www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.14.0/js
4575858
No recomendado para menores de 7 años Centro médico - 20/04/18 (2) - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

¿Pero cómo me puede subir 200 E?

Berta, la pareja del doctor Landó, diagnosticada de trastorno límite

de personalidad, viene al hospital

porque siente presión en el bajo vientre

y unas ganas incontenibles de orinar.

Pero es que ya estoy preparando la mudanza y todo...

No puedes...

¡Oiga! ¿Pero le está enseñando el piso a alguien ahora?

¿Esto qué es? ¿Una puja en directo de esas?

¡Bueno, bueno, qué fuerte me parece!

No. No. No me interesa nada.

Oiga, es usted un pirata, ¿eh? Pero qué...

No. Venga, adiós.

(RESOPLA)

Perdón.

Ya está.

Que...

Bueno, que antes de que me preguntéis...,

que bien, que estoy siguiendo el tratamiento a rajatabla.

Además, ya me lo han reducido al mínimo, o sea que bien.

Voy a sesiones periódicas con Lucía. Una vez al mes.

Y luego, con Ramón muy bien, la verdad.

Estamos buscando piso juntos. De ahí la llamada.

Y perdón, pero tengo una urgencia fisiológica que me tengo que ir.

(Música)

Pues mira, le di tu currículum a una amiga mía, Mercedes,

que regenta un jardín de infancia, y necesitan un perfil como el tuyo.

¿Qué me dices? Sí.

Muchas gracias. De nada, mujer.

Así que ya te llamará para una entrevista o lo que sea.

Ay, pues no sabes lo que me hace falta un empleo.

Madre mía. Pero ya no solo por sentirme útil,

que es lo principal, sino porque nos vamos a vivir juntos Ramón y yo.

¡Qué bien! Entonces, cualquier cosa contribuye

a tener un alquiler decente. Que vaya tela con los pisos...

A los propietarios les falta pedirte un análisis de sangre como aval.

De verdad que sí. El tema de la inmobiliaria,

hija mía, se ha desbocado otra vez. Es que no aprendemos, ¿eh?

No, no. Es un proceso estresante a tope.

Oye, ¿y por qué no te instalas en el piso de Landó?

Mira, lo mismo me dice él. Que si tenemos que ser prácticos,

que no podemos tirar el dinero, que no nos pongamos obstáculos,

pero yo qué sé.

Es que yo pienso lo mismo. Claro que sí.

Ya, pero no sé, Clara. Pues como para empezar de cero, ¿no?

Para construir algo sobre... No sé, sobre algo sólido, ¿no?

(Música)

Es aquí.

Bueno. Hola, Blanco.

Hola. Este es mi padre.

Encantado.

Su hija me ha hablado mucho de usted y tenía ganas de conocerle.

Sí, mi hija también me ha hablado de usted.

Tomad asiento, por favor.

Paliza que me ha dado para que venga

a hacerme el estudio de extensión con usted.

Dice que es el mejor oncólogo que conoce.

Bueno, gracias por el cumplido. Espero estar a la altura.

La verdad, no vengo muy convencido.

Si es que ya me hicieron todas las pruebas del mundo

cuando me detectaron eso. Y no sé para qué van a hacer más.

Tampoco estoy para perder mucho tiempo.

Mi hija me ha insistido tanto en que venga a ver al doctor Blanco

que, al final, he tenido que aceptar.

Pero solo para que me deje en paz.

Yo estaba contento con mi médico, pero bueno...

Al enterarse ella de la gravedad de la enfermedad,

se ha puesto bastante nerviosa y razones no le faltan.

Para qué nos vamos a engañar.

-Pero es bueno tener una segunda opinión, ¿a que sí?

-Ya estoy aquí. No hace falta que me sigas convenciendo.

No me quiero ni imaginar cómo le pondrá la cabeza

a los pobres pacientes que lleva en la ambulancia.

Bueno. A ver, Gregorio, veo en su historial

que sufre de EPOC y es fumador. ¿Es así?

Sí.

Va siendo hora de dejarlo.

Si no hay más remedio.

A ver, yo estoy aquí para ayudarle en todo lo que pueda.

Además de darle mi opinión como médico y como amigo

y compañero de Ainhoa.

Quiero que sepa que yo pasé por una situación parecida a la suya.

Sí, también tuve un cáncer, pero bueno...

Así que cualquier duda que tenga sobre el proceso, el tratamiento,

lo que se le ocurra, no dude en consultarme.

No..., no lo sabía. Pues muchas gracias.

Bien.

Por mi parte, yo empezaría haciendo un TAC.

Lo que haga falta.

Bien.

(LLAMAN A LA PUERTA)

Hola. Hola. Adivina a quién me encontré.

¡Hola! ¿Qué tal?

Aquí estoy. Bueno, os dejo.

Acuérdate que mi amiga Mercedes te va allamar.

Vale. Muchas gracias, Clara. De nada, mujer.

Venga, hasta luego. Hasta luego.

Hasta ahora. ¿Quién es Mercedes? Una amiga de Clara

que me ofrece un trabajo. Anda, qué bien.

Oye, ¿y tú que haces por aquí? Pues te va a parecer una chorrada,

pero no quería yo... molestarte con problemas de salud

en los ratillos que tenemos juntos, la verdad.

¿De salud? ¿Por qué? ¿Qué pasa? Nada.

Que me duele un poco la barriga aquí abajo.

Y que tengo muchas ganas de hacer pipí,

pero constantemente. No... Vamos, vengo de ahí.

Escúchame una cosa, ¿te duele o te escuece al orinar?

No. Además, los síntomas son como muy parecidos

a alguna infección de orina que yo tenía, o sea que...

Que por eso tampoco le he dado más importancia.

No, si tal y como dices, parece una cistitis.

Vamos a hacer una cosa, deja las cosas ahí que ahora,

en un rato, te hago una exploración. Vale.

Pásate a la camilla. Y la próxima vez, dímelo.

Teniendo un médico en casa... Pero si es que no era para tanto.

La exploración consiste en una palpación abdominal

y una tira reactiva de orina, que en este caso ha dado negativa.

Todos los síntomas apuntan a una leve cistitis,

así que voy a comenzar con el tratamiento antibiótico.

La cistitis es una infección en el tracto urinario.

Y las mujeres son más propensas a padecerla precisamente

por sus características anatómicas como, por ejemplo, tener la uretra

algo más corta que la del hombre.

(Música)

Gregorio Cortel, el padre de Ainhoa, ya está preparado para someterse

al TAC como parte del estudio de extensión

de su carcinoma de pulmón.

El carcinoma pulmonar de células pequeñas es un tipo de cáncer

de crecimiento rápido que se disemina mucho más deprisa

que otros tipos de cánceres pulmonares.

Suele empezar a desarrollarse en los bronquios y es muy agresivo.

Esperemos que Gregorio tenga suerte.

La verdad es que en este hospital las pruebas han sido más agradables,

dentro de lo que cabe. Me alegra oír eso.

En unos días podrá venir a por los resultados.

¿Y qué tipo de tratamiento cree que puedo seguir?

Bueno, es pronto para saberlo.

Tenemos que ver las pruebas de imagen,

comprobar si se ha extendido y, dependiendo de la afectación,

veremos la opción más adecuada.

O sea que la semana que viene vuelves a por los resultados, ¿no?

-Por supuesto que sí.

Le veo por aquí. Muy bien.

Gregorio.

Gracias. -Hasta luego.

Oye, te reconozco que tenías razón.

No sé, el doctor Blanco me ha parecido un gran profesional

y parece buen tipo. -¿Ves?

-Y me gusta la idea de que me pueda aconsejar

en esto de la enfermedad, con eso de que haya sido paciente

y lo haya superado.

-Me alegro de que te haya caído bien.

Vamos a ver, cielo.

Como el resultado de la tira reactiva no es concluyente,

te voy a pedir un cultivo de orina, ¿de acuerdo?

Es una prueba mucho más exhaustiva, pero tardará al menos una semana.

Me encanta cuando me hablas como un médico.

¿Ah, sí? Pues escuche esto, señorita.

El 80 % de las cistitis las provoca una bacteria

que se llama Escherichia coli, para que lo sepas.

Así que para el tratamiento te voy a recetar amoxicilina,

antibiótico, ¿de acuerdo?

Y esto lo vamos a complementar con arándano rojo americano,

que está demostrado que viene muy bien para prevenir las cistitis,

y además sé que te encantan.

No, me encanta que me lo traiga en la bandeja del desayuno a la cama.

Ya, tú lo que tienes es muy poca vergüenza.

Oye, amor, ¿cómo va el tema del piso?

¡Ay, fatal! De verdad.

¿Te acuerdas del piso ese del que me había enamorado,

que tiene una claraboya en el salón?

Sí. Pues resulta que el propietario

es un pesetero que resulta que en una puja improvisada

le ha dado el piso a otra gente por un puñado de euros más.

¡Valiente gañán, vamos! Escúchame.

Yo sé que el mercado está muy mal,

pero, vamos a ver, a pesar de parecer pesado,

Berta, ¿por qué no te vienes a vivir conmigo?

Deja de buscar piso. Ven a mi casa.

Además, te ahorras el alquiler.

Vamos a ver, Ramón, que necesito pagar alquiler.

Que quiero hacerlo. Quiero que vayamos los dos a la par,

no quiero tener la sensación de que soy una carga para ti.

Es que eso se puede entender, ¿no? Que sí, sí.

Mira, ¿sabes lo que va a pasar?

Mira, la amiga de Clara me va a dar un trabajo,

voy a encontrar un piso precioso y nuestra vida juntos

va a ser maravillosa. Y ya está. Pero si ya lo es.

Ya lo sé. Pero más.

(Música)

A los pocos días de hacerse las pruebas con el doctor Blanco,

Gregorio Cortel, el padre de Ainhoa, vuelve al hospital.

Tranquilo, ven. Vamos.

Una silla, por favor.

¿Qué ha pasado? Ha empeorado, Blanco. Tiene fiebre.

Y tiene tos con expectoración purulenta.

Jesús, a Reanimación. Mar, analítica y gasometría de urgencia.

Ainhoa, quédate aquí. Te voy informando, ¿vale?

Vale.

Me ha llamado mi padre para decirme que se encontraba peor,

y como no me suele llamar, me he preocupado

y he ido a buscarlo y le he traído al hospital.

Perdón, échate así.

Venga, levanta un poquito. Eso es.

Sujeta ahí, Mar.

Vamos a ver.

Tiene 38 de fiebre.

Bien. Tiene más ruidos de los habituales en los pulmones.

Nunca me había sentido así, doctor.

Tranquilo, Gregorio. Tranquilo.

Mar, oxígeno, broncodilatadores y antibiótico empírico.

Parece una reagudización del EPOC. ¿De acuerdo?

Muy bien.

Venga. A ver, vamos a ver...

Es el EPOC, ¿verdad?

A ver, la gasometría que le hicimos de urgencia

muestra un empeoramiento de los gases en sangre.

Vamos a hacerle una radiografía.

Se va a quedar ingresado porque tiene que estar controlado.

Sabía que esto iba a pasar.

¿Y tienes los resultados del estudio de extensión?

Sí, parece que el cáncer no está extendido,

con lo cual tenemos un margen de maniobra.

Vamos a centrarnos en esto, ¿vale? Vale.

Venga.

(Música)

Poco después, Berta vuelve al hospital

porque su infección de orina ha empeorado.

¿Ese precio por un piso de dos dormitorios?

Vamos... ¡Debería darle vergüenza, vamos!

La cosa ha ido a peor. Ahora me duele la barriga.

Ahora sí que me escuece al orinar

y encima, el color, el olor de la orina...

Tengo como náuseas. Y me duelen los riñones.

Vamos, estoy hecha un cromo.

Buh, y encima esto. Perdonad. ¿Sí?

¿Pero que ya está alquilado?

¡Pero si el anuncio salió hace dos horas!

¿Algún problema?

Sí, uno gigante con la situación del alquiler en este país.

(RESOPLA)

Berta, creo que te estás metiendo demasiada presión.

Y no hay ninguna prisa, de verdad. No te vas a quedar en la calle.

Bueno, da igual. Que no quiero hablar de eso.

¿Qué pasa con la cistitis?

Verás, el urocultivo confirma que se trata de la bacteria

Escherichia Coli, pero que, por los síntomas que me cuentas,

creo que ha derivado de una cistitis a una pielonefritis.

La pielonefritis es una infección de la vía urinaria superior

que ocurre cuando las bacterias ascienden

a través de los uréteres que comunican la vejiga con los riñones.

Afortunadamente, lo hemos podido detectar a tiempo.

Así nos hemos evitado posibles complicaciones.

Pero bueno, ¿y el antibiótico no era precisamente para eso?

¿Para matar el bicho y que no se me subiera a los riñones?

Sí, así es, pero el urocultivo lo que confirma es que el bacilo

es resistente a la amoxicilina y eso no lo podíamos saber a priori.

(Teléfono)

Espera, tengo que coger. Será de uno de los 17 pisos

de los que estoy pendiente.

¿Sí?

Hola.

Hola, Mercedes, ¿qué tal?

Sí, soy yo. Encantada.

Sí, ya me ha dicho Clara que...

Mañana.

Claro, claro. Claro, faltaría más.

Oye, que muchísimas gracias por esta oportunidad, ¿eh?

Estoy deseando conocerte y demostrarte

que trabajo muy bien y que no te vas a arrepentir.

Vale. Vale. Venga, mañana hablamos.

Vale.

Venga, muchas gracias. Hasta luego.

¿Bien, no?

Perdón.

Perdona, Ramón, de verdad.

Que no estaba diciendo que te hubieras equivocado ni nada.

Solo...

Es que son muchas cosas.

Y no me encuentro bien.

Y de repente pensar que me voy a poner mala,

que voy a estar en la cama, pues me pongo atacada.

Porque es que...

Tengo muchas cosas y mañana tengo una entrevista de trabajo.

Escúchame, no pasa nada.

Lo único que tenemos que hacer es cambiar el antibiótico y listo.

Haz una cosa: bájate a Urgencias, ¿de acuerdo?

Yo ahora aviso a Clara para que te dé paracetamol

y te ponga el nuevo antibiótico por vía intravenosa.

Y después, ¿me puedo ir a casa? No lo sé, mi amor.

Tendré que hacerte una analítica.

Si los resultados son positivos pues te puedes ir a casa

y sigues el tratamiento vía oral. ¿Vale?

Vale.

(Música)

Tras hacerle una radiografía de tórax de urgencia,

Gregorio ya está ingresado en planta.

¿Dónde estoy?

Tranquilo, Gregorio. Está en el hospital.

Hola. ¿Cómo está?

La evolución es tórpida. Persiste la disnea y está algo desorientado.

¿Y ha salido algo significativo en la radiografía?

En la radiografía de tórax del paciente aparece

una condensación pulmonar en el lóbulo inferior derecho.

Eso es un signo claro de neumonía,

que posiblemente sea la causa de este empeoramiento repentino.

Vamos a ver cómo responde al tratamiento,

pero no descarto llevarle a la UCI e intubarle si no mejora.

Gracias. Quédate un rato con él.

Si necesitas algo, sabes dónde estoy.

(Música)

Me alegro de haberte hecho caso.

Este doctor parece que sabe lo que hace.

-Pero ponte la mascarilla que ahora la necesitas, ¿eh?

(Música)

Berta regresa por tercera vez a Urgencias.

Se siente débil, mareada y somnolienta.

Daba la impresión que se iba a quedar dormida de pie.

¡Uy, perdón! Es que me he dormido.

Estoy cansadísima, ¿eh?

Ayer me quedé dormida en el autobús.

Y no sé.

Me acosté a las diez de la noche y me levanté a las diez de la mañana.

Vamos, tú lo sabes.

Ya. Clara, tómale la temperatura, por favor.

Vale.

Sigo teniendo náuseas.

Escúchame, ¿cómo va el tema de la orina?

Bien. Ya no me molesta, la verdad.

¿Y el dolor lumbar? Tampoco.

Ha desaparecido por completo. Pues no tiene fiebre.

Bueno, ahora túmbate mejor que te voy a hacer una exploración.

Qué rollo.

La exploración abdominal es normal, así como la puñopercusión lumbar.

Esto unido a la falta de síntomas, me hace pensar que la pielonefritis

está controlada.

Sin embargo, sigo sin saber qué le ocurre.

Por eso Berta se va a quedar ingresada con suero

y antieméticos para controlar las náuseas.

No te preocupes. Seguro que tu padre se pone bien.

-Siento estar así, pero es como que todavía estoy...

Estoy en shock.

Es que tú no le conocías antes, pero mi padre siempre ha sido

muy fuerte y con mucha vitalidad.

Y verle ahí, en la cama como un pajarillo, se hace duro.

-Bueno...

-Por lo menos te tengo a mi lado.

Pero bueno... También estoy contenta,

aunque no sé si debería sentirme mal por ello.

-¿Por qué?

-Pues porque desde que mi padre aceptó a ver al doctor Blanco

y estar aquí, en el hospital, y pasar más tiempo con él,

es como que no sé...

Como que estamos mejor y siento que hasta se siente bien conmigo.

-¿Y por qué no iba a hacerlo si eres maravillosa?

Te estás preocupando por él y le has llevado a un gran doctor

para que le trate.

-Ya, pero ya sabes que desde que le dije que me gustaban las mujeres

pues nuestra relación cambió y...

-Pero eso es normal. Al final, los prejuicios están ahí.

Y si no, ya sabes cuál es la solución.

-¿Cuál es la solución?

-Pues ya sabes lo que funcionó con mis padres.

Que nos vieran a las dos juntas.

Al final, ¿contra el amor qué se puede hacer?

-Ya.

Pero... después de estar ahora mejor,

a lo mejor es volver a la casilla de salida, ¿no?

-Tú no te preocupes que todo va a salir bien, ¿vale?

-Oye, Clara, ¿sabes algo de Mercedes?

Es que el otro día nos vimos y yo creo que fue muy bien.

Pues mira: hablé con ella sobre el tema. Nada, un momentín.

Y por lo que me contó hubo química, ¿eh?

Sí. Ese trabajo tiene que ser mío, ¿eh?

Es que he planificado toda mi vida en común con Ramón

contando con ello.

De verdad, Berta, un poco temeraria, sí eres, ¿eh?

Que no se vende la piel del oso antes de cazarlo.

¿Te duele algo?

Sí, los pechos. Los tengo como muy hinchados.

¿Y desde cuándo? No sé.

¡Uy! ¿Te ayudo?

Hola. ¿Y Berta?

Berta en el baño, devolviendo.

Y por lo visto, tiene los pechos hinchados y doloridos.

Así que... No te digo nada.

Sí, sí. Pon esa cara que...

(Música)

(TOSE)

Hola.

-Me alegro de verte. -¿Cómo estás?

-Mejor, ¿y tú? -Yo estoy bien.

-Aunque me aburro un poco aquí.

No es cómodo estar entre... Entre tanto cable.

-Imagino.

Pero me alegro que digas que te aburres porque te traje una sorpresa.

-¿Te alegras? ¿Por qué?

-He venido con alguien que... Tengo muchas ganas de que conozcas.

Papá, esta es Gloria, mi novia.

-Hola, Gregorio.

-Bueno, a lo mejor no es el mejor momento.

-¿A ti te parece normal presentarme a tu ligue aquí? ¿En el hospital?

¿Esto qué es, una encerrona para...? ¿Para rematarme?

-No, no es ninguna encerrona. Papá, no te pongas así.

-Yo mejor me voy. -No, no es nada personal contra ti.

Pero es que no me ha parecido ni medio normal la situación.

¿Cómo sé que ocurre? Como si no me conocieras...

-Papá, tranquilo. Papá, respira.

Tranquilo. Ve a llamar a un médico, por favor.

¡Diazepam, por favor!

Tranquilo, respira, papá. Tranquilo. Venga.

Ponle el diazepam.

La saturación está muy baja.

Vamos, Gregorio, vamos. Ya está puesto.

Eso es. Eso es. Bien.

Es pronto para saber qué le ha podido pasar a Gregorio para sufrir

estas convulsiones.

Podría ser desde una complicación de la neumonía,

hasta un infarto cerebral. Hay que hacer más pruebas.

Hay que hacer un TAC y una punción lumbar con análisis

de líquido cefalorraquídeo. Muy bien, enseguida.

Ainhoa, la función respiratoria ha empeorado, y según las gasometrías,

sigue reteniendo dióxido de carbono.

Lo mejor será llevarle a la UCI, sedarle e intubarle.

Ha sido mi culpa. No es momento de culparse.

¿De acuerdo? Hay que ser fuertes y hacer todo lo posible

para que se ponga bien. Vamos.

Encima ahora con vomitona. Ya, ¿cómo estás?

Bien. Uf.

Cielo, oye, una cosa,

¿cuándo fue tu última regla?

No sé, hace dos semanas. Ya.

¿Y fue muy abundante o escasa?

No, la verdad es que manché poco.

Pero bueno, yo tengo reglas irregulares, ¿no? Tú lo sabes.

¿Qué pasa? ¿Por qué me preguntas eso?

Berta, porque...

Creo que estás embarazada.

(Música)

Berta, ¿tú estás tomando la píldora?

Sí, claro.

Bueno, me crees, ¿no? Sí, sí, sí, claro que te creo.

Pero no sé, últimamente... Llevas tanto estrés y...

No sé, entre buscar trabajo, buscar piso... Y que no paras.

No sé, quizás se te podía haber olvidado.

Berta, mírame.

Tú estás tomando la píldora, ¿verdad?

Sí. Sí. Ramón, sí, me la estoy tomando.

Pero no sé...

Se me ha podido pasar algún día. ¿Cómo que algún día?

Berta, ¿cómo que "algún"? ¿"Algún" qué es?

Uno, dos, tres, cuatro, 25... No lo sé, Ramón, no lo sé.

Dos días o... Como mucho tres o cuatro, yo... No sé.

Hay que evitar estos olvidos a toda costa, porque solo uno de ellos

ya aumenta el riesgo de embarazo.

Por eso hay una serie de trucos, digámoslo así, para las olvidadizas.

Y es, por ejemplo, programar la alarma del reloj.

Asociarlo a la ingesta de alimentos.

O incluso, se pueden utilizar también otro tipo de métodos,

como es el anillo vaginal, que se sustituye cada tres semanas;

o los parches cutáneos, que se sustituyen una vez a la semana.

Perdona.

Escúchame, es que lo que me cabrea es que no me hayas dicho nada.

Yo podía haber utilizado preservativo hasta que el efecto

del anticonceptivo se hubiera restaurado, Berta.

Pero... ¿Por qué...? No lo sé, no lo sé, por...

Porque ahora que estábamos bien, y otra vez y...

Es meter la pata y es...

Parecerte como una irresponsable o incapaz, yo que sé.

Si yo no podía quedarme embarazada, que a mí me costaba mucho trabajo.

No... No pensé...

Escucha.

Está bien, vamos a hacer una cosa.

Te voy a hacer una analítica de urgencia,

y también vamos a hacer una ecografía.

Ahora vuelvo.

(Música)

El doctor Blanco estudia los resultados del TAC cerebral

que le hizo a Gregorio Cortel tras sedarle e intubarlo,

debido a la crisis convulsiva que sufrió.

Por el TAC que le acabamos de hacer descartamos alguna lesión cerebral

como causa de la crisis que acaba de sufrir.

Esto indica que podría ser una encefalitis.

Aunque el resultado de los análisis de la muestra de líquido

cefalorraquídeo que se le tomó en la punción lumbar

nos dirá de qué tipo es y cómo tratarla.

Hola. Me han dicho que me buscabas. Sí, pasa.

¿Todo bien?

A ver, tengo los resultados de la punción lumbar.

Ha dado positivo en herpes simple.

Tu padre tiene una neumonía, y además,

tiene una encefalitis herpética.

La encefalitis herpética es una infección grave

del sistema nervioso central, asociado al virus del herpes simple.

Es el mismo tipo de virus que produce las infecciones labiales.

Sin tratamiento, provoca una muerte rápida en el 70 % de los casos.

Y el 30 % restante suele quedar con graves secuelas neurológicas.

(Música)

A ver, Ainhoa.

Ya hemos empezado el tratamiento para intentar revertir la infección.

Vamos a hacer todo lo posible.

Pero... Dime la verdad, en estos casos no suele terminar bien, ¿no?

A ver, es una infección... Muy grave.

Incluso con tratamiento, uno de cada tres pacientes fallece.

Y el resto sufre deterioro cognitivo serio y con secuelas, ¿verdad?

Eso son solo estadísticas. También hay casos en que terminan

recuperándose completamente con el tratamiento adecuado.

Así que no vamos a perder la esperanza, ¿de acuerdo?

Le mantendremos en la UCI, sedado y controlado.

Cualquier cosa que necesites... Sabes dónde estoy.

Gracias.

Que sepas que mi padre está muy contento contigo,

y con el tratamiento que está recibiendo en el hospital.

Me hubiera gustado conocerle en otras circunstancias.

Parece buen tipo.

Haremos todo lo que podamos. Tranquila.

(Música)

Después de realizarle a Berta un test con nivel de hormona beta hCG

en sangre con resultado positivo, el doctor Landó

le hace una ecografía transvaginal para confirmar el embarazo.

Vale, hemos terminado. Puedes bajar las piernas.

Berta, hay un embrión viable de seis semanas.

Pero... ¿Y la cistitis? Sí, la cistitis también la tuviste.

Lo que pasa es que los síntomas se solaparon con los del embarazo.

Porque además son prácticamente iguales.

Dolor en el bajo vientre... Bueno, la frecuencia en la micción.

Y la supuesta menstruación que tuviste,

fue un sangrado debido a la implantación del embrión

en el útero.

(RESOPLA)

Y...

¿Y entonces ahora la medicación que yo...? ¿O sea, el tratamiento mío?

¿Lo puedo seguir tomando o...?

No sé.

Berta, ¿tú dejaste de tomar las pastillas a propósito?

Quiero decir, ¿tú querías tener un bebé?

Pero bueno... ¿Ramón, en serio me estás preguntando eso?

Vale, vale, vale. Lo siento, lo siento.

(Música)

Sí, le siguen haciendo pruebas y hay que esperar.

Sí, está en coma, no se puede hacer nada más, Gregorio.

Si quieres verle, solo tienes que venir, y llamarme, y ya está.

Venga, adiós.

(Música)

Ainhoa.

(Continúa la música)

Todavía no me creo que esté así.

-Estoy segura de que saldrá de esta.

Además, por lo poco que le pude conocer me pareció un hombre

bastante fuerte. -Cabezota, ¿verdad?

Lo que más me fastidia es que...

Después de nuestro acercamiento ahora no sé si...

Si ni siquiera voy a poder volver a hablar con él.

-Que sí. Seguro que sí. Si ha estado deseando reconciliarse contigo.

Ya verás que saca las fuerzas de donde sea para recuperarse.

Ven, anda.

Hola, Berta. ¿Qué tal, cómo estás?

Pues rumbo a casa con... Con pasajero a bordo.

Ya, bueno. Poco a poco, mujer.

Que me acaba de llamar Mercedes.

Parece que me está evitando, porque no me devuelve las llamadas...

¿Qué pasa, pasa algo? Me temo que sí.

Parece ser que ha estado haciendo averiguaciones, y se ha enterado

por qué te despidieron de tu trabajo en la guardería.

O sea que adiós empleo, ¿no?

Pues lo siento mucho, pero... Parece que sí.

Si puedo hacer algo por ti, de verdad...

No, da igual, si... Yo te aseguro que necesito...

Ordenar esto. ¿Estás bien, seguro?

Sí, sí, de verdad. Venga, hasta luego.

(Música)

Pues ya he cumplido mi primera semana aquí, en Centro Médico.

Señal que lo he hecho bien, porque sigo aquí y no me han echado.

-Venga, venga, tranquilo, Fonseca, que no es nada, que es más aparatoso

de lo que es. -El extintor ha roto el parabrisas

y se me han clavado los cristales por todas partes.

-Te voy a dar el alta.

Pero sí que te vas a tomar un tratamiento antibiótico

para prevenir una posible infección.

-El señor este que yo llevé al triaje, ¿qué era, el del extintor?

-Sí, pero no creo que se le cayera el extintor accidentalmente.

-¿No? -No, de hecho ha vuelto

por un ataque de ansiedad.

Parece ser que algunos alumnos le están amenazando.

-Han intentado matarme.

-Claudia no acudió a su cita para someterse a una resonancia magnética,

con la que terminar de confirmar si padece esclerosis múltiple.

Y ahora creo saber por qué. Ha estado sufriendo un brote psicótico.

Hay que empezar con antipsicóticos para controlar el brote.

Antes de que Claudia se vuelva inestable e intente huir.

Una vez que los antipsicóticos han empezado a hacer efecto,

Claudia se ha mostrado más partícipe a someterse a la resonancia magnética

que teníamos pendiente. Se trata de unos resultados,

que unidos a los de las pruebas que ya le hicimos,

no dejan lugar a dudas. Definitivamente Claudia

padece esclerosis múltiple.

(Música)

  • Centro médico - 20/04/18 (2)

Centro médico - 20/04/18 (2)

20 abr 2018

Docuficción basada en un exitoso formato internacional que recrea cada día dos historias basadas en casos clínicos reales, curiosos y atractivos. A través de siete personajes fijos -cinco médicos y dos enfermeras- los espectadores irán conociendo los casos que llegarán a las consultas.

ver más sobre "Centro médico - 20/04/18 (2)" ver menos sobre "Centro médico - 20/04/18 (2)"
Programas completos (956)

Los últimos 969 programas de Centro médico

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. Elia

    Lo solucionarán????

    22 abr 2018
  2. Elia

    Yo no lo he.podido ver me sale españoles por el mundo. Y ahora no lo.podremos ver???

    22 abr 2018
  3. Carmen

    Buenas noches, alguien ha podido ver el capitulo 2 del dia 19/4?, a mi me sale Españoles por el mundo. Gracias

    20 abr 2018