Presentado por: Félix Rodríguez de la Fuente Dirigido por: Félix Rodríguez de la Fuente

Recuperamos a uno de los más importantes protagonistas de la historia de la televisión en nuestro país: Félix Rodríguez de la Fuente, legendario naturalista que falleció hace 32 años en Alaska, el 14 de marzo de 1980, mientras realizaba uno de sus documentales sobre fauna y naturaleza.

Más información en nuestro especial "30 años sin Félix".

3261303
cerrar cerrar

Subtítulos de El hombre y la tierra (Fauna ibérica) - Águila imperial, 2

Subtitulado por Teletexto-iRTVE. Durante el primer capítulo... ...de la monografía que dedicamos al águila imperial,... ...veíamos los asombrosos vuelos de la parada nupcial. La captura de las presas que realiza el macho, para la hembra. La construcción del nido. Asistíamos también a la incubación. Finalmente, comprobábamos el amor... ...con que el águila imperial del coto de Doñana... ...saca adelante a su pequeño. De la cordillera Central, del coto de Doñana... ...y de sierra Morena, donde hemos estudiado... ...la primera parte de la biología reproductora... ...del águila imperial, nos vamos nosotros a Extremadura,... ...sin duda, el auténtico valuarte el águila imperial español. Aquí, nos encontramos un solo polluelo en el nido. Tiene algo más de tres semanas. Es capaz ya de comer solo. Las plumas leonadas,... ...que caracterizan a las jóvenes águilas imperiales,... ...irán cubriendo su cuerpo lentamente... ...hasta los 80 días de permanencia en el nido. Los bosques mediterráneos extremeños,... ...tanto los más puros en las sierras... ...y en las partes altas,... ...como aquellos otros adehesados y trabajados por el hombre... ...en las partes inferiores,... ...constituyen un ecosistema privilegiado. En ellos, podemos encontrar otras especies... ...también en peligro de extinción, como el buitre negro. Desde la dominante atalaya que constituye el nido,... ...el polluelo del águila imperial podrá contemplar a los vecinos... ...que comparten el hábitat boscoso. Los jabalíes y otros ungulados... ...han sido quizás responsables de que muchos monteros... ...hayan conservado las manchas... ...en las cuales encontramos a las águilas imperiales,... ...a los buitres negros y también a las cigüeñas negras,... ...otra joya de nuestra fauna ornítica. En las zonas inferiores del bosque extremeño,... ...nos encontramos con las clásicas dehesas,... ...donde prosperaba el ganado de cerda en la montanera. Son auténticos paraísos para la fauna. Hoy, se están desmontando muchas dehesas. Se están transformando en cultivos cerealistas... ...y algunas, en regadíos. Creemos que con esta acción, se comete... ...uno de los trastornos ecológicos de mayor alcance... ...que hayan tenido lugar en la península Ibérica. El polluelo del águila imperial picotea en solitario... ...los restos de la comida que han aportado sus progenitores. Poco, evidentemente, tienen que temer los ciervos... ...de las águilas altaneras. Sus presas más frecuentes son, precisamente, los conejos. En estos días de la primavera, a primeros de junio,... ...eclosionan en las madrigueras y llenan los campos. También penetra en las dehesas,... ...procedente de las tierras más abiertas,... ...las singulares avutardas,... ...que raramente constituyen una presa de las águilas. A partir de las tres semanas de edad,... ...pasan ya mucho tiempo solos los pollos del águila imperial... ...en el nido. No obstante, son vigilados por sus padres desde el aire. Identifican perfectamente los polluelos... ...a sus progenitores desde lejos. Les reciben con las llamadas infantiles. Acaba de llegar el precioso macho del águila imperial... ...extremeña al nido. Tenemos la oportunidad de compararle con la hembra. Aquella es mayor, medio kilo más de peso,... ...de formas más robustas y masivas. El macho es mucho más armonioso,... ...de formas más perfectas. Seguramente, mejor dotado para la caza de piezas menudas,... ...ya que durante todo el periodo de la cría,... ...es el macho quien abastece,... ...no solamente al polluelo, sino también a la hembra. La hembra es más propensa a despedazar la comida... ...para colocarla en el pico del polluelo. El macho, en este caso, se limita a montar la guardia... ...mientras el pollo se alimenta. Palpita mientras tanto la vida en los alrededores del nido... ...del águila imperial. Durante la crianza de los polluelos,... ...las águilas imperiales unas veces,... ...dejan que se alimenten solos... ...y otras, despedazan la comida para introducírsela en el pico. El ejercicio que hacen los polluelos... ...mientras se alimentan... ...desarrolla los músculos dorsales... ...y los de las extremidades,... ...importantísimos para cuando puedan surcar... ...los cielos y cazar por sí mismos. Las altas plataformas de los nidos de las águilas imperiales,... ...si bien son extraordinariamente seguras para los polluelos,... ...están sin embargo, sometidas a la acción... ...de todos los elementos meteorológicos. El frío, el viento, el calor o la tormenta... ...se abaten implacablemente sobre los nidos del águila imperial. Cuando los polluelos son jóvenes,... ...raramente los abandonan sus madres... ...precisamente para ayudarles en la termorregulación. Cuando van cubriéndose de plumas... ...y están revestidos además por el tupido y segundo plumón,... ...se permiten dejarles largas horas en soledad... ...como si trataran de que se fortalecieran... ...para resistir los elementos. Pero en pleno verano,... ...son frecuentes las tormentas en los montes españoles. No por ello dejan de cazar las águilas imperiales... ...que en esa época, han de alimentar... ...sucesivamente a sus pequeños. Truenos. Pero mientras el águila permanece lejos,... ...entretenida en su acción depredadora,... ...se ha desencadenado la tormenta. El aguacero está empapando el plumón del polluelo. El descenso de la temperatura corporal podría conducirle,... ...evidentemente, a la muerte. Truenos. Es el momento en el que actúan los pequeños ladrones del bosque. Más temibles quizás que los depredadores alados. Es el momento en el que todos los peligros,... ...desde el rayo a la muerte por enfriamiento,... ...se ciernen sobre el aguilucho. Truenos. Tan pronto como el águila imperial llega al nido,... ...con el plumaje tan empapado,... ...tan lastrado por el peso del agua... ...que no nos explicamos cómo ha podido cubrir... ...tan larga distancia,... ...se dispone a proteger al polluelo. Mientras, el aguacero se desploma sobre los robles,... ...las encinas, los alcornoques y los quejigos... ...del bosque mediterráneo,... ...el águila imperial está librando del agua... ...y calentando al aguilucho. Así, comprobamos nosotros cómo en las altas plataformas... ...de sus nidos,... ...los polluelos de las águilas no vienen a perecer... ...de frío o de calor. Porque sus madres no sólo les cubren cuando llueven... ...o en el frío de la noche,... ...sino también en el tórrido calor de mediodía en el mes de junio. Continúa entretanto el alcaudón despedazando a su presa. Y la grajilla, que es un córvido merodeador,... ...al abrigo de la lluvia en el sotobosque,... ...espera que el pequeño depredador alado... ...acabe con su trabajo. Encontramos nosotros aquí uno de los grandes contrastes... ...de la naturaleza: el amor maternal del águila imperial. Y como contrapunto, la ferocidad del alcaudón que, sin duda,... ...está tratando también de despedazar al ratón... ...para alimentar a los polluelos que, calentados por la hembra,... ...le esperan en el no lejano nido. Mientras dure el aguacero,... ...el águila permanecerá sobre el polluelo. Recibirá sobre sus alas y sus espaldas... ...toda la fuerza de la lluvia, incluso del pedrisco... ...cuando se desencadenan este tipo de tormentas. E infatigablemente el pequeño cazador irá también... ...preparando la comida para sacar adelante a sus pequeños. Pero en el verano los aguaceros no son largos. Tan pronto como cesa de llover, el águila sabe que debe dejar... ...a su polluelo para que se seque y tome el sol. Tanto es así... ...que, incluso, abandonará la plataforma del nido. Y todos los componentes de este pequeño drama... ...que ha transcurrido en las inmediaciones del nido... ...del águila... ...irán dando por terminadas sus funciones. El alcaudón ha conseguido finalmente arrancar... ...la cabeza del ratón para transportarla al nido. Y la grajilla considera también que ha llegado su momento... ...para alimentarse con la mayor parte de su presa... ...que, ingenuamente, ha dejado el alcaudón al alcance de su pico. Pasado el diluvio,... ...el águila imperial, como la paloma del Arca de Noé,... ...retorna al nido. Si no con un ramo de olivo... ...sí con una fresca rama de encina... ...que contribuirá a cubrir la plataforma. Pero, seco ya el polluelo,... ...vuelta la buena temperatura... ...y las condiciones meteorológicas adecuadas,... ...el águila tiene que cazar. Es necesario, ahora, reponer las calorías perdidas... ...por el aguilucho mediante el aporte de una presa adecuada. Mientras el águila imperial recorre su amplio feudo... ...de más de diez km de diámetro, en muchos casos,... ...volvemos nosotros a la dehesa. Comprobamos que la tormenta de verano, si bien ha puesto... ...en peligro al aguilucho ha contribuido a reverdecer campos. Donde se nutrirán sus presas. Han crecido los cervatillos... ...y las ciervas les conducen ya hacia el monte más espeso. Han pasado otras tres semanas y nos encontramos ya... ...con que el aguilucho está bastante cubierto de plumaje. De los 80 días que los polluelos del águila imperial... ...permanecen en el nido,... ...los 15 últimos, prácticamente,... ...lo emplean en terminar su plumaje... ...y en ejercitar sus alas mediante una serie de ejercicios. Llega ahora el águila imperial con una liebre. Presa relativamente frecuente en Extremadura... ...en los nidos que hemos analizado. Este cambio en la dieta alimentaria se debe, fundamentalmente,... ...a la mixomatosis que ha arrasado la población de conejos. En el coto de Doñana, por ejemplo, donde los conejos aún abundan,... ...pese a la epidemia,... ...constituyen el 80% de las presas de las águilas imperiales. En Extremadura apenas si llegan al 45. Pero, entretanto, aparece un nuevo personaje... ...en las inmediaciones del nido del águila imperial extremeña. Se trata del lince. Difícilmente podría encontrarse un carnívoro tan bello y,... ...por desgracia, tan escaso. No dejará de merodear el lince en torno al nido del águila. Y es lo suficientemente fuerte el gran gato... ...como para poner en peligro a la rapaz,... ...si fuera capaz de trepar hasta el alto nido. Quizá por esta razón no deja de observar el águila imperial... ...al carnívoro. Intenta el lince encaramarse a un árbol cercano... ...al que soporta el nido de las águilas. Pero la hembra ya ha descubierto en el cielo a su consorte,... ...que viene a prestarle ayuda en tan difícil trance. ¿Qué busca realmente el lince en los alrededores del nido... ...del águila imperial? ¿Será capaz de enfrentarse con las dos grandes rapaces... ...para arrebatarles el polluelo? La actitud de la madre,... ...que parece que se dispone a alimentar a su pequeño,... ...viene a poner una nota de tranquilidad en este momento. Realmente, amigos míos, el águila sabe muy bien... ...que el viejo lince lo único que busca son los restos... ...de comida que, caídos del nido, se quedan atrapados... ...en las horquillas y las ramas bajas de los árboles. Ha sido un momento de peligro solamente para los telespectadores. Solamente para quienes somos ajenos... ...al intrincado mundo de la naturaleza. Porque el águila y el lince pueden llevar decenios conviviendo... ...sin que el uno resulte peligroso para la otra. En cualquier caso, el macho monta la guardia desde el aire... ...por lo que pudiera ocurrir. Tranquilizada por la presencia de su poderoso consorte,... ...el águila imperial continúa cebando a su polluelo. Y el gato merodeador... ...busca en las ramas y en las horquillas los restos... ...de los conejos y de las presas... ...que hayan podido caer del nido del águila. Hasta que... el macho... ...que desciende en un picado poderoso... ...aconseja al lince que abandonen su territorio. No muestra, sin embargo,... ...mucho miedo el lince al águila imperial. Se retira sin perder la faz,... ...sabe que es más poderoso depredador que el águila. Sabe que, excepto el lobo, ningún carnívoro podría competir... ...con él en los previos del bosque mediterráneo. Los aguiluchos imperiales, entre el mes... ...y los dos meses de edad, consumen una gran cantidad... ...de comida. En ese tiempo se cubren prácticamente... ...de todo el plumaje... ...que les va a permitir después surcar los aires. Durante las cebas repetidas que, tienen lugar... ...en esa época,... ...hemos constatado el aporte a los nidos... ...no solamente de conejos y de liebres... ...sino también de distintas aves, de lagartos,... ...del algunos batracios, de ratas y de ratones. Pero nos vamos ahora al coto de Doñana. Algo más adelantado... ...el polluelo está ya muy próximo... ...al día en que abandonará el nido. También en el coto de Doñana comprobamos que es... ...único el ocupante del nido. Algunas águilas imperiales españolas siguen... ...aún sacando adelante cuatro polluelos. Otras tres. Lo cierto es que en términos generales ha disminuido... ...el estatus poblacional. Lo más frecuente hoy día y, particularmente... ...en el coto de Doñana, es el aguilucho único. Causas: una contaminación con DDT... ...en el ecosistema,... ...la disminución de los conejos,... ...sus presas naturales más fáciles,... ...aún no ha podido comprobarse exactamente. Sabemos que la reproducción de las águilas imperiales... ...españolas ha sufrido un gran descenso... ...en la última década. Entre tanto, el polluelo extremeño está ya... ...perfectamente cubierto de plumaje. Son los primeros días del verano,... ...el venado está terminando el crecimiento de su cuerno. Y por estas fechas, cuando los polluelos están... ...próximos a abandonar el nido, sus progenitores dan... ...acrobáticas pasadas sobre los nidos... ...como para incitarles a emprender el vuelo. Observan con todo detenimiento los aguiluchos... ...el vuelo de sus padres. Y estos parecen recrearse mostrándoles... ...las exquisitas técnicas del vuelo a vela o en picado. Las alas aún tiernas comienzan a desplegarse... ...en un entrenamiento que durará al menos 20 días. Nuestras cámaras, al mismo tiempo que los ojos del aguilucho... ...imperial, han captado estas asombrosas imágenes... ...de la maestría del vuelo de estas reinas de las aves ibéricas. Y nuestras cámaras, sintetizando en unos segundos... ...lo que ha tardado en ocurrir 20 días,... ...han ido recogiendo las distintas fases... ...del entrenamiento de los aguiluchos imperiales. Saltamos intencionadamente del nido de Extremadura... ...al nido de Doñana. Del aguilucho de la serranía al aguilucho de la marisma. Ambos ejercitan sus alas prácticamente al mismo tiempo. En los primeros días del otoño se dispersan las jóvenes... ...águilas imperiales por los bosques del centro... ...y del sur de la península Ibérica. Durante cinco años realizarán cuatro mudas consecutivas... ...del plumaje. E irán ejercitándose en las complejas técnicas... ...de la caza. Desde el picado formidable, comparable... ...al del halcón peregrino, que les permite capturar... ...distintas especies de aves. Hasta el vuelo rasante... ...al ojeo de conejos en camada. Asusta el águila imperial al conejo que permanecía... ...a favor del matojo. Y levantada la presa, como lo haría el cazador humano,... ...se dispone a abatirla. A los cinco años de edad, amigos míos,... ...las águilas imperiales españolas cambiado el claro plumaje... ...leonado por el oscuro de la adultas,... ...se encuentran en condiciones de ocupar un territorio... ...y reproducirse. 50 ó 60 parejas es todo cuanto queda... ...de nuestro poderoso depredador alado. Desde aquí, con esta última secuencia de caza,... ...hacemos un llamamiento a todos los españoles. Hagamos cuanto esté en nuestras manos... ...para evitar la pérdida de este tesoro. Sus peores enemigos son la degradación de los bosques... ...donde anidan,... ...los venenos que se expanden por nuestros campos,... ...los enemigos que las capturan o las dan muerte. Si las águilas imperiales desaparecieran... ...de los cielos españoles,... ...estos habrían perdido lo más genuino... ...y lo más representativo de su fauna.

El hombre y la tierra (Fauna ibérica) - Águila imperial, 2

30:44 27 ago 2015

Una de las rapaces más bellas y escasas del mundo es el águila imperial, que tiene en la Península Ibérica su último refugio. Se estima, según el último censo elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, que hay 250 parejas de estas rapaces en la península ibérica, que habitan, mayoritariamente, el cuadrante suroccidental de la península. 

Histótico de emisiones: 

07/07/1978

17/07/2012

Una de las rapaces más bellas y escasas del mundo es el águila imperial, que tiene en la Península Ibérica su último refugio. Se estima, según el último censo elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, que hay 250 parejas de estas rapaces en la península ibérica, que habitan, mayoritariamente, el cuadrante suroccidental de la península. 

Histótico de emisiones: 

07/07/1978

17/07/2012

ver más sobre "El hombre y la tierra (Fauna ibérica) - Águila imperial, 2" ver menos sobre "El hombre y la tierra (Fauna ibérica) - Águila imperial, 2"

Los últimos 191 documentales de El hombre y la Tierra

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 24:11 pasado martes Durante el ciclo biológico de la serranía que se cierra con las nieves de diciembre, se observa el ciclo natural y crianza de águilas reales, gamos, muflones, ciervos y machos monteses.                                                                                                                                                                            Histórico de emisiones:09/11/1979                                                                                                                                                                                   23/07/2012

  • 29:28 pasado martes En este episodio desfilan la mayor parte de las especies de rapaces diurnas españolas, en una filmación comparativa de sus capacidades y costumbres, como el águila perdicera, el águila real, o incluso el azor.                                                                                                                                                       Histórico de emisiones:09/05/1981                                                                                                                                                                                     23/07/2012                                    

  • El cormorán

    El cormorán

    26:17 pasado lunes

    26:17 pasado lunes En este capítulo, el 'amigo de los animales' sigue las actividades subacuáticas y las aventuras de un pequeño cormorán salvado de las aguas al caer de su nido.                                         Histórico de emisiones:14/04/197819/07/2012

  • El juego de la caza, 2

    El juego de la caza, 2

    32:32 pasado lunes

    32:32 pasado lunes Entre los carnívoros más agresivos se encuentran los mustélidos como el turón. Cuando los jóvenes turones son capaces de salir de su guarida, se entregan al juego, que reproduce los movimientos que más tardeusarán para cazar.                            Histórico de emisiones:03/03/1978  19/07/2012

  • El juego de la caza, 1

    El juego de la caza, 1

    26:10 pasado viernes

    26:10 pasado viernes Entre los carnívoros más agresivos se encuentran los mustélidos como el turón. Cuando los jóvenes turones son capaces de salir de su guarida, se entregan al juego, que reproduce los movimientos que más tarde usarán para cazar. Histórico de emisiones: 24/02/197818/07/2012 

  • Los flamencos

    Los flamencos

    24:05 pasado viernes

    24:05 pasado viernes Difícilmente puede contemplarse un ave, a la vez más sugestiva y extraña que el flamenco. En estos ejemplares se aúnan caracteres de las cigüeñas, de las garzas y de los patos. Histórico de emisiones: 23/05/198118/07/2012 

  • El cazador social

    El cazador social

    25:32 pasado jueves

    25:32 pasado jueves El cazador social es otro de los capítulos de Félix Rodríguez de la Fuente dedicado al lobo. Un depredador que vive y actúa en el seno de grupos bien jerarquizados. Histórico de emisiones: 23/11/197817/07/2012

  • Águila imperial, 2

    Águila imperial, 2

    30:44 pasado jueves

    30:44 pasado jueves Una de las rapaces más bellas y escasas del mundo es el águila imperial, que tiene en la Península Ibérica su último refugio. Se estima, según el último censo elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, que hay 250 parejas de estas rapaces en la península ibérica, que habitan, mayoritariamente, el cuadrante suroccidental de la península. Histótico de emisiones: 07/07/197817/07/2012

  • Águila imperial, 1

    Águila imperial, 1

    28:40 26 ago 2015

    28:40 26 ago 2015 Una de las rapaces más bellas y escasas del mundo es el águila imperial, que tienen en la Península Ibérica su último refugio. Se estima, según el último censo elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, que hay 250 parejas de estas rapaces en la península ibérica, que habitan, mayoritariamente, el cuadrante suroccidental de la península... Histórico de emisiones: 30/06/197816/07/2012

  • Las aves esteparias 3

    Las aves esteparias 3

    30:44 26 ago 2015

    30:44 26 ago 2015 En la estepa castellana, generada por la acción del hombre, realmente estepas cerealistas, pervive una importantísima comunidad ornítica, en la que destacan las avutardas, sisones, alcaravenes, gangas, ortegas, aguiluchos y halcones peregrinos. Histórico de emisiones: 11/05/197916/07/2012

  • Las aves esteparias 2

    Las aves esteparias 2

    24:59 25 ago 2015

    24:59 25 ago 2015 En la estepa castellana, generada por la acción del hombre, realmente estepas cerealistas, pervive una importantísima comunidad ornítica, en la que destacan las avutardas, sisones, alcaravenes, gangas, ortegas, aguiluchos y halcones peregrinos.Histórico de emisiones: 04/05/197912/07/2012

  • Las aves esteparias 1

    Las aves esteparias 1

    30:52 25 ago 2015

    30:52 25 ago 2015 En la estepa castellana, generada por la acción del hombre, realmente estepas cerealistas, pervive una importantísima comunidad ornítica, en la que destacan las avutardas, sisones, alcaravenes, gangas, ortegas, aguiluchos y halcones peregrinos.Histórico de emisiones: 27/04/197912/07/2012

  • El buitre leonado, 2

    El buitre leonado, 2

    28:14 24 ago 2015

    28:14 24 ago 2015 Ave carroñera de estepa y montaña, el buitre leonado vio acrecentadas sus posibilidades ecológicas en la Península Ibérica a medida que la desforestación histórica iba creando espacios desnudos, aptos para el vuelo de prospección del necrófago alado.Histórico de emisiones: 14/01/197711/07/2012

  • El buitre leonado, 1

    El buitre leonado, 1

    29:49 24 ago 2015

    29:49 24 ago 2015 Ave carroñera de estepa y montaña, el buitre leonado vio acrecentadas sus posibilidades ecológicas en la Península Ibérica a medida que la desforestación histórica iba creando espacios desnudos, aptos para el vuelo de prospección del necrófago alado.Histórico de emisiones: 07/01/197711/07/2012

  • 28:10 21 ago 2015 En este capítulo, podemos ver cómo las marismas del Guadalquivir comienzan su ciclo biológico con las primeras lluvias de otoño. Aquí encuentra refugio a lo largo del año especies migradoras europeas y africanas: patos, gansos, garzas, garcillas, espátulas. avocetas, pagazas.... nidifican y crían en estas marismas. Aquí mismo cría el águila imperial en Abril y en el estío se suceden las paradas nupciales del gamo                                                               Histórico de emisiones: 23/03/197910/07/2012

Mostrando 1 de 13 Ver más