www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.10.1/js
3292719
Para todos los públicos Cachitos de hierro y cromo - Ritmo de la noche - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

(Música)

La fiesta perfecta se forma con una serie de refinados rituales

que comienzan con un tuneado frente al espejo.

La clave es encontrar el delicado equilibrio

entre vestuario-edad, peinado de escultura corintia

y un buen enjuague bucal.

Ponte tus mejores galas porque, hoy, noche de estreno

de la tercera temporada de "Cachitos de hierro y cromo",

te sacamos de fiesta.

(Música)

Ritmo,

ritmo de la noche.

Ritmo,

ritmo de la noche.

(Música)

¡Anda, si eres Virginia! ¡La de "Cachitos"!

"Cachitos: Ritmo de la noche".

Todo el mundo baila alguna que otra vez,

ya sea por el efecto saludable del ejercicio

o por la habitual excusa del cortejo con los otros seres humanos.

Y mientras tanto, desde los bafles emanan ritmos

que se quedan adheridos al cerebro como pegatinas.

(Música)

Desde los trallazos del tecno a los suaves bamboleos del R&B,

pasando por éxitos de chiringuito, bombazos latinos

y otras simpáticas delicias. No pienses que es hortera

ni te tapes la cara con estupor o risa floja.

Simplemente, piensa lo divertido que es salir con los amigos

una noche de fiesta.

En "Cachitos" no hemos podido ni querido

resistirnos a la burbujeante tentación de dedicar

un espacio entero a la música de baile de hace unas décadas.

Lo hacemos, como siempre, desde el archivo de TVE,

bombeando las sonadas esta vez desde los amplis de tu carro.

(Música)

El pop negro de EE. UU. alcanzó el éxito de masas en los ochenta

gracias a artistas como Michael Jackson y su hermana Janet.

Aprendimos a pronunciar correctamente R&B,

esa música aterciopelada en la que confluyen el pop, el soul,

el funk y los rhythm and blues de sonido modernete.

Su influencia fue tan importante que pronto se convirtió

en el estilo favorito de las principales estrellas del pop.

Un tipo de material perfecto para escuchar

al principio de la noche con las ventanillas bajadas.

(Música)

Ya veis, melodías chispeantes y estribillos que hacen cosquillas

en la nariz como el champán.

"Cachitos" se va acelerando, pero sin despeinarse un milímetro.

Como debe ser.

(Música)

Nos dirigimos ahora a nuestro siguiente destino.

Una disco donde suena dance despreocupado y cachondo.

No es música de grandes estrellas ni de caras conocidas,

pero estos jitazos se bailaron y cantaron como los que más.

(Música)

Oye, ¿os habéis dado cuenta que ahora para saber de música dance

hay que saber inglés? Que si Dj, que si emcee, que si...

Es un lío.

Imagínate el sonido de un saxofón rompiendo el cielo por la mitad

como un relámpago en la noche.

Así de fuerte fue para algunos este himno imperecedero,

perpetuo, de acid house,

uno de los grandes éxitos de principios de los noventa.

Como nuestro programa es variopinto, eso sí que lo tiene,

vamos a traer al personaje más estrafalario del pop actual.

Su canción, su número uno, en cuanto suena en una discoteca

llena de personal la pista.

(Música)

Continuamos la fiesta a ritmo de funk.

Un estilo que identificamos inmediatamente

con la década de los setenta.

Sin embargo, este género ha sobrevivido hasta nuestros días

en todo tipo de mutaciones con un solo propósito:

ennegrecer tu ritmo.

(Música)

Esta música extravagante y musculosa

ha sido una de las principales fuentes de inspiración del rap,

un estilo que construyó sus ritmos con sonidos del funk

cortados y pegados en forma de samples.

Dicho en cristiano, a cachitos.

(Música)

Snap!, cuya canción "I've got the power!"

es este semana el single más vendido en España.

Necesitábamos algo lo suficientemente fuerte para continuar.

Hola. -Hola.

Betty Boo es una chica muy joven que ha estado triunfando

con un tema que se llama "Doin' the Do",

y que la ha catapultado al éxito total.

(Música)

Seguimos ahora con un vídeo del rapper MC Hammer,

que se ha convertido en un gran éxito

gracias a su vídeo titulado "You can't touch this".

Es número uno en los EE. UU. y en toda Europa.

(Música)

Hola, soy MC Hammer.

Un saludo para todos los amigos de "Rockopop".

MC Hammer, junto a Bobby Brown y algunos más,

son una nueva generación de cantantes de color

herederos de la mejor música negra tipo Stevie Wonder, Ray Charles,

Quincy Jones o James Brown.

Cambiamos de aire y nos damos un garbeo por el barrio latino.

Hace dos décadas estalló la fiebre hispana por todas partes.

Estilismos audaces, ritmos pegajosos

y artistas que ponían toda la chicha en el asador.

Así se las gastan estas cancioncillas

que, detrás de los estereotipos,

muchas veces actualizan la tradición de Latinoamérica.

Es la hora de bailar con las manos levantadas.

Levantando las manos.

Moviendo la cintura.

Le ro lo le lo le le ro lo le lo le

Sabes que estoy a tus pies.

Contigo, mi vida, quiero vivir la vida.

Y lo que me queda de vida

quiero vivir contigo.

Contigo, mi vida, quiero vivir la vida.

Y lo que me queda de vida

quiero vivir contigo.

Sí, sí, sí, que este amor es tan profundo,

que tú eres mi consentida, y que lo sepa todo el mundo.

Sí, sí, sí, que este amor es tan profundo,

que tú eres mi consentida, y que lo sepa todo el mundo.

Botellón de ron, tras botellón.

En definición, un paraíso.

Demente vomitando en el piso.

Esto es una fiesta de locos.

Esto es una fiesta de locos.

Esto es una fiesta de locos.

Pero yo soy el único que no estoy loco.

Yo soy el único que no estoy loco.

Papi, papi, papi chulo. Are you ready?

Tu quieres el mmm, te gusta el mmm,

te traigo el mmm, y Lorna a ti te canta el mmm.

Qué rico el mmm, sabroso mmm,

y a ti te va a encantar el mmm.

Te gusta el mmm, te traigo el mmm,

y Lorna a ti te canta el mmm.

Qué rico el mmm, sabroso el mmm,

y a ti te va a encantar.

Suavemente yow, con el dembow.

Así tienes que hacerlo slow, con el dembow,

al son del flow. Arriba, arriba, arriba otra vez.

Otra, otra noche, otra. Ay, que yo no te boté.

Otra, otra noche, otra. Aunque tú vuelvas con él.

Otra, otra noche, otra. Cuéntale, cuéntale.

Otra, otra noche, otra. Que beso mejor que él.

Otra, otra noche, otra. Cuéntale, cuéntale.

Otra, otra noche, otra.

Cuéntale que te conocí bailando.

Cuéntale que soy mejor que él.

Cuéntale que te traigo loca.

Cuéntale que tú me quieres ver.

Ayer la vi bailando por ahí

con sus amigas en una calle de Madrid.

Tan linda como el día en que la conocí.

Fueron los días más felices para mí.

Ayer la vi bailando por ahí

con sus amigas en una calle de Madrid.

Tan linda como el día en que la conocí.

Fueron los días más felices para mí.

Es que tu cuerpo

es pura adrenalina que por dentro me atrapa.

Me tiene al borde de la locura.

Es que tu cuerpo

es pura adrenalina que por dentro me atrapa.

Me tiene al borde de la locura.

Sube la adrenalina.

Sube la adrenalina.

Sube la adrenalina.

Sube la adrenalina.

Dame un minuto, contigo disfruto, se envuelve y me deja bruto.

Si me das la verde, ejecuto. Si tú eres la jefa. me recluto.

¡Bomba!

Y que no me digan en la esquina. El venao, el venao.

Que eso a mí me mortifica. El venao, el venao.

Que no me abucheen en la esquina. El venao, el venao.

Que eso a mí me mortifica. El venao, el venao.

El venao, el venao.

Ahí está el tiburón, ahí está el tiburón.

Se la llevó el tiburón, el tiburón.

Ahí está el tiburón, ahí está el tiburón.

Se la llevó el tiburón, el tiburón.

No pares. Sigue, sigue. No pares. Sigue, sigue.

No pares. Sigue, sigue. No pares. Sigue, sigue.

No pares. Sigue, sigue. No pares. Sigue, sigue.

No pares. Sigue, sigue. No pares. Sigue, sigue.

Con esta canción, Proyecto Uno, que une el merengue,

el rap, el hip, el house... Todas estas cosas.

Te gusta el mueve mueve. Te gusta el mueve mueve.

Te gusta el mueve mueve. Te gusta. ¡Mueve!

Te gusta el mueve mueve. Te gusta el mueve mueve.

Te gusta el mueve mueve. Te gusta. ¡Mueve!

Levantando las manos, llegando bien arriba.

Moviendo la cintura. Así me gusta, siga.

Con movimiento sexy.

Es el ritmo nuevo que traigo para ti.

Así, así. Levantando las manos.

Así, así. Moviendo la cintura.

Así, así. Con movimiento sexy.

Es el ritmo nuevo que traigo para ti.

Sensual. Un movimiento sensual.

Sensual. Un movimiento muy sexy.

Sexy. Un movimiento muy sexy.

Y aquí se viene el africano con el baile que es una...

¡Bomba!

Para bailar esto es una... ¡Bomba!

Para gozar esto es una... ¡Bomba!

Todas las mujeres lo bailan. ¡Bomba!

Todos los hombres lo bailan. ¡Bomba!

Todas las radios lo ponen. ¡Bomba!

Las discotecas lo ponen. ¡Bomba!

Toda la gente lo baila. ¡Bomba!

Y las mujeres lo bailan así.

Mayonesa, ella me bate como haciendo mayonesa.

Todo lo que había tomado se me subió pronto a la cabeza.

Mayonesa, ella me bate como haciendo mayonesa.

No sé ni cómo me llamo, ni dónde vivo.

Ni me interesa.

Y arriba y arriba ese coro que arranca

y dice, que dice...

Antes de que Mayumana se pusieran a aporrear

los cubos de basura de su barrio,

Safri Duo ya había pensado que aquello de dar brincos

entre montones de bombos podría ser divertido.

Sus exóticos temas de trance se extendieron por toda Europa

a toda velocidad como si fueran las siete plagas bíblicas,

pero en plan buenrollista.

(Música)

Canciones de verano.

Se trata de un invento tan diabólico

que, pese a ser concebido para discotecas de playa,

chiringuitos de piscina o plazas de la fiesta del pueblo,

las hemos cantado y bailado a lo largo de todo el año

hasta en el discopub más recóndito.

Puede que no sean las canciones más complejas de la historia,

pero siempre tendrán un hueco en nuestro cerebro más reptiliano.

¿Quieres la playa? -Claro.

-¿El mar? -Sí.

-¿La arena? -Sí.

-¿Los chiringuitos? -Sí.

-¿Los chicos haciendo surf? -Por favor.

(Música)

Háblame,

no quieras estar sola.

A la orilla del mar una fiesta va a empezar.

Ven conmigo, nena, vamos bailar.

Hoy el corazón me va a estallar.

Y no me atrevo a entrarla, ¿qué dirá?

Pero no importa, lo voy a lograr.

Sé que un día mi chica ella será.

Dime, corazón,

dime la verdad.

Porque siempre tengo

esta sensación de amor.

Sé que junto a ti

no hay nada mejor.

Eres mi alegría.

La vida sabe mejor.

Mi amor.

Mi amor.

Historias de amor.

Ojos que miran con ilusión.

Pasiones vividas entre los dos

imposibles de borrar.

Historias de amor.

De costa a costa, para toda España y para todos vosotros...

¡Locomía!

(Música)

Viva, viva el amor.

Siente ritmo latino.

Viva, viva el amor.

Locura, pasión de verdad.

Viva, viva el amor.

Siente ritmo latino.

Viva, viva el amor.

Locura, pasión de verdad.

Y yo sigo aquí, esperándote.

Y que tu dulce boca ruede por mi piel.

Y yo sigo aquí, esperándote.

Y que tu dulce boca ruede por mi piel.

Pensaré si queda alguna manera.

Pensaré si queda alguna manera

pa' que te fijes en mí, y entonces me quieras.

Pa' que te fijes en mí, y entonces me quieras.

Ella qué será, she's livin' la vida loca.

Y te dolerá si de verdad te toca.

Ella es tu final, vive la vida loca.

Ella te dirá: vive la vida loca.

Vive la vida loca, she's livin' la vida loca.

Torero, poner el alma en el ruedo.

No importa lo que se venga pa' que sepas que te quiero.

Como un buen torero

me juego la vida por ti.

Si hay que ser torero, poner el alma en el ruedo.

No importa lo que se venga pa' que sepas que te quiero.

Como un buen torero

me juego la vida por ti.

Hoy en día, hasta las abuelas saben qué es la música electrónica.

Pero hace dos décadas había bastante desconocimiento

y no pocos prejuicios respeto a estas canciones.

Un ejemplo de esta falla generacional

es la aparición del dúo de Badalona Viceversa

en el programa de la Campos.

Allí interpretaron su megaéxito ante Terelu,

que necesitaba aclarar algunos términos.

Yo he oído hablar de vuestra música

que era una música disco, que era una música tecno.

Incluso vosotros habéis dicho una cosa que me ha gustado mucho,

que hacéis una música spaghetti

adaptada al gusto español y en español.

¿Eso qué es? -Eso es lo que acabas de decir.

Desde mi ventana veo la playa

y estás tumbada en la toalla.

Quiero que escuches mis sentimientos

y que no ignores lo que estoy diciendo.

Cómo no me pude imaginar

que algún día se iba a marchar.

Ahora estoy sentado aquí, en la arena,

esperando que algún día vuelva ella.

Tu piel morena sobre la arena.

Nadas igual que una sirena.

Tu pelo suelto moldea el viento.

Cuando te miro me pongo contento.

Y si miro al horizonte,

puedo ver cómo las olas pelean por tocar tu piel.

Y si miro al horizonte,

puedo ver cómo las olas pelean por tocar tu piel.

Cuando el ser humano sale todos los fines de semana

durante un largo periodo de tiempo,

alcanza el grado de maestro en nocturnidad y bailoteo.

Llega a detectar en tan solo unas décimas de segundo

los primeros compases de sus canciones fetiche.

Y la recibe dando saltos junto a su amigo más cercano

al grito de "¡jo, tío!" o "¡esta es la buena!".

Eso que comúnmente conocemos como temazo,

jitazo, temarraco o pepinaco.

(Música)

Uno, dos y tres.

(CANTAN EN INGLÉS)

¿Cuál es el último disco que has comprado?

-Chimo Bayo. -El de Chimo Bayo.

-Chimo Bayo -Chimo Bayo todo el mundo.

¡Uh, ah!

En 1991, un extravagante disc jockey grabó en Valencia una canción

que se pegaba a lengua como un cubito de hielo.

La llamó "Así me gusta a mí" y se vendió por millones,

convirtiéndose en un mito de la Ruta del Bakalao.

Aquel hombre, hoy, es una leyenda.

Buenas, Chimo Bayo. -Buenas tardes.

-Es una canción que ha enganchado a todo el mundo. ¿Por qué?

-Creo que es una canción rítmica. Lo más atractivo de todo

es que la gente la interpreta a su manera.

Y sobre todo, que es muy bailona.

(CANTA) "Chiquitan chiquititan tan tan

que tun pan pan que tun pan que tepe tepe

pan pan pan que tun pan".

¡Uh, ah!

¡Uh, ah!

Chiquitan chiquititan tan tan

que tun pan pan que tun pan que tepe tepe

pan pan pan que tun pan que pin

Chiquitan chiquititan tan tan

que tun pan pan que tun pan que tepe tepe

pan pan pan que tun pan que pin

Chiquitan chiquititan tan tan

que tun pan pan que tun pan que tepe tepe

pan pan pan que tun pan que pin

Ecsta si, ecsta no

Ecsta si, ecsta no

Cuando el cielo empieza a clarear y los pájaros cantan

como si fuera la primera mañana de sus vidas,

muchos fiesteros no tiran la toalla, y, mirando al horizonte,

piensan aquello de: "De perdidos, al río".

¡Súbela, súbela, súbela!

Además de bebidas energéticas...

Química, química, química.

El cerebro precisa en estos casos

una descarga a la altura de las circunstancias.

Y qué mejor que dos productos tan nuestros

como el bakalao y la máquina.

(Música)

Amigas y amigos, es la hora del...

Megatrón.

(Música)

¡De p... madre!

¡De p... madre!

¡De p... madre!

¡De p... madre!

(TODOS) ¡Venga! ¡Venga! ¡Venga! ¡Dale! ¡Dale! ¡Dale! ¡Dale!

¡Toma! ¡Toma! ¡Toma! ¡Toma! ¡Venga! ¡Venga! ¡Venga! ¡Venga!

¡Dale! ¡Dale! ¡Dale! ¡Dale!

(Música)

¡Venga, familia, que esto aún no ha acabado!

¡Caña a tope!

¡Esto se va a venir abajo!

Tú siempre fuiste

duro de pelar, duro de pelar.

Yo siempre en casa

loca por amar, loca por amar.

Tú siempre fuiste

duro de pelar, duro de pelar.

Ahora el tiempo me cambió.

Y suelto mi pelo y pinto mi cara,

me pierdo en la noche, me quemo en la playa.

Que no pare, que no pare.

Que no pare.

Que no pare, que no pare.

Que no pare.

Siente cómo te hace vibrar,

cómo tu cuerpo quiere estallar.

Olvida tus problemas y relájate,

te voy a dar momentos de placer.

Chica, ven, ven. Acércate, mírame, cógete a mí.

Vamos a bailar.

Déjate llevar.

(TODOS) ¡Esto se hunde! ¡Esto se hunde!

¡Esto se hunde! ¡Esto se hunde!

¡Esto se hunde! ¡Esto se hunde!

¡Arriba, arriba!

Nuestro TORP 1

fue uno de los primeros y más grandes éxitos del dance.

Un bombazo llegado desde Bélgica.

No solo conquistó las listas europeas entre 1989 y 1990,

sino que se convirtió en el primer éxito comercial

del house en los USA.

Hoy, es un clásico de su tiempo.

Vamos a poner un vídeo de una chica que no ha hecho nada,

pero se ve que ha alucinado la peña

y está en todos los números uno de las listas de baile.

-Hasta ahora, no habíamos hecho música de baile.

Pues aquí la tenéis: Technotronic.

(CANTA) "Pump up the jam".

-Pero esto no está en nuestra línea. -Es de pijos, que no es igual.

(Música)

Con los primeros ecos del alba llega la triste despedida.

La vida puede cambiar en una noche de fiesta,

y las canciones que hemos bailado

seguro que nos acompañarán toda la vida.

La discoteca de "Cachitos" chapa por hoy,

pero la próxima semana os volverá a ofrecer

un alucinante viaje por el archivo de TVE.

(Música)

Y nos llega el turno.

Para los habituales de la música, José Vélez es bien conocido.

Voulez-vous danser avec moi? ¿Quieres que bailemos un vals?

Voulez-vous danser avec moi? ¿Quieres que bailemos un vals?

Bailemos un vals.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Ritmo de la noche

Cachitos de hierro y cromo - Ritmo de la noche

10 ene 2017

Cachitos de hierro y cromo abre su tercera temporada con un capítulo dedicado exclusivamente a todas esas canciones diseñadas para el jolgorio y el bailoteo que han sacudido discopubs y chiringuitos de España.

Histórico de emisiones:
20/09/2015

ver más sobre "Cachitos de hierro y cromo - Ritmo de la noche" ver menos sobre "Cachitos de hierro y cromo - Ritmo de la noche"

Los últimos 292 programas de Cachitos de hierro y cromo

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos