www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5364374
Para todos los públicos Cine en TVE - Operación Concha - ver ahora
Transcripción completa

(Gritos lejos)

Señor...,

han entrado en los jardines de palacio.

(TODOS GRITAN)

¡Marqués, en nombre del pueblo!

¡Hijas mías! -Firmad el acuerdo...

-¡No!

...o vuestras hijas serán sacrificadas por la causa.

(Gritos)

(Claxon)

(Claxon)

(Claxon)

A ver, corta.

¡Corten!

¡He dicho corten, hostia!

Sí, corten. Y que me corten los huevos a mí.

¿Estáis sordos o tenéis mierda en la cabeza?

¿Esto qué es, Marcos? ¿Qué pasa?

Nada, chico, la "fucking" financiación ha caído.

Bueno, a ver, os dejo a todos aquí con Sabino.

Sí, Sabino. Él os explicará cómo va la cosa

del finiquito y eso. Sabino, al tema.

Marcos, tío, no, no, no puedes hacer eso.

Sí que puedo, Alfonsito.

Me jode, pero sí que puedo. Lo estoy haciendo.

Acuérdate de los viejos tiempos, habrías hipotecado tu piso.

No me hables de perder pisos. No me busques.

(MUCHOS GRITAN)

"En 30 años de profesión nunca había olido el éxito así".

¿Eso dije? Sí.

Se me está jodiendo también el puto olfato.

Te quiero mucho, Alfonsito.

(Increpaciones cruzadas y gritos)

Sí, cortado, finiquitado. Acabó.

Alfonso, sabes que dejé la serie para hacer esta mierda de película.

De sobra lo sabes. Pues tú verás.

Otra vez tus encerronas. ¡No tiene ni puta gracia!

Que sea la última vez que me.... Ba, ba, ba.

Eso forma parte de tu trabajo. No, no.

Hacer números. Dar la cara es el tuyo.

Que yo solo soy el contable.

¡Que algunos son amigos míos, joder!

Eran.

Como este proyecto era,

era una "fucking" ruina.

Vamos a centrarnos en "Zalacaín, El aventurero".

Tú lo ves todo muy fácil.

Pero me cuesta creer que Ray Silvela firme con nosotros.

La mexicana tiene tela. Y quieren a Silvela cueste lo que cueste.

Cinco millones calculo yo, cinco.

(Claxon)

(Claxon)

(Claxon)

(Cláxones)

(Cláxones)

¡Vamos, "pasmao", vamos!

(Cláxones)

(Cláxones)

(TV) "La llegada de Ray Silvela desde Los Ángeles,

está prevista para la semana que viene".

"Permanecerá hasta el domingo, para recoger el premio Donostia

y presentar 'Brokers Lovers', su última película,

que protagoniza junto a la estrella Joselyn Morales".

Ese pez es demasiado gordo para nosotros.

(Cláxones)

Han llamado de la inmobiliaria

para recordarte... Que debo seis meses.

¿Ves? Me acuerdo, ya está.

Es que si no pagas, nos echan de la oficina.

Sois pesaditos de narices. Todo el mundo pidiendo.

Oye, ¿adónde vas con eso?

Me diste vacaciones para pagarme parte de los atrasos.

Vale. Estate localizable. Cuando entremos en producción, te llamo.

Al final, me lo vas a agradecer.

¿Qué? ¿Cómo ha ido?

Tienen un mosqueo...

Nos odian. A todos.

Conmigo no contéis para "Zalacaín". Esta vez no me pillas, Marcos.

A ver, tú, poquita cosa,

¿quieres decirle lo que me contaste ayer?

Yo creo en el proyecto. Me juego mi prestigio como director.

Prestigio de mierda.

Pero bueno, el director confía en la película.

¿Tú confías en el director?

Confías en el director.

Y yo confío en vosotros, joder.

Con Ray Silvela es apostar a caballo ganador.

(Móvil)

Erika Richard, representante de Ray Silvela.

Dale, dale. "Hi, Miss Richard".

"Hello. How are you?".

"Zalacaín" siempre fue nuestro sueño.

Yo ya no sueño ni dormido.

A ver, sin sustancia, tenemos que hacer esa peli sí o sí.

Se lo debemos a Telmo.

A mi hermano déjale en paz, ¿quieres?

Telmo está muerto. Y yo...

yo llevo demasiado tiempo aguantando tus chapuzas.

(HABLA EN INGLÉS)

Estás con el agua al cuello.

A ti lo único que te interesa es trincar lo que puedas.

¡Las dos cosas, joder!

Esa pájara es la inversora perfecta.

Viuda, rica, aburrida, alcohólica...

Y además, se ha encaprichado del Niño Sabio ese.

¿Quién coño es ese Niño Sabio?

Niño Sabio, Óscar Gerrika no sé qué hostias,

guionista mexicano. Según él... No, no, no, no.

(HABLA EN INGLÉS)

Se apasionó del proyecto en el festival de Guadalajara.

Con la suerte para nosotros de que su novia

es la bruja borracha millonetis esa.

(HABLA EN INGLÉS)

(HABLA EN INGLÉS)

¡Joder, me ha colgado!

Ray Silvela...,

que no hace la película. Mierda.

Andrés Beltrán es perfecto para protagonizar "Zalacaín".

Incluso Edgar Martínez. Edgar Martínez

está subiendo como la espuma.

"Ray Silvela es imprescindible".

"Cerecita, Julen es nuestro director".

"Si él dice...". -"¿Quién va a poner el dinero?".

"Tú, Cerecita. Pero es que hay asuntos de actuación...".

"Mejor me callo, ¿no? Tú eres el guionista sabelotodo

y yo me tengo que callar y limitarme a poner el dinero".

"A ver, señores, Óscar ha escrito el guión

para que lo protagonice Silvela".

"Sin Silvela, Óscar no le entra".

"Y sin Óscar, yo no pongo un solo centavo".

"¿Les quedó claro?".

"Les doy 24 horas".

¡Eh, espere, espere, señorita!

Mire, en 30 años de profesión nunca he olido el éxito

con tanta claridad...

¿Qué ha pasado?

¡Joder!

¡A la mierda! ¡Todo a la mierda!

Pues nada, fue bonito mientras duró.

¡Joder!

Se me ocurre una idea.

¿A ti?

Se trata de engañar a la mexicana, ¿no?

Pues hagámoslo del todo.

Que crea que finalmente hemos conseguido a Silvela.

Organizamos una reunión con un falso Ray Silvela, un doble.

Un suplantador que le exija un adelanto.

¿Y qué pasa con la película?

La película no se hace.

Le sacamos la pasta que el actor le pida como adelanto.

Vaya con el contable. ¡Genial!

¿Y de dónde coño sacamos a ese falso Silvela?

Os lo explico en el Gato Azul,

esta noche.

¿Gato Azul? ¿Qué es eso?

(Música sensual)

(Música sensual)

Sabino, cariño.

¡La madre que te parió, Sabino!

Eres un picha brava.

Ahí lo tenéis.

¿Quién? ¿Aquél?

Su nombre es Litarco, pero por aquí le llaman El rey tunante.

No me digáis que no es clavado.

¿Vosotros creéis que Cerecita se tragará que ese es Silvela?

Que yo sepa, no le conoce personalmente.

Este tío es un fenómeno.

Yo le he visto contar chistes y te partes el culo.

Sabino, ¿tenemos mierda en vez de sesos o qué?

Que sí, que el tío está tieso.

Ha estado en chirona un par veces.

¡Bah!

Voy a por él.

A mí esto me parece una puta chaladura, ¿no?

Yo estoy flipando, como tú.

Pero la idea es tan loca que igual hasta funciona.

¿Qué va a decir la mexicana cuando sepa que, al final, no hay peli?

Nada, es dinero negro. Lo está lavando.

¿Qué? ¿Nos va a demandar? ¿Va a llamar a la Policía?

Ay, "ama".

¿Qué coño? Me gusta.

Hombre, ahora lo importante será comprobar

que este pájaro sirve para algo. Ahí viene.

(ACENTO ANDALUZ) Que me dice el calvo qué queréis hacer un trato,

pero todavía no me ha dicho el qué.

Siéntate, Litarco.

¿Tú sabes quién es Ray Silvela?

Sí, sí, sí. Hasta los huevos me tienen de compararme.

Yo soy Julen Irizar, director de cine.

Y voy a convertirte en el clon de Ray Silvela.

Pero, ¿que haréis, "El ataque de los clones" o qué?

Cállate, que solo tenemos ocho días.

¿Ocho días?

¿Y tu quieres que deje el curro aquí?

Anda y que te den, hombre.

La pasta que le tengo que mandar a mi vieja todos los meses

¿te crees tú que me la regala a mi el jefe?

Espera, espera.

Si resultas creíble, te doy 5000 Aurelios.

Cinco mil nabos te vas a comer.

Veinte mil, mínimo.

¡No me infles las pelotas, tío listo!

Diez mil. ¿Lo tomas o lo dejas?

Venga. Solo tienes que poner el careto un par de veces.

Tenemos que caracterizarte, ensayar los gestos, moverte, como hablar...

¿Caracterizarme a mí?

Y hablar y...

No sé, no sé.

No sé yo.

Cinco mil al empezar

y diez mil al terminar.

Vale.

Quince mil.

Ahí estamos, campeón.

Bueno, pues "na", dadme diez minutos,

que ya que me piro de aquí,

pues voy a arreglar yo mis cositas.

Venga, hasta ahora.

(Aplausos)

Un golpe de suerte.

Se le acaba de caer un proyecto.

Sí, es que nos acabar de llamar

y, bueno, nos han pillado aquí, en un local cenando.

Y, bueno, es que no podíamos esperar para contároslo.

El representante en Los Ángeles nos ha pasado directamente con él.

"¡No puede ser! ¿Con Ray Silvela?". Sí. Con Ray Silvela.

Con el mismísimo Ray Silvela. Acabo de colgar hace cinco minutos.

Y nada, le he contado la historia y que quiere leerse el guión.

Bueno, es que el personaje es un caramelo para un actor como él.

Es un bombonazo. "Un bombonazo", dice Marcos.

Bueno, una cosa, sí.

Eh... piden seis millones.

"¿Seis millones? ¿De dólares?". Sí.

Bueno, los vale. Los vale. Tú lo sabes, Óscar.

Solo con las preventas ya recuperas la inversión.

Y luego, a partir de ahí, ya todo son ganancias.

"Con Silvela una Major puede invertir 30 millones fácil en P&A".

"¿Qué cosa es P&A, tú?".

"Cosas del cine. Luego te cuento, Cerecita".

Y... y otra cosa.

Su representante pide un... un adelanto.

Sí, cuatro millones.

"¿Cuatro millones? Será de broma".

No, señora, yo cuando trabajo, no bromeo.

"¿Y en qué negocio se da un anticipo

de más del 50 %, si se puede saber?

Pues en el cine, querida Pamela,

cuando se negocia con estrellas.

Es la única manera de tenerlas bien atadas.

"Quiero hablar con Silvela".

"En persona".

Bueno, no hay problema.

Mire, la semana que viene, el miércoles, llega a San Sebastián.

Si quieren, podemos reunirnos con él.

Si tienen problemas con la gestión del vuelo,

no duden en llamarnos y les ayudamos desde aquí.

Tenemos... tenemos muy buena relación

con el Festival de San Sebastián. Sí.

"Allí estaremos".

Bueno, pues no se hable más.

Empieza la cuenta atrás.

Hasta luego. Gracias.

Gracias.

¡Bien, bien!

¡Esto va viento en pompis!

No sé, no sé. Perro viejo, no pongas esa cara.

Bueno, venga, carreterita y manta.

Aire.

(Risas)

¡Hostia!

Por ahí no.

Los artistas nunca salimos por la puerta principal,

que da un "jartá" de mal fario, parece mentira que no lo sepáis.

¿Artista tú?

(TV) "Lo apasionante no son las cosas que nos pasan

que se pueden imaginar que son... -Muy emocionantes y espectaculares".

"Exacto. Si no la historia de amor que vivimos a ritmo trepidante

de persecuciones, sin tregua. ¿No es así, Joselyn?".

¿Qué coño haces? ¡Trae pa ca'!

Uno: en mi casa no se fuma.

Y dos: Ray Silvela no fuma.

¿Eh? A lo que estamos.

Mira a la pantalla. Fíjate bien en él.

¿En él?

La que me pone tela es ella.

Joselyn Morales.

¿Jesulín?

Eso es como el cochino,

que se come to', que no se tira na'.

No seas animal, Litarco. Tu concéntrate en él.

Aunque lo tienes jodido, ese tío es un crack.

Jesulín y ese están liados, ¿a que sí?

Oficialmente no, pero bueno, se dice que algo hubo, sí.

(Timbre)

Quien la cogiera y...

(Timbre)

Hola. Hola.

Nekane.

Sí, sí.

Ya voy. Madre mía.

Bueno, yo soy...

Julen Irizar. Director.

Trabajé en una peli tuya, de auxiliar de maquillaje.

No te acuerdas, ¿no? (RÍE)

Normal.

Sí, sí, eres la compañera de Fernando Ortuzar, de producción.

Lo era. Lo era. Ya no.

Vaya, no sabía nada.

Bueno, supongo que Marcos ya te habrá contado.

Sí, con pelos y señales, sí.

Necesitáis a una maquilladora en paro y desesperada, ¿no?

Aquí estoy yo.

Todos tenemos un precio y el mío está por los suelos.

Litarco, aquí hay pan.

Marcos me ha dicho que me quede mientras dure el curro.

Por ahorrar, supongo.

Si, sí. No, no es para ahorrar. Es porque que se nos vea mucho.

Ah, ya.

Ah, no tiene tanto curro.

Lentillas,

retoque de dientes,

bueno, y el pelo, claro.

Pues con "pacencia" y salivita

se la metió el elefante a la hormiguita.

Litarco Bermejo Serrano, de Huelva,

pero no del mismo Huelva, ¿eh?, de Moguer,

nacido en Moguer. Calle Labradores, 37.

Documento Nacional de Indentidad: 35 116 769 V...,

de vermú.

Aquí estoy, pa' darte gloria bendita en lo que sea, reina mora.

Le cortáis la polla, se la metéis en la boca,

y le decís:

"Esto es de parte de tu amigo Dimitri".

Luego, le preguntáis dónde está el puto dinero.

Mejor, primero, preguntamos.

Y luego, le hacemos lo de la polla, por si acaso.

Mejor, sí.

Porque con la polla en la boca, lo mismo no se le entiende.

Lo importante es que os diga dónde está el puto dinero.

Le sacáis dónde cojones tiene el dinero.

Luego, hacéis con él lo que os dé la puta gana.

Y después, os lo cargáis.

¿Y si no canta? ¿Lo matamos igual?

(SUSPIRA)

Vamos a hacer otra cosa.

Lo buscáis, me lo traéis aquí y me llamáis.

Ya me encargaré yo de que cante.

Le tengo muchas ganas a ese hijo de puta.

¿Cuánto te ha levantado?

Calderilla.

Treinta mil.

Pero lo importante es el mensaje.

A Dimitri no le roba ni Dios.

¿Seguro?

He estado buceando en la red,

a ver qué se cuenta de nuestra viuda millonetis.

¿Y...?

Hay una con ese nombre. El marido murió hace un año y pico.

Pero ni pío de millones, ni de herencias, ni nada.

Es que era dinero sucio. Esas cosas no se publican en Internet.

¿Qué... qué pasa? ¿Sospechas algo o qué?

No.

¿Qué daño nos pueden hacer?

No sé, pero, ahora que lo dices,

no estaría mal que nos andáramos con cien ojos, ¿no?

(Campanadas)

(VOZ EN OFF) "Despertad".

"Despertad".

"Abrid las ventanas cerradas

y dejad que entre

el aliento del unicornio".

Oye, ¿tú qué tal meas?

Pues bien, no sé, supongo. ¿Por?

A ver. Joder, buen chorro.

¡Cabrón con suerte!

Puta próstata. Ya te llegará, ya.

Venga, chica, que no tenemos todo el día.

(SUSPIRA)

Estoy jodido, Julen, estoy cansado.

Llevo el mismo camino que el pobre Stiko.

¿Quién? Stiko.

Mi perro, coño. Ah, sí.

Empezó flojeando, luego, se negó a comer.

Y a los dos meses, palmó.

Murió.

Si lo hubiéramos cogido a tiempo, se habría salvado.

Pero yo estaba demasiado ocupado arruinándome.

Si hubieras confiado en "Generación Z",

ahora no te estarías lamentando.

¿Ah, sí?

¿Sí?

Mira, poquita cosa, esa peli era una puta mierda.

Tan floja o peor que las dos primeras tuyas.

Me tendrías que dar las gracias por no haberla estrenado.

Te evité un disgusto morrocotudo, monumental. No me jodas.

Ya.

Oye, Marcos. ¿Qué?

Este... Tenemos un problema con el plan.

¿Ah, sí? Sí.

Y además, en el momento más importante.

En el momento de la entrega del dinero.

¿Cuál es el problema?

Pues que Ray Silvela no iría nunca solo a esa reunión.

Lo normal es que vaya con un mánager.

Necesitamos un tercer cómplice que haga ese papel.

"Galactics Vampires" habla del terror.

"De un vacío profundo y existencial

ante el miedo cotidiano y recurrente a la muerte".

"Ahí es donde está...". Ahí está.

"...lo terrorífico de esta película".

Dámela, dámela.

A ver. Ahí es donde está "veldade"...

No, no, no. Empieza otra vez. Venga, venga.

La tienes. A ver.

Ahí es donde... donde verdaderamente está lo terro...

No, hostia, que no es así, hostia. Venga, tranquilo, vamos.

A ver. Ahí es donde está "veldade"... verdaderamente...

¡No, joder! ¡No, no! ¡No! ¡Escucha antes, joder!

¡Bueno, vale, para, hostia! ¡No me agobies!

¿No tenemos cinco días? Oye, mira, mira.

Yo soy el director, ¿vale?

Aquí los ritmos y los objetivos los marco yo.

Tú limítate a obedecer.

Niño, ahora te voy a decir yo como hago las cositas.

Tú no me tocas los cojones a mí y yo dejo los tuyos en paz.

Y, ahora, vamos a hablar de cosas serias.

¿Cuánta pasta dijiste que le ibas a sacar a la mexicana, eh?

Eso no es asunto tuyo.

"'Galactics Vampires' habla...". Qué angustia de tío.

Puto cine y puto intelectualismo de los cojones.

¡Sabino!

Pero ¿me estás oyendo?

¡Marcos! ¿Qué pasa?

No sé, eso digo yo. ¿Qué te pasa a ti?

Nada.

¿Qué quieres? Pues verás,

este pedazo hijo putón que tienes delante,

en el fondo, te quiere más de lo que piensas.

Y como tú lo que siempre has querido es actuar...

¿Qué coño actuar?

Lo que me gusta es hacer el bobo de vez en cuando y nada más.

Queremos que hagas de representante de Silvela.

Yo. Sí.

Buen trabajo, Nekane.

Buen trabajo.

¡Qué hijo puta! ¡Es clavado!

(ACENTO CUBANO) ¿Cómo fue que dijo?

¿Clavado a quién?

¿A quien tú llamas hijo de puta?

¿Mmm?

(ACENTO ANDALUZ) ¿Has visto? Funciona, "Espirbe". Funciona.

A ver, mírame. Vamos a aclarar una cosita.

En mi casa, las bromas las hago yo, ¿vale?

¡Chist! ¡Callad!

(TV) "Y siguen llegando a la ciudad celebridades en esta edición

del Festival de San Sebastián".

"Hemos vivido una de las llegadas más esperadas".

"El actor Ray Silvela, que viene a presentar"

su última película, "Broker Lovers",

recibirá el Premio Donostia por su carrera artística.

Le acompaña su inseparable Joselyn Morales.

¡Acojonante!

Ya os lo dije.

Y el acento ¿qué tal?

Bueno, esta noche seguiremos trabajando en ello.

(ACENTO CUBANO) Mira, yo no tengo acento.

Yo hablo como me enseñó mi madre, que en paz descanse.

(ACENTO ANDALUZ) El "number one" de la imitación. ¿Tú qué te crees?

Sí, pero has cometido un error garrafal.

La madre de Silvela está vivita y coleando.

¡Hostia! Ya. Por eso, hablarás lo justo.

Sin improvisar.

Átalo en corto.

Tú calladito.

Que hable Sabino, que tiene tablas.

Y ahora, este a casa y nosotros a afinar detalles.

Escucha, jefe, que a mí también me gustaría afinar

un detallito de los míos, ¿sabes?

Oye, oye, yo creo que no te enteras de cuál es tu lugar.

Sabino, acompáñale a un taxi.

Y le explicas la importancia del silencio en la interpretación.

A la calle Jai Alai, 7.

Escucha.

Te vas a hacer una carreterita mejor.

Me vas a llevar a mí a un sitito que te voy a decir, ¿eh, Fitipaldi?

(HOMBRE) ¡Estoy cerrando!

¿Qué pasa, Iri, nene?

¡Hostia, Litarco!

Pero ¿qué coño? ¿Qué pintas son esas? (RÍE)

Déjate de tonteras y ponme un chispazo, anda.

¡Hostia! ¿Desde cuándo es esto?

(Claxon)

(Claxon)

(Claxon)

¿Ahora vas en taxi?

Escucha.

Vas a comprar un carro.

Limpio.

Todo legal.

Buen motor.

Estoy con la provisional.

¿En qué lío te has metido?

Tú cuanto menos sepas, mejor.

Algún día te contaré yo a ti

la importancia del silencio en la interpretación.

(CANTA EN INGLÉS)

(TV) "Joselyn Morales será quien haga entrega del Premio Donostia

a Ray Silvela, compañero de rodaje y amigo".

"Tal vez algo más que amigos si hacemos caso de los rumores".

"La presencia de Joselyn atraerá, sin duda,

a los miles de fans de la actriz".

¿Se puede saber dónde estabas?

Tomando viento fresco.

¿Algún problema? Solo queda un día.

¿Me harías el favor de aguantar un puto día sin liarla?

Te diré cómo hago las cositas.

Tú no me tocas los cojones a mí...

...y yo dejo los tuyos en paz. Me tienes hasta la polla.

Pues eso.

(CARRASPEA)

¿Tu qué haces, tío?

¿Tú crees en el destino, reina mora?

¿Eh?

El destino.

Yo, sí. ¿Y sabes lo que te digo?

Que me he tirado la vida dando tumbos para acabar encontrándote.

Olé.

Tú lo que quieres es echarme un polvo, chaval.

Sí, pero con cariño.

Claro.

¿Sabes lo que pasa? Que a mí es que no... no me molas.

Yo te gusto.

Lo veo en tus ojos.

(RÍE)

Venga, así, un piquito pequeño.

Despacito.

¡Ay, por Dios, de verdad! ¡Qué pesado, colega!

¿Se puede saber qué coño pasa ahora, eh?

Escucha...,

no tientes la suerte, que a mi padre no lo conocí,

pero dicen que era gitano bravo, ¿eh?

¡Chist! ¿Dónde vas?

Voy a tranquilizarla, voy a hablar con ella.

No permitiré que lo eches a perder porque te la ponga gorda.

Escucha, guapito, Steven "Espirbe".

No me la pises, que te como el corazón, ¿eh?

¿Eh?

Te como el corazón.

¿Qué... qué dices? Tú... tú estás mal de la cabeza.

Nada, Óscar no contesta.

Pero sé el número de habitación. Voy a avisarle.

Marcos, ven.

Acompáñame.

A ver, ¿qué pasa? Nada, mi parte.

Un 20 % no me parece justo. Bueno, es lo que se habló.

Pero Sabino lleva menos peso y se lleva lo mismo.

A mí se me está cayendo un empresa que me costó 30 años levantar.

¿Te parece poco peso?

Tampoco me extraña, eres de mal repartir tú.

¡Epa ahí! ¡Carajo!

Pero ¿qué no saben llamar a la puerta?

Ah, perdón. ¡Julen, hostia!

Sí. Perdón, que no sé dónde tenía la cabeza.

El señor Silvela y su representante nos esperan.

Ahí nos pueden esperar. Perfecto.

Gracias. Perdón, ¿eh?

¿Tú has visto ese huerto de lechugas?

Bueno, sabemos que han traído la pasta.

Vamos a ver, eso huele a dinero de narcos.

Ah.

Sí.

Bah, no digas chorradas, es dinero, dinero.

"Ventanas Cerradas", yo iba a hacer de protagonista.

Dirigía mi hermano Telmo.

Pero la producción fue un desastre y ni siquiera acabamos el rodaje.

Una ruina.

Mi hermano murió poco después.

La cochina vida, colega.

Ahí vienen.

Se levanta el telón.

Muy bien.

Señor Ray Silvela.

La señora Pamela Barroso,

alma máter de nuestro proyecto, y Óscar Gerrikabeitia,

guionista adaptador de "Zalacaín, El aventurero".

El representante del Señor Silvela.

Giacomo...

Giacomo Agostini. Giacomo Agostini.

¿No lo representaba Erika?

Erika... Erika no sale de Los Ángeles.

Agostini se encarga de los asuntos del señor Silvela en Europa.

"Piaccere, señora. Señore Óscar".

Llámeme Niño Sabio, así es como todos me conocen en la profesión.

Así es.

Niño Sabio.

Cómo es este mundo del cine, ¿verdad?

Lleno de gente tan especial.

(ERUCTA)

Lo veo distinto. Como que está más flaco.

Bueno, eso es porque la cámara engorda.

Cuatro kilos y medio, exactamente. Sí.

(ALGUNOS RÍEN)

Señor Silvela, ¿qué fue lo que más le interesó sobre este proyecto?

Para Ray "questo" proyecto "e la posibilita"...

Cierra el pico, me preguntó a mí.

Soy cubano, yo me adapto. Sí. "Certo, certo".

Hay muchos matices en el guión

que me han interesado con pinga.

¿Oíste, Cerecita? Te dije.

¿Qué matices exactamente?

Diez.

Diez matices.

Los diez millones que me voy a llevar.

De ahí pa'lante no me interesa más na'.

Qué bromista.

Porque, ya hablando en serio, hablamos de seis, ¿verdad?

Cuatro ahora y el resto, al final. No. Deja eso.

Deja eso. Mi representante me dijo que no pida menos de diez.

No. (RÍE)

No le he dicho... Dice que eso es intocable.

Esto es bastante desagradable, cariño.

No, no "problem". Lo dejamos como estaba.

Como estaba. Entonces, conmigo no cuenten.

Óscar...

Sí, vámonos.

Pero ¿quién mierda te crees que eres?

¿Decir que sí a la primera es un trato como Dios manda?

¿Que Ray Silvela quede como un gilipollas?

¡Bah, no tienes ni puta idea!

¡Aquí el único que negocia soy yo!

¡Yo!

(CARRASPEA)

¿Puede venir un momento?

Sí. "Certo".

"Vediamo". Yo... yo...

Ofrecemos ocho millones.

Más no podemos. Francamente, nos parece desorbitado.

¿Ocho? "¿Otto?".

Seis ahora y el resto, al terminar el trabajo.

Lo toman o lo dejan. Última oferta.

Lo tomamos, lo tomamos.

Si tienen todo el dinero, podríamos firmar ya y asunto...

No tan rápido. Primero hablamos con nuestros abogados

en Monterrey y después, nos comunicaremos con ustedes.

Okey.

Así que, nos vemos en 24 horas.

Sí, sí. Porque, ahora, nos tenemos que ir.

Sí, señor Silvela "molto" ocupado. El último cañangazo para el camino.

Supongo que ya le habrán explicado que se le pagará en efectivo.

Dólares.

Ustedes me entienden, ¿verdad?

Sí, sí, sí. "Nonte" problema.

¿Vd. tiene algún inconveniente, señor Silvela?

¿Quién, yo? No.

Entre ratas nos entendemos, ¿no? ¿Ratas?

Sí, ratas, chulos, mamarrachos, delincuentes. El mismo mono con...

Señor Silvela, no se tome tantas confianzas.

Que hasta mañana no firmaremos el contrato

y puede que me arrepienta.

De usted dicen que es una gran estrella.

Pero también que rinde mejor en inglés.

Oye, tranquila, chica, frena el carro.

¿Quién cojones te dijo a ti que yo no sé actuar en español?

"I listen to you".

¿Eh?

Que nos gustaría escucharlo.

¡Ah!

(CARRASPEA)

Platero...

es pequeño,

suave,

peludo.

Tan blando por fuera,

que se diría...

todo de algodón,

que no lleva huesos.

Solo los espejos de azabache de sus ojos

son duros cual dos escarabajos negros.

De cristal duro.

De cristal duro.

Y no me acuerdo de más na'.

Domina todos registros, todos idiomas.

¡Es un grande! ¡Grande!

No he pasado mayor vergüenza en mi puta vida.

Tú, grande.

¿A qué leches venía eso del poemita?

Que no es un poema, que es un cuento de un notas de mi pueblo.

Tú sí que eres un notas.

Juan Ramón Jiménez. Ese.

De niño me aprendí un montón de poesías suyas.

Tenía yo un memorión de la hostia.

Las drogas, que son "mu" malas.

Esta bruja está forrada de tela, dos "kilacos" más así,

como quien se zampa un "fucking" berberecho.

¿Y...? Todavía no me lo creo.

Es que todo muy raro.

Menos mal que la borracha esa no se ha dado cuenta de nada.

Muy raro. Porque si no, aquí, el figura...

Si, pues el figura ha hecho subir la puja dos kilos.

Tu cállate, que has estado a punto de echarlo todo a perder,

¡hijo de puta! ¿Qué has dicho de mi madre?

¡A mi madre ni la mientes! ¡Callaos!

(Claxon)

¡No tienes huevos, hombre!

(Cláxones)

Me venís aquí, al cabo de una semana,

a contarme que no tenéis nada que contarme.

Bueno, yo sí.

Yo vengo con algunas dudas.

Ah, tienes dudas. -Sí.

Lo de la polla.

No es buena idea.

No me parece práctico.

¿Qué?

Esto son cosas de Urko, jefe.

Calla, calla.

¿Por qué no te parece práctico?

Un tío que muere así, al día siguiente,

es portada en el periódico.

Es su minuto de gloria.

Más de uno se dejaría cortar la polla

y metérsela en la boca por ser portada en la prensa.

Sí. La gente está muy mal. Sobran la mitad.

(URKO) Exactamente.

Y, al día siguiente, te llama su madre para darte las gracias

porque su hijo es portada de la prensa.

Urko,

¿tú quieres tu foto en la puta portada?

Pues traedme a Litarco.

Y deja de tocarme los huevos.

¿Vale?

¡Hey!

Óscar, ¿qué pasa?

Que soy prudente, carajo,

y no quise alertar a Pamela antes de cerciorarme.

¿Cerciorarte? ¿De qué? ¿De qué?

No puedes pensar que soy tan pendejo

como para creerme que ese mamarracho es Ray Silvela, cabrón.

Puta...

Espera, espera. Escucha.

¡Hijos de puta! ¡Eh, eh! ¡Eh, eh!

¿También quieres?

Anda de aquí, anda, que te aproximo una hostia...

¿Cómo estás? Bien. Va.

Vamos, sube al coche.

Hay que pararle antes de que se lo cuente a Pamela.

Vale, vale, vale.

No lo pierdas, no lo pierdas, ¿eh?

(Claxon)

¡Óscar, Óscar!

Coño.

Queremos hacer un trato. Quita.

Escúchanos.

¿Qué ganas diciéndole nada?

La película no se va a hacer en ningún caso.

¿Tu estás pendejo, güey?

Era mi guión, nuestra película.

"Zalacaín", cabrones.

¿No les importa el cine ya?

Déjate de cine y de películas.

¿Están locos? ¿Qué están haciendo?

Una estafa. Estamos haciendo una estafa.

Y si te callas, serás parte del negocio.

Estaríamos hablando de 500 000 Aurelios a tocateja, mañana mismo.

Supongamos que me creo que me dan ese dinero...,

¿por qué iba a engañar a Pamela, cuando le puedo sacar más si quiero?

Venga, va. Ya hemos visto cómo te trata Cerecita.

Exprímela antes de que te cambie por uno más joven

y menos gilipollas.

Si se levanta este pastel,

no vuelves a vender un guión ni aquí ni en la Conchinchina.

Un millón.

No te columpies, Niño Sabio.

Dije un millón.

No se quieran pasarse de listos, porque están en mis manos.

¿Y Litarco? No sé.

Bueno, así estarás más tranquila, ¿no?

¿Te apetece tomar algo?

No la he visto.

Ni tú ni nadie. Nunca se estrenó.

Era mi tercera película.

Mi obra más personal.

A Marcos le llegaron unas deudas de "Sandalias de Cristal",

esa película terrible que hizo con unos portugueses y...

y nada, "mi Generación Z" se quedó en un cajón.

El otro día no fui totalmente sincero contigo.

¿Cuándo?

Bubeno, cuando...

cuando fingí no acordarme de ti.

Es un mecanismo de defensa.

Llámalo timidez.

Eres tímido.

Sí, sí. ¿No te habías dado cuenta?

Hombre, eres todo un director. Los directores no sois tímidos, ¿no?

"Espirbe".

Espi...

¡Me cago en tu alma negra! ¡Ay!

¡Te avisé, mira que te avisé! (GRITA) ¡Pero loco!

¿Tú estás loco o qué pasa?

Pero ¿tú qué tienes en la cabeza, loco?

Voy a llamar a la Policía. ¡No, no! No llames.

Este idiota nos va a joder. Te ha partido la ceja.

¡Tú estás mal de la cabeza! Estás loquita por mí. Se nota.

¡Imbécil!

Tú no hace falta que te le folles para llamar la atención.

Ni una mujer con dos dedos de frente se iría contigo.

¡Eres una puta bomba de relojería!

(Ambiente de tráfico)

Pues para mí.

Que le den por culo al mundo, hostia.

¿Qué pasa, Sabino?

Pamela.

Sus abogados.

Exige que la productora ponga la mitad del adelanto.

Nos está esperando en el hotel.

Mi dinero no lo pueden declarar.

Se supone que debe haber una contabilidad A

para mostrar a la auditoría.

¿Qué en este país no existen registros contables?

¿No hay auditores? El problema es que en este momento

tenemos un considerable ajuste de tesorería.

A mí me parece sencillamente

que ustedes se quieren aprovechar de una rica incauta.

No nos ofendamos, respetémonos.

Nosotros no somos unos delincuentes.

Y usted, como representante, ¿qué opina?

¿Yo?

Usted defiende los intereses del actor, ¿no?

Sí, sí, "certo".

Para nosotros es muy interesante recibir una "cuantidad" en A,

"ma" no muy elevada, "per le tasse", los impuestos.

¿Y qué cantidad considera razonable?

"Mettiamo"...

"cinque" millones en B, "per la sua" parte,

e un millón en A,

"per la companya di produzione".

Pero yo no puedo pagar ese dinero.

En ese caso, cancelamos.

No me gusta trabajar con gente

que no tiene confianza en lo que hace.

Pamela, cariño, espera.

Piensa que este negocio es redondo para ti.

Dije "cancelamos", Óscar.

Señora Barroso, hablemos claro.

Usted tiene un montón de dinero sucio para limpiar.

Y nosotros tenemos una gran película por hacer.

El tiempo no puede ser enemigo si hay interés por ambas partes.

Denos una semana, tan solo una,

para encontrar alguna alternativa.

Les doy hasta mañana por la mañana.

Por la tarde sale nuestro vuelo.

Tantos años de lucha

y, al final, ¿qué me queda?

Un contable que me odia y un director que me desprecia.

Lucas, tres más.

Yo estoy servido.

Hemos perdido el último tren. Bebamos.

Bebamos hasta perder el desvanecimiento.

¡Os quiero, hijo putas! Tú no has querido nunca a nadie.

Bueno, miento. Querías a tu perro.

Tú, Telmo y yo éramos como hermanos.

Mira, no quiero hablar de ese tema.

Bueno, pues bebamos. Bebe tú también, poca cosa.

Bebe, que tus mierdas de pelis

ni me han dado ni me van a dar un puto dinero en la vida.

Aquí el único que pierde soy yo.

¿Tendrá morro el cabrón?

Bueno, tan mal, tan mal no te fue.

¿Me fue de qué?

¿Es cierto que vendiste "Generación"

por cuatro putos duros en Indonesia?

El chaval tiene razón.

Pero no es el momento, Julen.

Una mierda de venta, una venta de mierda.

No me dio ni para recuperar los muebles. Mírame, Julen.

Bueno, bueno,

esa tía, la mexicana,

¿no habría otra manera de conseguir el millón que quiere?

Sí, tengo uno debajo el colchón, no te jode.

Bajo el colchón no sé, pero en un banco de Suiza, sí.

¿Tienes un millón en Suiza. Espera.

¿Lo tienes o no?

Nada. Una herencia.

Sabino, ¿por qué no te metes la lengua donde no da el sol?

Estoy tratando de buscar una solución.

Bueno, ese dinero no se toca.

Lo tengo fuera porque aquí me lo trincan.

Marcos, Marcos... Estoy tieso, Sabino.

Es mi jubilación.

Marcos, se trata de invertir un millón para recibir cinco.

Cinco.

Mierda.

Yo no soltaría un duro hasta tener el dinero de la mexicana en mano.

Yo me encargo de eso.

Como representante de Silvela, soy yo quien recibe el dinero.

¿Seguro? Claro.

Pues, en ese caso, no veo qué peligro podemos correr.

El dinero nunca saldrá de nuestras manos.

No me falles, Iri, no me falles. Puntualidad, ¿eh?

Puntualidad. Ya.

¿Y ese pedrusco?

Eso era un...

detallito que quería tener con una que me gustaba.

Diamante de 1,2 quilates.

Como una puta cabra.

Sí. (RÍE)

(TV) "Y ahora, nos hacemos de nuevo eco de la estrella

que está concentrando el foco en el festival, Joselyn Morales".

"Una multitud de seguidores se agolpa a su alrededor".

"Parece que la siguen en cada movimiento

que la actriz realiza por la ciudad,

aunque nos informan que permanecerá esta noche

en el Hotel María Cristina, dado que mañana...".

Iriarte, con Dios.

Venga, vámonos.

Espera que termine la hamburguesa, ¿no?

Bueno, pero ¿y eso?

Tú cuanto menos sepas, mejor. Hasta mañana.

Pero espera.

¡Litarco!

(URKO) Ese tío me suena. -Iriarte, colega de Litarco.

Estuvieron juntos en el Maco.

No, no, no, no, el otro.

¿No jodas?

Es Litarco.

-¿Donde coño cree que va con esas pintas?

(URKO) Y en nuestras narices. ¡Qué huevos tiene!

-A los huevos del cabrón este le quedan dos telediarios. (RÍE)

¿No estará alojado aquí el tío? Vaya huevos.

(Música suave)

Buenas noches. Buenas noches.

¿Me puede decir si ha llegado la señorita Morales?

Sí, está en su habitación.

Soy Raimundo Silvela.

Lo sé, señor.

¿Me puede decir en qué cuarto está?

A usted, sí.

115, señor.

Muchas gracias, Eduardo.

Mami.

No. Bu...

Bueno, lo sé porque vivimos un año juntos.

Por eso lo sé.

(Llaman a la puerta)

Espera, mami, que están tocando a la puerta.

Raycito, pasa.

Estoy peleando con doña Francisca.

Sí, mami, es Ray. Te manda saludos.

Ponte cómodo, ya vuelvo.

Sí.

Mamá, es que...

Esto me lo como yo entero, coño.

Guau, tenemos calor.

Te voy a hacer un roncito.

Acércate un poquito para explicarte lo que quiero.

Te escucho, mi amor.

Deja de decirme "mi amor"

y echa pa' acá para hacértelo por todos lados, mami.

Ay, Raycito, estás loco.

¿Qué te pasó en la voz? ¿Te volviste a enfermar?

(CARRASPEA) No es catarro mi vida, es que...

estoy superardiente.

Ven pa' acá, pa' quemarte todita.

¿Qué te pasa?

(Llaman la puerta)

Espérame un segundo, no te muevas, ¿eh? Ya vuelvo.

Dios, cómo está esta tía.

Caléndulas.

Reflejan fuerza y resistencia.

La que te sobra a ti, la que me falta a mí.

¿No las quieres? Pues entonces, me las quedo yo.

¿Me invitas a pasar?

"Who the fuck are you?".

"What are you talking about?".

Buen plumón, buen plumón.

¡Tú eres Ray!

Ah, entonces, el otro... -¿Qué otro?

"Oh, my God".

El que está en la habitación de al lado.

¿Hay un ladrón? -Ladrones.

No, no puede haber nadie. Es que es físicamente imposible.

Yo creo que son las pastillas del jet lag, me han caído fatal.

Entonces, ¿hay alguien o no? -No, no, no.

No, no. Sí, sí, sí. Sí hay alguien.

¡Chist! Hay un tipo que es idéntico a ti y está en la habitación.

Calma, calma, calma.

A ver.

¿Es la recepción del hotel?

Sí, le llamo de la 115. -Es que es idéntico.

Ha entrado alguien en el cuarto.

Apúrense.

Relaja, mi amor, ya llegan. -¡Chist!

¿Dijiste igual a mí? -Idéntico, idéntico está el cabrón.

El tipo está fumando aquí.

¡Hostia! ¡Coño! ¿Qué cosa es esto!

¿Quién cojones tú eres?

No es que se parezca, es que es idéntico a mí.

Te lo dije. Tranquilo, ¿eh?

¿Cómo que tranquilos? ¿Quién eres?

Que yo ya me piro. Tranquilos.

¡Quédate ahí! ¡Quietecito!

Tú baja eso, ¿eh?

Baja eso, que yo ya me voy de aquí, no te preocupes.

¿A qué viniste? ¿A robar?

Ni a robar, ni a birlar.

Ni mucho menos a hacerle daño,

por la gloria de mi madre.

Yo he venido, ya sabes, a...

a eso, a...

A cogerme. Sí.

Pues no sé qué está peor.

(RÍE)

Ese trabajo está muy bien hecho para que vengas a darle un palo a esta.

¿En qué tú andas, mi hermano?

¿Pa' qué tú te disfrazas de mí?

He venido por despecho.

Me han dado un palo muy gordo.

Seguridad, lléveselo.

No, espera.

Explícate.

Una tía que me ha puesto los cuernos.

A ver, aquí me da tres libres en turista.

No, no. Pero ¿cómo que en business class?

¿Cuánto más?

Joder, 365 euros más.

Bueno.

Pues claro.

Qué remedio.

(Sirenas de Policía)

Eh, tu.

¿Qué coño pasa? -Mira.

(URKO) ¿Qué cojones...?

¡Hostia!

Esto era para ella.

Quince mil pavos me costó.

No, pues guau.

Un amor de 15 000 dólares es, matemáticamente hablando,

un amor irrefutable. La primera vez que gasto un dineral

en un regalo así pa' una titi.

¿Tú le crees?

Yo creo

que si tú le dices a un cubano que te gastaste 15 000 dólares

en un regalo para una mujer, te parte la cara por comemierda.

Así que, cuéntame otra historia, porque esa no la ruedo.

O sea, que querías recuperar a tu chica cogiendo conmigo.

Habrías tenido más suerte echándole los perros a este.

¿Qué?

Pero ¿tú eres...?

Tremendo maricón, sí.

Pero tengo que hacer el personaje del macho

pa' poder seguir trabajando en los EE.UU, "brother".

Nunca hemos sido amantes.

Dejamos que lo crean, para que nos dejen en paz.

Qué gente tan complicada.

Escucha, vas a tener suerte.

Ni Ray ni yo queremos un escándalo en prensa.

Ay, no.

Así que, vete a casa y deja de pensar con el pito, cabrón.

Sí, sí.

Mínimo, dos dedos de frente, ¿no? Dos dedos de frente.

Venga.

Ah, toma esto, para que te tomes algo a mi salud.

Venga, figura.

Buenas noches.

Joder.

(Timbre)

Tenemos los ordenadores en línea.

Un billete de avión para mañana a la noche,

en business class.

A lo mejor se te había pasado por la cabeza

desaparecer con toda la pasta. Sería típico de ti.

Somos menos gilipollas de lo que crees, Marcos.

Así que, ándate con ojo.

Es que no he podido dormir en toda la noche.

¿Por qué? ¿Por el "crazy" ese?

No, tonto.

Por lo que hablamos después de la cena.

Tenías razón.

Tienes que dar el paso de una vez.

Sí, claro, es más fácil el dicho que el hecho.

(Llaman a la puerta)

No puede ser. Esta mujer siempre me hace lo mismo.

Está bien. Okey, hablamos mi amor. Chao.

¡Ah!

¡Tira!

¿Qué cojones estás haciendo? ¿Qué está pasando aquí?

¿Desea comprobarlo?

No. Yo... yo me fío,

pero mi representante me mataría

si no me deja contar los "piticlines", ¿tú comprendes?

"Prego".

¡Por favor, no me hagan daño! ¿Qué le pasa?

¿Qué es lo que quieren de mí?

¿Qué le pasa?

Que se está meando encima. Yo qué sé.

¿Por qué cojones hablas así? -¿Cómo tú quieres que yo hable?

Cambiaría de camello. No sé qué se mete.

¿Qué quieres? ¿Dinero? No tengo, pero en mi cuarto...

Sí, hombre. -¿Qué vas a hacer con eso?

No. ¡Socorro!

¡Hostia, cállate! -¡Déjame!

Ya. Ya está.

A dormir.

La "cuantita" es justa.

Perfecto.

¿Algún problema en el contrato?

Si es tan amable de marcar su clave, por favor.

Perfecto. La transferencia "e fatto", hecha.

(Móvil)

¿Sí? -"Ya está".

(DIMITIR) "¿Ya está qué?". -El paquete. Lo tenemos.

(DIMITRI) "Estoy cerrando un tema. Llegaré a la tarde".

-"Lo llevamos al "puti" y te esperamos allí".

¿Por qué no avisáis? Vais a vuestra puta bola.

Muy bien.

"Se le permetti...".

(Teléfono)

¿Dígame?

"Hi, Erika".

"Ok, no problem, Erika".

"I'll call you back".

Martxelo, escúchame.

Acabo de hablar con Erika Richars, la representante de Ray Silvela.

Marronazo.

Manténgame al tanto.

Sí. Seguimos en contacto.

Bueno, Sabino,

¿me das el maletín?

¡Se acabó lo que se daba, hostia!

¡Tonterías las precisas o aquí va a haber un gazpacho que te cagas!

¡Que os den por culo, "julais"!

¡Hijo de puta! ¡Hijos de puta!

¡Joder!

¡Se llevan la tela, hostia! ¡Hijos de puta!

A es...

¡Yija!

Me cago en la hostia. ¿Cómo se abre?

Iriarte, no corras mucho, que no me quiero matar, ¿eh?

¡Toma!

Vehículo sospechoso.

-"A todas las unidades".

"Desaparecido en las inmediaciones del Hotel María Cristina,

entre las 9:00 y las 11:00 horas de esta mañana".

"Código 01 de vigilancia".

"Repito, a todas las unidades".

El hijo puta del calvo se ha llevado la llave.

Debí estar más espabilado y habérsela trincado.

Me... -¡Atención!

Hay diez tiradores apuntándole.

No cometa ninguna estupidez y libere al señor Silvela inmediatamente.

Repito: libere al secuestrado.

¿Secuestrado?

¿Qué dice?

Escucha.

Tú cállate la boca, callaíto.

Pase lo que pase.

¿Has tirado la pipa?

Sí, sí, claro.

(ACENTO CUBANO) Disculpe, esto es un error.

Aquí no hay secuestro.

Mi amigo no es ningún maleante.

Es un fans que se ha brindado a enseñarme la ciudad.

¿Y a qué venía ir a esa velocidad, saltándose todos los semáforos?

Es se nos hizo tarde y le he pedí que pisara a fondo.

La culpa es mía.

Bajad las armas.

Suban a ese coche, por favor.

¿Qué nos llevan, a la estación de Policía?

No. Al Kursaal.

Hoy, le dan el Premio Donostia, ¿no se acuerda?

Ya tendría que estar allí.

(Sirenas)

(MUCHOS GRITAN)

¡Señor Silvela, por fin! Qué susto nos ha dado.

¿Entramos?

Déjeme pasar por el hotel un momentico.

No, no, no. No hay tiempo. No hay tiempo.

Hemos mandado traer su smoking. Está usted muy cambiado.

Sí. Ha sido un día muy duro, muy duro.

Voy a llamar a su equipo.

No, no quiero ver a nadie. Necesito concentración.

Concentración.

(Tono de llamada)

Sabino, oye, pero ¿dónde hostias os habéis...?

(Fin de llamada)

¿Qué hostias pasa?

Socorro, mamacita, ayúdame.

Ayúdenme, por favor.

¡Ayuda!

¡Socorro!

(URKO) ¡Cierra la boca!

(RAY) ¡Socorro! Ayúdenme, por favor. (URKO) ¿Te callas?

(RAY) ¡Ayúdenme!

Ayúdenme, por favor.

¡Socorro! -¡Cállate de una vez, cara pan!

(RAY) ¡Socorro, ayuda!

(Tono de llamada)

(Música instrumental)

El Festival de Cine de San Sebastián

va a entregar el premio Donostia de este año

a un actor de reconocido prestigio...

¿Qué coño hacía con la Policía?

Ya. Bueno, escúchame.

En diez minutos nos vemos en la puerta,

en la de carga y descarga, le echo un lazo y salgo. Venga.

Hola. No se puede pasar.

¡Me voy a cagar en la madre que parió al calvo, hostia!

Señor Silvela,

¿está buscando esto?

Déjale pasar.

¿Qué coño es esto?

Pero...

si estos son mas falsos que el flequillo del Dioni.

Vamos fuera y luego te lo explico.

No, no, no. ¡Me lo explicas ahora!

O me pongo aquí a gritar y me desgañito

y se enteran todos. ¡Chist!

¿Algún problema, señor? No. Está bien.

Estoy hablando con mi amigo. Cierre la puerta,

haz el favor.

Eres bueno, cabrón.

Hace más de un año que a Sabino le dieron el chivatazo

de que Ray Silvela vendría a recoger el Premio Donostia.

Y entonces, fue cuando me habló de ti.

"Yo...

yo ya había estado en el Gato Azul".

"Te tienes que situar Rivas. 1892, San Petersburgo".

Y se estrena "El cascanueces", de Tchaikovsky. Que es uno...

Ya. Y mi abuelito tenía una nuez y me decía: "Cáscamela".

"Cáscamela". Gilipollas.

(RÍE)

Rivas, eres un enfermo.

No podemos facilitar datos.

Pero no ha habido ningún cliente con ese nombre.

(RAY) ¡Socorro! (URKO) ¡Calla de una vez!

(RIVAS) ¿Quién es? -Abrid, soy yo.

(RAY) Por favor. (URKO) ¿Qué? ¿Te quieres callar?

¡Socorro! -¡Cállate! ¡Cállate!

Bueno, bueno, bueno.

¿A quién tenemos aquí?

Hijo de puta, te vas a enterar.

Socorro, mamacita, ayúdame.

No me hagan daño.

Pero ¿a quién cojones me habéis traído?

Tenemos que sacar a este tío de aquí.

¡Policía! -¡Policía!

¡Alto!

(Música instrumental)

Arte.

Tela de arte.

Un trabajo fino, hijos de puta.

Gracias.

Ahora, solo tenemos que irnos. ¡Julen! Vámonos, Julen, carajo.

Mira, otro actor como tú, le gusta improvisar.

No, pasa, pasa. Ven, pasa.

¡Ay! Te lo debía, Niño Sabio.

¡Era para darle realismo a la escena!

¿Darle realismo?

Estamos en un lío de puta madre.

Y el que más tú.

Pues venga, puerta. ¡Vámonos!

La gala ha empezado. Le esperan. Acompáñeme, por favor.

Por ahí no, señor Silvela. Por aquí.

(Aplausos lejos)

¿Y tú qué haces aquí?

Eso digo yo.

¿Silvela?

Yo que sé. Me la suda. Me la pela. Se habrá muerto. Yo que sé.

¿Sabes si hay alguna puerta aquí que dé a la calle?

Pues... pues no.

Pues ya sabes.

Maquilla a Ray Silvela con todo el arte que tu tengas, niña.

(Aplausos lejos)

Tú lo sabías todo, ¿no?

Me lo contó ayer Julen, sí.

Te has tenido que reír mucho de mí tú, ¿verdad?

Venga.

No te acerques tanto, que me pongo nervioso.

Para. Para.

Urko, cualquier día de estos vas a ser portada del diario.

Ya verás, sí.

Dentro. Vamos.

Comisario, el secuestrado afirma ser Silvela.

¿Qué? -Ray Silvela, el actor.

Ya sé quién es Silvela.

De hecho, le están dando un premio en el Kursaal.

Pues este insiste en que le llevemos allí.

Pues dile a este payaso que se deje de chorradas.

¡Joder!

Ya está.

(Llaman a la puerta)

Empezamos en un minuto.

Voy.

Espera.

Ten cuidado ahí fuera.

¡"Zuokin", con todos ustedes, Joselyn Morales!

(Aplausos)

Había escrito un largo discurso sobre Ray.

Pero será mejor que guarde silencio y disfrute junto a todos ustedes,

contemplando momentos de algunas de sus películas.

"Good night".

"It's an honour, a pride".

"And I'm very proud

of América".

(Aplausos)

-Señoras y señores, con todos ustedes Ray Silvela.

(Aplausos)

Jesulín, por tus mulas...,

no me dejes con el culo al aire.

Muchas gracias, señoras y señores.

Chist, quieto.

En la película que les voy a contar

nada es lo que parece, ni...

nadie es quien dice ser.

Los tipos que tienen la culpa de que yo esté hoy aquí son...

gente del mundo del cine.

Para empezar...,

un director, que parece bastante corrupto,

y su corista, que simula ser un "achantao",

y un contable calvo,

que simula ser un ángel,

cuando, en realidad...,

es una víbora con sed de venganza.

(Puerta abriéndose)

"Pero en esta historia

también hay un productor".

"Pero este no finge. Este parece imbécil

y es imbécil".

Telmo no murió de un infarto.

El forense era amigo de la familia y le pedí que ocultara la verdad

para no matar del disgusto a mi madre.

Mi hermano se suicidó

con una sobredosis de transilium.

Cuando te cargaste su película "Ventanas Cerradas"

y arruinaste a toda mi familia...,

Telmo ya no levanto cabeza.

El día de su entierro,

cuando me abrazabas,

estuve a punto de escupirte a la cara,

pero me aguanté...

y juré que algún día me las pagarías.

También el director corrupto

tiene cuentas pendientes con el productor imbécil

y no sabe cómo joderle la vida.

Hasta que un día

el contable calvo

descubre algo.

Descubrí que tenías un millón escondido en Suiza.

Decidimos quitártelo para hacer "Zalacaín, El aventurero".

Aún no sabíamos cómo.

Hasta que un día encontramos el modo en un bar de putas.

Vas a flipar, es clavado el hijo de puta.

Pero aún me quedan por presentar

tres personajes más en esta historia.

La marioneta,

que soy yo,

la chica...

y la millonaria borracha.

Con negocios en Monterrey y Miami,

dispuesta a pagar millones de dólares por Ray Silvela.

Ese era el primer farol.

Hacerte creer que Ray Silvela, al que en realidad

nunca llamamos, rechazaba la oferta.

Ray Silvela,

que no hace la película.

Entonces, yo os proponía engañar a la supuesta viuda millonaria

con un doble de Ray Silvela.

Litarco, el rey tunante.

Y ahí entraba en acción

la marioneta que les habla.

Teníamos que convencerte para que tú también pusieras dinero.

Tu millón de euros.

Ese era el momento más delicado.

Y tragaste el anzuelo.

Te lo tragaste como un pajarero.

Y esta es la película, Marquitos.

Una tragicomedia en dos actos

escrita para dos actores sin empleo ni fama,

pero con tablas y talento, como tantos, ¿verdad, señor productor?

Ya ves,

te hemos dado el timo de la estampita, Marcos.

El timo de la estampita.

Un clásico.

Los clásicos siempre funcionan, ¿verdad?

"E punto finalle, caro amico". (RÍE)

"Pero entonces...,"

¿qué me dicen del pobre diablo?

En el fondo, era tan solo un hombre enamorado.

Y la culpa la tuvo la chica más linda de toda esta historia.

Esa mujer...

lo cegó completamente.

Es posible que ustedes se pregunten

quién soy yo en realidad.

Si Ray Silvela...

o la marioneta...,

el "desgraciao",

el pobre diablo.

(ACENTO ANDALUZ) Este soy yo.

Nací en el mismo pueblo...

que un poeta famoso.

El de "Platero".

De niño...

recité un poema suyo en la escuela,

que no mucha gente lo conoce.

Todavía me acuerdo de memoria.

Yo no soy yo.

Yo...

soy este

que va a mi lado

sin yo verlo.

Que, a veces, voy a ver.

Y que, a veces, olvido.

El que calla, sereno, cuando hablo.

El que perdona, dulce...,

cuando odio.

El que pasea...

por donde no estoy.

El que quedará en pie cuando yo muera.

Buenas noches.

Ahora, te toca a ti.

(RAY) Ha sido un día muy estresante

y no tengo mucho más que agregar.

Casi nadie es lo que aparenta.

A veces, por estupidez,

por miedo,

por ambición....

porque no nos dejan...

o porque no nos aceptan

tal como somos.

Joselyn me entiende bien, ¿verdad?

(Aplausos)

La cuenta está saldada, Marcos.

Vaya con el bueno de Sabino.

Enhorabuena, perro viejo.

Has sido más listo que yo.

Una curiosidad.

¿Y cómo os vais a repartir mi herencia?

No la vamos a repartir. Vamos a hacer la película.

¿Con un millón?

Y con muchas ganas.

Enternecedor.

¿Qué es eso?

Nada que te importe.

¿Estás enfermo?

Doctor Zúñiga.

¿Es grave?

Manda huevos. Ahora, te preocupas por mi salud. ¡No me jodas, Sabino!

¿Sabes lo que te digo?

Por mí, como si te mueres.

Pues...

en eso estamos.

Sí.

En eso mismo estamos.

Así que, si lo queríais era matarme, no perdáis el tiempo.

Porque en esto os llevo adelanto...,

mucho adelanto.

Marcos.

¿Qué?

No me vengas ahora con que: "Ánimo. Lo siento"

y chorradas. ¿Por qué no dijiste nada?

¿Para qué?

El dinero lo querías para la operación.

¿Para eso era el viaje a América?

Ya no hay tiempo para operaciones, Sabino.

No tengo a nadie.

Y bueno, para acabar mis días, pues...

ron,

chicas, Caribe...

Hubiera estado bien.

Cuéntame qué cojones hacías disfrazado de Silvela.

Pero ya se lo he explicado.

Ya.

Preparando el personaje para tus imitaciones del puticlub.

Eso.

Como me tomes por idiota, Litarco...,

te vas a pudrir en la cárcel.

Si me das nombres,

quizás me replantee tu arresto.

¿Quiere que le diga la verdad?

Sí, claro.

Es por Jesulín.

¿Jesulín?

Morales. La actriz.

Estoy loco por ese pibón.

Sí. La que está liada con el Silvela.

Me... me curré este disfraz

para colarme en su habitación y...

Ya sabes.

Follármela.

Llévatelo.

Nos hemos librado por los pelos.

Os importa una mierda que hayan detenido a Litarco, ¿no?

¿Y eso cambia en algo las cosas?

No, no, no.

El dinero de Marcos era negro, así que, no puede denunciar nada.

Ladrón que roba a ladrón...

¡Marcos!

Marcos.

No te lo mereces...,

pero no quiero ese peso en mi conciencia.

Tu dinero está de nuevo en tu cuenta.

Tú lo has dicho, mi dinero.

Bueno, ¿y la peli?

Ya encontraré la manera de hacerla.

Buen detalle.

Eres un hijo de puta.

Pero si hay un infierno, espero...

espero que no te quemes en él.

Quémate en México, al sol.

Joder, me vas a hacer llorar, perro viejo.

Me voy a casa, compañeros.

No, pero tú también tienes que celebrar.

Sí, serás maquilladora de la película, si quieres.

No.

Gracias.

Bueno, vosotros dos, sí, habéis estado increíbles.

¿Verdad? Confirmados vuestros papeles

en la película. No.

Sí. ¿Ya?

¡Eso es!

Por "Zalacaín".

¡Ahora sí!

¡Aquí está el alma mater de Operación Concha!

Le he devuelto su dinero.

Se está muriendo, Julen.

Ese cabrón se está muriendo.

¿Marcos?

Marcos Ruíz de Aldazabal...,

más conocido como El sapo.

Se muere.

Marcos es...

marcos es como un padre para mí.

Marquitos.

El responsable de que los bancos le quitaran todo a mi familia.

El mismo que...

vendió tu película en Indonesia y le metió planos de tetas y culos.

¿Cómo?

Y otras cositas.

Haremos "Zalacaín", aunque tenga que empeñar mi casa.

Y si no llega para hacer una película,

la hacemos en teatro, ¡qué coño!

Claro que sí, Sabino.

La haremos en memoria de tu hermano, ¿eh?

Bueno, y si tardamos mucho, también en memoria de Marcos.

Oye, ¿qué es lo que tiene exactamente?

Algo en los pulmones.

Supongo que...

Sí. Bueno...

Ya, ya. Ya sabes.

La radiografía era de la Clínica Zúñiga.

¿La Clínica Zúñiga?

Paso todos los días por delante de la Clínica Zúñiga.

¿Y sabes qué, Sabino?

La Clínica Zúñiga

es una clínica veterinaria.

¡Era la veterinaria del puto perro de Marcos!

(RÍE)

Joder.

¡Joder!

Qué hijo de puta.

Era el perro de Marcos, joder.

Qué hijo de...

¡Ay!

¡Oh, no!

Bueno, Joseba...,

ahí te quedas.

Quiero decir que yo me voy, ¿eh?

"Agur". Con Dios.

Venga.

266 000 dólares.

Esto es una pequeña desviación presupuestaría común

en cualquier película.

Esto lo vamos a amortizar... -Marquitos.

Voy. Con las ventas internacionales.

Despreocúpate. No me molestes para cosas que no sean importantes.

Vamos.

¿Vamos a filmar? Sí, ya mismo.

-"Decime". ¿Cómo me ves? Divino.

¿Estoy bien así? Sí.

Este es mi lado bueno. Deja de preocuparte por tu lado.

Estás sentada sobre él.

Ray Silvela me dio esto para ti.

Esto... esto tiene que costar un dinerito, ¿eh?

Igual...

te lo cambio por esto.

¿Que "querés" que haga?

¿"Querés" que me tense, que me preocupe

o que lo trabaje interiormente? Vos decirme lo que quieras.

Lo de interiormente funciona,

pero vi los ensayos, me falta un poquito de efervescencia,

regaliz, frambuesa, cítricos, elementos cítricos,

sobre todo efervescencia.

Infla pecho, échale...

Te diré como hago yo las cositas.

Tú no me tocas los cojones a mí...

y yo dejo los tuyos en paz.

¿Estamos?

Estamos.

(Truenos)

Pero, por tus muelas, reina mora...,

vamos a quitarnos de aquí, que cojo una pulmonía.

Gracias, mi amor. Venga, va, vamos a hacerlo.

¡Silencio!

Silencio, por favor. Silencio.

Vamos a rodar.

Corre cámara.

-Corriendo. -Sonido.

-A grabar.

"Persecución muy, muy caliente en el Caribe". 83, 1, cuarta.

¡Acción!

-¿Cómo surgió "Persecución muy, muy caliente en el Caribe"?

El cine es compromiso. El cine es

yo diría que de un fuerte compromiso social.

A veces, hay que hacer dejación, a veces, unas tetitas al aire.

Y no por eso deja de ser una película familiar.

(PERIODISTA) ¿Cree usted que su parecido

con la estrella Joselyn Morales le benefició?

No le hace falta.

¿Sabes cuantas preguntas me han hecho así, todo el tiempo?

Eso es. Muy bien.

Ella está enamorada, ella pega una patadita a esta piedra.

No, eso es mierda. ¿Cómo mierda?

No me hables así, Marcos.

Tráiganme la bata, que me voy. No, mujer.

Síguela, síguela, que te meto una hostia.

¡No, más suave, mi vida!

Pero no me grites otra vez. ¡Corta!

¡Me estás gritando! ¡Fede, coño, vete a por la niña!

Así que, es un plano importante.

Hay que echarle arrojo, hay que echarle valentía.

Mi cine pretende hablar un poco de aquello que nos...

que nos mueve.

Veo mucha inhibición, mucho así, el pecho para dentro. No.

Los sentimientos, las emociones, el amor.

Tenemos cintura, tenemos caderas. Vamos moviéndonos hacia delante.

Estáis... Sois preciosas. Esto es, sonreímos.

Parece "los Ángeles de Charlie" multiplicado por 18. Fantástico.

Y, sobre todo, el... el propio discurrir de la vida.

Muy bien. Media vuelta todas, por favor.

Y otra vez hacia aquí.

Sabino, me tienes hasta las narices.

Déjalo acá. ¿Lo dejo?

Déjalo acá. Va.

Detesto, aborrezco, odio los plano cortos.

Cine siglo XXI. Me cago en Bergman. Te quiero ver conmigo.

Estamos con actores y actrices, ¿eh?,

de gran talento y con mucha presencia física.

Un árbol...

es un árbol.

¡Si vuelves a hacerme un plano corto, te lo comes!

Y una sandía no es un melón.

No, no. No me pongas caras. Ni esto es así, un pase de modelos.

Que parecemos pingüinos, mi amor.

"Entendés" la profundidad, ¿no?

Cine en TVE - Operación Concha

10 ago 2019

Marcos Ruiz de Aldazábal, un productor de cine arruinado, traza un plan para engañar a una inversora millonaria mexicana con un doble del prestigioso actor Ray Silvela, quien ha rechazado trabajar en su película. Aprovechando el contexto del Festival de Cine San Sebastián, empieza la gran estafa.

Contenido disponible hasta el 14 de mayo de 2032.

ver más sobre "Cine en TVE - Operación Concha " ver menos sobre "Cine en TVE - Operación Concha "
Programas completos (150)

Los últimos 182 programas de Cine en TVE

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios