última área bien conservada en el centro del país.

Somos una influencia neártica y tropical,

que lo mismo tenemos osos que jaguares.

Para mí, Miguel, eso es patria.

Entonces, desde allí estamos cumpliendo.

Y estamos cumpliendo con todo nuestro esfuerzo

capturando miles de toneladas de bióxido de carbono,

permitiendo que los bosques se regeneren,

retirando el ganado.

Sí, a los propietarios

se les da un pago por compensaciones de carbono,

para que dejen esa actividad del pastoreo bajo los bosques.

A los productores agropecuarios les hacemos...

un paquete completo que va

desde la transferencia de conocimiento

a las herramientas regenerativas, esa es nuestra especialidad.

Esos suelos muertos, desertificados,

intoxicados por agroquímicos,

nosotros los sabemos curar.

Y tú puedes capturar,

en un centímetro cúbico de humus que tú desarrolles en el suelo,

por buen manejo,

ciento cuarenta y cuatro mil litros de agua.

Es un paquete muy integral.

Reintroducimos sales minerales, microorganismos,

preparamos biofertilizantes,

hacemos un diseño hidrológico

para que el agua no corra por las montañas,

sino que toda consiga infiltrarse.

Y como la cereza del pastel, el pastoreo planificado.

Las vaquitas, concentradas por poco tiempo

en el momento justo en el año,

consiguen un milagro.

Ellas dejan todo fertilizado,

dejan todo con su orina,

dejan todo podado

y dejan...

pisado el pasto seco,

y "aperturan" con las pezuñitas

y entran las semillitas, y viene el agua,

y con una sola lluvia, sucede un milagro:

suelos muertos que recuperan verdor.

Yo ya tengo un sueño nacional bastante grande:

yo quiero reverdecer México de Baja California a Yucatán.

-Un sueño pequeño.

-Pero ya verás, porque la vida todo me da.

Hemos estado capacitando a educadores

en manejo regenerativo,

tenemos grupos de trabajo ahorita

en siete estados del país: en Chihuahua,

en Sonora; esos grandes ranchos con miles de vacas.

Allí vamos a formar grandes sumideros de bióxido de carbono y agua

para la Madre Tierra.

Sí. Así que sí estamos replicando.

Tú puedes fijar tres veces más bióxido de carbono

desarrollando humus y raíces en el suelo...

que sembrando árboles.

Esto lo aprendí después de veinticinco años de mi vida,

de plantar seis millones de árboles;

viene un señor australiano

y me dice: "Señora, si usted está sembrando árboles

para capturar carbono, entérese que regenerando los suelos

usted puede capturar tres veces más bióxido de carbono".

-Y habéis seguido ese modelo. -Y le dije: "Ven y enséñame".

Entonces, echó uno marcha para atrás,

y hoy día es uno de nuestros programas más fuertes:

el manejo regenerativo de los suelos.

Y Querétaro, mi estado, es el primer estado en México

que tiene compensaciones de carbono bajo un protocolo local.

De cada imposible de Kioto, hicimos un "sí" local.

-Concretemos, ¿qué es el protocolo local?

-Primero, un financiamiento a nivel subnacional

que acepte reglas contextualizadas a los dueños de los bosques.

Los dueños de los bosques son como duendes,

no tienen personalidad ciudadana, no tienen personalidad jurídica.

Entonces, por ahí empieza el Kioto a poncharme

a todos mis beneficiarios, los dueños de los bosques.

¿Nosotros qué hicimos? Con un financiamiento

por cobro de pequeños impuestos de carbono

en el estado de Querétaro,

contamos con los suficientes recursos

para integrar tanto a los propietarios de los bosques

como a los productores agropecuarios que están regenerando sus suelos

con pagos, pagos de compensaciones, incentivos,

para que ellos adopten estas herramientas.

Facilitamos también...

-Y les permite subsistir también a ellos, lógicamente.

-Sí. Es que si no, no habría derecho de pedirles:

"Conserven, saquen los animales...".

Tú les tienes que dar el remedio y el trapito.

-Por supuesto.

-Así que en mi protocolo local,

desarrollo también metodologías

para medir el carbono, tanto en los suelos

como en los bosques.

Y desde hace veinte años, me dedico a medir cinturitas,

frondas, raíces, forestales.

Y somos... verdaderamente

especialistas en medir carbono, forestal y en suelos.

-¿Qué te mueve a toda esta labor que llevas haciendo

desde hace treinta y cinco años? ¿Qué te ha movido?

-Yo encontré en la naturaleza

la presencia de Dios.

Sí. Me emociona.

Vivo flipada.

Nunca se me baja la espuma.

Porque me como un mango y digo:

"Guau, qué divina cósmica perfección".

Estoy en este maravilloso lugar y siento...

pues siento esa emoción de estar cerca de...

de seres vivos, de seres que...

Bueno, es muy raro lo que te voy a decir,

pero sienten, se comunican.

Nos abrimos los brazos; yo estoy para servirles.

Para mí, toda esta diversidad es un patrimonio

que no nos corresponde.

No, no, no sé por qué Dios Padre

puso tanta magnífica belleza

en una sociedad tan depredadora como la nuestra,

que es capaz de canjear toda esta sabiduría

por monedas de cobre,

y poco les parece el planeta para echárselo.

Para mí es mi Madre Tierra.

Yo... les diría a todos los amigos que nos escuchan

que tengan un momento de un pensamiento responsable

para con sus hijos,

y le liberen presión al planeta.

Todo mundo, desde su nicho de trabajo,

desde su hogar, puede cambiar la aduana:

qué compro, qué no compro,

qué mando a la basura, o no produzco basura.

Yo produzco mis propios alimentos,

yo ahorro agua, yo ahorro energía.

Y más que nada,

enseñar a los hijitos a amar a la Tierra,

ponerlos en contacto:

enseñarles a abrazar a los árboles,

a sentir esa fraternidad

con todos los seres vivos que nos rodean.

Creo que es lícito tener sentimientos profundos por la Tierra.

-Sin duda. Sin duda.

Y no solo es lícito, es necesario. -Es necesario, Miguel.

¿Quién dijo que todo está perdido?

Yo vengo a entregar

mi corazón.

De eso se trata, es un maratón de amor:

a ver quién da más.

Hola, amigo.

Estoy reloca.

Estoy reloca.

Pero palabra que eso encontré viviendo en la Sierra Gorda.

Todo te acaricia.

-Sin duda.

-Dice uno: "Ay, pobre moderno, no tiene madre".

"Perdió su origen,

compra y compra cada vez vacíos más grandes".

(Música lenta)

Estamos en el Centro Cultural Medialab-Prado de Madrid

y hemos venido con Antonella Broglia.

Buenos días. Buenos días.

Para hablar de innovación social.

Estamos en estos momentos en Medialab-Prado

que es uno de los centros referentes en España de innovación social...

Sí. y emprendedores sociales.

Sí. Digamos que este es un centro cultural público...

que verdaderamente se ha vuelto

un laboratorio ciudadano de experimentación,

porque aquí la programación no viene dada,

sino que la crean los ciudadanos

para estudiar y trabajar sobre proyectos

para mejorar su entorno y luego, se asocian con otros ciudadanos

para llevarlos a cabo, aprendiendo en común cómo hacerlo.

O sea... Por tanto, digamos...

Es un laboratorio. Sí.

Experimentamos: laboratorio,

y ciudadano, de ciudadano.

Realmente es un centro cultural,

pero verdaderamente de un diseño completamente innovador.

Hoy nos quieres hablar concretamente

de innovación en la Educación. Sí.

Y nos quieres poner un ejemplo muy concreto.

Hoy hablamos de una escuela, de Atlanta, Georgia,

que se llama Freedom U.

Es una historia muy especial.

La Educación es algo que tendemos a criticar,

y que damos por descontado poder ir a una escuela a estudiar.

Pero no es para todos así.

Y esta, Freedom U,

este espacio de educación, nace porque en el 2011,

el estado de Georgia, en EE. UU., prohíbe el acceso

a la universidad pública a los indocumentados.

Los indocumentados son, en primer lugar,

todas aquellas personas que entran de forma ilegal en EE. UU.,

es decir, que no pasan por un oficial de aduana,

como toda la emigración mexicana.

También son los que tienen un visado turístico que ha caducado

y todos los que se quedan a trabajar sin permiso.

Y es muchísima gente:

once millones de personas.

Por tanto,

desde 2011, esta gente no puede entrar a la universidad.

"¿Y sabes qué? Declaración de los Derechos Humanos,

derecho a la Educación, a todos, por encima de su condición".

"Y un grupo de profesores voluntarios,

inicialmente en Atenas, Georgia,"

y luego, se han movido a Atlanta, Georgia,

deciden crear una escuela de la libertad

donde siguen enseñando a los indocumentados.

El inicio empieza en pequeñito,

solo seis semanas de un curso de humanidades;

luego, los profesores voluntarios que la fundan

se van a otros proyectos,

y la coge, como directora ejecutiva,

"Laura Emiko Soltis,

que es una profesora con unos antecedentes de activismo

en el ámbito de la inmigración".

"Y ella le da una vuelta completa a la Freedom U".

"La lleva a Atlanta, para dar servicio

a todos los indocumentados del extrarradio de Atlanta

y luego, incrementa el currículum enseñando todo:

enseñando no solo humanidades, sino ciencia, tecnología,

public speaking, artes...,

convivencia, cuidados,

y crea una serie de relaciones

con una serie de centros de activismo

para personas inmigrantes".

"Por tanto, pone la universidad al centro de un debate social

para luchar por la Educación para todos

y para que en Georgia, vuelva la ley a permitir

el acceso a la universidad pública para estos chicos".

"Y además,

les forma,

para que puedan entrar a las universidades privadas

con notas tan buenas

que sean becados al 100%".

"Y uno de cada dos estudiantes de la Freedom U entra

en una de las universidades privadas de Georgia"

gratis digamos, con su currículum futuro pagado.

Pero ellos, mientras tanto, siguen siendo indocumentados.

Sí, siguen siéndolo.

La idea que hay aquí detrás es que es igual si eres indocumentado.

Lo que me encanta de esto es que eso sucede en Atlanta, Georgia.

"Martin Luther King, Jimmy Carter;

una gran tradición de lucha de derechos civiles está ahí".

"Pero lo que más me gusta es que esta escuela se llama Freedom

en recuerdo de la Freedom Schools de 1964...,

cuando en Misisipi, los negros no tenían acceso

a las mismas escuelas que los blancos,

tenían escuelas segregadas todavía,

y un grupo de militantes creó estas escuelas transitorias

solamente para negros que se llamaban Freedom Schools".

Y las Freedom Schools no eran solo para enseñar las asignaturas básicas,

también eran para enseñarles que se tenían que registrar para votar,

que tenían que tener un lugar activo,

que tenían que analizar las estructuras de poder

que hacían posible que ellos estuvieran tan explotados

y que tuvieran que encontrar la fuerza para rebelarlos.

Ella, Laura Emiko Soltis,

es hija de una mujer inmigrante y un padre obrero.

Se da cuenta desde muy pequeña...

Trabaja de peluquera,

de portera,

de agricultora.

Y se da cuenta de la relación estrecha

entre raza, inmigración

y trabajos extraordinariamente mal pagados y explotados.

Y empieza desde ahí a crear una serie de actividades.

Y realmente, en esta escuela llega al máximo de su capacidad,

porque ella es artista:

es música y es fotógrafa.

Y por tanto, une el activismo civil, su capacidad de enseñar y el arte

"para hacer de estos chavales historias increíbles".

"El 'New Yorker' ha creado un documental de 10 minutos

sobre esta escuela, que estamos viendo".

"Y Ángel, un chico mexicano,

es uno de los líderes de la Freedom U".

"Y vemos a la madre, y qué significa para la madre y para él

vivir en Atlanta y esa lucha para una vida decente".

"Yo creo que es una historia magnífica,

es una historia de una escuela muy especial

para un problema muy especial".

Pero que nos recuerda a todos que la escuela no es un hecho...,

que estudiar no se puede dar por descontado

y que tenemos que valorar cotidianamente

las oportunidades que tenemos de estudiar

y de entrar en una universidad pública.

Un ejemplo muy especial, Antonella.

Muchas gracias. A vosotros.

Seguimos. "Me tienen que operar".

Antes de pronunciar estas palabras

y ponernos en manos de los especialistas de la sanidad,

debemos prepararnos, y hay toda una serie de tareas

que podemos y tenemos que hacer por nuestra cuenta.

Con la ayuda de las nuevas tecnologías,

es más fácil para nosotros y también para los médicos.

Les vamos a mostrar un ejemplo, se trata de una aplicación

que ayuda a quienes se enfrentan a una operación de pulmón.

Es como llevar el médico en el bolsillo.

Acudimos a un hospital.

Hasta aquí, nada fuera de lo normal.

Cuando nos encontramos con un neumólogo que nos cuenta

cómo ayuda a sus pacientes a través de un programa informático,

ya es algo menos habitual.

En el Hospital Clínico San Carlos de Madrid

han desarrollado una aplicación

a través de la que los pacientes del área de neumología

se preparan para enfrentarse al quirófano y al posoperatorio

de una operación pulmonar.

Así es Fissios.

Fissios es una aplicación

diseñada con la finalidad de que el paciente

participa activamente en la cirugía.

Es decir, Fissios le va a dar una serie de recomendaciones,

tanto preoperatorias como posoperatorias,

para que el paciente se prepare

para ese procedimiento quirúrgico,

y le va a indicar, o le va a orientar,

a realizar una serie de ejercicios de fisioterapia respiratoria,

con la finalidad de que el paciente

ejercite esos músculos respiratorios,

sepa movilizar las secreciones y sepa expectorarlas.

Lo que conseguimos con la aplicación,

en este caso, es

que, durante el tiempo que el paciente está

previo a la cirugía,

tenga un mecanismo de información

y se pueda implicar más proactivamente

en todos esos mecanismos y ejercicios

que nosotros queremos que el paciente haga

para hacerle más seguro el posoperatorio.

Me lo mandan antes de operarme para que me vaya preparando.

Son ejercicios que nos mandan en casa.

Nos ayudan muchísimo.

Quince días antes de que esté pautada la cirugía

y quince días después, está programada una alarma.

Incentivamos al paciente

a que realice la fisioterapia respiratoria,

"y le decimos que dejar de fumar le va a venir bien,

que si está haciendo alguna actividad física,

que la realice".

"Incluso le estimulamos y le apoyamos en el posoperatorio".

"Todos nuestros pacientes de cirugía torácica,

una vez que les decimos que se van a operar,

van a una consulta"

con un médico de fisioterapia respiratoria

y es él quien indica al paciente.

El fisioterapeuta realiza una intervención,

una serie de ejercicios de fisioterapia respiratoria,

para que se prepare.

Si el paciente se prepara para la cirugía,

si él tiene una preparación para la cirugía,

la probabilidad de que desarrolle

una complicación respiratoria baja.

La ventaja que tenemos es que siempre les hemos dicho

que deben hacer los ejercicios por la mañana y por la tarde,

pero a ellos se les olvida y están recién operados.

La ventaja que tiene la aplicación es que les está avisando,

les dice: "Tienes que levantarte, tienes que darte un paseo,

tienes que hacer los ejercicios". Y a nosotros nos ayuda mucho.

Lo hacía todos los días,

y venía muy bien para que, a la hora de operarnos,

supiésemos cómo hacer todos los ejercicios

para no pasarlo tan mal.

"En cuanto dejaba de hacer el ejercicio,

notaba cómo la mucosidad se me quedaba,

y era fatal, porque para respirar y todo...".

"Incluso toses muchísimo".

"Cada vez que hablábamos, era toser, no podías".

"Muy mal. Y era hacer el ejercicio

y era una recuperación bastante grande".

-"Es mucho más fácil que el paciente todos los días consulte

cuáles son los ejercicios que debe hacer,

que nos sirve de apoyo aunque se lo enseñemos".

"Si lo tiene en una aplicación y los puede ver"

y puede comparar y hacer el número de repeticiones,

todo eso le va a ayudar a implicarse mucho más

"y con más confianza

en su trayecto preoperatorio".

"Entonces, esperamos que de eso obtengamos unos beneficios

para el paciente, sobre todo, en seguridad del paciente".

Consejos, alarmas, fisioterapia.

Todas las ayudas en una misma aplicación

que son como un balón de oxígeno para volver a respirar.

En definitiva,

para volver a funcionar a pleno pulmón.

Todos, absolutamente todos, sin excepción,

nos hemos sentido solos en alguna ocasión.

Pero una cosa es sentirse solo

y la otra, estar solo.

En esta sociedad hiperconectada en la que estamos inmersos,

levantamos la mano y nos preguntamos:

¿En qué mundo vivimos, que hay tanta gente sola?

Jorge de los Santos, bienvenido. Bien hallada.

Para entendernos, ¿de qué tipo de soledad estamos hablando?

Sí, yo creo que es... significativo esto,

marcar un poco una diferenciación en la soledad.

Porque normalmente, se entiende la soledad

como una distancia con relación al otro,

una distancia espacial, geométrica.

Es decir, dentro de esta habitación no hay nadie más.

En realidad, no hablamos de eso,

que eso es algo que, hoy en día, incluso es necesario

y se ejercita poco, y tenemos...

mala habilidad para utilizarlo.

En realidad, hablamos del aislamiento, de la desconexión,

de una distancia existencial.

O sea, de un dejar de tener que ver, que es una expresión maravillosa,

con el otro.

Creo que ese es verdaderamente el problema,

que hoy en día se está convirtiendo en un problema social

y es el que vamos a abordar hoy.

Y que es algo involuntario, se entiende entonces.

Dejar de tener que ver es a pesar nuestro.

Sí, dejar de tener que ver...

O sea, las causas de esta situación, de esta conexión,

que es un problema serio...

Aquí hemos hablado muchas veces

de un concepto que es el de la fractura erótica,

que es precisamente eso, es ese aislamiento,

es esa desconexión con los demás, que no tiene nada que ver

con la distancia espacial con los demás.

Es decir, estoy solo, o estoy con los demás.

Las causas...

son variadas, son múltiples,

y se pueden abordar desde muchos aspectos.

Pero no hay que olvidar que es un marco ideológico

que lo que hace fundamentalmente es

motivar, potenciar y sublimar en cierta medida...

un aislacionismo de tipo egocéntrico.

O sea, llevarte un poco

a una construcción mercantil y publicitaria del propio yo

que, en realidad, lo que deviene es

una especie de ensimismamiento pueril

que cree que todos los demás

y todo lo demás está puesto al servicio de uno.

Hay también... hay también una causa,

y es que cuando se forma una agrupación,

es decir, cuando uno consigue conectar con el otro,

es para los intereses diferenciales que comparte con el otro.

El decir: "Marta, yo soy verde y me uno con los verdes,

y tú eres blanca

y los verdes con los blancos no tenemos...".

Cuando en realidad olvidamos los elementos comunes

que nos unifican, en este caso, la humanidad.

¿Crees que se fomenta ideológicamente

esa soledad?

Sí, sí. ¿Tipo conscientemente?

Sí, sí. El modelo social, el modelo social emanado

de un sistema ideológico concreto,

que es el que vamos analizando aquí a lo largo de este tiempo,

es en general un modelo

al que le importa tres pares de pimientos la humanidad

y que descuartiza el hábitat de los humanos,

que el hábitat de los humanos es lo comunitario,

son los espacios donde nos sentimos

digamos en común

y que tiene como única preocupación, por estos animales

que cada vez le estorbamos más al marco ideológico

que somos los humanos, tiene como único interés

su capacidad de rendimiento, su adaptación ideológica

y su sumisión y su servitud a los dictados del patrón.

Eso, por ejemplo, los ancianos no lo hacen bien.

Hay una cosa que dicen: que uno tiene que saber estar solo.

Sí. Hoy en día, la gente,

hablando de personas mayores, te dicen: "No sabes estar solo".

Sí. Es que ese es el tema.

Por eso, yo haría una...

No sé cómo decirte. Pondría en valor la soledad.

Porque en la soledad es donde se genera

lo que luego puedes compartir en lo común

y donde puedes escuchar

en común con los demás.

Por un lado, esa soledad,

pero por otro lado, ese aislamiento que se produce especialmente

cuando estás rodeado de gente con la que no tienes nada que ver.

O sea, cuando no hay una conexión,

no hay un vínculo,

no hay un vínculo no solo afectivo, sino intelectivo.

Hoy en día, pasa, con relación a los demás,

que cada vez estamos más necesitados de la multitud,

es decir, del enjambre, del rebaño.

Y cada vez tenemos más miedo a tratar con el otro,

con el otro individual, con el otro que tiene un rostro,

como diría Lévinas; que un día abordaremos lo que es "el otro".

Y esa es una paradoja curiosa.

O sea, por un lado,

nos sumergimos, nos lanzamos a la piscina de la multitud,

esa piscina que nos dice, ese "Das Man" heideggeriano,

que también lo trataremos un día,

de manera publicitaria,

es decir, lo que nos falta más que lo que somos,

que nos dice que hay que pensar, que hay que opinar,

qué es lo que no tienes y deberías tener.

¿Estás pensando en los jóvenes, que son más vulnerables?

Estoy pensando en todos,

cuando entramos en redes sociales, cuando necesitamos ese amparo,

que es absolutamente racional que necesitemos ese amparo,

esa sensación de confort.

La individualidad sale

arrancándolo de ese "Das Man".

Cuando, en cierta medida, lo que hacemos es

cambiar la palabra por el parloteo.

Es decir, el habla por la habladuría.

Es decir, la palabra, el logo que te explica

y te permite crear mundo,

el mundo, el marco de relaciones significativas

que te conforman y nos conforman como humanos,

por el parloteo, por la cháchara.

¿Y qué pasa con esta epidemia podríamos decir,

epidemia inexistente que es la de la soledad,

la de las personas que se sienten aisladas, incomprendidas?

Sí, eso es muy difícil.

Ya lo decimos, es verdaderamente algo trágico.

Porque además, es lo que más tememos los humanos.

La locura, la enfermedad, la pobreza, no son más que una manifestación

de esa desconexión, de ese cortocircuito con los demás.

Como te comentaba antes,

el gran problema, y el gran miedo también,

es que nos aterra tratar con el otro, cada vez nos aterra más.

Cuando, por ejemplo, una medida de cortesía,

una medida de apertura, una medida erótica hacia el otro

es vista como una agresión,

ahí estamos teniendo un problema social,

estamos teniendo algo.

Tratar con el otro no es sencillo, es algo muy complejo.

El otro es algo que me desborda, algo que me pone en cuestión,

es algo que mancha, que ensucia, que compromete.

Y hoy en día, preferimos todo eso:

que no manche, que no comprometa, que no ensucie,

aislarlo en las redes sociales por ejemplo.

Con una pantalla. Con una pantallita de por medio.

Algo que se pueda desconectar.

Yo quiero desconectar al otro en cuanto pone

mis sistemas de compromiso un poco al loro.

¿Es más aséptico? Es más aséptico.

Y no exige algo que nos falta hoy en día

y que es trascendental para tratar con el otro

que es la cultura.

La cultura no es recitar los versos de Rilke,

es justo eso, es permitir la apertura,

poder sonreír por la calle

sin que esa sonrisa lleve

ninguna cosa implícita detrás.

O sea, sonriéndose a sí mismo.

Tampoco, ¿no? Tampoco es eso.

Saber del otro,

y tener el valor y, sobre todo, el talento

de tratar al otro.

Escuchar para poder compartir.

Es lo que hacemos contigo,

Jorge de los Santos, escucharte y disfrutar de tu compañía.

Muchas gracias por estos minutos. De nada, compañera.

Que tanta falta hacen. A ti por la compañía.

A ver si no nos olvidamos de lo que dice nuestro colaborador,

porque sucede a menudo.

Olvidamos nombres, olvidamos sitios, recuerdos.

¿Quieren entrenar un poquito? ¿Quieren ejercitar el músculo?

Pues atentos, que llega Patricia Ramírez

con sus fantásticas notas amarillas. Presten atención.

(Música lenta)

Espejito, espejito, ¿mantendré mi mente ágil, sana,

y mis recuerdos toda la vida?

Uno de los mayores problemas

con el que se encuentra la gente a medida que crece es

que sabe que sus funciones cognitivas se deterioran:

la atención, la concentración, nuestros recuerdos...

Nos gustaría estar ágiles mentalmente toda la vida,

igual que nos gustaría poder caminar y sentirnos fuertes.

Pero si no trabajamos nuestra mente,

al final las funciones cognitivas se deterioran.

Porque el cerebro es como un músculo y si no lo trabajamos, se desgasta.

Pero como tenemos capacidad para entrenar nuestras neuronas

y capacidad de aprendizaje, vamos a ver diez consejos

para meter gasolina al cerebro.

El primero, ten curiosidad.

Una mente curiosa es aquella que investiga, que quiere saber,

que le gusta el conocimiento, que lee.

Y cada vez que buscamos información novedosa,

nuestra mente se enriquece

y con ello se generan nuevas conexiones neuronales,

y también participa de la neurogénesis

que es el crear nuevas neuronas a partir de células madre.

El punto número dos, desarrolla tus aficiones.

Dedícale tiempo

a un puzle, a crear,

a tocar la guitarra, a pintar.

Todas aquellas habilidades que desarrollamos

enriquecen la mente.

Tres, aprende cosas nuevas.

Yo te propongo cinco palabras nuevas.

Palabras cultas.

Las buscas en el diccionario, las repites cada día,

las utilizamos en la comida, en la noche, con nuestra familia,

y contagiamos a los demás de la cultura.

Cuatro, juega.

Juega con tu atención.

Me refiero a juegos que requieran memoria,

percepción, atención, concentración.

Hay muchísimos en cualquier librería didáctica,

en el móvil, en la tablet, puedes bajarte aplicaciones.

Incluso los típicos crucigramas, sudokus, juegos de palabras

de toda la vida.

Cambia de ruta para ir de casa al trabajo, del trabajo a casa,

o de casa al gimnasio o del gimnasio a casa.

El cerebro necesita conocer nuevos caminos

para trabajar esa neurogénesis.

Realiza actividades con la mano no dominante.

La dominante mía es la derecha, la tuya puede ser la izquierda.

Puedes abrocharte con la mano no dominante,

lavarte los dientes con la mano no dominante,

comer con la mano no dominante.

Porque con ello volvemos a trabajar los circuitos cerebrales otra vez.

El siete, calcula tus compras

antes de pasar por la caja.

Cuando vas al supermercado y metes toda la compra,

cada vez que añadas un producto haces el cálculo mental.

Y cuando lleguemos a caja, miramos si coincide

lo que pagamos al final con el cálculo que has hecho.

Empieza con compras pequeñas, como hagas la de todo el mes...

Número ocho,

haz solitarios.

Porque cuando juegas a las cartas, que es algo de toda la vida

y podemos hacerlo en un tapete o con la tableta,

tenemos que llevar el cálculo de las cartas

y eso ayuda también a trabajar la mente.

Punto número nueve...,

haz cosas con los ojos cerrados.

Porque perdemos la percepción de la vista,

pero con ello estimulamos otros sentidos.

Haz cosas que no sean peligrosas, no conduzcas con los ojos cerrados.

Ducharte, lavarte los dientes,

comer, hablar.

Y por último,

habla, habla, habla, habla.

Habla con el taxista, con el panadero,

con el frutero, habla con desconocidos,

con quien te atienda en cualquier negocio,

relaciónate con la gente.

Porque hablar facilita y estimula nuestro cerebro.

Y aquí tenéis un pequeño resumen

para entrenar, con diez consejos...,

nuestra mente.

Bueno, pues curiosidad,

aprender palabras nuevas,

hablar, hablar...

Bueno, cumplimos con algunos de los requisitos;

y si de paso les hemos hecho compañía,

nos vamos satisfechos.

Si no han podido tomar nota o quieren vernos con más calma,

en nuestra página web y en RTVE A la carta,

nos tienen enteritos y por secciones.

Ya saben, como siempre, aquí hay para todos.

Hasta el próximo programa.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Para todos La 2 - 03/03/18

Para todos La 2 - 03/03/18

03 mar 2018

Medio Ambiente. Pati Corzo es una activista ecologista que lleva más de 30 años trabajando en Sierra Gorda, reserva de la biosfera ubicada en el estado de Querétaro en México. Allí creó el Grupo Ecológico Sierra Gorda, un equipo de personas que ha conseguido reverdecer el suelo liberando con ello presión a la Madre Tierra. Así, madre tierra, es como le gusta a Pati nombrar a esa naturaleza con la que se siente en estrecha comunión. Por eso, para entrevistarla, elegimos un lugar mágico en Madrid: el Real Jardín Botánico, el mismo día que recibía el Segundo Premio de Turismo Sostenible de la Organización Mundial de Turismo.

Emprendedores sociales. Antonella Broglia nos habla de sistemas educativos que conmueven. Nos cuenta cómo funciona la Freedom University en EUA que ofrece clases a jóvenes estudiantes indocumentados.

En qué mundo vivimos. Jorge de los Santos analiza qué es estar solo y qué entendemos por soledad en un mundo hiperconectado.

Psicología. Entrenar el cerebro con los ejercicios que recomienda la psicóloga Patricia Ramírez.

Salud. Reportaje sobre la aplicación Fissios que prepara a sus usuarios para afrontar una operación pulmonar y el postoperatorio.

ver más sobre "Para todos La 2 - 03/03/18 " ver menos sobre "Para todos La 2 - 03/03/18 "
Programas completos (1222)
Clips

Los últimos 7.823 programas de Para todos La 2

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. miguelinruizzz

    Que mujer, me ha dado de lleno en el corazón y ha conseguido darme fuerzas para seguir luchando por un mundo mejor. Yo seguiré sembrando arboles, ahora con más entusiasmo.

    05 mar 2018
  2. Marisa

    Me ha encantado la entrevista!!Pati transmite tan buena energía que te ayuda a ver las cosas de otra forma y con ganas de participar en mejorar nuestro pequeño mundo. Felicidades a todo el equipo y gracias por transmitir¿¿saludos desde Tenerife

    03 mar 2018