www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4516945
Para todos los públicos La aventura del saber - 12/03/18 - ver ahora
Transcripción completa

Hola, muy buenos días y bienvenidos a "La aventura del saber".

Hoy, a un programa en el que las profesoras de historia

María y Laura Lara nos proponen recordar

lo que supuso hace justo 100 años la gripe española.

Una pandemia letal que acabó con la vida

de entre el 1,5 y el 5 % de la población mundial.

Después hablamos de ciudadanía crítica

en el marco de la cibersociedad,

el tema que propone el número 53 de la revista "Comunicar".

Sumario y empezamos.

Educación asistida por caballos es una técnica

dirigida al desarrollo emocional que pretende generar cambios

y sobrevivir ante la incertidumbre.

Se trata de un proceso que consigue buenos resultados

y ayuda a superar dificultades de tipo físico, emocional

o trastornos de aprendizaje.

Los caballos facilitan al ser humano mejorar cuerpo, mente y emociones.

"Campo a través" es el título de una exposición

que ofrece un recorrido histórico desde la época colonial

hasta la producción artística más reciente del arte colombiano.

Se puede visitar en la sala Alcalá 31 de Madrid

hasta el próximo 22 de abril.

(Música)

Hola, buenos días a todos.

Como cada lunes, comenzamos "La aventura del saber"

en compañía de Rafael Ansón, quien nos brinda la oportunidad

de mejorar nuestros conocimientos sobre gastronomía

y quien hoy nos propone que nos detengamos a considerar

la importancia del tapón de corcho en un buen vino.

Porque estamos viendo cómo en algunos casos

va siendo sustituido por el plástico.

En un buen vino es indispensable.

Sobre todo si queremos que el vino viva durante mucho tiempo

tienes que ponerle una superficie porosa

que le permita respirar.

Ese fue el gran invento de Pasteur.

Por lo tanto, los grandes vinos que entendemos como tales,

especialmente en Francia inicialmente,

si no tuvieran el tapón de corcho

habría que bebérselos al cabo de un año o año y medio

porque si no, no aguantaría.

Bueno, ¿qué es la diferencia?

Yo soy muy partidario de las dos cosas.

Si tú quieres un gran vino que quieres que envejezca

y que quieres que dure 4, 5, 10, 15, 20, 30 o 40 años,

tiene que tener corcho.

Porque si lo cierras del todo, no le entra oxígeno y no funciona.

Pero si tú tienes un vino que lo tienes que beber en el año,

y por lo tanto no hace ninguna falta que evolucione...

Un tempranillo, ¿no?

Depende, el tipo importa poco.

Depende mucho de cómo lo hayas vinificado

para que realmente dure o no dure.

Si lo quieres beber en el año le puedes poner un tapón de rosca

como una cocacola o cualquier otra bebida.

Por lo tanto, es verdad que el corcho es fundamental

para los vinos de calidad,

que necesariamente tienen que envejecer en botella.

No basta con el tiempo que han estado en barrica.

Para que se conviertan en unos vinos de calidad

tienen que tener tiempo en la botella.

Pero si realmente recién embotellado lo puedes beber

puedes cerrarlo con lo que quieras. Incluso puedes sacarle el aire

para que no se oxigene cuando ya lo has abierto.

Bueno, eso es una técnica que se puede utilizar.

No es lo ideal porque no gana nada el vino,

pero es verdad que si tú quieres dar vinos por copas,

y no vas a acabar la botella,

puedes intentar quitarle el oxígeno para que no se oxide.

Porque, Rafael, ¿qué tiempo aguantaría un vino normal

si no le sacas el oxígeno?

Abierto, depende de la cantidad que haya quedado dentro

y de cómo esté.

Yo creo que las botellas de vino, cuando se abren, conviene bebérselas.

¡Claro!

Pero bueno, uno se ha tomado media botella,

lo vuelves a tapar con el corcho,

por la noche lo puedes volver a beber.

No pasa nada.

No está igual de bueno pero no pasa nada. Poco tiempo más.

En cambio, si tú le sacas el aire que le ha entrado,

puede durar más tiempo porque no se oxida.

Pero por otro lado, al haberse sacado todo el aire,

tampoco puede durar mucho tiempo.

El vino es una materia viva. Claro.

Y por lo tanto, como todos los seres vivos,

necesita el oxígeno.

Y de alguna manera, si le quitas todo es malo,

si tiene demasiado se oxida,

hay que buscar un término medio que consigues con el corcho.

Después de eso,

que a nadie le importe que determinados vinos

estén con un tapón de plástico o con un tapón de rosca.

En lo que tienen que pensar es que se lo tienen que beber enseguida.

Pero la mayoría de la gente compra una botella de vino,

la abre y se la bebe.

Tampoco se guarda de forma permanente.

Tampoco la dejas un mes, como mucho un día o dos.

Y en los restaurantes tienen que saber cómo funciona.

Por lo tanto, defendamos el corcho como un elemento indispensable

para los grandes vinos,

pero pensemos que se pueden embotellas de otra manera,

vinos para que sean más baratos y que sean más simples,

que se tienen que beber pronto.

Y bueno, los vinos estos jóvenes están muy buenos.

Por lo tanto, no hay por qué esperar a que pasen diez años.

Se puede beber a los diez meses.

Yo creo que una de las cosas que ha conseguido España

en este mundo de la gastronomía es la libertad.

Es decir, todas las soluciones son válidas

si los resultados son razonables.

Y razonable es que la relación calidad-precio sea razonable.

Porque es verdad que a veces es preferible tomar un vino

que dura menos tiempo pero es un poco más asequible

y que recién embotellado se come y está estupendo.

Es decir, no pensamos que para que algo sea bueno

tiene que tener muchos años. No.

La gente a los 18 años está mucho mejor que a los 80.

(RÍE) Sin duda alguna.

Bueno, depende. Hay casos que se envejece y va mejorando.

No, no, no.

Es verdad que un vino que envejece bien es una maravilla

pero es asequible para unos cuantos.

Pero no podemos crear una gastronomía para privilegiados.

Tenemos que conseguir que todo el mundo coma saludable,

coma solidariamente, en compañía,

coma sosteniblemente,

coma lo que permita que todo el mundo pueda seguir comiendo,

y disfrute comiendo.

Y disfrute comiendo porque educa los sentidos.

Se educa la vista para la plástica. Para ver cuadros.

Se educa el oído para la música.

Eduquemos el gusto, el tacto y el olfato

para disfrutar comiendo. Se educa exactamente igual

Lo que pasa es que antes se pensaba

que la vista y el oído son sentidos nobles y espirituales

y el gusto y el tacto son pecaminosos.

Entonces, la religión cristiana... Es gula y lujuria, imagínate.

Pero no es verdad, todos los sentidos son nobles,

todos los sentidos son estupendos según cómo se eduquen y utilicen.

Se puede pecar con las manos y se puede pecar con la vista.

Por lo tanto, se puede disfrutar con el tacto

y se puede disfrutar con el oído.

Disfrutemos con los cinco.

Tomamos nota. Gracias.

(Música)

Niños con síndrome de Asperger, TDA o TDAH

han mejorado considerablemente con el simple contacto con caballos.

Una técnica denominada "educación asistida por caballos"

a la que puede tener acceso el resto de la población.

Se aprende de una manera más rápida, duradera y significativa.

Y tiene como objetivo el desarrollo de la inteligencia emocional.

(Música)

Los caballos consiguen darnos una cosa muy bonita

que es "neurofeedback".

Desde su emocionalidad, nos leen

y nos transmiten con su lenguaje.

Los caballos nos educan.

Nos están haciendo volver a nuestras raíces.

A nuestras raíces de tierra.

Entonces, ellos nos pueden ayudar a descubrir cosas de nosotros

que están muy ocultas.

Porque con esta vida que tenemos tan agobiante muchas veces,

y tan estresante, lo que hacemos es cubrirnos con máscaras.

Muchas veces no sabemos ni nombrar nuestras emociones.

Hemos perdido el contacto con nuestro cuerpo.

Y la mente empieza a anticipar problemas

y a crear situaciones inexistentes que nos hacen sufrir.

Esto es un ejercicio grupal, de equipo,

que lo hacemos muchas veces con empresas para ver un poco...

¿Qué se tantea aquí?

Pues se tantea el liderazgo, se tantean los roles de equipo,

se tantea la comunicación,

se tantea la famosa escucha activa.

¿Vale? Todo esto es lo que vamos a trabajar.

¿Entonces qué pasa? Vais a tener un compañero muy especial

en el trabajo.

Y es que va a ser uno de los caballos, Falque.

El caballo va a formar parte de vuestro equipo

y él funciona en manada.

Entonces, es un lector nato de emociones.

Porque la parte con que se comunica con nosotros

es con el cerebro emocional.

Vais a diseñar una pista vosotros.

Con una pista me refiero tipo a una yincana.

Os vais a poner las dificultades que queráis.

Vais a planificar qué lugares vais a ocupar,

cómo vais a estar en la situación, ¿vale?

Y cuando terminéis de planificar

no vais a poder hablar entre vosotros.

Vais a pasar a comunicaros por lenguaje no verbal.

Es decir, por la proxemia, que sabéis que es la proximidad,

vais a trabajar también con los tonos de voz

pero no podéis emitir palabras coherentes.

Es decir, puedo hacer... (HACE RUIDOS)

La segunda regla, que es muy sencilla, es:

No puedo tocar el caballo. El caballo os puede tocar a vosotros,

pero lo que no vale es la intención de tocar el caballo.

Tengo que estar pendiente del movimiento del caballo.

Estoy obligada a estar en el presente.

Estamos diseñando un circuito

y somos libres para hacer lo que queramos.

¿De acuerdo? No hay ningún obstáculo obligatorio.

Habéis tirado tres minutos de la fase de diseño a la papelera.

Sois conscientes, ¿no?

Miraros el cuerpo, solo repasaros los unos a los otros.

Miraros, a ver cómo estáis.

Este es vuestro no verbal en este momento.

Ya han empezado a expresar con el cuerpo.

Aquí normalmente hago una pregunta:

¿Cómo os sentís? ¿Habéis sido escuchados en el grupo?

¿Todos habéis podido participar?

Es decir, cómo se sienten integrados en el equipo

y qué roles están tomando dentro de la situación.

-Yo al principio iba muy segura

y luego cuando he visto al caballo que no se movía

yo creo que enfado, ira de decir: "Esto no lo vamos a poder hacer".

"No está funcionando", en vez de...

Me he dejado llevar por el miedo o la ira.

Porque yo, por ejemplo, he visto que el caballo no se movía

y en un primer momento ya he desistido.

En el momento en que alguien no lo está haciendo, visualizando,

pues rompe la dinámica del grupo.

Te saca involuntariamente

las emociones que estás sintiendo por dentro.

Miedos, alegrías... Lo que sea.

Y es un animal que te está adivinando

y veo muy bien que se incluya en actividades de enseñanza

o para descubrimiento personal, educación emocional,

porque como humanos tendemos a olvidarnos del resto de especies,

somos los mejores...

Y lo que consideramos una bestia

te puede ayudar a crecer como persona.

Lo veo muy bien. A mí me ha ayudado. Me sirvió mucho para...

En cuanto a las impresiones que causamos en los demás

o las máscaras que nos ponemos, las barreras, decir:

"Vale, me está adivinando completamente.

Quizá tengo que replantearme qué estoy haciendo".

Da muchas claves y abre muchas puertas

a la hora de tú continuar con tu crecimiento personal

y tu trabajo personal.

Aquí puede haber gente trabajando

simplemente lo que es la idea del desarrollo personal,

de ir más allá de donde estás,

de hacer un trayecto de vida que te lleve a conseguir

potenciación de todas tus capacidades.

Cuando llegó la verdad es que yo no tenía información

de cómo funcionaba realmente esto.

Pero a medida que va pasando el tiempo

la relación que él tiene con el caballo

se ha convertido en una relación de amistad.

Y este amigo lo ayuda a él.

a transformar cosas en su vida del día a día.

Es un cambio, y no solamente cambia él,

cambiamos los que estamos alrededor de él también.

Nuestra vida familiar es mucho mejor, más armónica,

a raíz de esos cambios.

El concepto de terapia creo que es una limitación, una etiqueta.

Estoy enfermo o estoy sano, soy normal o soy anormal.

Y resulta que todos somos sujetos irrepetibles, individuales.

Ni siquiera un gemelo nuestro es igual.

No es venir a montar un caballo y hacer el día el día con un animal.

No, es compartir más, es aprender.

Es el respetar al otro en su propio ambiente.

Igual el caballo tiene que aprender a respetarlo a él y no pasarse.

Es mucho más que un animal y persona.

Su postura es otra de las cosas que ha venido a cambiar.

El área emocional, postural, y como dice Alicia,

cambia la postura pero cambia en otras cosas emocionales

a través de esto.

Esa etiqueta que nos pone la enfermedad

lo que hace es crearnos límites.

Vale, tú eres Asperger, por ejemplo. O tú eres autista.

Entonces, no te puedes comunicar.

Y mi experiencia es todo lo contrario.

Si aislamos lo que queremos trabajar...

Por ejemplo, quiero trabajar la asertividad,

quiero trabajar la comunicación, quiero trabajar el empoderamiento...

Si e concepto lo aislamos y empezamos a trabajarlo

la persona va mucho más allá de los límites esperables.

Ahora que estoy en esto, que he pasado años,

que veo todos los beneficios, lo recomiendo absolutamente

para ayuda en todos los sentidos.

No solo para un niño que tenga el síndrome de Down

sino para muchas cosas emocionales.

De hecho, soy una observadora cuando vengo a traer a mi hijo

y yo también he cambiado a través de esta relación

con el caballo, con la terapista, con mi familia.

(Música)

-Yo creo que es interesante para el mundo del caballo.

Es una cosa muy bonita,

una terapia muy buena para niños que lo necesitan.

Y yo creo que todo lo que sea relacionado con el caballo

es interesante.

Tenemos clases para niños, clases de doma, rutas a caballo...

Hacemos de todo un poco.

-Antes de fundar la asociación necesitaba encontrar las herramientas

para conocer esta otra parte del mundo del caballo.

A mí el contacto con ellos, el rato de venir con ellos,

mi sesión con él era mi mejor momento del día.

Y creo que te mejoran como persona.

Una vez que me sentí cómoda

en ese equilibrio de relación terapéutica

fue cuando me lancé a abrir la asociación.

Es una asociación un poco más especializada

de lo que es terapia ocupacional aplicada al trabajo con el caballo,

y entonces trabajo con todo tipo de personas.

Desde niños pequeñitos pasando por personas jóvenes

con alguna patología motora,

llegando a patología mental, personas con Alzhéimer...

Y trabajamos enfocados a que la persona llega,

yo determino cuáles son las necesidades que tiene

por lo que ellos me dicen o lo que me cuenta la familia

y hacemos un programa terapéutico conjunto

para ver de qué forma podemos llegar a mejorar esa situación.

(Música)

-Yo vengo del mundo de la informática

y no tiene nada que ver con este otro mundo.

Necesitaba encontrar otros caminos

pero con los caballos.

Fue cuando empezamos a ver qué otros horizontes había

y nos encontramos con la filosofía de la doma natural de Lucy Rees

y a partir de ahí empezamos a viajar por el hiperespacio ecuestre.

Lo que observamos es el tema de la propiocepción.

Es decir, cómo vivimos mentalmente nuestro propio cuerpo,

cómo nos posicionamos.

Si nos damos cuenta, Mario, en este momento cree estar alineado

porque le hemos pedido que se tumbe.

Si os dais cuenta, las caderas están hacia el lado externo derecho

y el cuello está hacia el lado derecho también.

¿Vale? Él ya está ayudando, ¿veis?

Él lo que está haciendo en este momento

es meter su pauta cardíaca para que la persona se relaje.

Es lo que os explicaba antes.

Tiene cinco veces nuestro corazón

y lo que está haciendo...

Además, tiene mucho más hierro por la alimentación.

Lo que está haciendo es magnetizando el corazón

y nos está creando una sensación de calma.

A Titán le gusta especialmente ayudar en este ejercicio.

Como veréis, está pendiente de todo y echándome una mano.

A la hora de trabajar, tratamos de percibir

qué potencialidades tienen

para poder utilizarlas depende de en qué trabajo.

Ahora lo que hacen es agruparse en amigos

porque dentro de cada uno de ellos van naciendo sus amistades.

Unos más y otros menos.

Lo que hacen es componer una pequeña tribu

en la que van a interactuar entre ellos

y cada uno coge su posición dentro del grupo,

cada caballo coge la posición que él cree que debe tener,

y la lucha, la pelea, la establece.

Todo el mundo ves que tiene un crecimiento.

Y es que no te lo esperas, no lo crees hasta que no lo ves.

Y eso yo creo que es una de las cosas que más te da para seguir trabajando.

(Música)

Nos permite viajar más hacia nuestra zona inconsciente.

Y eso nos permite entrar en contacto con recuerdos reprimidos,

con falsos recuerdos, con situaciones traumáticas,

pero también nos permite hacernos una propuesta

en el plano de mejora personal.

Pero no son animales, como nosotros, de estar planificando

o de estar viajando en el tiempo, en el futuro al presente

y la mente está siempre viajando.

Ellos son más de estar en el aquí y el ahora,

en el qué siento, qué me está diciendo mi cuerpo,

qué me está diciendo mi mente.

Pero sí que hay muchísima relación y, por supuesto,

lo que hay es una posibilidad de comunicación

enorme y enriquecedora.

Lo que vamos a trabajar ahora es empoderamiento de la persona.

Uno se siente muy fuerte trabajando con el caballo

porque es como la sensación de mover 500 kilos con mi voluntad,

y esa cuerda es como un pequeño cordón umbilical.

Todo eso te hace sentirte seguro y fuerte

y todas las pautas biológicas te hacen sentirte en calma

al estar al lado del caballo.

Es un entrenamiento para la atención a través de un pequeño juego.

Pero tiene una parte que monitorea las ondas.

Entonces, podemos comprobar aquí, cuando trabajamos con los caballos,

en qué estado está la persona.

Ahora pones la cabeza aquí.

Te lo hemos cepillado en la medida de lo posible.

Inhalamos por la nariz.

Y exhalamos por la boca.

En el futuro, todos estos chicos van a tener que trabajar en equipos

y van a tener que hacer uso de su inteligencia emocional

por encima de todas las cosas.

Se van a valorar casi más

que sus conocimientos técnicos sobre una materia.

Entonces, hay que trabajar sobre esto.

Es un nuevo momento,

es un reto lo que nos propone la educación en este momento,

y estamos todos como perdidos, no sabemos cuál es el futuro.

(Música)

(Música)

Se cumplen 100 años de la epidemia de gripe española,

una de las más grandes pandemias de la historia

que acabó con entre 20 y 40 millones de personas.

Incluyó entre sus víctimas a jóvenes saludables

además de ancianos y niños,

que suelen ser la población más vulnerable.

Hay diferencias sobre cómo se inició.

Algunos investigadores piensan una cosa, otros otra.

Que si las primeras víctimas fueron el cuatro de marzo

o fueron en abril de 1918.

Que si en el condado de Haskell, que si en Fort Riley,

que si en el puerto de Brest...

Hemos invitado a las hermanas Lara, historiadoras,

profesoras de la Universidad a Distancia de Madrid, escritoras,

para hablar de la gripe española.

Bienvenidas. Hola, Salva.

Buenos días.

Bueno, a ver, ¿qué se sabe del tema? ¿Dónde se originó, por ejemplo?

Lo más probable es que surgiera en la base norteamericana,

en el campamento, entre soldados, en Kansas.

Y después, con ese contingente que va a venir a Europa

y que desde Francia va a iniciar esas maniobras

en los últimos estertores de la Primera Guerra Mundial,

se expande y con varios nombres.

Por ejemplo, lo llamaban en Francia a este mal

"bronquitis purulenta".

Pero en Alemania, "la fiebre de Flandes",

Y en Italia un nombre rarísimo: "la fiebre de las moscas de arena".

Aunque con el pseudónimo con el que se hizo más popular

este enemigo invisible, esta "Spanish lady",

fue "gripe española".

¿Y por qué se llamó "española", Laura?

Precisamente porque como nuestro país era neutral en la I Guerra Mundial,

en las cabeceras de nuestros periódicos

estaba de actualidad.

Sin embargo, el resto de países trataba, por un lado,

de no sacar noticias negativas, pesimistas,

para que la población civil no se hundiera,

y por otro lado también para que los militares del frente

no supiera que ya quedaban menos alemanes, menos franceses,

que fueran susceptibles de ser movilizados.

Así que España se cargó con el sambenito.

Desde 2015, la Organización Mundial de la Salud

prohíbe poner el nombre de una persona, un animal o un país

a una enfermedad, es algo de justicia.

Es totalmente injusto, más aún en este caso.

¿Y qué se sabe del tipo de virus que la provocó?

¿Qué sabe a día de hoy?

Era un tiempo en el que no había antibióticos,

no había antivirales, no había vacunas.

Entonces, cuando vemos precisamente en los periódicos españoles:

en El Imparcial, El Liberal, El Sol, los consejos que se daban

o las caricaturas en "Blanco y Negro" y en el ABC,

pues era una cosa muy triste,

pero es que los consejos eran vahos de eucalipto

o tomar muchas aspirinas.

-O quinina, aceite de ricino, alcanfor...

Purgarse.

Entonces, lo que se sabe es que los tres primeros días

eran decisivos.

Porque la gente empezaba a ponerse ojerosa, pálida.

Luego dicen que les salían unas manchas en la piel, más oscuras.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • La aventura del saber - 12/03/18

La aventura del saber - 12/03/18

12 mar 2018

Ofreceremos los reportajes "Caballos que educan" y "Exposición Campo a través". Además, entrevistaremos a las historiadoras María y Laura Lara y a Ana Pérez Escoda y Luis Miguel Romero, editores de la Revista Comunicar.

ver más sobre "La aventura del saber - 12/03/18 " ver menos sobre "La aventura del saber - 12/03/18 "
Programas completos (1567)
Clips

Los últimos 5.007 programas de La aventura del Saber

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios