www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.9.0/js
3788701
Para todos los públicos Cachitos de hierro y cromo - 7 pecados - ver ahora
Transcripción completa

Las metes en la boca, después muerdes el limón.

Levantas firme la copa, paseándola de un tirón.

Que como quema. Pero es tan buena.

Que pides otra.

Casi sin respiración.

No quiero estar borracho otra vez.

Otra vez.

Otra vez.

A ver si así dejo de beber.

De una vez.

No quiero estar borracho.

Quiero vivir feliz.

Así...

Así... Así...

Una copa, otro amor.

Olvidar es mejor.

Brindo, brindo, brindo solo por mí.

Te equivocas si piensas que es por ti.

Brindo, brindo, brindo.

Brindo, brindo...

¡Otra copa!

(CANTA EN INGLÉS)

Y sentir dentro de mí,

flotando en cerveza todo tu cuerpo siempre bajo tu sol.

Loco, loco, me vuelvo loco. Loco pensando en ti.

Loco, loco, me vuelvo loco, loco por el alcohol.

Loco, loco, me vuelvo loco.

Loco soñando en ti.

Loco, loco, me vuelvo loco.

Es un pecado contagioso.

Casi chic.

Avaricia.

Dad,

compartid, sed generosos.

(RÍE)

Seamos sinceros.

Si hasta los niños pequeños disfrutan del placer de tener.

De no compartir.

¿Quién no ha querido tener más?

¿Quién no ha querido tenerlo todo?

Solo de mayores logramos entenderlo.

Poseer es poder.

Sobre todo si lo que se acumula es dinero.

Por eso los músicos siempre han criticado

a los ricos y poderosos.

Por eso y porque los bolos se pagan mal

y da mucha envidia,

pero ese es otro pecado.

¡Qué de cosas haría yo

si yo fuera rico!

Si yo fuera rico.

Viviría siempre como un rey.

Un rey sin gobernar.

Trabajar muy poco.

Y hasta no volver a trabajar.

(CANTAN EN INGLÉS)

(CANTAN EN INGLÉS)

Money, money, money. Quiero pasta para ser feliz.

Money, money, money, eso basta para ser feliz.

Amor.

Quién pudiera tener

un poquito más de money para ser feliz.

¿Por qué no nos relajamos un poco y nos alegramos

con una nueva canción musical?

Aquí llega con la fuerza de un obús

el grupo Obús.

Dinero, dinero...

En mi cabeza constante estás.

Dinero, dinero...

Acaso vuelves con intereses. Nunca puedes cambiar.

Ni marcharme yo puedo.

Nunca puedes cambiarme.

Nunca, nunca podrás cambiar.

Prefiero que me lo prestes,

yo quiero que me lo des.

Te lo digo atentamente,

no te lo pienso devolver.

Eso es lo que necesito

y no quiero nada más.

Aparta de mi camino,

hágase mi santa voluntad.

Conseguidme dinero.

Si me queréis, sabéis lo que yo quiero.

Traedme dinero.

Gran olor la del buen dinero,

que buen olor para mí.

Un día vendrá que tenga de sobra y todo será de mí.

Sí, sí, sí.

Money, money, money.

Lo que gusta más.

Money, money, money, sí.

De todo lo que quiero más.

Te van bien los de 100 pero mi sueño son los verdes,

Sonia, amor, por favor...

Money, money, money...

Que todo lo quiero más.

Así se explica Manuel

esto de la especulación.

Comprando mu baratico

vendiendo "carico", pagando tú y yo.

Y así se explica el porqué y hay que echarse a temblar.

Que suba la gasolina, el aceite de oliva, la chicha y el pan....

Se juntan cuatro granujas y a todos nos estrujan

al multiplicar...

(CANTA EN INGLÉS)

Maldito parné,

que por su culpita dejaste al gitano

que fue tu querer.

Castigo de Dios, castigo de Dios.

Es la crucecita que lleva a cuesta

María de la O.

En 2006 cinco potencias antinucleares formaron una alianza

que amenazaba el equilibrio internacional.

El G5.

Kiko Veneno, Muchachito, Tomasito y Los Delincuentes

unieron fuerzas para lucir pobreza a mucha honra.

Su gamberrismo contagioso dio lugar a reverencias

como este, "El Cheque".

Una carta a un amante esquivo. El efímero dinero.

Dame money, ¿Y mi money?

Mira cómo baila Manuel.

Dame money. ¿Y mi money?

Mira cómo baila Manuel.

Ay, ay, ay, ay, ese dinero yo lo quiero coger.

Es un hombre papagayo que dice que es mi tocayo.

Vacilado todo de una vez.

Y cómo se empieza,

la cosa se acaba.

Si llevo la pasta, me dejó con las ganas.

A La Habana yo me fui, a La Habana yo me fui...

La envidia.

Qué mala es.

Aunque a algunos les parece que así competimos

y eso creen que están bien,

pero salvo esos fans de las carreras,

los demás pensamos que la envidia

nos hace sufrir con el bien de los demás,

y lo que es peor,

disfrutar con su mal.

El sadismo es el extremo más chalado de un sentimiento bastante común.

De hecho, da origen a un clásico español.

Cuánto envidioso.

¿Qué es la envidia? ¿A qué responde?

A ello vamos a dedicar hoy nuestro programa.

Envidia.

Tengo envidia de tus cosas.

Tengo envidia de tu sombra.

De tu casa y de tu rosa, porque están cerca de ti.

Y mira si es grande mi amor.

Que cuando digo tu nombre, tengo envidia de mi voz.

Cómo es él.

¿En qué lugar de enamoró de ti?

¿De dónde es?

¿A qué dedica el tiempo libre?

Tú pregúntale por qué ha robado un trozo de mi vida.

Es un ladrón que me ha robado todo.

Ahora otro culpa mi lugar,

otro calmará tu ser.

Es difícil olvidar,

comprendí que ayer te tuve entre mis manos

y ahora eres de mi hermano.

(CANTA EN INGLÉS)

(CANTAN EN INGLÉS)

La envidia es como un puñal.

¿A quién se lo voy a clavar?

Aunque recuerdo que la palabra

siempre se vuelve palabrería de obsesión.

Produce muy mala impresión.

Te comento que insultar no es ninguna novedad.

Arrastro mi talento destrozando a los demás.

Propagando mis mentiras, disfrazando la verdad.

No le tengo envidia a nadie aunque dinero le sobre.

Aunque el dinero le sobre, no le tengo envidia a nadie,

aunque el dinero le sobre, no le tengo envidia a nadie,

aunque el dinero le sobre.

Aunque el dinero le sobre, peregrino y andaluz,

a veces me siento pobre, peregrino y andaluz,

yo jamás me siento pobre.

Te odio cuando tienes éxito, te odio cuando tienes éxito,

te odio cuando tienes éxito, te odio cuando tienes éxito.

Puedes fracasar como yo.

Hay tanta gente tan disolvente.

Cuando María Pilar estudiaba el sexto curso de bachillerato,

sus padres le regalaron una guitarra.

Fue entonces cuando empezó a componer canciones

e incluso grabó un disco que ella misma clasifica ahora

de bastante malo.

La guitarra, sin embargo, siguió siendo la compañera

de María Pilar en sus salidas como "girl scout".

Envidia tengo del aire que tu frente besará.

Del sol que en tu piel vendrá a buscar reposo en su altar.

Y de aquella tierra que del hecho hará

cuando por las noches el cansancio llegue aquí.

De la piel de fuente donde saciarás

la sed y el polvo que tus pies van a pisar.

No seremos nosotros quienes digamos que tocar y componer no es duro.

Es muy difícil.

Pero mientras llega la inspiración, uno se lo puede tomar con calma.

La pereza siempre ha sido un pecado bastante venial,

y en toda empresa que se precie, el deporte nacional

es renegar del trabajo y esperar que lleguen las vacaciones.

La pereza os hará libres.

(Música rock)

No me gusta trabajar, levantarme a las 7 para ir a currar.

Perder mi juventud en una fábrica, ni hablar.

No me gusta trabajar.

No me gusta trabajar,

aguantar al jefe, obedecer y callar.

Un día de estos yo lo voy a matar. No me gusta trabajar.

No me gusta trabajar. No me gusta trabajar.

No me gusta trabajar. No me gusta trabajar.

Es una lata el trabajar.

Todos los días te tienes que levantar.

A parte de esto, gracias a Dios,

la vida pasa felizmente si hay amor.

Mi madre llora en el corral,

sus tres gallinas se han debido de escapar.

A parte de esto, gracias a Dios,

la vida pasa felizmente si hay amor.

Ahora les toca a ustedes, señores espectadores,

decidir si Pedro Marín va a seguir triunfando o no.

Me horroriza madrugar,

que madrugue si le gusta el sol.

Me horroriza trabajar,

que trabaje el que es trabajador.

Seguramente viviré sin una perra, como un pobretón,

tomando helados de café

con dos dedos de ron, con dos dedos de ron.

No... El trabajo no me gusta no.

No...

El trabajo no me gusta, no.

Porque no engraso los ejes

me llaman abandonado...

Porque no engraso los ejes

me llaman abandonado...

Si a mí me gusta que suenen, para qué les quiero engrasados.

Si a mí me gusta que suenen, para qué les quiero engrasar.

Porque yo no quiero trabajar, no quiero ir a estudiar.

No me quiero casar.

Y en la cabeza de mi alago estoy viejo

que me sonaba como un rulo de tambor.

Vos, mejor que te afeites, mejor que madrugues.

Ya me cansé de que me tomes la cerveza,

te voy a dar con la guitarra en la cabeza.

Vos, mejor que te afeites, mejor que madrugues.

Ya me cansé de ser tu fuente de dinero,

voy a ponerte esa guitarra de sombrero.

Me acusan de ser un vago.

Porque hago menos

y no dicen nada incierto.

La acusación es verdad.

Me levanto al mediodía y algún día por la tarde,

como cuando tengo hambre

y no trabajo jamás.

Mientras el león descansa,

la leona va a cazar.

Esto sí es felicidad, del trabajo ni hablar, olé, olé.

Esto sí es fenomenal, vaya forma de molar, olé, olé.

Yo canto mi rumbita

de noche y de día.

Todo el día para volar, todo el día para dormir,

no hay vida mejor.

Y tengo aventuras y amores, olé, olé.

Y sueño de gran fantasía, olé, olé.

Y sé que en el mundo no hay un ser tan feliz como yo,

que tengo lo que quiero, amor, dinero y libertad.

Que tengo lo que quiero, amor, dinero y libertad.

Lazy daizy, qué bonita es,

aunque perezosa, cuándo nos vamos a ver.

Si quedamos a las tres no va,

llega tarde a cualquier lugar,

siempre tiene que tardar.

Lazy daizy ya me sé muy bien,

en cada momento como tú puedes ser.

Hace tiempo que salimos,

y mi amor es una gran verdad.

No lo quedo remediar.

Me tumbo en la hamaca

pues no quiero trabajar.

Oh, nena, dale al "pay pay", que me voy a asfixiar.

Cargada de oro y plata

junto a Viña del Mar.

Viajamos en tu yate y luego a bucear.

Desidia.

Al borde del mar.

Hoy no me puedo levantar.

Nada me puede hacer andar.

No sé qué es lo que voy a hacer.

Me duelen las piernas, me duelen los brazos,

me duelen los ojos, me duelen las manos.

Hoy no me puedo concentrar.

Tengo la cabeza para reventar.

La apología del pecado ha sido objeto

de todo tipo de músicas, pero quizá el pan

ha puesto algo más de empeño.

Toda la discografía de Siniestro Total

ha defendido siempre la vida pecaminosa,

aunque hay un tema algo más redondo, "Camino de la cama",

que no solamente es un brindis a la pereza,

sino también una bofetada a la moral abnegada

del trabajo y el éxito.

Vamos a presentar una actuación estupenda, excelente,

muy buena, bonita, barata, increíble.

Se llama Siniestro Total.

En memoria de Morfeo

tengo a media hasta el párpado,

es la hora de la siesta.

Veo un tronco, y una sierra,

y un rebaño de ovejitas,

y un montón de zetas.

La coca cola sin cafeína,

el nescafé descafeinado

y la cama ya me espera.

Horizontal o vertical,

yo prefiero horizontal y a dormir a pierna suelta.

Colecciono moscas, moscas tse-tse.

Bebo cloroformo y meriendo valium diez.

Camino de la cama es el mejor camino.

Solo estar durmiendo es mejor que estar dormido.

Camino de la cama es el mejor camino.

Solo estar durmiendo es mejor que estar dormido.

La lujuria,

el pecado que mejor ha sabido adaptarse a los tiempos.

Hubo una época en la que darse la mano era lujurioso.

Y por más que intentemos invocarla a través de formas,

colores o sonidos,

por más que queramos definirla, limitarla.

La lujuria se escabulle.

En realidad, siempre ha estado en el mismo lugar.

En la cabeza de quien mira y quien escucha.

O sea, de ti.

¿Donde trabajas?

Adictos de la lujuria.

Decadencia corporal.

Amantes de la serenidad.

Ardiendo estoy, te quiero ya.

No puedo más, hazme vibrar.

Tu hembra seré,

mi macho serás.

Mi amoroso cuerpo abrazarás.

Soy la vida, tómala.

Tengo ganas de soñar.

Tengo amor, ámame ya.

Ninfomanía.

Ninfomanía.

Ninfomanía.

Solo quiero amor.

Y buscando una cosa

te encuentras con otra.

Qué importa, es la misma canción.

Vicio una vez.

Quiero hacértelo muy lento.

Todo, todo, todo, todo,

yo quiero contigo todo.

Poco, muy poco a poco poco,

que venga la magia y estemos solos, solos, solos,

yo quiero contigo solo

Solos, rozándonos todo, sudando cachondos,

volviéndonos locos, teniendo cachorros,

clavarnos los ojos, bebernos a morro.

Y la actualidad en esta ocasión nos viene desde Argentina

porque de allí son Bárbara y Dick.

Bárbara y Dick, que también fueron actualidad

hace diez años con "Sácale las balas a tu fusil"

y "El funeral del labrador".

Me gusta amanecer en ti.

Ámame.

Me gusta despertar así.

Ámame.

Me gusta que seas parte de mi vida.

Ámame.

Me gusta ser yo parte de tu vida.

Ámame.

Ámame.

Ámame.

Hoy es noche de sexo.

Voy a devorarte, niña linda.

Hoy es noche de sexo.

Y voy a cumplir tus fantasías.

Hoy es noche de sexo.

Voy a devorarte, nena linda.

Hoy es noche de sexo.

Juro que esta noche serás mía.

Quiero arrancarte la tela con cautela,

mi piel canela, es como fina tela.

Ella es la protagonista de mis novelas.

Mi cenicienta conmigo que vuela.

Fuiste muy romántica. Eso. Dame un beso.

Desnúdame sobre mano, antes del amanecer,

de la chispa de tu rayo inunda todo mi ser.

Hunde tus caricias dentro de mi piel.

Surca con tus dedos, surca, súrcame.

Surca con tus dedos, súrcame la piel.

Desnúdame...

Si lo quieres todo, todo tómame.

Todo por cariño te lo entregaré.

(CANTA EN INGLÉS)

Vicio tres veces.

Hola, buenas noches.

¿Me permiten que les presente a mis amigos?

A mi izquierda está Jaime. -Hola.

-1,75 metros de música.

Y a mi derecha está Tony. Algo temperamental.

-Hola. -Hola.

Sí, sí, sí.

Bésame.

Ven aquí, mi amor.

Yo... soy el hombre.

Y como tal me tengo.

Yo la mujer

y me gusta amar.

Menage a troi es quererse más que los demás.

Es amarse a tres bandas por igual.

Menage a troi.

Menage a troi es amor,

tres en uno en el placer y en el dolor.

Menage a troi.

Menage a troi.

Vicio, vicio.

Vicio, vicio,

Vicio, vicio.

Vicio, vicio.

La lujuria desde hace décadas es un territorio

que en este mundo simplón y machista solamente puede tener una reina.

En la España de los 70 Sara Montiel

intentaba conservar su trono ante numerosos aspirantes.

Para ello accedía a puestas en escena

muy provocativas, sin saber que, lo que entonces era el futuro

hoy simplemente...

Yo soy alegre y cariñosa. Siempre risueña y servicial.

Y si un cliente me necesita, estoy dispuesta a trabajar.

Échate, échate...

A la camarera le dice échate.

Échate, échate.

A la camarera le dice échate.

Échate, échate, a la camarera le dice échate.

Échate, échate,

a la camarera le dice échate.

-É-cha-te.

La paz y el amor son agradables.

Sanos, placenteros.

Pero a veces la vida te pide otra cosa.

Te pide decir basta.

Enfrentarte a tus enemigos, perder la educación.

Dejarte llevar por la ira.

Ay, ay, lo mato. Ay, ay, lo mato.

¿Por qué, por qué, por qué?

Por decirme que yo lo digo.

Por decirme que yo lo digo.

Por llamarme gato, ay, mi compadrito.

Mira que llamarme gato.

Voy a vengarme de ese marica.

Voy a llenarle el cuello de polvos pica-pica.

Sufre, mamón,

devuélveme a mi chica,

o te retorcerás entre polvos pica-pica.

Sufre, mamón,

devuélveme a mi chica,

o te retorcerás entre polvos pica-pica.

Chupa negra de cuero, pantalón azul vaquero,

solo es una fachada para esconder otros deseos.

Tu amistad es tan falsa como tu falso cuero

no te di mi alma aunque bien pude hacerlo.

Mi odio caerá sobre ti,

mi odio caerá sobre ti,

mi odio caerá sobre ti,

por haberte reído de mí.

Por haberte reído de mí.

Por haberte reído de mí.

Por haberte reído de mí.

No me gusta que me miren de reojo.

Porque puede ser sospechoso y me pongo muy nervioso.

Mi cabeza va a estallar.

Recorriendo los suburbios por los coches.

Parejas se besan en los coches y parece que me hicieran...

Y mi cabeza va a estallar.

Llevo siempre una pistola en la cintura.

Porque la vida es muy dura y la ciudad está llena de basura.

Mi cabeza va a estallar.

Odio la ensalada de verano y las luces amarillas

que alumbran el extrarradio.

No soporto las tulipas de las lámparas que anidan

en las mesitas de noche en cada cuarto.

Odio las neveras donde nunca hay nada a parte

de agua del grifo en botellas de coca-cola.

No soporto a la gentuza que tiene perro en invierno

y en verano va a la calle porque sobra.

Sabes bien que me fallaste.

Lo menos que yo creía, tanto empeño que tenías

y que pronto te cansaste.

Porque esto no pensaste

cuando me andabas detrás.

Me hubieras dejado en paz.

Hoy yo tranquilo estuviera,

eras falsa y embustera, pero ya la pagarás.

Eres falsa y embustera, pero ya la pagarás.

Tres veces te engañé.

Tres veces te engañé.

Tres veces te engañé.

La primera por coraje, la segunda por capricho,

la tercera por placer.

Y después de esas tres veces,

y después de esas tres veces,

no quiero volverte a ver.

¿Usted no odiará a los hombres, no, Paquita?

-No, para nada.

Al fin yo he sido en tu vida una estúpida mas

que viene corriendo a buscarte cuando ella se va.

No sigas hablándome así,

yo hice todo lo que pude no me pidas más.

Me engañaste, me mentiste,

me tomaste cuando te hice falta y ahora me tiras,

me usaste, y tapaste conmigo el fracaso de toda tu vida

Me engañaste,

me pediste que espere por ti y hoy te quedas con ella.

Que sepas que me acuerdo noche y día,

que has destrozado mi vida, no te puedo soportar.

Quiero que te acuerdes, vida mía, que tú sufrirás un día

mi dolor y mi agonía.

Escóndete en un rincón, mala ruina tenga tu amor.

La ira.

Un enfado que reservamos para ocasiones especiales.

En cuanto a música se refiere, la ira es consecuencia del desamor.

Y cuando digo desamor, esto pensando en cuernos.

Llegados a este punto, el amante se libera de diminutivos,

corazones y todo tipo de edulcorantes,

y se muestra tal y como es, rencoroso.

Ella es Lolita, con "Licencia para insultar".

Estúpido.

Has tirado por la borda tantos sueños.

Tantas noches, tanto amor, tantos anhelos.

Que nos ha costado tanto ir construyendo.

Estúpido.

Has truncado mi cariño en un momento

por correr tras la ilusión tras el deseo

de un placer que al fin y al cabo es pasajero.

Estúpido.

Yo creía en ti, tú me has defraudado.

Cuando te he visto caer te he perdonado.

He luchado por estar siempre a tu lado.

Estúpido.

Niño cruel, sin corazón ni sentimientos,

variable como una cometa al viento,

incapaz de dar un paso por amor.

No, ahora no.

Me sobra orgullo para rebajarme más.

Ahora ya no.

Es tarde ya.

Te juro que no vuelvo a verte nunca más.

Desde la madrastra de Blancanieves,

hasta los morritos que inundan los selfies,

la historia está repleta de amor a uno mismo.

Los griegos lo llamaban "hybris",

y significaba sobrepasar los límites de lo que a uno le corresponde.

Los músicos la han criticado, ridiculizado

y casi siempre padecido.

La soberbia.

Yo que fui mejor,

yo que triunfé, yo que admirado fui.

Que sentí la fama, el delirio, la envidia...

Yo que fui el mejor,

yo que sentí la gloria en torno a mí.

Convertí el odio en amor, la emoción en tu amor.

Soy un ser divino, ven a adorarme.

¡Qué buena suerte amarme tanto!

Oh, el síndrome Universal.

La vida te sentó en un diván,

contando todo tipo de traumas.

Oh, podrías pensar un rato en él.

Quería estudiar,

recuerda cómo te empujaba.

Solo puedo decirte que me sorprendo haciendo

lo que tú me harías si estuvieras aquí.

Besándome el cabello,

mirándome las manos.

Oliéndome mi cuerpo por si todavía huele a ti.

Hablándole al espejo.

Me duele la cara de ser tan guapo,

me duele la cara de ser tan guapo,

me duele la cara de ser tan guapo,

Mi sonrisa profiden y careto de John Wayne.

Y proviene el reventón y mi martillo pilón,

es perfecto mi tupé cortado en el Corte Inglés,

al espejo me miré y me insiste mogollón

Para guapo yo.

Que curo el hipo solo con mi sexapil.

(CANTA) " Pichi.

es el chulo que castiga

del Portillo a la Arganzuela, porque no hay una chicuela

que no quiera ser amiga de un seguro servidor...

¡Pichi!

Pero yo que me administro,

cuando alguna se me cuela,

como no suelte la tela, dos 'morrás' la suministro".

(CANTA EN INGLÉS)

Ayer conocí a Bibi.

él es el más guapo, el más rico y el más feliz.

Y después de mirarte, mirarte, mirarme a mí.

Me habló...

pero sin, pero sin, pero sin decir.

Y dijo haber estudiado en un colegio muy caro.

Y dijo que era hijo de los dueños de un cortijo.

Y dijo que todo el mundo le llamaba Bibi.

Te lo digo a la cara y no me mires así.

Eres un idiota, cabezota, y estoy hasta la cocorota de ti.

De tus amigos, de tu mamá, de tu papá, de tu abuela,

de toda tu gente.

Que nadie te hace caso, que nadie te comprende,

que mamá no te quiere, que papá no te quiere,

que nadie te da un beso, que nadie te acaricia.

Eres un idiota porque nadie te la toca.

¿No será que eres un cabezota?

Yo juraría que sí. No será que eres un poco idiota.

Con una mano delante y otra detrás.

Idiota.

Te lo digo a la cara, te lo digo a la cara, te lo digo a la cara.

Idiota.

Con dinero y sin dinero

hago siempre lo que quiero

y mi palabra es la ley.

No tengo trono ni reina, ni nadie quien me comprenda,

pero sigo siendo el rey.

Eres tan ingenuo, arrogante y pretencioso,

quieres ser dueño de todo y no eres dueño de nada.

Eres maniquí de escaparate de un modelo pasado.

No conoces el amor porque nunca te han amado.

Los pecados capitales se fueron grabando a fuego lento

en las parejas de millones de niños que asistían a colegios cristianos.

Uno de esos niños fue Neil Tennant,

que más que aprender la lección, acabó devolviéndola

con este temazo.

De hecho, a finales de los 80, aún seguía siendo

una especie de exorcismo feliz.

(CANTA EN INGLÉS)

Los pecados capitales han envejecido regular,

pero a cambio nos han regalado la libertad

para poder ser buenos y, sobre todo, para no serlo.

La música, como empresa demoscópica que es,

ha ido dejando constancia del placer de andar

entre el bien y el mar.

Hay muchas canciones que lo demuestran,

pero quizá esta sea la más conocida.

No se puede controlar.

Si lo nuestro es un pecado,

no dejaré de pecar.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo. Y vivo mi vida.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo. Como me interesa.

Soy como soy. Díselo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

Escándalo, es un escándalo.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • 7 pecados

Cachitos de hierro y cromo - 7 pecados

06 nov 2016

Cachitos de hierro y cromo', el programa de La 2 y Radio 3 que recorre el archivo sonoro de RTVE, repasa esta semana los siete pecados capitales a través de la música. Un recorrido por las canciones más "pecaminosas" de artistas como Loquillo, Pimpinela, Los Amaya o Los Chichos, entre otros.

ver más sobre "Cachitos de hierro y cromo - 7 pecados" ver menos sobre "Cachitos de hierro y cromo - 7 pecados"

Los últimos 288 programas de Cachitos de hierro y cromo

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. tarambaina

    ¿Quien puede rescatar Joe Jackson actuando en el Marquee ? Todo fue tan efímero, que persiste como un sueño a contratiempo . A 45 o a 33 vueltas siempre hay una canción que te despoja del lastre y se agradece

    21 nov 2016