Medina en TVE La 2

Medina en TVE

Domingos a las 9:45 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3813206
Para todos los públicos Medina en TVE - Biblioteca Islámica de Madrid - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

Hogar de los grandes arabistas españoles,

la Biblioteca Islámica

de la Agencia Española de Cooperación Internacional

para el Desarrollo, con sede en Madrid,

pasa por ser una de las más importantes

en su género en Europa.

Gracias a sus excelentes fondos bibliográficos,

entre los que se encuentran libros rescatados de guerras

y de las primeras imprentas en el mundo árabe y musulmán.

Señoras y señores, muy buenos días.

Bienvenidos al programa "Medina de TVE".

Más de 100 000 documentos

componen la colección de la Biblioteca Islámica

Félix María Pareja, llamada así en homenaje a su mentor,

un jesuita especializado en el islam.

La Unesco atribuyó el Premio Sharjah 2015

de la cultura árabe a la Biblioteca Islámica,

en reconocimiento de la labor de difusión

del conocimiento de la cultura árabe y el diálogo.

Los fondos de la Biblioteca Islámica constituyen un apoyo documental

a los estudios del mundo árabe e islámico

en sus aspectos culturales, artísticos, humanísticos,

sociales, económicos y políticos,

sin olvidar la propia historia de la España árabo-musulmana,

como es al-Ándalus.

La colección de libros anteriores a 1901

ha sido estudiada en el catálogo de fondo antiguo

con tipografía árabe.

Una cincuentena de títulos salidos de las imprentas de Bulak

y un par de títulos de obras litografiadas en pez

son magníficos exponentes

de los primeros impresos realizados en los países árabes.

Las obras de referencia de la sala de lectura

incluyen diccionarios en diversas lenguas, enciclopedias,

obras de historia, literatura, economía,

además de una extraordinaria colección

de catálogos de manuscritos de todos los países.

Recientemente, se ha habilitado una sección de literatura

traducida al español.

Nos acompaña en este domingo Luisa Mora Villarejo,

filóloga y funcionaria del cuerpo facultativo

de archiveros y bibliotecarios de la AGE.

Desde 2011, es responsable

de la Biblioteca Islámica Félix María Pareja

en la Agencia Española de Cooperación Internacional

para el Desarrollo.

Bienvenida, Luisa, y gracias por atendernos.

Gracias a vosotros por invitarnos.

Es su casa. Una suerte.

Entonces, Luisa, hace casi un año,

la biblioteca Islámica Félix María Pareja

de la Agencia Española de Cooperación Internacional

para el Desarrollo, AECID, se dice, ¿no?

Sí.

Y el intelectual palestino Elias Sanbar,

han sido los galardonados en el Premio Unesco Sharjah 2015

para la cultura árabe. Felicidades.

¿Qué representa este premio para la Biblioteca Islámica?

Este premio representa casi más que un sueño,

es un gran reconocimiento a una labor desarrollada durante 60 años

por un montón de bibliotecarios, muy buenos profesionales que, además,

han tenido la suerte de apoyarse en los arabistas,

con lo cual, es un premio compartido por un montón de gente,

por un equipo que, yo creo, que ha sido el mejor equipo posible

para organizar unos fondos únicos, muy singulares,

prácticamente, en Europa.

Con una colección de un 30 % en árabe.

30 %, sí.

Entonces, el premio nos da visibilidad,

es un premio importante para la institución

y supongo que también será interesante para el futuro,

para hacer nuevos proyectos. Claro que sí.

¿Puedes contarnos cómo se fundó la biblioteca?

Es decir, ¿cuál ha sido el embrión de lo que es ahora esta institución?

La biblioteca se creó en 1954,

en lo que era entonces el Instituto Hispanoárabe de Cultura,

que estaba en la Escuela Diplomática, en el paseo de Juan XXIII.

Fue idea de un grupo de arabistas visionarios,

fundamentalmente, de Emilio García Gómez,

que luego también fue embajador en países árabes

que ha dado ahora nombre

a una biblioteca del Instituto Cervantes en Amán.

Emilio García Gómez contaba con el secretario,

Francisco Utray,

y con un equipo de personas que decidieron montar la biblioteca

en manos del padre Félix María Pareja,

por eso tiene la biblioteca este nombre.

Un jesuita, ¿no?

Un jesuita sabio, orientalista,

que ya había estado en otras bibliotecas importantes de Europa,

que sabía muy bien cuáles eran

los materiales fundacionales que teníamos que tener,

que había que tener en la biblioteca

y que, además, tenía contactos con otras instituciones

con las que enseguida establecieron canje interbibliotecario

y cuidaron muy bien cómo nutrir los fondos.

Y era un especialista de la cultura islámica.

Era un gran conocedor, era un gran conocedor y, además,

estableció también un sistema de trabajo

con mucho respeto por la lengua árabe

y porque estuviera lo más importante para los investigadores.

Tenéis unos ejemplares únicos,

de un valor enorme, no me puedo ni imaginar,

¿cómo se conservan?

La biblioteca, ahora mismo,

tiene en torno a 1300 documentos de fondo antiguo,

entre ellos, hay 16 manuscritos

y todo esto está en un depósito especial

y, sobre todo, lo más importante ya está digitalizado.

Entonces, se puede consultar en nuestra biblioteca digital,

están en línea completamente,

pero no es necesario tocarlos para poder leer los contenidos.

Prácticamente, solamente mostramos algunos materiales

cuando hay, a lo mejor, un curso

de estudio de especialistas en manuscritos en la universidad,

pero todo esto es conocimiento compartido

sin que se estropee, con mucho criterio de conservación.

Porque manipular unos manuscritos puede dañar

el manuscrito, el libro.

Claro, ya no es necesario acudir a ellos,

más que cuando necesitas, a lo mejor,

ver qué tipo de papel es o conocer mejor la encuadernación,

pero si no, si lo que quieres es leer el contenido,

no es necesario consultar el fondo. Sí.

Y para encontrar libros, hacéis como un trabajo de detectives.

¿Cómo hacéis? ¿Investigáis?

Realmente, ahora ya, en estos momentos,

como la colección está tan bien asentada,

los libreros nos envían las novedades,

estamos al tanto de lo que se publica en el mercado,

pero es que recibimos muchos materiales que no se compran,

que se editan en instituciones, que las editan los investigadores,

y que ellos nos las envían.

Tenemos muchas donaciones,

tenemos también este canje interbibliotecario

que asentó el padre Félix María Pareja,

y solamente una parte pequeña de la colección actual es por compra.

¿Quién visita la biblioteca?

Fundamentalmente, investigadores,

desde los alumnos de Semíticas de las universidades,

a los que hacen las tesis doctorales.

Tenemos también la suerte de que vienen diplomáticos,

españoles y del mundo árabe,

que también tienen interés en conocer nuestros fondos.

Últimamente, nos han visitado muchos periodistas

y gente del mundo de los medios de comunicación.

Ese es el efecto del premio, creo, ¿no?

Es el efecto del premio, pero, además, es que somos

proveedores de contenidos muy interesantes,

porque, realmente, tanto las fotos

y los gráficos que hay en los libros, los mapas y demás,

y todo el conocimiento acumulado,

puede servir para crear nuevo conocimiento,

que es lo que estamos haciendo ahora, en el siglo XXI, ¿no?

Sí, sí, sí.

Trabajáis con las universidades, los investigadores,

en España y en el mundo árabe y musulmán, ¿no?

Sí. En España, por ejemplo,

por citarte algún proyecto que estemos llevando a cabo,

con la Complutense y con la Autónoma, tenemos programas de prácticas,

vienen los alumnos a conocer cómo trabajamos,

hacemos visitas guiadas,

también alguna clase con estos materiales más antiguos

que quieren manejar de primera mano.

Hemos ido a Marruecos y a otros países

a mostrar materiales,

porque tenemos también una larga tradición de publicaciones,

hacemos los cuadernos, hacemos catálogos,

se ha hecho un catálogo del Fondo Antiguo en tipografía árabe

que es una maravilla.

Todos estos materiales, al final, también interesa intercambiarlos,

interesa que se conozcan mejor.

Con todo esto, lógicamente,

la Biblioteca Nacional de Marruecos o la Biblioteca Nacional de Catar,

nos invitan a participar en actividades, en congresos,

donde podamos avanzar juntos en compartir nuestros conocimientos.

La biblioteca está abierta también al público, ¿no?

En general, digamos. Claro.

La biblioteca tiene ahora una zona de exposiciones.

Hace poco tuvimos una exposición muy bonita

sobre los tesoros de la Biblioteca Islámica.

Dime más, un poquito, sobre la exposición.

La exposición mostraba algunos de estos manuscritos,

pero también alguna obra de León el Africano,

libros que contienen mapas antiguos coloreados

de Marruecos, de Argelia, de Orán, de diferentes momentos.

Había un mapa muy bonito también de Kuwait,

del primer mapa donde aparece Kuwait, escrito por primera vez.

¿Ah, sí? Que también es una joya.

Todo esto, al final, cuando nosotros lo encontramos,

lo mejor es que lo podamos compartir mostrándolo,

para que la gente también pueda contemplarlo.

Entonces, para cualquiera que no sea investigador

y que quiera también conocer, en general, algo más,

se puede hacer una visita.

Se organizan también exposiciones en la biblioteca,

pero también fuera, en otras bibliotecas,

otros sitios, instituciones, en España y fuera de España.

Por hablar de otras cosas que se han hecho,

hace muy poco, hemos estado en ExpoHalal

y hemos llevado una selección

de los libros que hay en la biblioteca

dedicados a la alimentación

y a conocer más sobre los alimentos halal,

con lo cual, siempre hay un motivo para mostrar más.

En realidad, cualquier tema,

desde la onomástica o el obituario de un autor

o la necesidad de conocer más, por ejemplo, no sé,

el origen de Madrid, el Madrid árabe, nos lleva a buscar

los libros que hay en la biblioteca sobre el tema,

entonces, podemos montar exposiciones con relativa facilidad.

Ahora se está haciendo la propuesta

de reconocer mejor nuestro origen.

Todo esto lo documentamos en la biblioteca.

Muy bien.

Por último, para derribar el miedo del otro, el desconocimiento,

los estereotipos y los prejuicios,

es importante conocerse y aprender del otro

y convivir con las culturas de los demás,

¿es un objetivo de la biblioteca?

Bueno, yo diría que trabajar en el ámbito intercultural

requiere conocer mejor al otro, establecer un diálogo permanente

y, desde luego, para eso qué mejor que la cultura,

una cultura que nos une en el arte, en la literatura, en la filosofía,

en una tradición común,

en una tradición que se sigue alimentando y redescubriendo.

Nosotros, por ejemplo,

tenemos una sección de narrativa árabe traducida al español

y nos interesa poner de relieve cuáles son los principales autores,

de manera que la gente no tenga miedo a acercarse, en castellano,

a lo que ya está cerca,

y que también se rompan un poco los estereotipos de lo que se supone

y se conozca directamente lo que es,

que es todo fuente de disfrute,

de aprendizaje, de entendimiento.

Yo me encuentro fascinada,

no solamente cuando entro en el depósito de la biblioteca,

sino cuando conozco a gente

que viene a compartir sus conocimientos con nosotros.

Animo a todo el mundo a que nos visite

y conozca más y mejor,

porque, realmente, la cultura une

y ayuda a establecer otros lazos diferentes.

Sí, es verdad.

Y la Biblioteca Islámica de Madrid

implanta una estrategia de presencia y visibilización internacional

de sus colecciones y servicios en el blog y los medios sociales

para estimular el conocimiento y la difusión de la cultura árabe.

Os animo a visitarla.

¿La dirección, el metro también para llegar?

En metro puede ser Moncloa, de la línea amarilla,

o el de Islas Filipinas, en la línea naranja.

Está muy cerquita, está debajo del Faro de Moncloa.

Además, estamos en la web, www.aecid.es.

Ahí tenemos el catálogo, la biblioteca digital,

tenemos todos los servicios bibliotecarios que se ofrecen

y siempre hay un correo al que se puede escribir

para preguntar más cosas. Y la visita es gratuita.

La visita es gratuita,

el carné se le da a los investigadores,

pero se puede consultar en sala,

y se puede solicitar una visita guiada

o podemos intentar ver cuáles son las necesidades del usuario

para que se quede supersatisfecho. Pues genial.

Luisa, sido un placer charlar contigo

y muchas gracias por haber aceptado nuestra invitación.

Os invito a visitarnos realmente allí

para que podáis conocer nuestros tesoros.

Muchas gracias a vosotros. Ciertamente, ahí estaremos.

De ustedes también nos despedimos, queridos amigos.

Os deseo un fin de semana muy feliz. Adiós.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Biblioteca Islámica de Madrid

Medina en TVE - Biblioteca Islámica de Madrid

27 nov 2016

La Biblioteca Islámica de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo, con sede en Madrid pasa por ser una de las más importantes en su género en Europa, gracias a sus excelentes fondos bibliográficos, entre los que se encuentran libros rescatados de guerras o de las primeras imprentas en el mundo árabe y musulmán. Luisa Mora nos acompaña hoy en el estudio.

ver más sobre "Medina en TVE - Biblioteca Islámica de Madrid" ver menos sobre "Medina en TVE - Biblioteca Islámica de Madrid"

Los últimos 151 programas de Medina en TVE

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios