Derecho a soñar La 1

Derecho a soñar

Lunes a viernes a las 18.15 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5187088
No recomendado para menores de 7 años Derecho a soñar - Capítulo 81 - ver ahora
Transcripción completa

Creo que lo mejor para todos es que no vayamos a juicio.

-¿Estás sorda? Lo he decidido y lo he decidido.

¿Ceder y que gane esa? No, no, vamos...

Acabemos esto cuando antes.

Me rindo, ¿querías ganar?

Has vencido.

No sé si sos consciente de que no estás haciendo

lo que se espera de vos. -No es verdad.

Mi relación con Alba no es ningún problema.

No soy un crío enamoradizo, soy un adulto.

Si estoy con ella es porque me divierte.

¿Cuándo no he cumplido yo con mi trabajo, ¿eh?

-Está saliendo con Ángel.

-Lo que quiero decir es que es alguien conocido.

Es de la familia, podría ser peor. -No, no podría ser peor, no.

-¿Qué quieres decir? -Confía en mí, no puedo contártelo.

Pero convence a Alba de que deje a Ángel.

-No te puedo explicar por qué, pero Ángel no es de fiar.

Me pedís que corte con Ángel y no me decís por qué.

Estoy cansada de mentiras y de medias verdades.

Siempre se puede decir la verdad.

Llevo toda la noche chateando con él.

Hay algo en todo esto que no me cuadra.

Que no me haya hecho referencia ni al hotel, ni al fin de semana,

ni al aniversario, me parece muy raro.

No nos hemos mandado precisamente dos mensajes.

Hemos estado toda la noche mandándonos mensajes.

¿Qué ha pasado con Jeremy?

¿Se va al Cabo de Gata o no?

Eso es descaradamente una cita, ¿no?

Descaradamente, es una cita, sí.

Disculpa, ¿el bufete de Jorge Leiva es este?

Sí, soy su secretaria.

Soy Maddison, su prometida.

Encantada.

Maddison...

Cuántas ganas tenía de verte.

Es que nos íbamos a ir a cenar ahora Julia y yo.

¿Te vienes, Julia?

No, imagino que querréis estar solos.

Encantada.

#Violeta, no me claves...

#Chinchetas, Violeta.

#Violeta.

#No te cojas rabietas, Violeta.

#Violeta.

#Como los...#

¿Tú qué haces aquí?

¿No habías quedado con Jorge? Oli, no quiero hablar.

Juli, ¿qué ha pasado?

No te habrá dado plantón... Peor.

¿Peor que un plantón?

De verdad, hoy no quiero hablar, mejor mañana.

No me dejes así, cuéntame qué ha pasado.

Pues que cuando estábamos los dos en el bu...

Es que lo mato, te juro que lo mato.

Tranquila, tranquila.

Estábamos los dos en el bufete, hablando.

Que si era una cita o una cena de trabajo...

Y me he ido a cambiar y a poner el famoso vestido.

Y cuando estábamos saliendo por la puerta,

ha aparecido una chica en la calle con una maleta

con carita de perrito abandonado.

¿Sabes quién era?

¿Sabes quién era? ¿Quién?

Su ex, Oli, su ex, Maddison, la americana.

Y esto, ¿a qué sabe? Está asqueroso.

A aloe vera y aguacate, lo he hecho con leche de arroz.

¿Qué ha hecho Jorge? ¿Cómo que qué ha hecho?

¿No ves que estoy en casa comiendo esto con cara de imbécil?

Me ha dejado plantada.

Ese chico es un papanatas.

Sí, es un papanatas. Después de marearte,

y ahora, te deja tirada, mira, que lo ondulen ya.

Sí, que lo ondulen. ¿Qué vas a hacer?

¿Qué quieres que haga? ¿Qué quieres que haga?

Me está mareando todo el día.

Que si sí, que si no, me gustas, ahora aparece mi ex...

Que se aclare, que vaya a su casa y se aclare.

Y que lo aguante la americana. Eso.

No habrá tíos en el mundo para aguantar tú a este.

Pues sí, muchos tíos hay. Que le den ya a ese hombre.

¿Sabes qué ha hecho? ¿Qué ha hecho?

La ha besado aquí, aquí, delante de mi cara.

Qué poca vergüenza.

(Teléfono)

¿Es Luis?

Luis, dice...

(Teléfono)

Tengo helado, helado.

Sí, por favor.

(Teléfono)

(Teléfono)

(Sintonía "Derecho a soñar")

Entonces, el sábado, Cristina estaba en un cumpleaños

Álex salió con sus amigos y tú estuviste llorando.

Sí.

No es lo que se dice un planazo. No.

Me vi allí, en medio de la casa,

sola, es que...

La casa es muy grande y...

Me acordé de José que decía que cuando los niños crecieran,

que volveríamos a ser una pareja

y que estaríamos los dos solos.

Y claro, él ya no está.

Se ha ido, ha desaparecido.

Nos ha abandonado. Aún así, tú sabes

que el ambiente en el que vivíais tampoco era como para

que el día que los niños se fueran vosotros fuerais una pareja normal.

No, no, claro, José y yo, no.

No estábamos bien, para nada.

Pero tengo una angustia. Que haya desaparecido...

No sé qué hacer.

No sé qué decirles a mis hijos. Es el padre de mis hijos.

¿Qué les digo?

¿Qué no sé nada de él?

A lo mejor es una opción. Ya sí, si es una opción...

Yo necesito ayuda, que alguien... José, a su manera,

ejercía de padre, era muy suyo, pero en la práctica, me ayudaba.

Y es que ahora no puedo más, no lo aguanto, no puedo más.

El otro día, Cristina estaba enferma

y tuve que ir a buscarla y dejarla con unos vecinos.

Se me rompía el alma.

Tuve que irme a trabajar, porque si no voy a trabajar,

no puedo pagar las facturas.

No puedo con todo esto. Vale, pues...

Primero, date cuenta que esos vecinos que te ayudaron

es la pequeña ayuda que necesitas.

Ya, pero la ayuda debe ser más grande.

La casa está llena de cosas de José.

Cris pregunta...

Pues si la casa está llena de cosas de José

y eso te va a hacer más feliz, deshazte de sus recuerdos.

Ah, claro, puedo hacer eso, claro.

Sofía, es tu vida y tú eres la única responsable de ella.

Ya...

Qué alivio no salir ya en las revistas, ¿eh?

Esta la he mirado dos veces. Ni una foto, ni una mención...

Ni un artículo pequeñito ni si quiera en la última página.

Ay...

Ya no soy como esta gente.

Es que míralo, este.

¿A quién querrá engañar haciéndose el joven?

Si en los 80 ya era una momia. Y lleva peluquín.

Mírale... Con esa niña, que parece su hija.

Por cierto, ¿tú conoces a alguien que se tiña las canas?

Porque eso, se nota, ¿eh?

No... ¿No?

Y no lo digo por Ángel, ¿eh? No...

A él se le nota que no le importa nada de todo esto.

Se le nota porque se le ven y se le ve la piel.

No usa ninguna crema antiarrugas ni nada de eso.

Esto se ve. Mamá, ya, ¿vale?

¿Qué? Si no digo nada. ¿Cómo que no dices nada? No callas.

No paras de lanzar pullas. Mamá, Ángel es mi pareja.

Para mí, es importante, así que respétalo.

¿Y no lo respeto yo?

¿He dicho yo que sea mayor para ti?

Claro, como papá no era más mayor cuando empezasteis...

Pero como nadie os criticaba porque estabais a escondidas...

Ay, bueno, hija...

Si no puedo comentar nada de los hombres con los que sales...

Yo no salgo con hombres.

Salgo con Ángel.

Por favor, por una vez, apóyame.

Hija, perdona, ¿eh?

Perdona...

¿Seguro que tienes que ir a trabajar?

En serio, ¿no puedes llamar y decir que estás enfermo?

Hombre, a ver, poder, puedo...

Pero no lo voy a hacer. Solo por hoy...

No, hoy me voy a trabajar como todos los días.

Esos zapatos no me gustan.

Ponte aquellos.

Esos, ¿por qué? Porque se los regalé yo.

¿No te acuerdas? En Nueva York.

Te tuve todo el día de compras por el Soho.

Ah, vale... Fue un soborno.

Una paliza. Un soborno por tu paciencia.

Acabé agotado. Harto.

Pero te portaste muy bien.

Siempre lo haces. Ven, ven...

Lo he pasado muy bien este fin de semana...

Me alegro.

Ha sido un plan un poco guiri.

Pero bueno, así ya lo conoces todo.

No hablo de eso...

Ya, ya veo. ¿Qué pasa con la corbata?

Que no me gusta, tampoco.

¿Y la camisa? Te la voy a quitar.

Entonces, ¿cómo me visto?

Con esta. Muy bien...

Estás distinto.

¿A qué te refieres?

No sé...

Es increíble lo mucho que puede cambiar una persona

que conoces tanto en tan poco tiempo.

Hasta has aprendido cosas nuevas en estos meses.

¿Has practicado mucho? Maddison, Maddison...

Es que hasta tus besos son distintos.

No sé, a lo mejor yo soy distinto., ¿no?

Lo sé.

Y eso hace que me gustes aún más que antes,

incluso más que el hombre con el que iba a casarme.

¿Eh?

Lo que no entiendo es cómo no he podido yo sacar eso.

No es algo que tú tengas que sacar de mí.

A lo mejor tiene que ver con lo que ha pasado estos meses.

Mi padre se ha muerto,

mi prometida, sí, tú, me dejó por teléfono...

Mi socio está en la cárcel...

Mi negocio peligra... Lo siento mucho, Jorge.

Ya sabes cómo me comporté cuando ocurrió lo de tu padre.

Te dejé venir solo y...

Debí acompañarte y apoyarte. Bueno, eso no...

No hace falta. Sí, porque fui una egoísta.

Deseaba que volvieras a Chicago y fui una estúpida.

Una idiota. Ya...

No merece la pena que nos pongamos a hablar del pasado, ¿vale?

Y... Yo me tengo que ir a trabajar.

Maddison, tengo que ir a trabajar, tengo una agenda.

Tengo unos clientes.

Pues yo me voy a la ducha.

Que pases un buen día. Igualmente.

Este fin de semana te has comido la temporada entera.

Que no, tengo cosas mejores que hacer

que estar todo el finde en casa comiendo precocinado

y todo por una serie.

Cuidado, no es una serie, es la serie.

Deja de fingir, que no pasa nada. Es como una droga para muchos.

-A ver si sacan otra temporada. -Perdonen.

Perdón que interrumpa esta conversación tan profesional.

Quería hacerles un comentario sobre el papel.

¿Este papel? Creo que lo estaba metiendo bien.

No, sobre el papel del bufete. No quiero que lo malgasten.

El otro día, se imprimió mal un documento

y se tiraron a la basura 20 hojas.

-Ah, perdón, tendremos más cuidado. -Es lo que estoy diciendo.

Que no vuelva a pasar, no estamos para tirar manteca al techo.

Que no estamos para derrochar, ¿se entiende?

-Sí, sí. -Ah, ah, bien.

Sigan trabajando.

"Perdón, tendremos cuidado" -Ah...

Qué cutre.

Esta tía no pega nada con el bufete. Yo creo que la van a largar.

Yo creo que para nada, intentan medir el gasto

y esta tía les va perfecta. -¿Y si hacemos una porra?

Que cada uno diga el tiempo que cree que durará Victoria aquí.

Yo tengo claro que va a durar más que vosotras.

Pues apuesta eso.

-¿Nos encargamos nosotras? -Venga.

Esta mañana te he echado de menos.

Es que es muy fácil acostumbrarse a lo bueno.

A tu cara de dormido por la mañana.

Y esa coletita que te haces para ducharte.

O tus combates con la plancha y las camisas.

Querrás decir mi duelo a muerte con la plancha.

Por cierto, me salió bastante bien. No la quemaste, que no es lo mismo.

Planchada, planchada, no estaba. No...

Me encantaría tenerte en casa para que me criticaras cada día.

¿De verdad?

Te echo de menos.

Y yo a ti.

¿Molesto?

-Perdón. -No, perdónanos a nosotros.

Ya me voy, venía a por un café.

¿Por qué no hacemos algo después de trabajar?

Podríamos ir al cine. Eh... No puedo.

Tengo lío.

¿Un caso nuevo? No, tengo que hacer unas gestiones.

Gestiones...

Sí, gestiones.

Gestiones para tu padre.

Alba, ya hemos hablado de esto, no puedo contártelo, no preguntes.

Porque quería ir al cine y parecía que te escaqueabas.

No quiero discutir, ¿vale?

¿Por qué no te acompaño y hacemos algo?

Prefiero ir solo.

No lo entiendo.

Entiendo que no quieras hablar de detalles,

pero que no te pueda acompañar...

Esto se parece a un interrogatorio.

¿Voy a necesitar un abogado?

¿Por qué no vamos al cine a la sesión de noche?

¿Eh? Un poco tarde...

Está bien.

Luego nos vemos.

Vale.

¿Has terminado?

A ver, ¿quién queda?

-Tino, ¿no? -Tino...

-Alba. -¡Alba, Alba, Alba!

Estamos haciendo apuesta.

¿Cuánto dices que aguanta Victoria en el bufete?

Seis meses. No, ese está cogido.

Es la que he puesto yo. Pues seis meses y medio.

Los medios no valen, te estarías apuntando a mi apuesta.

Pues siete meses. Venga.

Alba, apuntado, siete meses.

¿Cuánto le das de vida a Victoria en este bufete?

-Dos meses. -Uy, qué poca vida le das, chico.

Ninguna...

¡Sofía! Dime.

Estamos haciendo una apuesta.

¿cuánto dices que aguanta Victoria en el bufete?

Uy, no, yo no apuesto eso, no. Si estamos apostando todos.

Porque a mí, las apuestas no es que me gusten mucho,

y esta, no me gusta, me parece un pelín inapropiada.

Si es para echarnos unas risas.

Ya, no, gracias... Vale, pues nada.

¡Berta!

Estamos apostando, ¿cuánto le das a Victoria en este bufete?

Ah, pues yo digo que se queda aquí, apúntamelo.

Sí, apúntamelo.

No, no, no puedes, esa es mi apuesta.

-¿La tienes en exclusiva? -No, pero no puedes duplicar.

¿Y qué hago? ¿Digo un plazo a lo tonto pensando que se queda?

Apúntamelo, se queda.

-Vale, venga. -Pues ya está.

¡Macarena!

Pero vamos a ver, con esta porra, ¿se gana algo?

El orgullo de haber adivinado cuándo le cortan la cabeza

a Miss Racanería 2018.

-¿Solo el orgullo? No me interesa. -Qué materialista.

Será de la misma escuela que Victoria

-Podemos apostar un euro cada uno. -¿Ves? Vamos a tope.

-Me vale, lo pienso y te lo digo. -Vale.

Perdone, señora, ¿la puedo ayudar? ¿Busca a alguien?

Como la puerta estaba abierta, he entrado.

¿No había nadie? No, qué va a haber...

Eh... Le pido disculpas en nombre del bufete.

Si me permite, ¿a quién tengo que anunciar?

-¿Cómo los criados de las películas? -Igual.

Vaya sitio de lujo he ido a encontrar...

Si quiere, me acompaña y la llevo al despacho de la jefa.

Gracias.

Perdone, Carlota, tengo conmigo a Tomasa Morán,

ha venido sin cita, ¿tú podrías atenderla?

Sí, pase, pase.

Adelante, siéntese.

Normalmente, no recibimos sin cita previa,

pero ya que está aquí, cuénteme.

Pues mira, he visto un anuncio tan bonito

y venía el teléfono.

Pero yo me pongo muy nerviosa y me aturullo enseguida.

Y por eso he pensado: "pues mejor allí voy".

-Y bueno, aquí estoy. -Pues muy bien.

No crea que no le voy a pagar, ¿eh?

Mire, he traído aquí, atadico... Mire usted.

Pues para que vea usted que... Mire.

No, de verdad, guárdelo, no es necesario.

Y ahora, si es tan amable, cuénteme su caso, yo la escucho.

Es que no me encuentro bien porque todo el mundo se ríe de mí.

Todas las amigas riéndose.

Y bueno, las de la calle, vale, porque son de toda la vida,

pero las de la plaza, desde que lo vieron en internet,

no han parado, qué mala idea tiene la gente, ¿eh?

A segar las mandaba a todas, para que no se burlaran de mí.

Perdóneme pero es que no estoy entendiendo el tema.

-A ver, la carta. -¿La carta? ¿Qué carta?

La carta del juzgado.

Me llegan tantas cosas y tantos papeles que no entiendo

que cuando me llegó, la dejé ahí.

Dije: "cuando pasen los chicos por el pueblo, que me la miren".

Así que dice que le ha llegado una carta del juzgado,

¿me la deja ver? -Sí, claro.

Es que me llegan tantos papeles...

¿Y yo qué sabía? Llegan tantos papeles que no entiendo...

Bueno, le ha llegado una notificación del juzgado

donde la denuncian.

Pues sí, es una denuncia.

-Bueno, ¿quién la ha denunciado? -El alcalde de mi pueblo.

¿Por qué razón?

Dice que he hecho vandalismo en la iglesia.

-¿Perdón? -Porque he estado pintando

el retablo de Nuestra Señora del Camino.

El del coro del los ángeles de Nuestra Señora del Camino.

(Llaman a la puerta)

Buenos días, perdón por el retraso.

Leo, podemos comenzar.

A ver, se trata de una denuncia por despido improcedente

contra la empresa de telemarketing A-Z Contact.

El contrato de la señorita Menéndez era temporal.

Mejor que no perdamos el tiempo.

Perdone que sea yo quien gestione el tiempo aquí, ¿eh?

¿Letrada?

María Menéndez fue contratada con otras tres personas más.

De los cuatro, ella fue la única a la que no se le renovó.

Un detalle importante es que estaba embarazada

en el momento de su despido.

Un detalle que no le constaba a la empresa.

Lo que no la exonera de haber prescindido de mi clienta.

Ella no comunicó su estado a la empresa y eso indica...

Con la nueva legislación no tenía por qué comunicarlo.

En cualquier caso, insisto,

la empresa no despidió a esta mujer, simplemente no renovó su contrato.

Cuando despidieron a María, contrataron a otra persona

que realizaba el mismo trabajo.

Así que esto deja claro que la no renovación es un despido.

Si su contrato no se renovó fue porque el volumen de trabajo

de la empresa había bajado

y porque María era la empleada menos eficiente.

¿En base a qué hace usted esa afirmación?

Llegaba tarde...

Ya, digo yo que el letrado tendrá que demostrar

esa acusación, ¿no? Sí, tengo aquí unos ficheros

en los que se refleja a qué hora se encendió cada día

el ordenador de... De la mujer esta.

De María. Menéndez.

Eso es.

Podemos ver cómo ese ordenador se encendía de media

unos 20 minutos más tarde de la hora establecida.

Impuntualidad reiterada.

¿Usted conocía el valor artístico del retablo antes de restaurarlo?

Pues claro que lo sabía.

En el Cordón, todo el mundo lo sabe. El Cordón de Perales, mi pueblo.

-¿Lo conoce? -No, la verdad que no.

Pues váyase por allí algún día, ya verá qué fresquito.

Mire, aquí leo que el retablo de los ángeles

de Nuestra Señora del Camino es una pieza que data del siglo XVII

y que tiene un alto valor artístico. -Pues claro.

Yo me moría de pena de verlo así.

Con ese dorado tan sucio

y esos cachos que le falta a la pintura.

Entonces, fue cuando el cura y yo hablamos y pensamos

que a lo mejor podría arreglarlo un poco.

-Ah, ¿pero él también lo sabía? -Claro que lo sabía.

Él y todo el pueblo.

Ya había arreglado yo antes el cuadro de la limosna,

también estaba viejísimo y ahí nadie se quejó.

¿Y por qué esta vez no ha salido bien?

Porque le hicieron unas fotos antes de que estuviera acabado.

Claro, no podía verse sin terminar.

Cogieron esas fotos y las subieron en internet.

Todo el mundo riéndose...

A ver, lo voy a buscar.

A ver... Aquí está.

Ah, es este, ¿no?

Bueno, es... Muy colorido.

El rojo en vez de el dorado era para que se conserve mejor.

Porque con el humo de las velas y la humedad de esa iglesia...

El dorado se pone feo.

Y lo de las estrellitas y esos adornitos,

es porque había que rellenar algo por donde faltaba pintura.

Si a alguien le ha molestado, yo le pido perdón.

Ya pero, y luego, lo que ha añadido a la figura,

todo eso, ¿qué es?

Eso es lo que pasa, dicen que he profanado el cuadro.

¿Cómo voy yo a faltarle al respeto a Nuestra Señora del Camino?

Si no vea usted lo que yo la respeto.

Bueno, no se preocupe, Tomasa.

-¿Tiene dónde alojarse en la ciudad? -Sí, en casa de mi sobrino.

Bien, pues vamos a hacer una cosa,

váyase, descanse y yo esta tarde mismo, la llamo

para ver si encontramos una solución a todo esto.

-Pero esté tranquila. -Ay, por Dios, sí.

Y a ver si paran de hablar de mí.

Porque lo que yo he hecho no ha sido una profanación.

Ha sido una restauración.

"No tenéis nada que hacer".

Hazme caso.

Te lo digo porque nos conocemos, esto está perdido.

Tu clienta era impuntual,

solo eso ya es motivo suficiente para no renovarla.

Curioso que te lo hayas sacado de la manga en el último momento.

Uno, que tiene sus trucos.

Pero ha funcionado, ¿eh?

Ya veremos, Rodrigo, ya veremos.

Mira, Jorge.

¿Qué viene a controlarte o qué?

Te lo digo antes de que preguntes, lo ha hecho bien, lo ha hecho bien,

pero no es rival para mí, macho. Tenéis el juicio perdido.

Eso ya lo veremos.

Bueno, queridos, me voy a ir yendo,

a ver si pillo a la jueza cuando salga, que me tiene loquito.

Tú con tu estrategia de siempre, ¿no?

Acoso y derribo.

No me digas que no está como para denunciarla.

El que van a denunciar es a ti. No se puede hacer eso.

A mí, con que me ponga ella lasesposas,

que me metan donde quieran.

Bueno, lo dicho, nos vamos viendo.

Julia, sobre...

Sobre nuestra cita del viernes... ¿Nuestra cita?

Que yo sepa, el viernes no tuvimos ninguna cita.

Apareció tu ex y me dejaste tirada.

¿Qué querías que hiciera?

¿Qué la dejase en medio de...? No, no, no me des explicaciones.

Te lo he dicho muchas veces. Pero es que quiero dártelas.

Mira, no te voy a engañar, lo que pasó me sentó como un tiro.

Has hecho las cosas muy mal.

Lo sé, por eso intento pedirte disculpas y darte una explicación.

Jorge, no necesito que te justifiques.

Si tienes una relación complicada con tu ex, te apañas y punto.

Yo no voy a meterme en medio.

Ya he tenido suficientes problemas en la vida.

Julia... ¿Qué? ¿Qué quieres?

Yo no sabía que iba a venir.

Tú misma lo viste, se presentó de sorpresa.

Ahora está metida en mi casa y... ¿No te parece que ya somos mayores

para todo esto?

Mayores, ¿para qué? Jorge, ¿cómo que para qué?

Ahora sí, ahora no, que me estás mareando.

De repente, aparece tu ex, no sé, Jorge, aclárate.

Cuando sepas lo que quieres, hablamos como adultos.

Total, que a mi madre le ha dado por plantar brotes en una maceta.

Creo que es soja o no sé...

Muy buena pinta no tiene, aunque debe ser sano, no sé.

Hasta que le dé por otra obsesión, ya sabes cómo es mi madre.

Solo espero que no consista en comer insectos vivos o algo.

Qué asco. Hola.

Hola.

¿No coméis con Julia? Está en un juicio.

Ah. ¡Es verdad!

Ya debe haber salido, voy a mandarle un mensaje

a ver qué tal le ha ido. Jo, qué maja, Sofía.

Ya bueno, somos muy amigas.

Hola, ¿qué tal? Hola, Jesús.

Hola, Jesús. Uy, perdona...

Jesús... Dime.

¿Has visto a una señora un poco mayor

que estaba reunida con Carlota?

Sí...

¿Es que no te parece como que no pega aquí...?

Como que tiene un aspecto que no es muy de aquí, del bufete.

A ver, tampoco vamos a analizar ahora el aspecto exterior

de las personas, digo yo. No, no...

Que cada uno vaya... Claro que no, Jesús, es que...

Nos ha extrañado que Carlota la atendiera así,

pues... Con tanto tiempo.

Ya... ¿Es algo personal?

No, profesional. Ah...

¿Un caso? Un caso.

Sí. ¿Qué caso es? ¿Lo puedes contar?

Ha recibido una denuncia.

Ah, vaya, ¿algo serio?

Ha hecho la restauración del retablo de la iglesia de su pueblo.

Lo ha hecho muy mal. Ah, ¿sí?

¿Es la Patrona Folclórica?

¿Es esa? Es esa, bueno, es buenísimo.

Es esa, sí, sí.

¿No lo has visto? Es una señora que ha pintarrajeado

encima de las pinturas de la iglesia de su pueblo.

No, no tengo ni idea qué es eso.

¿No lo has visto todavía? Está por todas partes en internet.

¿Has visto las coñas? ¿Lo de las Meninas?

-No, pero he visto otras cosas. -Bueno, chicas, ya.

Un poquito de discreción con eso.

Es una señora que estamos representando

y estaría bien que la respetáramos.

Claro, pero me parece que será muy difícil parar esto.

Ya... Bueno, yo me voy.

-¿Sabéis si hay descafeinado? -Creo que no.

-Gracias. -Nada.

Sí...

¿Por qué están los cartones de leche todos abiertos? ¿Sabéis?

Ni idea, tomo leche vegetal. Yo, té.

Mira...

Me faltaba el móvil. ¡Ay!

¿Qué es eso? Es sin gluten.

Espera, espera, espera un segundo. O sea, ¿qué está en tu casa?

Sí. ¿En tu cama?

Sí. ¿Contigo?

Sí, conmigo, ¿con quién va a estar en la cama Rodri?

Muy bien, qué maravilla, macho.

Pues hombre, no sé, yo creo que es evidente a lo que ha venido.

Y a lo mejor es un poco tarde para que la mandes de vuelta,

si es que no quieres estar con ella, que no lo sé.

Es que no sé qué quiero.

Es que... No sé, a ver, el fin de semana ha estado bien.

No te voy a engañar.

Pero es raro, llega de repente, está metida en mi casa

y yo, pues me coge esto en un momento

que yo, pues yo no.

Y a esta, ¿qué le has dicho?

¿A quién? A Julia.

Habías quedado con ella, ¿no?

Es que a Maddison la encontramos cuando salíamos del bufete.

Julia se había puesto un vestido rojo,

estábamos yendo a cenar y según abro la puerta... ¡pum!

O sea, ¡pum! Ahí puesta. ¿Y la dejaste tirada?

Que no tenemos edad, Jorgito...

Bueno, ¿qué tal?

-¿Qué tal el viernes con Julia? -Muy bien, ¿a que sí?

Ha estado todo el fin de semana dale, que te pego,

dale, que te pego...

Con Maddison, la exnovia yanqui.

¡Pum!

¿Es una broma?

Jorge, dime que es una broma.

No...

Pero si habías quedado con Julia.

Se ve que la yanqui apareció cuando iban a irse a cenar

y la dejó tirada.

A ver, no al dejé tirada. Ah, ¿no?

Entonces, ¿por qué terminaste en la cama con la otra?

Vale, la dejé tirada.

Pero porque soy un idiota, eso es lo que me pasa.

No, no, qué va a ser idiota, hombre, no...

Eres mi héroe, dos tías a la vez.

Rodri... Me dais asco.

De verdad, es que los tíos me dais asco.

Yo, perdóname que te pregunte, ¿tú no habías roto con Maddison

y con todas las mujeres de tu vida porque necesitabas espacio vital?

Ya, bueno, sí, ¿pero qué quieres que haga?

Aparece aquí, de sorpresa,

y la dejo ahí, con las maletas tirada

en la puerta del bufete. ¡Si te trató fatal!

Ya, bueno, pero eso no quita que...

Que Maddison ha sido alguien importante para mí.

Fueron muchos años y uno tiene la obligación de atenderla.

Pero no hace falta meterla en tu cama, digo yo.

Sí, hombre, ya que está ahí, pues aprovechas.

¿Y qué le dijiste a Julia?

Nada...

No sé, es que estaba tan nervioso que ni me acuerdo.

Supongo que le diría, con cara de lelo,

"pues nos vemos el lunes". Yo qué sé.

Luego, llegué a casa y cuando la otra se fue al baño,

la intenté llamar pero no me cogía.

Claro, y ya que estaba ahí, cuando salió del baño,

pues aprovechaste. Si es que, muy bien hecho.

-Estoy muy orgulloso de ti, tío. -Oye, ¿te vas?

Sí, es que está Victoria todavía en el bufete

y voy a ver si se quiere tomar algo.

No, si yo también me voy.

Pero, eh, ¿"hello"? Acabo de llegar.

Es que está Maddison en casa y lleva todo el día sola...

¿Quién?

Maddison. Ah, muy bien.

Genial, alucino contigo, enhorabuena.

¿Vamos o qué?

Chao. En fin, chao.

-¿Te sigue apeteciendo el vinito? -Hombre, pues claro.

Pues eso digo yo, ¿por qué no?

¿Te apetece tomarte uno? Te invito yo.

-¡Alba! -Alba, sí...

No me lo puedo creer...

¿De verdad esto es una restauración?

Esta mujer, lo que ha hecho es un crimen.

Y está corriendo como la pólvora en internet.

¿Por qué ha metido mano en una obra de arte?

¿Quería estropearla?

Está claro que la señora no sabía lo que hacía.

Claro que lo sabía y eso es lo peor.

Ella estaba convencida de que estaba restaurando el retablo.

Lo ha hecho con su mejor intención.

Es que repintar directamente sobre un retablo

nunca se ha considerado una restauración.

Y esta mujer no tiene conocimientos técnicos.

No entiendo cómo se lo han permitido.

Porque ya había hecho algún otro trabajo en la iglesia.

Y consentido por el cura.

Este caso es diferente, este caso se ha hecho público.

La cosa cambia.

Aquí lo llaman "El Retablo de la Folclórica".

Esto se está haciendo más grande de lo que pensamos.

No, pero es que, fíjate...

Es que hay como muñequitos de palo y florecitas.

Es como si lo hubiera hecho un niño de primaria.

Espero que se quede en nada pero no sé si coger el caso.

¿Por qué no? Yo no veo el conflicto.

¿El conflicto?

Esta mujer no tiene mucho dinero.

Ah, no, si no tiene plata, eso es otra cosa.

No, no, sí tiene pla...

Sí tiene dinero para pagarnos, hasta lo trajo en metálico y todo.

Pero a ver, es que no lo entiendo.

¿Tiene o no tiene plata?

Para nosotros, sí, la tiene.

¿Pero y si perdemos o el caso se alarga?

Cualquiera de esas dos opciones es muy probable, como sabéis.

No sé, puede tener que pagar una compensación económica

por los daños. De verdad, a mí me da mucha cosa.

Se puede arruinar.

Para pagar nuestra minuta sí que tiene, ¿no?

Lo que pase después ya no es cosa nuestra...

Victoria, yo entiendo lo que está diciendo Carlota.

-Me parece... -No, si yo también lo entiendo.

Pero necesitamos clientes y necesitamos el caso.

Nos viene perfecto para desvincularnos de la corrupción.

Ante la prensa, esto es un caso absolutamente blanco.

Y sencillo...

Porque no creo que este asunto llegue muy lejos, ¿no?

¿Y si perdemos? Se puede arruinar.

¿Podés ganarlo?

Por supuesto que puedo ganarlo.

Gracias, Oli. Nada, guapa.

¡Hola, Alba! ¡Hola!

¿Te importa si me siento?

¿O estás esperando a alguien? Que no quiero importunar.

Espero a Julia, pero siéntate. ¿Sí? ¿De verdad?

Sí. Vale.

Dejo esto aquí, voy a por una banquetita.

Aquí.

Que si no, se cae...

Estabas con Jorge y Rodrigo, ¿no?

Sí, pero han huido de mí.

Me he quedado sola con mi vino.

(Risas)

Es que claro, tampoco... EN el bufete, como que no...

Nos cruzamos y eso pero no ahondamos la una con la otra, ¿no?

Desde que hablamos de lo de Jorge cuando pasó lo que pasó, ahí...

Gracias, por cierto. Nada, a ti.

Entre unas cosas y otras...

Al final no tenemos tiempo para hablar de verdad.

¿No? Para meternos en... Sí...

¿Y qué tal con Jorge?

Bien, genial, superadísimo. Fue una... La verdad.

No, pero bien. Con Ángel, ¿tú qué tal?

Bien. ¿Sí?

Sí. Qué bien...

A ver...

Sí que es cierto que, al principio, me chocó bastante vuestra relación.

Así, tan... ¿Por?

Bueno, no, por...A ver...

Tú es que eres tan guapa, tan mona...

Y él pues... No, Ángel es simpatiquísimo, ¿eh?

Y es genial, no, me encantáis.

Me encantáis, sí. Gracias.

Sí, sí, si...

Sí...

Y qué guay, ¿no?

Que el amor surgiese en el trabajo

entre operaciones, entre sumas y restas,

entre casos...

No, en realidad fue un poco más rarito que eso.

Ah, ¿sí? ¿Y por qué? Sí...

¿Tú conoces el Acorder?

No me digas que os conocisteis en el Acorder.

Eso sí que es bueno.

Yo nunca hubiera imaginado que tuviera cuenta en el Acorder.

Ni yo, ni yo.

Es raro, sí...

Bueno, así, si se te presenta como un príncipe azul,

te das cuenta de que va a salir rana.

O sea, no...

O sea, no que no estoy...

Dios, qué mal me ha salido esta expresión.

Ya me entiendes, sí... Sí.

Sí, sí. Sí, sí, sí.

¿Nos hacemos una foto? Por favor, sí, me encantaría.

¿De verdad? Genial. Sí.

A ver cómo nos ponemos, yo creo que así.

A ver...

Yes...

¡Hola! Hola.

Al final, me he liado. ¿Te he hecho esperar mucho?

No estaba a gusto con Berta. Qué mona es, ¿verdad?

¿Os vais? Sí, ¿te vienes con nosotras?

Pues...No.

Me voy a quedar aquí con mi vino y mis pensamientos.

(Risas)

Esto es... Te invito, te invito.

La próxima, yo. Vale.

Cuando quieras. Gracias, sí.

Cuando quieras tú, chao. Hasta mañana.

Adiós, Julia, chao, chao. Chao.

Adiós.

-Te he traído golosinas. -Ay, qué detalle, gracias.

-Para endulzar la vida. -Sí.

Para regularte un poco la energía, ¿tú estás bien?

¿Por?

Hola, bombón.

Es que estaba yendo para casa pero he mirado hacia aquí

y he visto una luz en tu ventana.

Resulta que no era tu lámpara.

Eras tú, tu resplandor.

Brillante, luminosa, reluciente, deslumbrante...

Podés parar con los sinónimos, que ya entendí el concepto.

Es que te he dejado unos cuantos mensajes

pero no me has contestado, así que he subido.

Ah, pero los leí.

¿Te figuraban como leídos? Los ignoré.

Pues no vas a poder seguir ignorándome mucho.

A partir de ahora, me verás bastante por aquí.

Llevo un caso contra vosotros.

Ay, qué pena, no voy a poder desearte buena suerte.

No la necesito, va a ser un paseo.

Decime una cosa, ¿vos siempre sos tan sobrado?

¿Eh? Pareces argentino.

Me da igual lo que me digas.

Se nota a la legua que te encanta, me lo dicen tus ojos.

Hmmm... Me parece que cometes un pequeño error de interpretación.

Si te llego a contar lo que dicen mis ojos...

Deja de hacerte la difícil, mujer.

¿No ves que voy un paso por delante de ti?

¿Ese paso no podría ser hacia la salida?

¿Eh? Tengo mucho trabajo, Rodrigo.

Mira, pues hacemos una cosa.

Te espero y me invitas a cenar.

Donde quieras, me da igual, soy un hombre muy abierto.

-De verdad, ¿no te agota todo esto? -¿Agotarme?

Me da la vida.

¿Un italiano?

No voy a salir a cenar con vos.

Bueno, anda...

Podemos hacer otra cosa.

Vamos a tu casa y buscamos algo de comer.

Carne argentina.

O podemos picar algo aquí.

Se me acaba de cerrar el estómago.

Como no empieces a currártelo más, nunca... ¿eh?

Si es que te mueres de la risa.

¡Ay!

Pues toma, aquí están los documentos.

Están clasificados para que no te hagas un lío.

Lío, seguro que me hago,

porque esto de los papeles me da dolor de cabeza.

Deberías mirarlo bien, hay algo importante.

¿Aquí? ¿El qué?

Hay unas propiedades que están a tu nombre.

¿Cómo dices?

Eres la propietaria de la mitad del polígono industrial

que hay a las afueras de la ciudad.

Don Francisco te puso de testaferro de las propiedades.

¿Qué tengo un qué?

Parte del polígono industrial, con naves, muchas naves.

Alba, ¿que tengo naves?

¿Tú lo sabías? Sí.

Julia me lo dijo, estaba esperando a que ella te lo contase.

Estamos hablando de mucho dinero, no es ninguna tontería.

¿Cuánto?

Bueno, todavía no estoy segura,

pero entre dos o tres millones de euros.

A ver, ¿dónde dice eso? Que yo lo vea.

O sea, ¿que soy millonaria?

¿Francisco me ha regalado naves? Mamá, no es tan sencillo.

¿Cómo que no? Están a mi nombre, ¿no?

Pues son mías.

Y valen un dineral.

No, es que, a ver... Lo importante ahora es saber

de dónde ha salido el dinero con el que se compraron.

Pues de dónde va a salir...

Todavía no lo sabemos, es mejor seguir investigando.

¿Qué más da de dónde ha salido? El dinero es dinero, ¿no?

Y esas naves, son mías.

Mamá, escucha, lo más seguro es

que las haya comprado con dinero procedente de...

Negocios ilegales.

Sí, y que las puso a tu nombre para que no se le relacionara.

Ay, ¿qué más da?

Están a mi nombre, a nadie le importa con qué se pagó.

Están a mi nombre y se acabó el tema.

¡Soy rica!

Tenemos un problema, Jesús.

-¿Cuál? -Creo que hemos dado por hecho

muy pronto que lo del retablo era una cosita de nada.

-¿Y no lo es? -Bueno...

He estado en el juzgado revisando la denuncia

y creía que, como mucho, le harían pagar la limpieza

de la obra, pero no,

porque la denuncia es por un delito

contra el patrimonio histórico.

¿Qué piden?

Una indemnización y pena de cárcel contra Tomasa.

¿En serio?

¿Se les ha ido la cabeza a esta gente o...?

Bueno, no han tenido en cuenta ni la edad,

ni las circunstancias atenuantes ni la pieza...

¡Hola! ¡Hola!

Hola, Cris. Hola, mami.

¿Qué tal, guapa? Mira, lo estoy completando solita.

Ah, muy bien, un besito.

La verdad es que a mí, eso me costaría una semana hacerlo.

El secreto está en mirar la foto muy fijamente.

Ah, vale... ¡Álex!

"Voy que estoy hablando por teléfono".

Cris, ve a lavarte las manos, que me vas a ayudar a cocinar.

Vale...

¡Álex, ven! "Voy".

Todo el día enganchado al teléfono, te has pasado.

¿Esta factura?

Es que estamos haciendo un trabajo en grupo

y como somos un montón, hasta que nos organizamos y todo...

Ya, ya te vale, no pongas excusas, que oigo las conversaciones

y no hablas del trabajo.

Ah, que escuchas mis conversaciones.

Pues claro, soy tu madre.

Muy bien.

Tenemos que vigilar los gastos, ¿de acuerdo?

Vale, vale.

¿Y esto?

Esto... Ah, bueno, esto, nada. Pero si es una factura.

Ya, sí, dámela.

Si es de papá. Sí, Álex.

No pasa nada. No pasa nada, no.

¿Nos pasa sus gastos de teléfono? Bueno, pues sí, claro.

Está domiciliado a mi cuenta. Ya lo cambiará a la suya.

Sí, a la suya, como si tuviese tanto en la suya.

¿Quién va a pagar esto? Álex, por favor.

No, lo que está claro es quién no lo va a pagar.

No lo va a pagar estando en casa, lo va a pagar ahora,

que estará tirado como un perro. ¡Álex, por favor! Es tu padre.

Si hay un problema, lo soluciono yo.

Son mis problemas, no tuyos, ¿vale?

¿Tú? Sí.

Pues para ti tus problemas, entonces.

Prueba.

Prueba.

Vale...

Venga...

¿Y?

Eh... ¿qué es esto? ¿Qué haces aquí?

¿Tú qué crees?

No sé lo que creo pero si es lo que creo, no puedes hacerlo.

¿El qué? ¿Echarte de menos? No.

Venir aquí, aparecer de repente, entrar en mi casa, cocinarme, no.

¿Qué querías que hiciera? Me he pasado todo este tiempo

pensando en ti, en lo que teníamos. Ya...

¿Y no podías llamarme por teléfono?

No sé, hablarlo, hacer una videollamada,

no sé, que esto fuera consensuado, ver cómo estaba yo...

Perdóname, lo siento, me daba corte.

Todo este tiempo he estado preguntando a amigos comunes

qué tal estarías. Pensé que volverías a Chicago

y allí podríamos hablar, yo...

Pero al ver que no venías...

Como no venía, cuando a ti te ha venido bien,

vienes aquí a coger lo que es tuyo.

Es así, ¿no?

He pasado los peores meses de mi vida, Jorge.

Pues lo siento.

¿No te importa?

A ver, Maddison, claro que me importa,

pero no es eso de lo que estamos hablando.

Tú, antes estabas loco por mí.

Y yo, por ti. Hasta que se te pasó.

Y ahora, lo vuelves a querer hasta que se te antoje otra cosa.

Lo he dejado todo.

Todo lo he dejado.

¿El qué, todo?

La casa, el despacho, todo.

Lo he dejado todo, no merece la pena si no estoy contigo.

Tú estás loca.

Antes, eso te gustaba.

Te volvía loco.

¿Ya no? ¿Eh?

Señoría, es una pieza del siglo XVII.

La actuación de la acusada es mucho más grave

de lo que sostiene la defensa.

Solicitamos ir a juicio.

Pedimos dos años de cárcel por utilizar una sierra

para destrozar un retablo del siglo XVII y...

¡Tomasa!

¿Qué haces aquí? He venido a conocer tu bufete

y a tus empleados. Venga, preséntame a todo el mundo.

Soy Maddison, la prometida de Jorge.

Ah, caramba, Jorge, no sabía que te casabas.

No sabemos de dónde viene el dinero ni si podemos usarlo.

Claro que podemos, es nuestro.

Si es dinero... Malo,

Podemos convertirlo en dinero bueno.

"¿Cuánto va a durar Victoria en el bufete?"

Un mes, me dio, tendría que estar haciendo la valija ya.

-¿Por qué no me ayudás? -Era... Era una broma.

Ah, una broma, qué risa...

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Capítulo 81

Derecho a soñar - Capítulo 81

07 may 2019

Julia lleva un caso de despido improcedente como abogada. Sigue molesta con Jorge por su cita frustrada. Jorge está confuso respecto a las intenciones de Madison. Sofía recibe del Coach el consejo de desprenderse de las cosas de Jose. Carlota decide que va a llevar el caso de Tomasa, denunciada por desfigurar una pintura religiosa. Julia informa a Maricarmen de que Francisco la puso como titular de unas valiosas propiedades. Alba quiere a Ángel, pero empieza a sentir un asomo de recelo.

ver más sobre "Derecho a soñar - Capítulo 81" ver menos sobre "Derecho a soñar - Capítulo 81"
Programas completos (89)

Los últimos 91 programas de Derecho a soñar

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • Nuevo Capítulo 89 Completo 51:52 67% pasado viernes
    Capítulo 89 pasado viernes Sofía sufre por la demanda de la que ha sido objeto y Jesús sufre por haberse ofrecido a defenderla ante el tribunal, cuando sospecha que, dada su inexperiencia en ese campo, quizá no vaya a ...
  • Nuevo Capítulo 88 Completo 52:34 67% pasado jueves
    Capítulo 88 pasado jueves Sofía ha de enfrentarse a una demanda por el accidente de la amiga de Cristina. Contará con la ayuda desinteresada de Jesús, inexperto a la hora de pisar los Juzgados. Sofía se siente ...
  • Nuevo Capítulo 87 Completo 52:52 64% pasado miércoles
    Capítulo 87 pasado miércoles Sofía está nerviosa por la demanda que le ha puesto Inés a raíz de la caída de su hija en el parque. Por suerte Jesús le ha ofrecido ayuda. Sin embargo, Jesús est&...
  • Nuevo Capítulo 86 Completo 51:26 68% pasado martes
    Capítulo 86 pasado martes Es domingo y vamos a mostrar cómo lo afrontan nuestros distintos protagonistas fuera de su rutina laboral. Julia aburrida acude a la terraza de Olivia. Maricarmen y Alba discuten, porque la hija ha quedado...
  • Nuevo Capítulo 85 Completo 51:31 73% pasado lunes
    Capítulo 85 pasado lunes En el final de la semana, muchos de los conflictos se resuelven gracias a la intervención de héroes anónimos. Julia logrará, gracias a una prueba enviada por un anónimo, que la ...
  • Capítulo 84 Completo 55:59 69% 10 may 2019
    Capítulo 84 10 may 2019 Julia pierde un nuevo caso. Alba advierte a Jesús y Ángel que su madre está trabajando en la terraza. Olivia le pide a Luis que llame a su hermana. Los socios le piden a Victoria que readmita...
  • Capítulo 83 Completo 54:08 64% 09 may 2019
    Capítulo 83 09 may 2019 Día de situaciones tragicómicas en el bufete. Un grupo de vecinas de Tomasa llega desde el pueblo a saludar a su amiga. No se moverán de allí hasta conseguirlo. Esta invasión si...
  • Capítulo 82 Completo 54:18 65% 08 may 2019
    Capítulo 82 08 may 2019 Primeros roces por la convivencia entre Olivia y Julia. Sofía tiene problemas para dar de baja el teléfono de Jose porque no es la titular. Berta sube una foto con Alba a Photopic, provocando una gr...
  • Capítulo 81 Completo 53:35 71% 07 may 2019
    Capítulo 81 07 may 2019 Julia lleva un caso de despido improcedente como abogada. Sigue molesta con Jorge por su cita frustrada. Jorge está confuso respecto a las intenciones de Madison. Sofía recibe del Coach el consejo d...
  • Capítulo 80 Completo 53:21 72% 06 may 2019
    Capítulo 80 06 may 2019 Julia le confiesa a Olivia que está nerviosa por su cena con Jorge. Macarena y Tino inician un nuevo bulo con Ángel y Alba. Hugo, perdiendo los nervios, decide en el juzgado que no quiere ir a juici...
  • Capítulo 79 Completo 51:58 71% 03 may 2019
    Capítulo 79 03 may 2019 Rodrigo tiene un agitado día en los Juzgados en el que se encuentra con todo el mundo: con Victoria, a la que importuna con zalamerías; con Berta, a la que invita a compartir una velada en casa de J...
  • Capítulo 78 Completo 51:45 70% 02 may 2019
    Capítulo 78 02 may 2019 Julia está de subidón porque Jorge le ha prometido un caso y también la ha invitado a cenar. El caso de Hugo Collado se da la vuelta, la defensa tiene un as en la manga y ahora pueden convert...
  • Capítulo 77 Completo 51:11 70% 30 abr 2019
    Capítulo 77 30 abr 2019 El caso de plagio que lleva Berta, el del diseñador Hugo Collado, se complica con una nueva estrategia de Rodrigo, defensor de la estilista supuestamente plagiadora, y amenaza con traer una contrademanda p...
  • Capítulo 76 Completo 55:24 71% 29 abr 2019
    Capítulo 76 29 abr 2019 Sofía intenta recomponerse para afrontar su nueva realidad familiar y vital, y el coach le recomienda emprender alguna afición. Sofía se planteará aprender ajedrez. Jorge lleva junto a...
  • Capítulo 75 Completo 51:08 67% 26 abr 2019
    Capítulo 75 26 abr 2019 Sofía tiene su primer sesión con el coach. Julia le cuenta a Alba que su madre es dueña de medio polígono industrial porque Francisco lo puso a su nombre. Charly, Carol y Daniel buscan...
  • Capítulo 74 Completo 51:47 66% 25 abr 2019
    Capítulo 74 25 abr 2019 Victoria Iturbe, la caprichosa y sexy abogada argentina, irrumpe por fin como nueva socia de ZL&D y desde el primer momento asume el papel de jefa y divide las aguas. Por un lado los hombres del bufete, que s...
  • Capítulo 73 Completo 51:38 64% 24 abr 2019
    Capítulo 73 24 abr 2019 Maricarmen sigue sufriendo el acoso de los medios por el caso de Francisco. Por consejo de Olivia, decide irse unos días a un retiro de yoga. Alba, mientras tanto, duda si visitar a su padre en la cá...
  • Capítulo 72 Completo 51:06 66% 23 abr 2019
    Capítulo 72 23 abr 2019 Mientras en el bufete todos se preocupan por los comentarios insidiosos en las redes, hay una pequeña alegría al hacerse público finalmente el romance entre Alba y Ángel. Julia sigue d...
  • Capítulo 71 Completo 51:51 77% 22 abr 2019
    Capítulo 71 22 abr 2019 En la junta semanal de socios, Carlota reprocha a Jesús y Jorge los secretos que han estado guardando –la verdadera filiación de Alba, la verdadera cualificación profesional de Julia&nd...
  • Capítulo 70 Completo 51:45 70% 18 abr 2019
    Capítulo 70 18 abr 2019 El día se presenta pródigo en separaciones y despedidas. Julia, que acababa de dar por concluida su relación de pareja con Chema, abandona al fin el hogar que durante años había...