Desafía tu mente La 1

Desafía tu mente

Lunes a jueves a las 22:05 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4784223
Para todos los públicos Desafía tu mente (2) - 09/10/18 - ver ahora
Transcripción completa

(Guitarra de rock clásico)

El cerebro no deja de recibir, analizar e interpretar

la información que recibe.

Es una máquina lingüística impresionante.

Con el lenguaje usamos todo el cerebro.

Pero, especialmente, el lóbulo temporal.

Les sugiero activar su lóbulo temporal: lo necesitarán.

Les voy a dar una serie de parejas de palabras.

El objetivo es encontrar la palabra que se relaciona con ambas.

Les pongo un ejemplo.

"Árbol" y "vino". ¿Qué palabra conectaría con estas dos?

¿Han dicho "copa"?

Puedo referirme a la copa de un árbol o a una copa de vino

porque es una palabra homógrafa, una palabra con varios significados.

Ahora saben de qué trata el juego. Resolvemos los siguientes homógrafos.

¿Qué palabra homógrafa encontramos para "fruta" y "ciudad de España"?

¿"Madrid"? (Bocina)

"Fruta" y "ciudad de España".

Bueno, "Canarias". (Bocina)

- ¿No? - ¿Granada?

(Fanfarria) Esta es fácil, la sacan muy rápido.

Perfecto. "Granada". Marta, espabila.

Si tengo "montaña" y "carpintero"...

¿"Pico"? (Bocina)

No sé. "Martillo", "clavos"... (Bocina)

Pues no lo sé.

- "Cima". - "Sierra".

(Fanfarria) ¡Es una máquina!

Es una máquina. "Sierra".

"Animal". "Dinero". Eeeeh...

Un animal con dinero...

¿"Dólar"? (Bocina)

Puedo dar una pista, en vista del atasco tremendo.

Es un animal que se arrastra.

¿Un "caracol"? (Bocina)

"Caracol" y "dinero", no. Ya, por eso.

- ¿"Cobra"? No... ¡"Cobra"! - "Cobra".

(Fanfarria) "Cobra", perfecto.

(Música jazz y flashes de cámara de fotos)

Siguiente serie de palabras: "fruta", "sartén".

No lo sé.

"Manzana". (Bocina)

- ¿"Pera"? - "Fruta" y "sartén".

Que sirva para las dos. Una fruta que...

"Mango". Bien, Marta ya lo ha cogido.

Samuel, te quedas atrás.

"Hueso" y "agua".

¿Es un nombre de hueso? ¿"Fémur"?

¿"Tabique"? No.

¿"Rodilla"?

"Tibia". Ahí está. "Tibia".

Claro, agua tibia y el hueso, tibia.

Por último, esta es fácil, así que velocidad en casa.

"Barco"... "Barco" y "candelabro".

Cuando dices que son fáciles, me cuesta mucho.

"Barco" y "candelabro".

"Remo". (Bocina)

Un candelabro en un barco.

"Vela". "Vela", repaso total. Muy rápida.

Cuando se van de viaje, una de sus preocupaciones

es que les roben objetos de valor.

Les doy un truco infalible para burlar a los ladrones.

Presten mucha atención. Eligen todos sus objetos de valor,

susceptibles a ser robados. Por ejemplo, el reloj,

el teléfono móvil o su dinero. Lo meten en un vaso como este,

le ponen una tapita...

Para más credibilidad, se recurre a una pajita como esta.

Y ya está. Los ladrones nunca sabrán que es una auténtica caja fuerte.

Si por un casual un ladrón dice:

"Tú, abre tu caja fuerte. Sé que has metido

tus objetos de valor."

Siempre puedes abrir el vaso,

verter todos los objetos de valor,

y disponer, encima, de una bebida refrescante.

Mientras captaba su atención con el truco,

su mente estaba concentrada en mí y el resto de elementos

han pasado desapercibidos. Pero, ¿vieron al pingüino tras de mí?

¿Cuántas veces lo han visto? Pasó ni más ni menos que tres veces.

¿No se dieron cuenta?

No. Pingüino, no.

He mirado un poco, pero nada que me haya llamado la atención.

Me concentré en lo que hacía, la caja fuerte.

¿Puedo verlo?

No puedo estar en dos cosas, diría.

Con este juego, les demuestro que son capaces de fijarse en algo

y abstraerse de todo lo que sucede alrededor.

Los juegos de magia a menudo se sirven de los conocimientos

que la neurociencia aporta sobre los procesos mentales,

como la atención o la percepción.

Así sabemos que la percepción visual está influida, por un lado,

por la retina, con una visión detallada del campo visual.

Y, por otro lado, por nuestra atención.

Solo percibimos aquello a lo que prestamos atención antes.

(Música ominosa)

¿Han pensado alguna vez que la publicidad engaña?

No me atrevo a hacer esa afirmación, pero es cierto que, en ocasiones,

se toman ligeras licencias para que su producto

nos resulte más atractivo. Por ejemplo, no sé si se han fijado

en catálogos de teléfonos móviles, los anuncios de las revistas

o una parada de autobús. Los móviles aparecen colocados de esta forma.

¿No ven algo raro en esta fotografía?

¿No hay nada que les salte a la vista, que no puede ser real?

Piénsenlo.

Les doy una pista: tiene que ver con el teorema de Pitágoras.

No sé bien si les he liado todavía más.

Sí, es el mismo móvil. No, uno es más largo.

Este más largo.

Porque si lo pones vertical, es un poquito más alto.

Creo que es más alto.

El error está en que los móviles de perfil forman una hipotenusa.

Todos, sin excepción, deberían ser más cortos.

No pueden tener la misma altura que vistos de frente.

La razón por la que se hace es puramente estética.

Una foto bonita vende mucho más.

Estoy convencido de que todos los anuncios que encuentre

van a tener esta hora.

¿Por qué las 10:10?

Ay, pues no lo sé.

Es la hora a la que estaba cuando se puso el reloj.

Para que se vea bien el logo de la marca.

Siempre buscan que no coincidan las dos manecillas

para que sea más vistoso.

La dos agujas están separadas y no superpuestas,

de modo que se aprecia el diseño y estilo del reloj de forma eficaz.

Están ubicadas simétricamente. Desde el punto de vista visual,

resulta mucho más atractivo que la asimetría.

Todos estos aspectos se contemplarían marcando las 8:20,

pero las agujas apuntarían hacia abajo,

y brindaría sensación de gesto negativo.

Con las agujas en las 10:10, una hora conocida como la hora feliz,

el gesto es sonriente o simula el símbolo de un tic,

asociado con un visto bueno.

Todo está perfectamente pensado para interceder en su cerebro.

¿Habían pensado en todo esto anteriormente?

(Música rítmica con instrumentos de viento)

Estamos con Lucía y Dunia, estudian Periodismo y Publicidad.

Acaban de salir de un examen. Tienen sus neuronas afectadas.

Si quieres dedicarte a Periodismo o Publicidad debes ser perspicaz,

fijarte en todo bien, en pequeños detalles.

Os vamos a poner a prueba. ¿Preparadas?

Adelante. ¿Están preparados?

Aunque no se dediquen al periodismo, hay que estar muy activo en la vida.

Voy a enseñar este dibujo.

Esto es fácil. La pregunta es, y no os precipitéis,

¿cuántos agujeros tiene la camiseta en total?

¿Cuántos orificios en total tiene la camiseta?

No respondan tan rápido, ya nos conocen.

Cuéntenlos todos, mangas incluidas. Les doy 10 segundos para que piensen.

Parece bastante sencillo, ¿verdad?

- El cuello, las mangas y el de aquí. - Seis.

Ya son cuatro... Seis.

- Creo que cuatro. - Voy a contar otra vez.

Seis. ¿Están de acuerdo con ellas? Seis agujeros.

Me he traído la camiseta también. Uy.

Vamos a contar agujeros.

Habéis dicho: un por arriba... Sí, el de los brazos... Uno y dos.

Tres con el... Con el del cuello.

- Cuatro. - El del vientre. Bueno, cadera.

Sí. Cinco y seis.

¿No? ¿Y estos dos?

Ocho. Son ocho.

¿Por qué no contasteis estos? No habíamos caído.

La mayoría de gente falla la respuesta.

No acostumbramos a pensar en tres dimensiones.

La imagen nos confunde porque la percibimos como bidimensional,

así que solo contamos dos agujeros.

Seguramente no pensaron inicialmente en los de mangas, cuello y cintura.

Espérense, porque... No, no hay excusa.

No hay excusa. El fondo lo hemos puesto transparente perfectamente.

(SILBA VERANO AZUL)

Una de las cosas que más me gustan es dar un paseo en bicicleta

aprovechando un día soleado como este.

Bueno, la verdad es que hacer deporte es bueno para la salud y el cerebro.

Se oxigena un poco y se quita de las tensiones habituales.

Y hombre, aunque me fío de la gente, es bueno, cuando montas en bicicleta

y paras en un parque, pues ponerle un candadito.

Más que nada, no sea que vengan los amigos de lo ajeno

y me tenga que volver a casa después andando.

Y ahora con el candado... ¿Cuál era la combinación de este candado?

Cada día recordamos más códigos de seguridad en la cabeza.

Esos no se pueden apuntar en ningún lado,

y te quedas en blanco y sin bicicleta.

Menos mal que tengo un amigo, que conocen, José María Bea,

al que llamaré por teléfono.

Pero mi teléfono me está pidiendo el código de desbloqueo...

Y no me acuerdo del código de desbloqueo.

Tenemos un problema grave.

¡Antonio! José María, de ti estaba hablando.

Mi salvador. Te noto preocupado.

Preocupado, encadenado... Se me olvidan los códigos.

Entrena la memoria.

¿Los códigos se te dan bien? Perfecto.

¿Te gusta que te encadenen? ¿Cómo?

En Desafía tu mente les contamos

como nuestro cerebro interpreta el mundo tomando atajos

que hacen la interpretación más rápida pero no siempre exacta.

Las ilusiones ópticas provocan en nuestro cerebro

una especie de cortocircuito que nos hace incapaces

de descifrar bien la información que llega a través de los sentidos.

Presten atención a la imagen de sus pantallas.

Son unas piernas, está claro. Observen bien.

¿Ven algo raro en ellas? Seguro que en casa ya lo están debatiendo.

Están como brillantes. Como aceitosas.

Son reflejos. Veo reflejos de los focos que tengan arriba.

Un aceite corporal o papel film.

No sé el qué, pero es algo de plástico.

¿Han tomado ya una decisión? ¿Vieron el brillo de las piernas?

Si percibieron el brillo, fue fruto de una ilusión óptica.

La chica no usó productos para hacer sus piernas más luminosas.

Simplemente, trazó unas líneas blancas

para crear el efecto de luminosidad.

De hecho, ahora que les he desvelado la ilusión óptica,

les va a resultar muy difícil o imposible ver las piernas aceitosas.

¿A que sí?

¿Qué tal, José María? Sorprendido.

¿Sí? Pues voy a comer, que vaya bien...

Venga, no, hombre, me quedo. Espérate.

La prueba es muy sencilla. Sencilla relativamente para ustedes,

que son la primera parte de la ecuación que puede liberar

a José María Bea de sus ataduras.

Les pondremos una serie de tres números

con códigos de seguridad de cinco candados

que ustedes deben memorizar en un tiempo limitado y resolver.

Es la primera parte o José María se queda aquí esta noche. Empiecen.

Fíjense en estos cinco candados de colores.

Están cerrados y tienen que abrirlos.

Ahora aparecerán las claves. Deben memorizarlas en pocos segundos.

¿Cuántos creen que serán capaces de abrir? ¿Preparados? Tiempo.

¿Qué tal ha ido? ¿Cuántos han podido memorizar?

Quizás los dos o tres primeros. Puede que hayan tenido poco tiempo

para grabar en su mente los números.

En Desafía tu mente tenemos a José María Bea,

maestro de la memoria al que no se le resiste

ni una sola combinación de números.

Ahora te toca a ti, pero tú los vas a tener más complicado,

porque, en vez de cinco candados, hemos puesto quince,

con un código de tres números cada candado, ¿vale?

Vale. Tengo aquí una tarjetita,

con las combinaciones de los candados. Bien.

¿Cuánto tiempo necesitas para memorizarlo?

Quince candados, tres números... Unos 20 segundos.

¿Cómo vas a memorizarlo en 20 segundos?

No seas... No te vengas arriba. Venga, 25.

Venga, eso ya empieza a ser más... Empieza. ¿Cronómetros preparados?

Vale.

¿Vale? Pues dejo la tarjeta aquí y empezamos. ¿Estás preparado?

Preparado. Acabemos con esto. La J.

2, 3, 9. Correcto.

Bien. Uno menos. G.

2, 5, 9. 2, 5, 9.

Correcto. Vamos con el Ñ.

6, 2... 6, 2.

Cuatro.

Otro. Correcto. Van tres. La K.

9, 1, 7.

Ha salido. Van cuatro. H.

1, 5, 2. Lo he convertido en imagen solamente.

¿Qué imagen? Es un talón de Aquiles.

F. 2, 1, 1.

Era una notita. Lo tenía un agente mientras bailaba.

N. 3, 7, 3.

La L. 8, 6, 4.

Es el muñeco diabólico.

La A. 7, 2, 1.

C. 6, 3, 5.

Era Charles Chaplin subido... ¡Se parece!

¿Subido en...? Una mula.

(Rebuzno) E. Chaplin subido en una mula.

Cuatro... Este era un acantilado.

La I. 4, 1, 5.

M. 0, 51.

D. 7, 4, 8.

He visto un platillo volante en ala delta.

¿La B? Es el 5, 1, 3.

La B es "bravo", así que hay gente aplaudiendo.

Pues... Bravo. Gracias.

Te puedes liberar.

Explícame eso, porque la gente se ha quedado en casa diciendo:

me he imaginado no sé qué montado en una mula,

me he imaginado bravo, gente aplaudiendo.

¿No es más complicado memorizar todo esto?

No, porque lo convertimos en imágenes.

Si tengo una imagen, lo puedo recordar.

Si me sorprende, lo recordaré sin ninguna dificultad.

Desafía tu mente (2) - 09/10/18

09 oct 2018

Hoy engañaremos a sus cerebros, no todo lo que ven es lo que parece. Además, les desvelaremos algunos trucos publicitarios.

Contenido disponible hasta 11 de febrero de 2027.

ver más sobre "Desafía tu mente (2) - 09/10/18" ver menos sobre "Desafía tu mente (2) - 09/10/18"
Programas completos (79)
Clips

Los últimos 217 programas de Desafía tu mente

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos