www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
997921
No recomendado para menores de 7 años
Transcripción completa

Cuéntame,...

...tú que has vivido...

...el despertar...

...de un tiempo que nos cambió.

Volverás...

...a ser un niño...

...al recordar...

...las largas tardes de sol.

Háblame de lo que has encontrado...

...en tu largo caminar.

Cuéntame cómo te ha ido,...

...si has conocido la felicidad.

Cuéntame cómo te ha ido,...

...si has conocido la felicidad.

Sentirás...

...el dulce abrazo...

...de aquellos padres...

...que dieron todo por ti.

El sabor...

...del primer beso,...

...todos los sueños...

...que tú querías cumplir.

Vamos a ver.

"Si recuerdo los días de junio de 1975, es por dos cosas".

"Porque todos se preguntaban qué pasaría cuando muriese Franco...

...y porque en mi casa, no hubo quien pegara ojo".

"Mi madre se había empeñado en estudiar Económicas".

"Estaba harta de que la engañaran".

"Yo había dejado todo para el final".

"Y ahora me enfrentaba a los exámenes de primero de BUP...

...con un ojo puesto en los libros...

...y el otro en lo que más me gustaba: la música".

"Sobre todo la canción protesta, que escuchábamos a todas horas".

"Otro que tampoco pegaba ojo era mi padre".

"No sé por qué se pasaba las noches...

...vagando por casa de la cama al baño...

...y del baño a la cama".

"Paco Ibáñez, Víctor Jara o Raimon..."

"Sus canciones hablaban de lucha, de libertad,...

...de todo lo que se nos tenía vedado".

"Aunque si había un disco que me gustaba,...

...era uno prohibido de Azucena".

"Canciones de la guerra civil. Hablaba de ir a las barricadas,...

...de una tal Carmela y de un Puente de los Franceses".

Atizan los aires, nubes oscuras....

...nos impiden ver.

¡Virgen del amor hermoso!

¡Me cago en la leche!

El bien más preciado es la libertad.

¿Eres tonto o te lo haces? Apaga eso.

Que es más de la una. ¿Qué pasa?

¿Quieres que nos detengan? ¿Quién te ha dado esto?

Azucena. Es maoísta. ¿Qué?

Maoísta. ¿No dice que es...?

¿Habéis oído? Han vuelto.

Que no, que es su nieto.

Mañana se lo devuelves o lo tiro a la basura.

Métete en la cama.

Tengo que estudiar.

Ponte a estudiar.

Te digo una cosa. Deja que se lo diga yo.

Déjame, Merche.

¿Sabes lo que significa Sansón, burlador civil?

Esto está prohibido. Lo quiero fuera de casa. Métete en la cama.

Ni estudiar ni leches.

A ver.

Calle de Santiago.

-¿Calle de Santiago? -Sí.

-Calle de Santiago.

A ver, la calle de Santiago empieza en...

Lo tengo en la punta de la lengua.

Santiago.

No existe la calle de Santiago. Esa calle no viene en el libro.

-¿Cómo no va a venir?

No te van a dar la cartilla.

¿Para qué te has comprado un taxi? Me voy a la cama.

-Espera.

-Que no, que es la una. -Venga, una más.

-¡Que no te sabes ni una calle!

Ponte a estudiar.

-Si yo estudio, Toni.

Es que no se me quedan las cosas.

-Échale tiempo.

Hasta mañana.

Teléfono

-Espera, Toni.

Si es Paqui, dile que estoy empollando.

-¿Dígame?

¡Hombre, Paquita!

Sí, está empollando.

¿Cómo que no está hasta octubre? Debe estar en septiembre.

Ya veremos.

-¡Esto no es El Escorial!

Nosotras vamos a inaugurar en septiembre, a ver qué hacen.

A ver si vienen antes, que nunca están antes de las 11.

No puede ser. ¡Solo un obrero!

-Hola. -Hola, Valentina.

-¿Cómo va todo? Mal, peor imposible.

Como la inauguración se retrasa,...

...pensaba irme a tomar las aguas y después pensaba ir a Burgos.

-Ya se lo hemos dicho. -¿El qué?

-Que esto va a ser una peluquería.

-Ya lo sé. ¿Y qué?

Que no la necesitamos. ¿Qué quieres decir?

Lo sabe perfectamente.

-¿Usted no comprende...

...que para hacer permanentes hace falta ser peluquera?

-Mercedes no lo es.

Pero yo no voy ni a marcar ni a cortar.

Yo soy la socia capitalista.

Tú lo has dicho.

Ni pidas a quien pidió ni sirvas a quien sirvió.

Me echáis.

Valentina, ya le he pagado la liquidación.

Y cobra su pensión.

¡Cómo sois!

Te he visto nacer.

Si yo nací en Sagrillas. Bueno, es un decir.

Y tú eres peor que las hienas.

Valentina, no se ponga así. -¡Valentina!

Miguel.

Miguel.

¿El Paseo del Prado termina en Atocha?

-¿Qué?

-Que si acaba en Atocha. -No sé.

-¡Silencio ahí!

-Míralo.

Míralo.

Pásamelo.

-¿Qué está pasando?

Hagan el favor de salir.

-Pero...

-No, que salgan. -Es que...

-¡Que salgan, fuera!

¡Tan mayores y copiando!

Los revolucionarios somos la semilla y el pueblo, la tierra.

No bosteces.

Debemos unirnos con el pueblo.

Echar raíces y florecer en él.

Debemos unirnos con el pueblo, echar raíces y florecer en él.

-Mao Tse Tung.

-Hola.

Cervan quería que hiciera una hora extra gratis.

No quiero. -Bien hecho.

-En cuanto pueda, me pongo a estudiar.

-Siéntate, compañero. Estamos discutiendo el libro rojo.

¿Lo habéis entendido? -Sí.

-¿Alguna pregunta?

-Yo. -Dime.

-Cuando Franco se muera, ¿todo el mundo va a ser maoísta?

-A eso responde el libro.

Hay que resumir las ideas de las masas y llevarlas a las masas...

...para que estas perseveren en ellas.

-¿Mao no es un gordo con una verruga? -Olvídate de la verruga.

-Lo importante es que su mensaje llegue a todos.

-Bueno, tengo que marcharme.

-¿Me lo prestas?

-Que no te lo vean. -Tranquila.

-Hasta mañana. Salud. (TODOS) ¡Salud!

-¡Cuánto sabe!

Me voy a hacer maoísta.

-Yo soy maoísta leninista marxista.

-Ojalá le quitaran todo a los burgueses...

...y me dieran el futbolín.

-Estaría bien. -Sí.

"El libro rojo de Mao, casi nada".

"Era algo así como el catecismo del padre Ripalda, pero en chino".

"Lo peor no era que no hubiera manera de entenderlo".

"Si la policía te pillaba, te mandaban a Carabanchel".

"Hoy lo encuentras en las librerías de viejo...

...sin que nadie le eche un vistazo".

¡Qué vergüenza, como niños!

-Y yo qué sabía que estaba detrás. -Te lo he dicho bien claro.

Una cosa es copiar un poco y otra, que me pidas el callejero.

¡Vamos, hombre!

Del Madrid. -A mucha honra.

-¿Y ahora qué hacemos, esperar al mes que viene?

-No hay más tu tía.

-El taxi, a partir de mañana, lo cojo y hago servicios.

Con cartilla o sin ella. -No.

El taxi no se mueve.

-¿En un mes? -¡Que no lo tocas!

-No me des la tabarra.

A Paquita le voy a decir que no ha habido examen.

-¿Y eso? -No vayas a decir otra cosa tú.

-¡Joder!

Si ahora le tienes miedo, cuando te cases será la pera limonera.

Joder con el del Atleti. -Campeón intercontinental.

Por si se te había olvidado. -Ya.

Nada más llegar a Barajas, lo meten en un avión y lo echan.

¿Por qué expulsan a Don Juan de Borbón?

-Porque esto no es una monarquía. Es una democracia orgánica.

-¿Cómo una democracia?

-La democracia del caudillo. -Por favor, más bajito.

-Ya cambiará la tortilla y ya veremos qué pasa...

...cuando Don Juan se siente en el trono.

-¿Qué trono, Cervan?

-Cuando habléis del caudillo... -¡Antonio!

¿Adónde vas? Estamos aquí.

"Ya son varias las mujeres que prestan servicio como taxistas".

"Su eficacia y su respeto al código de la circulación...

...rompe la leyenda negra".

-El futuro va a ser de las mujeres.

Si tú lo dices... -Claro que sí.

¿No te das cuenta? La mayoría trabajamos.

-Pero cobramos una miseria.

-Pero podemos trabajar de taxistas.

Nos quedamos embarazadas cuando nos sale de las narices.

-¿Qué te pasa?

-Que desde que vivo sola, desde que no estoy donde mis tíos,...

...no sé, esto me parece tan fantástico.

Si no fuera por lo de Miguel. -¿Qué pasa?

-Pasar no pasa nada.

-¿Qué?

Cuenta.

-Pues eso, Pili.

Que estar soltera me parece estupendo.

-¿Sí?

Pues yo estoy deseando que llegue Sergio de la mili.

-Yo siento como si eso de casarme para toda la vida fuese...

¿No te parece mucho tiempo?

No me mires así.

-Es que no te entiendo.

-Yo tampoco.

El caudillo es el centinela de Occidente.

Por mucho que les pese.

-¿Eso de centinela es como un sereno?

-Un respeto. -¡Viva el Rey!

-¡Viva Franco! -¡Viva!

-¡Viva Don Juan! -Más respeto, Cervan.

¿Qué va a ser? -Más de lo mismo.

Ponme una caña.

-Antonio. Hola, Severiano.

-¿Adónde ibas?

¿Eh? ¿Adónde ibas?

Al váter. ¡Qué mala cara tienes!

¿Cómo se llama el médico?

7 de julio.

San Fermín, con el don.

Perdón, don Fermín.

Buenas tardes. -Buenas tardes.

Soy Antonio Alcántara, vivo en el 3. Mucho gusto.

¿Podemos hablar? Sí.

Es que últimamente, cuando voy al baño,...

...me cuesta mucho y echo muy poco.

¿Hace cuánto no vas al urólogo?

Al urólogo no he ido nunca.

¿Don Vicente no te mandó al urólogo? Pues no.

¿Qué edad tienes? Casi 49.

¡Ay!

Bueno...

Llámale mañana y pide hora. Dile que vas de mi parte.

¿No será muy grave? Claro que no.

Pero hacia los 50, hay que empezar a vigilarse.

Muchas gracias. Encantado de conocerte.

A los 50 hay que vigilarse.

Con los problemas que tengo y viene ella hecha un basilisco.

No le hagas caso, mujer.

Con lo bien que me he portado con ella y se lo he explicado.

Me insulta, me llama capitalista.

Valentina tiene una imaginación calenturienta.

No hace falta que lo jures. Ha dicho que me había visto nacer.

¿No me digas?

Deja eso. Ya hago la cena yo.

Bueno, me voy a estudiar. Eso es lo que tienes que hacer.

¿Seguro que no pasará nada? Nada.

Perro ladrador, poco mordedor.

¿Qué hora es?

-¿Qué hora tienes?

20.10.

-¿Las 20.10?

Ahí os quedáis, me marcho.

-Espera, me voy contigo.

Hasta luego.

¿Te pasa algo, estás bien?

¿Yo?

Estoy estupendamente.

No sé, tienes una cara...

Estoy estupendamente, mejor que nunca.

Bueno, pues nada.

Me voy a cerrar la tienda.

Que te mejores.

-Desi.

-Hasta luego.

-¿Habéis aprobado?

-No ha habido examen. -¿Por qué?

-Nos han dicho que ya nos avisarían.

-¿No habrás suspendido?

-¡Qué cosas tienes! ¿Por qué te iba a engañar?

¿Eh?

¿Qué tal, peque?

Hola.

¿Te pasa algo?

Todo el mundo me dice si me pasa algo.

Tendré cara de que me pasa algo. Perdona.

Te veo un poco con mala cara.

Pues no sé por qué.

Me va mejor que nunca.

¡Qué bueno!

Tú tienes dos más que yo, ¿no?

¿Años? Sí.

Sí, ¿por qué? Por nada.

¿Y meas bien?

¿Qué? Que cómo meas.

Pues yo meo divinamente.

No me lo creo.

Antonio, perdóname, pero yo meo normal, bien.

¿Qué pasa, que meas mal? ¿Yo? Divinamente.

Pues ya está.

Se está descomponiendo todo.

Y encima detienen a Tamames. -Esto va a reventar.

-Chicos, ya estoy aquí.

Os tengo que contar lo del Sáhara.

He hecho unas fotos fantásticas. Pero estoy de arena hasta aquí.

Hablo con Gallardo y vamos a tu casa.

Y pídeme una cerveza fría. Solo he bebido té.

-Dile que me he ido, que me ha entrado fiebre.

-Ha estado un mes en el Sáhara.

Quiere estar contigo. -Yo no. Ándate con ojo.

-¿Todavía sigues con eso? -No empieces.

-¿Cómo va a ser una confidente?

-No quiero explicarlo otra vez.

Hazme ese favor.

Dile lo que quieras, invéntatelo.

-¡Me cago en la leche!

-¿Y mi cerveza? -Se nos ha olvidado.

-Una cerveza.

¿Y Toni? -Se tenía que marchar.

-¿Cómo que se ha ido?

-Tenía un poco de fiebre.

Pero mañana te verá.

-¿Qué pasa?

-Nada.

¿Todavía estás despierto?

No puedo dormir.

¿Te queda mucho?

Sí, hay un tema que no he podido ni tocar.

No tengo tiempo.

Tienes todo el día de mañana.

Fíjate cuánto tiempo.

Apaga el cigarrillo y la luz, que quiero dormir.

Si no apruebo, no me vuelvo a presentar.

No voy a aprobar.

Antonio.

Antonio.

¿Qué decías?

Estás no sé dónde.

No me pasa nada.

Ahora vengo. ¿Adónde vas ahora?

Antonio, ¿estás bien?

Ya voy, Merche.

Hola, papá.

¿Todavía estás estudiando?

Ya me acuesto.

¡Hala!

Se denomina circunferencia...

¿Crees que sirve para algo que me aprenda esto?

Yo me lo estudio.

Pero es como la lista de los reyes godos.

Antonio, ¿qué haces?

¡Que ya voy, Merche!

Oye, papá, ¿te pasa algo?

No, hijo, ¿por qué?

Porque tienes mala cara.

¿Tengo mala cara?

No, no me pasa nada.

Bueno, hasta mañana.

Hasta mañana, hijo.

Antonio, ¿vienes?

Cisterna

Que ya voy, Merche.

¡Que ya voy!

¿Estabas hablando con Carlos? Sí.

¿Está despierto todavía?

Estaba estudiando, pero ya se ha acostado.

Ah.

Se pone a estudiar sin que le digamos nada.

¿Tú sabes qué edad tengo?

¿A qué viene eso?

Voy para 49. Los próximos serán 50.

Y luego 60 y 70.

Pero tengo achaques y estoy viejo.

No, estás estupendamente.

No, ya sé que estoy estupendamente.

Pero es que esta vez es por dentro.

Como si envejeciera por dentro.

Noto que me entran los achaques y los siento por dentro.

No digas tonterías.

No me parece ninguna tontería.

He pensado en hacerme un seguro de vida.

¿Un seguro de vida, para qué?

Por si acaso me pasa algo y así os quedan unas pesetas.

No me vengas con eso, que me da mucha cosa.

Eres tan joven, milano. ¡Ay, ay!

Si te quedas viuda, vas a tener una cantidad de pretendientes...

No me hace ninguna gracia.

Vienes ahora con que te vas a morir.

Con lo que me preocupa el examen.

Anda, cariño, déjalo ya.

Teléfono

Teléfono

Teléfono

¿Dígame?

Sí está.

¿De parte de quién? Es para ti, Juana.

-Que no estoy. -¡Coño, Toni, qué leche!

Oiga.

Yo creía que estaba, pero resulta que no está.

¿Quiere que le diga algo?

Ha colgado.

-¡Joder!

-Desde luego, sobrino,...

...tienes un peligro con las mujeres. Eres una bomba.

Carlos, sal del baño de una vez.

Vas a llegar tarde.

Carlos, última vez que te lo digo.

¿La consulta del doctor Benavides?

"Todavía no ha llegado".

Llamaba para ver si puedo pasar hoy por la consulta.

"Espere. ¿Es la primera vez que viene?"

Sí, la primera vez. No sé qué me pasa.

Resulta que tengo ganas de orinar.

Y cuando voy al baño, no puedo.

"Sí, le entiendo".

"Pero mejor se lo cuenta al doctor". Claro, perdone.

"¿A las 11 le viene bien?" Pues sí.

A las 11 me viene muy bien.

A esta casa le falta un baño.

"¿Su nombre?"

Antonio Alcántara Barbadillo. "A las 11 le esperamos".

Ahí estaré. Gracias.

¿Con quién hablabas?

Con la gestoría. Tengo que llevar unos papeles de la imprenta.

¿A las 11? Adiós.

Tengo mucha prisa.

¡Carlos, hijo, vamos!

¿Has estudiado las matemáticas? Sí, me lo sé todo.

Las matemáticas no se estudian a matacaballo como tú estudias.

¿Estamos? Sí, sí.

Que yo me tengo que ir. Piensa, hijo, piensa.

Piensa.

¿Qué haces ahí como un pasmarote?

No sé si ir primero a la imprenta y luego a la gestoría o al revés.

¿Van bien las cosas? Sí, por eso tengo así la cabeza.

Nos vamos corriendo.

¡Adiós! ¡Adiós, papá!

¡Guapa!

Antoñito, ¿qué te cuentas?

Tararea

Timbre

Hola. -¿Está Toni?

-No lo sé.

-Soy Juana. Ayer hablamos por teléfono.

-Sí. No sé, creo que no está, que ha salido.

-Bien, esperaré.

-Oye.

Te acabo de decir que no está.

No sé cuánto tardará en regresar.

-No tengo ninguna prisa.

Le voy a esperar.

-Bueno.

Yo estaba desayunando...

Cisterna

¡Espera, eh, eh! ¿Adónde vas?

-¿Me vas a contar qué te he hecho?

¿Qué pasa, Toni?

¿Por qué estás así conmigo?

No he dormido por tu culpa. -¡Juana!

-Me paso un mes en el Sáhara y tú te vas.

-No voy a hablar contigo.

-¡Sí vas a hablar conmigo, que no soy una niña!

¿Te has cansado de mí? Muy bien.

No tienes ningún compromiso conmigo. Que me digas qué pasa, Toni.

¡Vete a la mierda!

-¿Qué les das?

No te he dicho nada por no preocuparte.

Pero Antonio está muy raro.

¿Tú crees? Sí.

¿No habrá vuelto a las cartas?

Timbre

No. ¿Quién será?

¿Quién es?

Dígale a Mercedes que se ponga, es muy urgente.

Pili, ¿qué quieres?

-Ha pasado una cosa muy gorda.

¡Nos han robado! ¡No tenemos nada!

El grifo.

Yo no digo que no sea verdad, pero no comprendo casi nada.

-¿Qué es lo que no entiendes? -A ver. Por ejemplo, esto.

La educación ideológica es el eslabón que debemos empuñar...

...en nuestro trabajo para la gran lucha final.

¿Lo entendéis?

-¿Para ir contra Franco hay que aprenderse eso?

-Sí, estas palabras significan que el proletariado...

...debe estar preparado para luchar contra los fascistas.

Sí, eso lo entiendo.

-¿Qué entiendes? Pues eso.

Que el proletario debe vencer a los burgueses, que son unos fascistas.

-¿Y quiénes son los fascistas? -No te enteras.

Son los dueños de las cosas y los que explotan.

-Eso es, Karina.

¿La dueña de una peluquería es una fascista?

Por supuesto.

-¿Y el dueño de una tienda? -También.

Explotan a la gente.

Le sacan la plusvalía a los trabajadores.

"Yo entendía que Franco y los millonarios fuesen unos burgueses".

"Pero que mi madre, que no había hecho más que trabajar...

...por tener una peluquería fuese una vampira...

...me hirió como una puñalada".

"Decidí hablar con ella para explicárselo".

"Sin yo saberlo,...

...ella se estaba enfrentando a otra pequeña guardia roja".

Valentina, voy a abrir. Me bebo la lejía.

¡Será posible! Si abres, me la bebo.

¿Le parece bonito? ¿Y lo que tú me has hecho?

-No le hemos hecho nada. -Tú eres la peor.

-¡Cómo sois! Mira que echar a la pobre mujer.

Nadie ha echado a nadie.

Con lo que ha hecho por vosotras.

-Está como una cabra.

-Señora, nos tenemos que ir.

¿Cuándo podemos volver? No se mueva.

-Si cedes una, cedes mil.

Y estas pequeñas son las peores. Mira Franco dónde está.

¿Qué tiene que ver Franco?

Voy a entrar.

-Como entres, me bebo la lejía. -Espera, Mercedes.

Valentina, hija, escucha.

Tu actitud no está nada bien. Está muy mal.

-¡Cállese y a lo suyo!

-Lo que haces es un pecado grave de soberbia.

-¡Cállese, que me la bebo toda! -Ya me callo.

-¿Qué os cuesta contratarla? ¿Te quieres callar?

-¿Por qué no sales y lo discutes con Mercedes?

-O trabajo o salgo con los pies por delante.

-¿A que llamo a los bomberos? -Ahora sí que me la bebo.

-¡No!

General Mola.

Vamos a ver.

General Mola.

General Mola empieza en la Puerta de Alcalá...

...y acaba en lo que hoy se conoce...

...como prolongación del General Mola.

¿Tiene fuego?

¿Tiene fuego?

Fuego. ¡Ah!

Perdón, sí.

¿Es la primera vez que viene? Sí, la primera vez.

Hasta que di con Benavides, iba de mal en peor.

Ahora estoy muy bien.

¡Qué suerte! Eso sí.

Reconozco que la primera vez que vine y me hizo el tacto...

...me impresionó. ¿Qué ha dicho?

El tacto.

Ah.

Si se para uno a pensarlo,...

...podría titularse "El último tacto en Madrid".

¿No lo coge? No.

El último tango.

El último tacto.

Suena casi igual.

Es verdad, tiene razón.

-Antonio Alcántara Barbadillo. Soy yo.

-Suerte, vista y al toro.

Muchas gracias.

Teléfono

¿Dígame?

-Soy yo. ¿Estás estudiando?

-Sí, toda la mañana sin parar.

-¿Me lo dejas? -Espera.

Le he dado vueltas y no me creo que no haya habido examen.

"Os han suspendido".

-¡Qué cosas tienes! ¿Por qué te iba a mentir?

"Pregúntale a Ramón".

-Se lo acabo de preguntar y se ha puesto colorado.

-Tengo un socio idiota.

-Tengo que decirle algo importante. -Espera.

No vuelvo a salir contigo hasta que te saques la cartilla.

Ni al cine ni a ningún sitio. -¡Pero Paquita!

"Ramón, ¿eres tonto?" -Vamos a ver.

¿Dónde está el taxi, te lo has llevado?

-¡Sí! -¡Te dije que no lo cogieses!

-Los coches hay que moverlos. Si no, se estropean.

-¡Que no tenemos la cartilla!

-No cogeré clientes.

-Quiero ver el taxi aparcado aquí.

-No me des la tabarra. Ahora voy.

¿Cómo está, doctor?

¡Chist!

13/7.

¿Y eso está bien? Perfecto.

Bueno.

Pídale hora a la enfermera para mañana.

¿Tengo que volver mañana? Sí.

Le quiero hacer una PSA. ¿Eso qué es?

Prostático soluble antígeno. ¿Otro prostático?

No, un análisis de sangre.

¡Ah!

Y ahora,...

...bájese el pantalón.

Y póngase de rodillas.

Relájese, es solo un momento.

¡Enfermera!

"El atracador entró en la sucursal bancaria y se puso en la cola...

...sin levantar sospechas".

-¡Cómo está el patio!

-"Encañonó al cajero".

"Este, le entregó una cantidad que ronda el millón de pesetas".

-¡Taxi, taxi!

-"El ladrón actuó solo y con una gran sangre fría".

"Nadie sospechó que pudiera tratarse de un atracador".

-Gracias. -Buenos días.

-Creía que no me había visto. -¿Adónde vamos?

-Primero, lléveme a la calle Aristóteles, 11.

Allí espera y ya le diré. Me llevará a varios sitios.

-A la calle Aristóteles, 11.

Bien.

Llevo poco tiempo en esto del taxi.

¿Me podría decir por dónde queda?

-En el barrio de la Concepción. ¿Lo conoce?

-¿El barrio de la Concepción?

El barrio de la Concepción empieza en...

El barrio de la Concepción empieza en...

-Siga todo derecho y ya le iré diciendo.

-Muy bien.

Vamos para allá.

Gente hablando

Tienen 45 minutos para hacer el examen.

¡Hombre!

Aquí tenemos una guerrillera.

¿Cuándo nos vamos para la selva?

¿Hay alguna revolución?

Ya tenemos en clase la primera comunista.

Seguro que también tenemos estampitas con la foto de Fidel Castro.

-Señor Vigueras.

No se burle de mí.

-La rojilla se nos ha enfadado.

Siéntate y sigue con el examen.

Que te sientes.

-Cuando me pida disculpas.

-¿Cómo has dicho? -Que se disculpe por reírse de mí.

-¡Fuera de clase!

"Hoy, la gente viste como le da la gana".

"En aquella época, ponerse una chapa del Che era un acto de rebeldía".

"Podía acarrear que te señalaran con el dedo".

"Ante semejante injusticia, puse en práctica...

...lo que no entendí del libro rojo".

¡Siéntate!

¡He dicho que te sientes! ¿Sabe qué?

Es un fascista, un reaccionario y un tigre de papel.

-Señor Vigueras.

Es un juguete en manos del capitalismo.

-¡Fuera los tres de clase!

¡Al acabar, os veré en la sala de profesores!

¡Llevarán una nota a casa!

Que no son churros. Además, tenemos elecciones sindicales.

No podemos echar horas.

-Déjate de elecciones sindicales. Primero, la obligación.

-Ya veremos cómo llegamos.

Buenas.

¿Qué pasa? -¿Qué te has hecho?

Nada, que me he tropezado.

Ha llamado tu mujer.

Una dependienta dice que se va a matar.

¿Se va a matar?

Ya llamo luego.

A mí me parece que está bien. ¿Tú qué dices?

-Ya sabes. Sí.

Déjanos solos, Curro.

Está bien.

¿Qué pasa?

¿A ti te han hecho una PSA? ¿Eso qué es?

Prostático soluble antígeno. De eso no.

A mí me hacen una mañana.

He ido al urólogo.

Porque no andaba bien.

¡Joder!

Por Dios.

Gente hablando

Timbre

Hombre, Clara.

¡Cuánto lo siento!

Ni me hables. Está desquiciada.

Va a acabar bebiéndose esa botella y nos va a dar un disgusto.

No la voy a contratar.

No, si lo que me preocupa es lo de Antonio.

¿Qué es lo de Antonio?

No sabes nada. ¡Vaya por Dios! ¿Qué tengo que saber?

¡Qué metedura de pata!

¿Qué le pasa?

Pues lo de... Pues eso. ¿Qué?

¡Habla!

Lo de la próstata. ¿Qué próstata?

La de tu marido.

Yo creía que lo sabías.

¿Cómo sabes cosas de su próstata? Me lo contó Desi.

Le ha dicho que se encontraba fatal y que se iba al urólogo.

¿Urólogo? Sí, al urólogo.

Por eso estaba así.

Madre mía, no voy a aprobar.

¿Cómo voy a aprobar así?

¿Te paso la lección? Déjame.

Polonia, Noruega.

Cualquier cosa, estoy arriba.

Que no tiene importancia.

Es un análisis normal y corriente. No sabía que se llamaba así.

PSA. Eso. No tiene importancia.

Me hicieron uno hace dos años.

Teléfono

Sucesores de Gráficas Husillos.

Hola, Mercedes. Sí, te lo paso.

Te iba a llamar ahora mismo, pero es que acabo de llegar.

¿Quién se ha encerrado?

Valentina.

Si no la contratamos, se mata.

"Pero llamo para saber cómo estás".

Muy bien, ¿por qué?

"Por nada".

Te veo un poco raro.

Estoy como siempre.

Como anoche te querías hacer un seguro de vida.

"Porque me pongo nervioso".

Digo chorradas. Estoy bien.

¿Seguro?

Mejor que nunca.

Tengo aquí mucho lío. Adiós, milano.

"Hasta luego".

Vamos a ver.

Volviendo a la PSA.

¿Después de eso te hicieron un tacto?

¿Un qué? Un tacto. Lo del guante.

No lo quiera Dios.

Pues estoy peor que tú.

¿Qué te ha dicho?

Ya conoces a Antonio.

Que está mejor que nunca.

Has hecho muy bien en no decirle que lo sabes.

Ya te lo contará.

A los hombres les da vergüenza.

No le pasará nada malo, ¿verdad?

No. Seguro, mujer.

¿Con esa loca qué vas a hacer?

No lo sé. Espero que no se beba la lejía.

A ver si me concentro. Mañana tengo el examen.

Yo voy con la comida.

El barroco.

Están calentitos.

-Ramón Tamames puesto a disposición del tribunal de orden público.

Aquí no se salva ni Dios.

-Hola.

Un café.

¿Cómo no estás en la reunión? -¿En qué reunión?

-Para elegir enlace sindical. -¿Dónde es?

-¿No te lo dijo Toni?

Pregúntaselo a él.

-Luego te pago.

-Vale.

¿Está libre?

-No, espero a un cliente.

"Su hijo Carlos Alcántara...

...ha sido expulsado de la prueba de matemáticas...

...por su comportamiento irreverente y provocador".

La habéis liado.

"Podrá presentarse al examen en la convocatoria de septiembre".

-¿Para qué? Nos va a suspender.

-Nos ha cogido tirria.

-Cuando muera Franco, darán aprobado general.

-Ese no se muere nunca.

-Mi padre dice que los presos saldrán de las cárceles.

Las chicas se quitarán los sostenes.

-Ya era hora.

-Sois todos iguales.

"Ante la actitud de los alborotadores de la facultad de Económicas,...

...la policía tuvo que actuar con contundencia".

¿Ha dicho Económicas?

Eso ha dicho.

"A sueldo de Moscú,...

...quieren crispar la paz universitaria".

Ya verás como al final no te puedes presentar al examen.

Claro que me voy a presentar.

"El ministro de Educación y Ciencia...

...manifestó que de continuar los disturbios, la policía...

...deberá modificar su estrategia".

Está dando palos la policía.

Pues me tengo que presentar.

Lora Tamayo dice que no.

Todos los días hay jaleo.

No has comido nada.

No me pasa nada.

Pues come.

No tengo hambre. Haz un esfuerzo.

Comer esforzado no da resultado.

Se dan las condiciones para que haya una revolución.

¿Qué has dicho?

Ya es hora de que dejen hablar a los trabajadores.

Mamá, contrata a Valentina.

Le has sacado la plusvalía. ¡Dios mío!

¿Quién te enseña esas cosas? Ya no soy un crío. Ya veréis.

Cuando Franco muera, saldrán los presos y podrá volver Inés.

¡Jesús!

Puente de los Franceses.

Puente de los Franceses, mamita mía,...

...nadie te pasa.

¿Quién le ha enseñado eso? Sí.

Yo no.

Carlos, hijo.

¿Adónde vas?

Al váter.

Dios.

"Se conocen más datos del atraco que ha tenido lugar esta mañana".

"El delincuente es de edad media, con calvicie y estatura baja".

"Vestía traje y usaba gafas".

"Las fuerzas de seguridad confirman...

...que es el cuarto atraco en la zona".

-Bien.

Vamos a la Gran Vía.

-Como usted diga.

-Espere, que voy a comprar tabaco.

-"Según testigos presenciales,...

...el atracador padece una cojera en la pierna izquierda".

"La policía espera poder localizarlo lo antes posible".

"Va armado y es muy peligroso".

"Se cree que no ha salido de la capital".

Toni, ¿qué pasa?

¿No me dices ni hola?

-Baja la voz. -¿Qué os pasa?

-Me empiezas a hartar. -Voy a gritar.

No me dijisteis lo de la reunión.

-No tenemos por qué. -¿Qué te pasa conmigo?

Raúl, ¿qué pasa?

-¿Quieres saberlo? -Sí.

-Vamos a tomar algo.

¿Me vas a decir lo que te pasa?

Nada.

¿Crees que no me doy cuenta? No me pasa nada.

Toma. ¿Qué es esto?

El seguro de vida.

¿Y lo has hecho? No, todavía no.

Si me pasa algo grave, te dan millón y medio.

Te las arreglarías. ¡Qué exagerado!

¿Soy exagerado?

Me voy a la imprenta.

Si tienes algún problema, dímelo.

Es que no tengo ningún problema.

Estoy mejor que nunca.

¿O no me ves?

¡Valentina, no tiene vergüenza!

Mira que comerse un bocadillo.

-Como lo que me da la gana.

-¿Quiere entrar en razón?

¡Ya está bien, que está armando una!

¡Joder!

-Se ha traído un pícnic y todo.

-¡Joder!

-Una persona que se come ese bocata no es capaz de suicidarse.

-Los locos sí.

-¡Ay!

-¿Adónde vas? Te llevo esperando todo el día.

-Ramón. -¿No habrás cogido a nadie?

-¡Qué cosas tienes!

-¿Quieres que nos quiten la licencia? -¡Qué voy a querer!

-¿Has estudiado? -No hago otra cosa. De verdad.

-Este no estudia nunca. -¡Ramón!

-A ver si convencemos a Valentina, que se ha encerrado.

-¿Quién? -Valentina.

Ven. -Espera.

Voy a aparcar, ¿no? -Bueno.

-¡Tendré que aparcar! -¡Huy!

-¿Adónde va ahora?

-¡Miguel! -¡Miguel! ¿Adónde vas?

Teléfono

Teléfono

Teléfono

Teléfono

Teléfono

¿No te lo coge?

-No. -Pues vaya.

-Se ha ido de parranda.

-¡Qué va! -Claro que sí.

La culpa la tengo yo.

-Tranquila, algo le pasará.

-Claro, que estará en una sala de alterne.

-¿Por qué dices eso? -Porque no tiene remedio.

¿Sabes qué voy a hacer? Le voy a dejar.

-¿Cómo que le vas a dejar?

-Como no apruebe, le dejo.

¡Qué pesada!

¿Qué haces con las plantas a estas horas?

Me estoy dando un respiro, que no puedo más.

Ah.

Sigue ahí.

Si lo llego a saber, traspaso la tienda y santas pascuas.

No digas eso. A lo hecho, pecho.

Tiene razón Carlitos.

¿En qué tiene razón?

Que los rojos me la van a quitar.

Que no, eso solo pasa en Rusia.

Venga quien venga, las mujeres tendrán que cortarse el pelo,...

...teñirse, peinarse.

¡Sereno!

-¡Va!

¿Tú no puedes dormir?

No.

Ya.

Pues he pensado que si me suspenden, me presento el año que viene.

A mí lo que me importa eres tú y mi familia.

Y que tú estés bien.

¿Qué se me ha perdido en la universidad a mis años?

Me hacía ilusión. Anda que no iba a fardar.

Cuando me dijiste que te ibas a presentar a un examen...

...para mayores de 25 años para la universidad, se me pusieron aquí.

Lo he pensado mejor y es buena idea.

Imagínate que falto yo. ¿Por qué vas a faltar?

Porque falto, Merche.

Si falto, una carrera siempre te va a ayudar.

No digas eso. ¿Qué te va a pasar?

Cosas de los hombres. ¿Para qué me he hecho el seguro?

¿Te has hecho ya el seguro? Sí, completo.

Es más gordo de lo que pensaba.

¿Es más gordo? ¿Qué pensabas?

Nada.

En lo rápido que pasa todo.

Los años.

La vida.

A ver si pego ojo. Yo me voy a estudiar.

"Y allí estaba yo aquella noche dando vueltas sin poder dormir".

"Cinco meses antes de que el caudillo muriese".

"Sin saber cómo contar lo sucedido".

"Que tendría que presentarme en septiembre".

"En vez de seguir buscando justificaciones,...

...decidí seguir el consejo del libro rojo".

"El proletariado debe ir con la verdad por delante...

...si quiere destruir al enemigo y llegar al poder".

Merche.

¿Qué?

Hay una cosa que no te he contado. ¿El qué?

Creo que estoy malo de la próstata.

Pero si ya lo sabía.

¿Cómo que ya lo sabías? Clara me lo ha contado.

¡Mira que le he dicho a este mangarrián que no se lo contara!

Está preocupado por ti y yo también.

¿Por qué no me lo has dicho?

Cuando me lo encuentre... ¿Has ido al médico?

Sí, pero como si no. ¿Por qué?

Me ha mirado la tensión, pero lo otro no me lo ha hecho.

¿Lo otro qué es? Lo otro.

El tacto con el guante. Me he caído y me he marchado.

¿Era eso?

Si eso no es nada.

¿Cómo que no es nada? Mañana vas y te lo haces.

Siento no poder acompañarte. ¡Qué susto me has dado!

¿Por qué no me lo has dicho, tenías vergüenza?

Sí. Buenas noches.

¿Qué haces despierto?

Tengo que contaros algo importante.

¿Qué? Me han echado del examen.

¿Cómo que te han echado del examen?

¿Y eso por qué, hijo?

Porque el profesor ha insultado a Karina y no se lo podemos consentir.

Si nos rendimos, los explotados no seremos fuertes.

Es el pensamiento de Mao Tse Tung.

¡Vete a la cama!

Comportamiento irreverente en el transcurso de dicho examen.

Mamá, ya te lo he dicho, pero te lo quiero volver a decir.

Quiero que Valentina trabaje en la peluquería.

El trabajo es un derecho.

Es el pensamiento de Mao.

Júrame que irás al médico.

Que sí, mujer, alguien tendrá que hacerme el tacto.

¡Ay!

¿Adónde llamas?

A Pili.

Ah.

Me parece que ahora puedo.

¡Joder!

Teléfono

¿Dígame?

Perdona que te llame a estas horas.

Vamos a hablar con Valentina.

Pero ¿ahora mismo? "Ahora mismo".

"Ha sido detenido el atracador que esta mañana asaltó un banco...

...llevándose un millón de pesetas, que ha sido recuperado".

"Senén Campillo ha confesado la autoría...

...de los hechos momentos después de su detención".

-Hola.

Dime que no has atracado un banco.

-¡Joder, joder, joder, Toni!

Me he llevado el dinero del que no era.

-¿Qué hace eso ahí?

Si me engañáis, me suicido y dejo una carta echándoos la culpa.

-No empiece otra vez con eso.

Si trabaja, se tiene que poner a estudiar en una academia.

-Muy bien. Pues abra.

Ya veréis qué bigudíes voy a poner.

Echando la cera, la mejor. -A ver si es verdad.

Y las llaves. -Que descanséis.

-Igualmente.

Menos mal.

Por Dios.

-Otra cosa.

12 mensualidades más la paga del 18 de julio.

La extra de Navidad y un mes de vacaciones.

-Naturalmente. -Hasta mañana.

Pensamiento Mao Tse Tung.

¿El qué? No, nada.

Cosas mías.

Mi primera intención fue presentarme en comisaría.

Pero pensé que me iban a pedir la cartilla y me dio miedo.

-El que se dejó el maletín ya te habrá denunciado.

No sé cómo no te han detenido ya. -Hombre...

A lo mejor no le dio tiempo a coger el número de matrícula.

-Sabe el modelo de coche.

Preséntate en la comisaría y diles la verdad.

-¿Y si me quitan la licencia?

-Es mejor a que te caigan 20 años. -¡Joder!

-¿Cómo te lo quedaste?

-Me dio un pronto, Toni, me dio un pronto.

Vi una calva y después que cojeaba.

Y es que eran iguales.

Pero cuando vi la televisión, me di cuenta de que eran diferentes.

-¿De dónde la has sacado?

-Estaban en el maletín.

-¿Sabes quién es este? -El cliente.

-Es Andrés Sainz de los Trigueros.

-¿Y quién narices es ese? -Un subsecretario con conexiones.

-¿Eh?

-Saca dinero de los jerifaltes fuera de España.

-Me lo puedo quedar. -¿Cómo te lo vas a quedar?

Como te encuentre, no te podrás ir de rositas.

-¿No puedes escribir un artículo? -No me lo publicarían.

Mañana te presentas a primera hora en el ministerio.

Le das el maletín.

Timbre

-¡Joder, vienen a por mí!

-Espera.

¡La madre que me parió!

-¿Cómo has podido pensar que soy una confidente?

¿Qué culpa tengo de que mi padre sea de la BPS? Por eso me fui de casa.

Uno no puede elegir a su padre.

¿Qué puedo hacer? Es mi padre, Toni.

Le quiero y me repugna todo lo que hace.

Pero nunca le he contado nada.

-Perdona. -Nunca.

Por eso me fui de casa.

Por no verle, porque le odio.

-Joder, lo siento. -¿Por qué me has hecho esto?

-¿Cómo me lo iba a imaginar?

Pasa.

Merche.

¿Ya has terminado? Sí, no puedo más.

Me ha faltado un tema. Si me toca, no sé qué voy a hacer.

¿Por qué no haces una chuleta como todo el mundo?

¿Cómo voy a hacer una chuleta?

Si apruebo, apruebo porque apruebo.

Bueno. Tienes unas cosas.

Mañana me llevas y luego te vas a hacer eso.

Los análisis y lo otro.

No fastidies, lo otro no.

Nosotras vamos al ginecólogo.

No es lo mismo.

Pues te aguantas y vas.

Bueno. Anda.

No pienses más.

No le des más vueltas.

¿Cómo no voy a pensar más?

Estaba dormido y me vienes a hablar del tacto otra vez.

Tienes la próstata perfecta.

¿Seguro? Mejor que la mía.

Ayer fui al baño y tampoco me costó tanto.

Te lo agradezco mucho. Me has tranquilizado.

Se pone uno nervioso con estas cosas.

Dentro de unos días, estarán los resultados del análisis de sangre.

Puedes estar tranquilo.

¿Y por qué crees que unos días sí y otros días no?

Puede ser cualquier cosa.

Desde un pólipo en la vejiga hasta nervios.

¿Y la edad? ¿Qué pasa?

Que si influye la edad.

No, hombre. Tú bebe agua, mucha agua.

Litros de agua.

Muy bien, id a por él.

Pero discretamente.

Tantear lo que sabe.

Puerta

Espera.

-Don Andrés.

Ha llegado un señor que es taxista y tiene una cosa que se dejó.

-Que pase.

No hagas nada. Te llamaré.

-¿Da usted su permiso? -Pase, pase.

Siéntese.

Que se siente.

Buenos días. Espero que hayan preparado bien el examen.

No pueden tener nada en la mesa y está prohibido copiar.

El tema es la célula humana.

Tienen para desarrollarlo 90 minutos a partir de... De ahora.

Dijeron que era calvo, llevaba gafas y cojeaba.

Y claro, me asusté.

No fui a la policía porque aún no tengo permiso para hacer servicios.

Pero cuando lo vi por la televisión...

-Me alegro de que se haya resuelto así.

Comprenda que yo ya había dado las órdenes...

...para que fueran a detenerlo.

Pero lo pararé todo.

En cualquier caso, si necesita algo más...

-No.

-Bien. -Bueno.

Podría hacer algo por mí. -¿Sí?

-Creo que no seré capaz de sacarme la cartilla.

Con el paso de los años, hago por estudiar, pero no se me queda.

-Usted es Miguel Alcántara Barbadillo.

-Sí. ¿Cómo lo sabe? -Aquí lo sabemos todo.

Vaya a esta dirección hoy mismo y recoja la cartilla.

Les llamaré para que la vayan preparando.

Y olvídese de todo esto.

-¿De qué?

-Váyase.

-Sí.

Muchas gracias.

-No hay de qué.

Gritos

¡Merche!

¡Merche! ¡Antonio!

¡Antonio, estoy aquí!

Deprisa.

¡El coche!

¿Qué están haciendo?

¡La madre que me parió!

¡Arranca!

¡Está lleno de cristales!

¿Qué pasa? ¡Yo qué sé!

Haré lo que pueda, pero las lunas hay que pedirlas a Arevalillo.

¡Joder, pero si es que te lo han dejado hecho un Cristo!

Ya lo sé.

¿Crees que me lo cubre el seguro?

Difícil, pero podemos intentarlo.

Que me tengan que pasar a mí estas cosas.

Lo importante es que estamos bien.

De milagro. Pensé que no salía.

Y un gris la tomó conmigo.

Le dio unos mamporrazos. ¿Te ha hecho daño?

No, pero por poco.

Cuando sepas algo, me avisas.

Descuida. A ver si lo arreglamos pronto.

-"Que se proponen alterar la paz y la tranquilidad".

¿Qué más te ha dicho el médico? Que tengo la próstata mejor que él.

Eres un quejica.

¿Y el examen? Muy bien.

Te ha salido bien al final.

No te he dicho la verdad.

¿El qué? Pues que...

Que me salió el tema que no me sabía, la célula humana.

¿No te ha salido bien? Porque me llevé una chuleta.

¿Has hecho una chuleta? Sí.

Tú haces chuletas y yo tengo la próstata como un niño.

Enséñamela.

¿La chuleta? ¿La tienes aquí?

Aquí.

Tienes un delito...

Célula humana.

"Aquel junio del 75 los suspensos no me dolían tanto como antes".

"Lo que me indignaban eran las injusticias".

"Aunque algunos, como yo,...

...no sabíamos hacia dónde ir una vez levantados".

"A punto de cumplir 15 años,...

...tuve claro que ya fuese con la ayuda de Mao o Lenin,...

...tenía que hacer algo para colaborar en eso que iba a pasar...

...cuando terminase la dictadura".

Merche.

No sabes qué bien va esto.

Pero que muy bien.

Óyeme, cachita, tengo una rumbita...

...para que tú la bailes como bailo yo.

Muchacha bonita, mi linda cachita,...

...la rumba caliente es mejor.

Óyeme, cachita, tengo una rumbita...

...para que tú la bailes como bailo yo.

Muchacha bonita, mi linda cachita,...

...la rumba caliente es mejor que el son.

Mira que se rompen ya de gusto las maracas.

Y hasta el timbalero ya se quiere alborotar.

Se divierte así el francés y también el alemán.

Y lo goza el irlandés y hasta el musulmán.

Cuéntame cómo pasó - T9 - El último tacto en Madrid - Capítulo 142

27 sep 2007

Con el incipiente calor del mes de junio, el barrio de San Genaro arranca el verano entre obras, exámenes, sorbitos de lejía y algún que otro sofoco.

El tiempo pasa y los años comienzan a pasar factura. Mientras Carlitos crece y afianza su compromiso con Mao Tsé Tung, la pequeña María ya sabe cantar y sorprende a todos entonando antiguas canciones que ponen los pelos de punta a Herminia.

Los sustos y las preocupaciones no dan tregua entre los Alcántara, sobre todo, para Antonio que, a punto de cumplir los cuarenta y nueve, quiere hacerse un seguro de vida por lo que pueda pasar. Mercedes tiene bastante con lo suyo, entre los cambios de la peluquería y las pruebas de acceso a la universidad no da abasto. Igual que su cuñado Miguel, que con eso de querer sacarse la licencia para conducir taxis, se pasa el día estudiando, pero con resultados inciertos.

Toni, en cambio, tiene que superar su propio examen con Juana. Recién llegada del Sáhara, el desconcierto invade su relación hasta que descubren la existencia de una nueva persona muy cercana.

ver más sobre "Cuéntame cómo pasó - T9 - El último tacto en Madrid - Capítulo 142" ver menos sobre "Cuéntame cómo pasó - T9 - El último tacto en Madrid - Capítulo 142"
Programas completos (353)
Clips

Los últimos 2.565 programas de Cuéntame cómo pasó

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos