Dirigido por: Juan Manuel Blázquez

Esta serie es un diario de recuerdos que aporta una mirada diferente sobre comarcas, pueblos y lugares poco conocidos de nuestro país.

3964238 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos Cuadernos de paso - Cuaderno del Jerte - ver ahora
Transcripción completa

Sakura.

Decían que la sakura, como llamaban a la flor del cerezo...

...los samuráis, era admirada por los guerreros porque,...

...en el apogeo de su belleza, caía de su rama para morir.

Y decían también que tras la muerte de sakura...

...había una fiesta, llamada hanami,...

...que reunía a las familias a comer sobre la alfombra...

...dejada por las flores y que allí celebraban...

...la llegada de la primavera.

Así era una de las muchas historias que anoté en mi cuaderno de paso...

...de mi viaje por tierras extremeñas,...

...por un territorio asombroso, en donde la vida,...

...como en un cuento japonés,...

...se regía por el ciclo de los cerezos:

el valle del Jerte.

Érase una vez un hombre, llamado Abilio,...

...que guardaba las campanas de Barrado,...

...uno de los pueblos más recónditos...

...del valle del Jerte,...

Un lugar cuyo recuerdo, no sabría explicar por qué,...

...me llegaba siempre mezclado con sensaciones de antaño,...

...como las sesiones de cine doble, en butaca de madera...

...y cucurucho de pipas, de los domingos por la tarde.

-Antiguamente, cuando mi abuelo,...

...que en paz descanse,...

...había un tipo de toque,...

...que se tocaba al avemaría por la mañana, tempranito,...

...y se rezaba, normalmente,...

...un avemaría.

Luego, se tocaban las oraciones...

...el viernes por la tarde,...

...al oscurecer,...

...y también se hacía otra oración.

Con ésa se tocaba la pequeña.

Y en las oraciones de por la tarde se tocaba la mayor,...

...la campana mayor.

Cuando se muere una persona mayor, se distinguía porque al final...

...del doble se daban tres campanadas.

Tan, tan, tan. Tres.

Ahí ya se sabía que era una persona...

Era... hombre.

Y, si era mujer, dos, dos toques.

Después de doblar, después de terminar.

En la relación de Abilio con el campanario de Barrado...

...hubo días extraños, como aquél en el que rompió...

...una de las campanas avisando de un fuego.

Y también días muy tristes,...

...pero el toque nunca faltó.

-Pues... el toque que más me emocionó...

...fue el de mi hijito, que se me murió a los nueve días.

Y tuve que tocar y hacer un esfuerzo,...

...como he hecho cuando se murió mi padre,...

...se murió mi madre, mi hermano...

Eso es hacer un sacrificio grande,...

...estar cantando y estar llorando.

Eso hay que ponerse en su sitio y saber...

Y lo he hecho.

Pero ese día Abilio echaba las campanas al vuelo,...

...un toque alegre que sólo se daba...

...en ocasiones especiales,...

...como la víspera de San Gregorio,...

...en que se hacía la procesión del ramo en Barrado.

A la huerta del señor...

...para bendecir el ramo.

Salga en mí.

Salga el ministro de Dios.

-Oh, Dios, santifica este ramo...

...que te ofrece el pueblo de Barrado...

...en honor de San Gregorio y concédele...

...por su intercesión... La procesión del ramo...

...se hacía el nueve de mayo y consistía en ofrecer...

...a San Gregorio, que llevaba cerezas en la mano,...

...un ramo adornado con rosquillas.

Con él se le pedían distintos favores,...

...la mayoría de las veces relacionados con las cosechas.

Un rito que se repetía en casi todos los pueblos...

...del valle del Jerte, cada uno con su santo.

En Cabrero, por ejemplo,...

...se celebraba en septiembre el día de San Miguel.

En Casas del Castañar era por San Roque, en agosto.

Y en Jerte en julio, el día del Cristo del Amparo.

La panadería de Teresa y Avelino tenía mucho que ver con el ramo,...

...porque ellos eran los encargados de hacer la rosca,...

...que se ofrecía al santo y que se comían los asistentes...

...al final de la procesión.

La panadería, además, era un lugar muy especial.

Y no sólo por el olor dulzón del horno,...

...sino porque podías dar un repaso a las tradiciones del pueblo,...

...observando el trabajo de Teresa y Avelino.

Así ocurría que si hacían bollos de leche o perrunillas...

...es que estábamos en fiestas.

Y otro tanto pasaba con la rosca, que tenía una larga historia,...

...y con el pan, que en años de posguerra...

...sustituía a las tartas.

-El pan este, la pajarita, es de las bodas...

...cuando no habían tartas y los novios, los familiares,...

...encargaban el pan de la boda.

La pajarita significa la novia. No había tartas en las bodas.

El lagarto es el novio...

...y el nido, la descendencia.

El pan de cuatro canterones era de cuando la guerra,...

...que era para el racionamiento. Entiéndeme.

Si en la familia había cuatro personas,...

...daban un pan entero. Si había tres,...

...partían una ración. Significa el racionamiento, ¿eh?

Después, el roscón. El roscón se suele regalar...

...a la Virgen del Viso porque se hace un ofertorio,...

...para que pueda sacar algo para beneficio de la Iglesia.

Además del roscón de Teresa y de Avelino,...

...había otra costumbre típica de ese día.

Me contaba Abilio, el campanero, que tanta fe se tenía...

...en San Gregorio que, antiguamente, se le llevaba...

...a la parte alta de Barrado, desde donde se veían...

...los campos sembrados, y allí los vecinos...

...les pedían a los portadores que pusieran al santo...

...mirando para sus tierras, para que les librara...

...de las plagas, especialmente la de orugas,...

...que tanto mal hizo antaño a los cerezos.

Y decía Abilio que le gritaban al santo:

"San Gregorio, mira p'a lo mío. San Gregorio, mira p'a lo mío".

Y que entonces las plagas desaparecían.

-¡Venga!

¡Venga, id comiendo!

¡Id comiendo!

¡Toma!

¡Venga, que haya p'a todos!

-Un cachino.

Y andando andando llegué hasta Piornal,...

...el pueblo más alto del valle, en donde había una fiesta...

...con un personaje extrañamente vestido...

...con algo que más que un traje parecía una armadura.

Allí conocí a Sergio y José Luis, que me hablaron de tradición,...

...de nabos y de moratones.

-Ahí, tranquilo.

-Antiguamente, había más moratones, en las manos,...

...en los codos, en las espinilleras,...

...que es donde más suelen doler. Es donde salen más moratones,...

...las partes menos protegidas.

Pero lo que más cansa del Jarramplas...

...es la asfixia que te da y el peso que llevas.

Sí, porque llevas más de 40 kg de peso.

Y eso hasta que el cuerpo aguanta, cuando dices:

"No puedo más. Tengo que parar y quitármela".

-Estás más nervioso que yo.

-Sí, porque sé que esto pesa.

Cuanto más estés aquí, más estás sufriendo.

-Al ponerme el traje, el mayordomo tiene...

...más nervios que el que sale.

Estás más nervioso pensando que no va a salir bien,...

...que va a pasar algo, pero yo tengo ganas de salir.

Quiero hacer lo que pueda, hasta que aguante el cuerpo.

Hasta que aguante el Jarramplas.

En Piornal, los días 19 y 20 de enero,...

...se celebra la fiesta del Jarramplas.

Dicen que es en recuerdo de la expulsión de un ladrón...

...de ganado que asoló el pueblo.

Pero su origen real y antigüedad se desconocen.

-Para mí ser Jarramplas significa mucho.

Desde pequeño, estás en la escuela jugando a eso,...

...estás hablando con los amigos de eso.

Y luego, la forma de vivir la fiesta.

Disfrutas tanto que un día dices:

"Ahora voy a ser yo Jarramplas y a intentar dar fiesta al pueblo".

El Jarramplas se une un poco a San Sebastián.

Yo le hice una promesa. Si se me cumplía,...

...yo a él le entregaba ser un día Jarramplas.

Ésa fue una manda que se llama aquí.

Yo le prometí algo al santo, se me cumplió,...

...me apunté hace 10 años...

...y ahora este año próximo seré Jarramplas.

Intentaré cumplir como él cumplió conmigo.

Dicen que se gastan varios miles de kg de nabos...

...ese día para arrojárselos a Jarramplas.

Pero el Jarramplas nunca se marcha.

-20 días antes de Navidad, hablamos todos de Jarramplas,...

...pensando en ese día.

Entonces, el día en el que empiezas a escuchar el tambor,...

...te empieza el corazón a palpitar y ya no te encuentras bien...

...dentro de la cama. Son las siete de la mañana...

...y estás con ganas de levantarte, de vivir el día...

...y empezar a oler a nabo, a sentir muchas sensaciones...

...que tienes en estas fiestas.

Es una cosa fuera de lo normal.

Hay una lista con los nombres de todos los Jarramplas...

...que hubo, año tras año, desde los años 40 hasta hoy.

Hay también una lista de espera de entre 10 y 15 años.

Por eso, aunque todos los 20 de enero intentan echarle,...

...parece que el Jarramplas nunca se irá de Piornal.

¿Cómo se irá de un lugar así?

-Marcelina Vicente Moreno...

...para servirle a Dios a usted.

Sí, así me llamo, Marcelina Vicente Moreno.

Fuera cual fuese el momento del viaje que viniese a mi memoria,...

...siempre le acompañaba el sonido del agua.

Un agua limpia, fría y transparente...

...que le dio su nombre al valle del Jerte...

...a través del vocablo árabe xerit,...

...que quiere decir río cristalino.

Un agua que descendía por arroyos y gargantas con tal fuerza...

...que desgastaba las rocas,...

...creando espacios fantásticos,...

...como el paraje que llamaban la garganta de los Pilones,...

...conocido en la zona por las formas sinuosas...

...esculpidas en las piedras del río.

Para mí, ese recuerdo me arrastraba hacia un espacio mágico,...

...imprescindible para comprender la razón que se escondía...

...detrás de las costumbres y leyendas del Jerte:

la reserva natural de la garganta de los Infiernos.

Cuenta don Rufo González Cuesta, cronista de Tornavacas,...

...que fue en el s. XVI cuando el emperador Carlos I...

...de España y V de Alemania...

...atravesó la garganta de los infiernos camino...

...del monasterio de Yuste.

Lo llevaban en un sillón unos vecinos de Tornavacas.

Cuenta don Rufo que, tras el duro viaje por la montaña,...

...el Emperador, agradecido, les manifestó a esos hombres...

...que qué merced querían por tan esforzada travesía.

A ello, contestaron que un pellejo de vino.

Así se formó la ruta de Carlos V.

Una ruta que reconozco que no seguí en honor al Emperador,...

...ni de los tornavaqueños,...

...sino para llegar a una casa sin agua corriente ni luz eléctrica.

Allí habitaba un pastor, un ermitaño,...

...sin más compañía que los cantos de carboneros,...

...herrerillos, ruiseñores...

...y el sinfín de especies de aves que anidaban en los castaños.

Se trataba del tío Paulino, que vivía tan feliz ajeno al mundo.

Allí hablamos de su vida, entre silencios que valían...

...tanto como sus palabras.

-He estado como medio año.

En invierno, todo el invierno.

En el verano, subimos allá a Redondo,...

...una de éstas que se llama Redondo.

Está en Tornavacas.

Hacía 40 años que la vida del tío Paulino seguía...

...el ciclo de sus animales:

ordeñar a las cabras, dar de comer a los cerdos,...

...hacer los quesos.

-Como tengo el asunto con el ganado aquí, hay que atenderlos.

Esto no se puede dejar como otra cosa.

Hay que atenderlo siempre, de noche y de día.

Dijo que antes había más gente que vivía en el monte,...

...pero que ya no porque la gente joven ya no quiere esclavitud.

-Hay que procurar echar como... No echar mucha,...

...si no, queda muy salado. Echar un poco a cada uno.

Me contó también que hacía dos días que cumplió 74 años.

Nadie se enteró.

Hacía más de un año que no bajaba al pueblo, a Jerte.

Tampoco lo necesitaba porque él se apañaba con poco...

...y algo que le subían de cuando en cuando.

-Claro, se hacen matanzas. También me suben del pueblo.

Algo de pesca cuando viene. Suele venir cada ocho días.

Y el pan también me lo suben.

Y vino, que gasto mucho.

Cuando salí de su casa, pensé que si le preguntasen...

...que dónde vivía,...

...su respuesta parecería fruto de una mala noche,...

...pues diría:

"Yo vivo en la garganta de los Infiernos".

Campanadas.

A mediodía, me llegué hasta Jerte.

Es un pueblecito tranquilo, estructurado en torno a dos calles:

la de la carretera y la que llegaba a la plaza...

...de la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción,...

...donde me sorprendió ver que aún se guardaba memoria...

...del saqueo llevado a cabo por los franceses en 1809,...

...en la Guerra de la Independencia,...

...como ocurrió en muchos pueblos, como Tornavacas,...

...donde estas tropas destrozaron a picotazos los escudos...

...de piedra de las casas en protesta contra la nobleza.

Pero más famosas aún que estas historias del s. XIX,...

...eran los bazares de piezas de alabastro de la carretera.

Eso era algo que me llenaba de extrañeza...

...porque ¿qué tenía que ver el alabastro con el valle del Jerte?

Buscando respuestas entré en una de aquellas tiendas...

...y recuerdo que fue algo sorprendente.

Porque tuve la sensación de internarme...

...en un mundo caótico donde en un primer vistazo era...

...literalmente imposible centrar tu atención...

...entre colmillos, Venus, huevos, cerezas...

...y pirámides de Egipto de alabastro.

Allí estaba hasta el mismísimo Fumanchú,...

...la pieza más antigua del lugar al que recordaba...

...de mi niñez en la casa de la abuela, que lo tenía...

...como lámpara en la mesilla de noche desde donde parecía...

...examinarme bajo aquella inexpresiva mirada...

Que daba miedo, oye.

Detrás del establecimiento, en una pequeña nave,....

...cubierto por el polvo de alabastro...

...desprendido por las máquinas, en el que trabajaba Francisco...

...o Paco el Chivela, el hombre para todo.

-Todo lo que es el alabastro, está aquí.

Lo que no sea de torno, todo es tallado a mano.

Sobre todo se tallan tipo sujeta libros,...

...que son caballos, búhos, todo tipo de cualquier figura...

...de animal o persona.

Le pregunté por el origen del alabastro,...

...pero él sólo trabajaba allí.

-Yo estaba en mi edad escolar, tenía 14 años,...

...y el mayor de los hermanos me propuso que si quería...

...trabajar con ellos, porque había visto mis dibujos...

...y se me daba bien dibujar; a ver si se me daba bien tallar.

Y entonces ahí empecé.

Probé y... me quedé.

El dueño se llamaba Antonio García y parece ser que la introducción...

...del negocio en el Jerte fue cosa de su padre hacía...

...más de 30 años.

-Mi padre era del pueblo de Jerte...

...y aquí empezamos a trabajar mis cuatro hermanos y mi padre;...

...estábamos en un taller pequeño,...

...realmente era una cuadra.

Fueron años duros y así empezamos.

Realmente lo estamos vendiendo el 90 o el 95%...

...en nuestra propia tienda.

Porque al venir más turismo,...

...pues realmente la demanda es mayor y mejor para nosotros.

De ello no cabía la menor duda, ya que el alabastro...

...había generado beneficios como para montar...

...junto a la tienda un complejo de casa rurales construidas...

...con la estética de los chozos, las viviendas tradicionales...

...de los pastores.

Creando unos espacios muy acogedores...

...que respondían a aquella vieja idea de mezclar...

...el confort del siglo XXI con estructuras del XIX...

...tan apreciadas por los viajeros.

-Ellos se asombran de que...

Pues tengamos en la zona norte como en otros puntos...

...de Extremadura,...

...pues realmente estas maravillas de naturaleza,...

...plantas, ríos, y se van contentos.

Una vez satisfecha mi curiosidad con el alabastro,...

...volví de nuevo sobre mis pasos.

Deseoso de continuar aquel viaje, al encuentro con el mundo...

...tradicional que se movía alrededor de los cerezos.

Flauta y tamboril.

Antiguamente, en el valle, una de las figuras...

...imprescindibles de las fiestas era el tamborilero.

Un oficio ya casi desaparecido...

...que había logrado subsistir gracias a personas como Gabino...

...el tamborilero del El Cabrero.

El Cabrero, situado en un lugar privilegiado del valle,...

...rodeado de castaños y cerezos, era famoso por elaborar...

...uno de los mejores aguardientes de cereza del Jerte,...

...que puedes encontrar en las tabernas del pueblo.

Y en El Cabrero vivía Gabino, una persona muy especial.

Preocupado por mantener una cultura que poco a poco...

...desaparecía arrastrada por el devenir de los tiempos,...

...la emigración y el envejecimiento de los pueblos.

Entrar en la casa museo de Gabino en El Cabrero era...

...como retroceder más de 100 años en la historia...

...de la vida en el valle.

Gracias a las piezas reunidas por Gabino desde pequeño.

-Hombre, eso...

...me ha gustado a mí siempre.

Y yo he estado coleccionando objetos desde que tenía 12 años.

Y ahora he decidido juntarlos y ponerlos ahí.

Porque he visto que esto va cada vez más en deterioro,...

...está todo... Destruyéndose el patrimonio y...

Y ninguno hacemos nada y hemos decidido hacerlo.

La casa museo de Gabino, además de los curiosos objetos...

...de otros tiempos,...

...tenía expuestos sus retablos y esculturas...

...porque Gabino, además de tamborilero,...

...era un artesano enamorado de la madera...

...que moldeaba con una técnica muy personal.

-Trabajo la madera porque me ha gustado de siempre...

...y he sido casi autodidacta.

Hago esculturas, tallas, relieves, restauración,...

...retablillos, reposición de volúmenes perdidos,...

...como por ejemplo una hornacina que se ha perdido,...

...o se ha quemado, de todo un poco.

La madera cualquier cosa.

Y además Gabino se construye sus propios instrumentos,...

...especialmente los tambores,...

...siguiendo viejas técnicas que les enseñaran...

...los tamborileros del valle, por lo que sentía...

...la gratitud y admiración debida a los grandes maestros.

-El trabajo de la piel del tamboril es...

...una cosa muy asquerosilla porque...

Huele muy mal, eso para empezar.

A mí me enseñó un hombre de Torno,...

...un amigo mío, Alejandro,...

...me enseñó cómo se preparaba la piel,...

...cómo se curtía, cómo se... estrujaba.

Cómo se colocaba, todas estas cosas me las ha enseñado ese hombre.

Que es tamborilero amigo mío.

Yo siempre he ido detrás de los tamborileros viendo,...

...aprendiendo y así poco a poco. He tenido algunos maestros,...

...quiero nombrar algunos como Santiago Oveja...

...que un gran tamborilero.

Y otros muchos.

Pues a partir de ahí he ido aprendiendo poquito a poco.

Vamos a tocar fandangos extremeños.

No recuerdo exactamente en qué momento del viaje ocurrió,...

...pero no importa.

La cuestión es que cuanto más me introducía en el pasado...

...y en el presente de las gentes del valle,...

...más me convencían que eran como esas pequeñas abejas...

...que revoloteaban alrededor de la flor de los cerezos.

Porque al igual que ellas prácticamente toda la vida...

...de los jerteños se desarrollaba en torno a estos árboles.

Pero ¿desde cuándo?

Una de las grandes incógnitas que existen...

...en el valle del Jerte, es sobre la antigüedad...

...de la implantación de los cerezos.

Aseguran los estudiosos que debieron de introducirlos...

...los árabes aunque no hay escritos que lo respalden.

Lo que sí se sabe es que en siglo XIV pernoctó...

...en Cabezuela del Valle una comitiva del rey de Navarra...

...cuando iba de viaje hacía Sevilla para encontrarse con Pedro I.

Y está escrito que fueron agasajados por los vecinos...

...de Cabezuela con truchas y cerezas.

Ocurrió el dos de junio de 1352.

Y es que Cabezuela del Valle era un lugar con una gran historia.

Habitado en la Edad Media por una próspera comunidad judía,...

...como atestiguan su arquitectura y las bellas balconadas,...

...galerías y voladizos de las calles del casco viejo,...

...declarado conjunto histórico artístico.

De cualquier forma, y volviendo al tema de los cerezos,...

...aunque sólo fueran 700 años mal contados,...

...desde la llegada de la comitiva del rey de Navarra,...

...ya era tiempo suficiente para entender el arraigo...

...en la cultura de los habitantes del valle.

Pero de todas las viejas historias, leyendas y costumbres...

...que recogí en mi cuaderno de paso en aquel viaje,...

...las más curiosas las encontré en Tornavacas.

Allí comienza el valle del Jerte.

Historias como la de la imagen del santísimo Cristo del Perdón,...

...patrón del pueblo, que se está...

...en la iglesia de la Asunción del siglo XVI.

Dicen que la esculpieron dos bandoleros de Sierra Morena...

...como penitencia de fray Gaspar, franciscano de Ronda.

Y dicen que esa obra les libró de la pena de muerte,...

...gracias a la intercesión del pueblo ante Felipe II.

De ahí su nombre de Cristo del Perdón.

Conserva también Tornavacas la casa de la Inquisición,...

...donde estuvo hospedado don Iván Méndez Dávila,

...criado de Carlos I en 1541,...

...preparando el viaje de éste al monasterio de Yuste.

Y dicen que sentían tal devoción por este rey en Tornavacas,...

...que cuando murió, el 21 de septiembre de 1558,...

...se fundó la cofradía de Ánimas.

Éstas y otras historias me fueron contadas...

...por los vecinos de Tornavacas, que me invitaron...

...a los fuegos del 2 de mayo.

Una fiesta ancestral y única que no me debía de perder.

Acepté encantado. Pero ese día estaba interesado en ver a Segundo.

Me iba a enseñar su rebaño de abejas.

Quedé con él en el bar del Hogar del pensionista,...

...en donde trabajaba.

Segundo tenía las colmenas en la parte alta de Tornavacas.

Mirando hacia un paisaje nevado impresionante.

Hasta allí nos fuimos acompañados de su hijo Javier, que le ayudaba.

-Colmenas hay 500 y pico, alrededor de 600.

Prácticamente es nuestro medio de vida.

Aquí también está mi hermano que también las tiene,...

...pero somos las dos únicas familias en el hueco del valle.

-Hay gente que las tiene por hobby, por tener unas cuantas por casa,...

...porque sus padres o los antiguos las tenían y les gustan,...

...pero dedicarse a vivir de ellas como nosotros... Nosotros sólo.

Si las abejas me atraían, no era sólo por el paralelismo...

...que mi mente había creado entre ellas,...

...los jerteños y los cerezos.

Sino por el tradicional uso de la miel en Extremadura...

...en dulces como los pestiños, las flores, el piñonate...

O cómo no, las cerezas.

-Y ya metemos el ganado para hacer en enjambre.

Nosotros en vez de sacarles el polen como otros apicultores,...

...las tenemos a cría para aumentar más ganado.

Como estamos dedicados a ello, en vez de tener 500 y pico,...

...intentamos tener 800 ó 1 000 para poder vivir...

...un poco más en firme con ellas.

-Yo, gracias a Dios, tengo trabajo en casa.

Mis amigos dicen que es muy atado, pero estás en lo tuyo.

No tienes que estar delante de un dueño que te mande.

Yo, lo que más me gusta son las colmenas.

Y si es posible, seguir adelante hasta que...

Establecer un número de colmenas que puedas vivir de ellas.

Hasta entonces, Segundo y su hijo deberían seguir trabajando...

...en el Hogar del pensionista con los otros trabajadores...

...del cerezo ya retirados.

-Bueno, los hay que les gustaría seguir en sus años anteriores.

Estar en activo, pero... Normal, todo tiene su fin.

Todo tiene su fin y se finaliza.

Y hay algunos de ellos que les afecta muy mal,...

...porque parece que para ellos ya es lo último.

Quisiesen estar más en el ambiente que tuvieron anteriormente.

Con los cerezos y luchando la vida, claro.

Jubilarse en un pueblo como Tornavacas...

...o cualquiera de los del entorno, es distinto que en la ciudad.

Porque cada estación del año pedía un tipo de tarea diferente.

Por lo tanto, no era una, sino muchas,...

...las ocupaciones de las que desprenderse.

Aunque también podían echar una mano a los hijos.

Sobre todo en momentos críticos como era la época...

...de la recolección de la cereza. Una labor imperiosa.

Un cambio brusco del clima podía acabar con la cosecha...

...de un día para otro.

Como le pasó a la tía Niña Rica, de Tornavacas,...

...que dicen que se murió de coraje porque no encontró gente...

...que le recogiera las cerezas. Llovió y se rajaron todas.

La cereza es una fruta tan delicada que hay que recolectarla una a una.

Y a mano.

Es un trabajo que siempre se hace en familia.

Como pude ver en El Torno, donde conocí...

...a Juan Antonio y a María.

-Ya se acabaron, ¿eh? -Echa ahí.

-Ya tenéis tarea.

La época de la empieza a finales de abril...

...y se prolonga hasta principios de agosto,...

...dependiendo de la variedad.

-Variedades hay... muchas.

La que estamos cogiendo ahora es la buriat.

A continuación viene la navalinda, luego la california...

...y, luego, ya las picotas. Son ambrunés, pico colorado,...

...pico negro y pico limón negro.

Las picotas es la mejor cereza que hay, se recolecta sin rabo.

Es mucho más dura, tiene más dulzor, tiene más azúcares,...

...le ha dado más el sol y mucho mejor azúcar.

Por lo general, los hombre trabajan en los árboles y las mujeres...

...se dedican a la selección. Si el año viene mal,...

...hay que cogerlas para evitar que el árbol enferme.

-La producción es muy relativa, eso hay años de más cosecha...

...que otros y depende de la climatología, si llueve mucho...

...y se estropea mucho, ¿no? Y, claro, obviamente,...

...según la cantidad pues el mercado evolucionada.

Si hay menos, pues mejora el precio.

A mayor cantidad, pues precios muy bajos.

La media... más o menos, oscila entre 150 y 200 pts. de media.

Eso para el productor.

Eso en años buenos.

En la cooperativa, en este caso en El Torno, se controla...

...la cereza midiendo su diámetro, su integridad,...

...su color y su firmeza.

-Aquí no hay horarios.

Aquí es hasta el horario de recogida en la cooperativa, claro.

Las entregamos, comemos, si ya en tiempos de más calor,...

...ahora no, ahora no apetece la siesta, nos echamos la siesta.

Y, luego, a coger otra vez.

Toda la tarde, hasta... Hasta que se deja de ver.

Trabajar hasta que se deja de ver...

Desde luego, no había más que fijarse en el abuelo para...

...darse cuenta de lo agotadoras que podían ser estas jornadas.

Con lo bien que se estaría echando una partidita a las cartas.

Pero no todos los trabajos eran tan cansados,...

...ni se vivía el tiempo igual en todas las épocas del año.

En el torno, me acerqué a casa de Santiago Elizo.

Elizo era un apellido curioso,...

...que venía, según dicen,...

...de los colonos vascos, asturianos y leoneses...

...que se asentaron aquí en la edad media.

Ellos fundaron el pueblo.

Pero no eran esos tiempos los que me habían llevado...

...hasta la casa de Santiago Elizo, sino el tiempo que pasaba...

...su mujer, Lauri, en compañía de su amiga Margarita...

...y de María, su nieta, haciendo bolillos.

Una antiquísima artesanía, que ellas llevaban ejerciendo...

...desde niñas y que yo tenía ganas de conocer,...

...aunque sólo fuera para saber por qué siempre...

...que había que resolver un problema complicado...

...se decía que era como hacer encaje de bolillos.

-Pues desde que éramos pequeñitas, desde los 14...

-Antes. -O antes.

Desde que tenía seis o siete años ya estaba haciendo bolillos.

-No, yo empecé como de 10 á 12 y 14 es cuando más hacía.

Pero ahora nos hemos metido y hacemos lo que sea,...

...pero porque lo tenemos mascado de cuando éramos pequeñitas.

Mucho cambiaron los tiempos en el valle desde entonces,...

...pero no los encajes de bolillo.

-Íbamos a coger higos... Entonces cogíamos higos,...

...no había cerezas... -Y los guarrapos que había.

-Teníamos los guarrapos por la calle.

Teníamos que ir cuando salíamos de la escuela...

...a cuidar el ganado.

Y gallinas también en el campo.

-Después de salir de escuela... -Yo me caí, me resbalé,...

...y un cuñado de ésta, que iba conmigo,...

...me tuvo que levantar y me rompió esta pierna.

Y ya está. Y tenemos afición. Como hemos tenido afición,...

...yo de los 14 años p'arriba me hice un juego de cama...

...y fue el que me llevé cuando me casé,...

...que lo estrené con mi marido.

Y ya está. Y luego después lo dejé y hace diez años...

...que estoy haciendo bolillos. Una afición tengo grandísima.

Las mujeres son las mejores transmisoras...

...de las tradiciones del valle.

En Tornavacas, por ejemplo, aún se mantenía vivo un rito...

...que consistía en que al atardecer...

...una mujer recorría el pueblo tocando una campana,...

...llamada esquila, llamando a la oración...

...por las ánimas benditas del purgatorio.

-Lo he cogido yo. -Un lomo que no sea como la María.

-Un lomito, ¿no? -Qué envidiosa eres.

-¿Así? -Así, sí. Ése que es bueno.

-Qué largo lo veo.

-Verás qué buenas lonchitas te salen.

Además, como suele ocurrir en el medio rural,...

...las mujeres participaban en todas las tareas...

...de las que dependía el sustento de la familia,...

...ya fuera recogiendo cerezas o en el negocio familiar,...

...como la pequeña tienda y la fábrica de embutidos...

...de Ignacio Martín, en Tornavacas.

La elaboración de embutidos era una de las actividades...

...derivadas de la matanza, siendo famosas las morcillas...

...de calabaza y las de patata o el lomo redondo,...

...típico del valle del Jerte.

-Vendemos la mayor parte en el pueblo,...

...porque vienen a comprarlo de fuera,...

...de Madrid y de 40 sitios. No es de aquí sólo.

Y luego vamos a repartirlo a Plasencia...

...y todo el valle del Jerte.

El caso de la familia de Ignacio era especial,...

...porque en el valle mucha gente dependía...

...sólo de las cerezas. Sin embargo, él siempre buscó...

...otras formas alternativas de ganarse el sustento.

Me dijo que él antes tenía...

...la peluquería del pueblo, que estaba junto a la iglesia.

Pero la peluquería era poco rentable...

...y tuvo que cambiarla por los embutidos.

Y acertó.

-Esto trabajándolo da dinero.

En cambio, la peluquería no te daba nada.

Hoy sí. Si lo pillo yo entonces con los cientos de personas...

...que afeitaba yo... Teníamos un trabajo enorme,...

...porque había más gente en el pueblo que ahora.

Por entonces se fueron...

Pues se fueron... quizá cien familias.

Como prueba de ello había 2700 personas,...

...casi las 3000 había, en el año 50 y algo.

Y ahora debe de haber 1500, no hay más.

El secadero era como la cueva del tesoro.

Y tengo que reconocer que mientras Ignacio...

...me hablaba de la peluquería a mí se me iban los ojos...

...detrás de los chorizos, de los lomos ibéricos...

...y del famoso lomo redondo, que parecía llamarme.

-Compré un sillón americano bueno. No se me olvida...

...del pueblo que me lo mandaron, de Éibar, Guipúzcoa,...

...de la fábrica de Éibar de Guipúzcoa.

Todos los artilugios, todas las estanterías y el sillón.

Me lo mandaron de allí. Se lo he regalado a un muchacho...

...hace poco, a un amigo de mi hijo,...

...que está en Madrid de peluquero.

Además de los embutidos y los jamones,...

...lo más importante de la matanza es que proporcionaba...

...a los jerteños una ocasión para el reencuentro.

Un reencuentro con toda la familia, para la que ese día...

...era una de las fiestas más importantes del año.

Y es ahí en donde entraba en juego el licor gloria,...

...tal como me contaba Mati en El Torno.

-En la matanza, a las 11 de la mañana...

...se sacan las chichas de los chorizos,...

...la famosa magra y después los dulces,...

...y ahí viene la gloria.

La gloria se empieza tomando en chupito.

Porque dicen: "Yo un poquito". Luego viene después la copita.

Y las que somos como yo, de las de los 100,...

...la tomamos en vaso de caña.

Una vez tomada la gloria, te sientas otra vez...

...a atar los embutidos y ahí viene la juerga.

Como se ha comido y se ha bebido...

...te salen chistes verdes y lo que ya no quiero ni contar.

Luego, se termina la matanza, lo que es el embutido,...

...y con esta juerga que tenemos a veces hacemos hasta baile.

Me decía Mati que la Gloria se hacía en otoño,...

...con el mosto de la primera pisada,...

...y la fórmula era bien sencilla: se echaban dos partes...

...de mosto y una de aguardiente y luego unos granos de café,...

...una manzana en trozos, infusiones, hierbaluisa...

...y cerezas pasas de la picota ambrunés.

-Ahora se le ponen las manzanas,...

...las cerecitas,...

...los granos del café...

Y la hierbaluisa.

-Y ahora ya, echados los ingredientes,...

...se tapa el recipiente y se queda macerado...

...durante 40 días.

Antes, se utilizaba solamente en las matanzas,...

...porque también había menos abundancia de comida...

...y de todo.

Ahora se ha puesto de moda y se toma en los bares...

...y también los hombres toman ahora gloria,...

...que antes era sólo de las mujeres.

La toman porque alguien ha dicho que es afrodisíaca...

...y eso a todo el mundo le ha puesto loco.

Tras reír de buena gana con Mati,...

...me llevé un par de botellas de gloria.

Y la receta.

Al atardecer del dos de mayo y tal como había quedado...

...con los amigos de Tornavacas, me acerqué al pueblo...

...para asistir a la noche de las hogueras,...

...una de las fiestas más impresionantes del valle.

Cuando llegué, había agitación frente a la iglesia.

Allí los hombres apilaban unos troncos enormes...

...que traían en carros.

Al igual ocurría en todos los barrios situados...

...a lo largo de la calle Real,...

...la calle principal del pueblo.

Aquél era, sin duda, un buen momento para pasear...

...y conocer a la gente de Tornavacas...

...que hacía las hogueras entre las bromas de los hombres,...

...las risas de las mujeres y los petardos de los críos.

Petardos.

-Préndele por aquí y por allí. Si no, estamos aquí toda la noche.

-Con el papel prende enseguida.

-¿Prende o no prende? -Sí prende.

Me acerqué a un paisano y le pregunté...

...cuánto tiempo llevaba celebrando esta fiesta.

-Pues ya llevo por lo menos 50.

Tengo 67, conque mire usted.

¿Y nunca he tenido ningún percance? -Nunca.

¿Cómo lo hace para que no pase nada?

-Pues prendiendo el papel y ya está.

No, me refiero a las casa.

-No, las casas no se queman porque es ancho.

Ahora, ha habido veces... -Hay que tener cuidado...

...con los cordones de la luz.

-Y las ventanas y cosas.

Ya en la iglesia, el fuego daba paso a esa mágica noche.

-Ahí, ¿eh?

Ya nos calentamos.

-Adiós. -Venga.

A medianoche, las calles del pueblo...

...estaban tomadas por las llamas.

Eso daba pie a escuchar viejas leyendas.

Cuentan que, en el s. X, en guerra contra los moros,...

...los hombres de Tornavacas usaron una estratagema...

...para confundirlos.

Ataron teas encendidas en los cuernos de cientos de vacas.

Las lanzaron contra el enemigo,...

...y les derrotaron en esa noche legendaria...

...que sería recordada como la batalla de la Vega del Escobar.

Desconozco si la batalla será parte de la historia o la leyenda.

Sólo sé que no olvidaré aquella imagen medieval impresionante...

...en la noche de las hogueras del 2 de mayo, en Tornavacas.

Aleluya...

A la mañana siguiente, tras la noche de las hogueras,...

...la fiesta continuaba en el monte,...

...en la romería de la bendita cruz de mayo.

Tal como era costumbre allí,...

...las mujeres iban a misa y los hombres hacían la comida.

Después, con el vinito y quién sabe si ayudados también...

...por el licor de gloria,...

...llegaban los cantes y los bailes, como decía Nati.

De su mare.

Decía un niño llorando:

"Levántate, mare mía,...

...que a mí no me ampara nadie.

Levántate, mare mía".

(TODOS) ¡Olé!

Y también que me divierta,...

...déjame que beba vino...

...y también que me divierta,...

...que puede ser que algún día, yo quiera hacerlo y no pueda.

Que quiera hacerlo y no puede,...

...que me falte la alegría.

(TODOS) Olé.

A coger colorines voy a la vega,...

...y a coger colorines, colorinerá.

Colorines, niña, colorinerá.

A coger colorines voy a la vega.

(TOCAN MÚSICA DE TORNAVACAS)

Cuando salí del valle del Jerte,...

...tuve la sensación de haber estado en otro mundo.

Qué lejanas me parecían mis primeras impresiones.

Porque ahora, la flor de los cerezos estaba para mí...

...mucho más alejada de la literatura...

...y más cerca del corazón.

Eché una última mirada al valle, desde abajo,...

...desde el sur, desde Plasencia.

Y después, me perdí siguiendo la corriente del río Jerte...

...en su camino hacia el río Alagón, el Tajo y el mar.

Iba a la búsqueda de nuevas historias que contar...

...en mi cuaderno de paso.

Cuadernos de paso - Cuaderno del Jerte

54:38 02 mar 2019

El Río Jerte es el hilo conductor fundamental de este capítulo. Un recorrido siempre teñido del color de los cerezos, base fundamental de su economía, compuesta por once pueblos.

Histórico de emisiones:
13/06/2004
29/08/2014
29/04/2016

El Río Jerte es el hilo conductor fundamental de este capítulo. Un recorrido siempre teñido del color de los cerezos, base fundamental de su economía, compuesta por once pueblos.

Histórico de emisiones:
13/06/2004
29/08/2014
29/04/2016

ver más sobre "Cuadernos de paso - Cuaderno del Jerte" ver menos sobre "Cuadernos de paso - Cuaderno del Jerte"

Los últimos 17 documentales de Cuadernos de paso

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 53:33 20 abr 2019 En este programa descubriremos la Serranía de Cuenca, donde existen pequeños pueblos que sobreviven a la extinción gracias al paisaje excepcional del entorno y al empeño de sus habitantes como los ganaderos y esquiladores de Carrascosa de la Sierra. Histórico de emisiones: 27/12/2012 01/07/2016

  • Cuaderno de Cervantes

    Cuaderno de Cervantes

    57:43 13 abr 2019

    57:43 13 abr 2019 En este capítulo se nos descubre la ruta del Quijote diferente a la de Castilla la Mancha. Su mentor es Leandro Rodríguez que lleva más de cuarenta años dedicados al estudio de la obra de Miguel de Cervantes. Histórico de emisiones: 11/03/2009 24/06/2016

  • Cuaderno de El Soplao

    Cuaderno de El Soplao

    55:30 06 abr 2019

    55:30 06 abr 2019 En este capítulo se lleva a cabo un recorrido por la hª y costumbres de las localidades más cercanas a la cueva cántabra del Soplao. Nos acercamos a la vida de quienes trabajaron en la mina de la Florida, considerada uno de los grandes tesoros geológico del mundo. Histórico de emisiones: 10/06/2008 05/09/2014 10/06/2016

  • Cuaderno de Cantavieja

    Cuaderno de Cantavieja

    56:14 30 mar 2019

    56:14 30 mar 2019 Hacia el este de Teruel se levantan tierras que en tiempos estuvieron dominadas por los templarios. Cantavieja es una sorprendente población rodeada de barrancos que nos servirá de punto de partida para realizar un viaje por los pueblos medievales del maestrazgo. Histórico de emisiones: 11/06/2006 14/05/2016

  • Cuaderno de Anguiano

    Cuaderno de Anguiano

    56:43 23 mar 2019

    56:43 23 mar 2019 El documental hace un seguimiento de los preparativos y desarrollo de las fiestas en honor a Santa Mª Magdalena, ahondando en la Historia de "la danza de los zancos" que se celebra en esa localidad riojana. Histórico de emisiones: 05/03/2009 03/09/2014 27/05/2016

  • 55:49 16 mar 2019 Este capítulo de cuadernos de paso mostrará al telespectador cómo es la vida de las gentes que habitan en el apartado y bello tramo del norte de Burgos atravesado por los ríos Ebro y Rudrón, en un viaje por una sucesión de pueblecitos como el propio Orbaneja del Castillo; o Covanera, en donde se encuentra el mágico pozo azul, un nacedero en forma de pozo; o las iglesias románicas del valle de Sedano, para terminar finalmente en Valdelateja, situado en un paraje de sobrecogedora belleza. Histórico de emisiones: 26/12/2012 20/05/2016

  • 57:13 09 mar 2019 Un recorrido por las orillas del río Sil, a su paso por Orense y Lugo, visitando sus monasterios y conociendo los oficios artesanos que dieron fama a esta zona. Histórico de emisiones: 03/03/2009 01/09/2014 03/10/2016

  • Cuaderno del Jerte

    Cuaderno del Jerte

    54:38 02 mar 2019

    54:38 02 mar 2019 El Río Jerte es el hilo conductor fundamental de este capítulo. Un recorrido siempre teñido del color de los cerezos, base fundamental de su economía, compuesta por once pueblos. Histórico de emisiones: 13/06/2004 29/08/2014 29/04/2016

  • Cuadernos del fuego

    Cuadernos del fuego

    53:48 23 feb 2019

    53:48 23 feb 2019 El Archipiélago Chinijo es un grupo de pequeños islotes de las Islas Canarias aún poco conocido, compuesto los La Graciosa, Alegranza y Montaña Clara, y los Roques del Este y del Oeste. Histórico de emisiones: 31/12/2012 16/04/2016

  • Cuaderno de Cenicientos

    Cuaderno de Cenicientos

    55:56 16 feb 2019

    55:56 16 feb 2019 El programa se dedica a cuatro pueblos de la cuenca del río Alberche, al sudoeste de Madrid, donde se encuentran las claves de las tradiciones más extendidas de España, como son la devoción a cientos de vírgenes repartidas por cientos de pueblos, la cultura del vino y la fiesta de los toros. El recorrido se inicia en villa del prado, hace tiempo conocido como 'la huerta de Madrid', que desde el siglo XIV tiene como patrona a la Virgen de la Poveda, se muestra la relación de los hortelanos con la ermita de la Poveda, costumbres, historia y fiestas dedicadas a la patrona. Sigue por San Martin de Valdeiglesias en donde, además de su Virgen de la Nueva, se reflexiona sobre la tradición del vino de Madrid, hablando con los cooperativistas de la bodega del pueblo 'Don Álvaro de Luna'. Después cadalso de los vidrios, en donde la plantación de viñas ha ido cediendo ante el crecimiento de la industria de la cantería, también tradicional. Por último, cenicientos, fronterizo con Ávila y Toledo, en el que además de ver el desarrollo de nuevas fórmulas para levantar la industria del vino, como el vino ecológico 'corucho', llevado por una humilde familia, se estudia la tradición de los toros, más allá de la corrida tradicional y desde la perspectiva de la cultura más popular de los tentaderos, como es la celebración de 'despedidas de solteros' o las corridas informales de las peñas en las fiestas del pueblo. Histórico de emisiones: 28/12/2012 08/04/2016

  • Cuaderno de lsil

    Cuaderno de lsil

    56:31 09 feb 2019

    56:31 09 feb 2019 Casi en la línea fronteriza con Francia, enquistada en los Pirineos de Lérida, siguiendo la ruta que va de Balaguer a Tremp, y de Tremp a Sort, más allá de la última carretera de asfalto que acaba en Esterri d'Aneu. El programa se dedica a Ísil, una aldea a más de dos mil metros de altura en el pirineo de Lérida. Ísil significa 'el lugar del sol'. El fuego utilizado por sus antepasados para comunicarse de un monte a otro, es bajado a hombros hasta Ísil, por medio de grandes troncos en llamas, en la noche de san Juan. Este rito se pierde más allá del siglo XII en el que fue construida la iglesia de san Juan, a la entrada de Ísil. A través de los habitantes de la comarca de Pallars Sobira, y el fuego como hilo conductor, el documental estudia la relación entre la historia de la zona y este rito único de la cordillera pirenaica de Lérida. Histórico de emisiones: 25/12/2012 18/03/2016

  • 54:43 02 feb 2019 Siguiendo desde Calahorra el cauce del río Cidacos hasta Arnedo, se abren dos carreteras, una hacia el sur y otra al oeste, que marcan algunos de los enclaves más importantes de la sorprendente Ruta de los Dinosaurios, en la Rioja Baja. Histórico de emisiones: 16/05/2004 24/02/2009 24/12/2012 11/03/2016

  • 53:38 26 ene 2019 El programa da a conocer cómo es la vida en los pueblos blancos de la Serranía de Ronda (Málaga), muy desconocidos a pesar de estar tan cercanos a Ronda. La artesanía, las tradiciones y los escenarios naturales de la Serranía forman parte de este programa. Histórico de emisiones: 22/08/2014 01/04/2016

  • Cuaderno de La Mancha

    Cuaderno de La Mancha

    55:16 19 ene 2019

    55:16 19 ene 2019 Programa dedicado a La Mancha (Albacete, Ciudad Real, Cuenca, Toledo), la tierra que inspiró a Miguel de Cervantes a escribir "El Quijote". Entre otros, se visitan algunos de los lugares más representativos nombrados en el libro, se da a conocer el trabajo de sus artesanos y algunos productos típicos, como el queso y el vino. Histórico de emisiones: 02/05/2004 03/01/2013 06/05/2016

  • Cuaderno de los Oscos

    Cuaderno de los Oscos

    54:49 12 ene 2019

    54:49 12 ene 2019 Programa dedicado a la comarca de los Oscos (Asturias). Para acceder a esta comarca hay que partir de Vegadeo, población situada en la confluencia del río Eo con la ría de Ribadeo. Gracias al aislamiento de esta comarca, conserva prácticamente intacta la arquitectura montañesa asturiana. A lo largo del documental se recoge la forma de vida de los habitantes de las pequeñas aldeas situadas en los parajes recónditos surcados de arroyos y ríos del concejo de Taramundi o el de Villanueva de Oscos, entre bosques, hórreos, molinos y ferrerías. Se muestra el trabajo de algunos artesanos. Se incluyen imágenes de cine 8mm cedidas por María Teresa Arango. Histórico de emisiones: 19/02/2009 20/08/2014 25/03/2016

  • Cuaderno de los majoreros

    Cuaderno de los majoreros

    52:18 17 jun 2016

    52:18 17 jun 2016 Fuerteventura es considerada la isla más antigua de Canarias y, es también la más próxima al continente africano. Además, es la que más recuerda al desierto del Sáhara, con el parque natural de las dunas de Corralejo, al norte de la isla. En este programa conoceremos la historia de los habitantes originarios de Fuerteventura, los majoreros, que afirman con humor que se encuentran 'en peligro de extinción', dado el marcado descenso de la población frente al crecimiento de pobladores llegados de fuera de la isla. Veremos como sus tradiciones se resisten a desaparecer, acuciadas por el progreso y la uniformidad marcada desde los grandes complejos turísticos de la costa. Histórico de emisiones: 10/03/2009

  • 00:32 10 jun 2008 Cuadernos de paso, una mirada distinta a la geografía de nuestro país, todos los martes a las 21:30 en La 2. (10/06/2008).

Mostrando 1 de 1